Fire Emblem Rol
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.
Discord
Conectarse

Recuperar mi contraseña

FE:LW - Awards













TWITTER
afiliados



Crear foro

[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Empty [Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan]

Mensaje por Byleth el Sáb Mar 28, 2020 7:09 pm

El sonido de las campanas resonaba por toda la academia desde las altas torres indicando el terminar de aquel periodo de clases. Lentamente el sonido de las plumas escribiendo fue sustituido por el de papales deslizándose y ropas moviéndose a medida que los alumnos comenzaban su preparación para finalizar su día de estudios.

El amplio salón de altos ventanales estaba repleto de luz natural, sin tener necesidad de enviciar el aire con candelabros aunque cada mesa amplia, ideal para cuatro alumnos en hileras, tenía sus propias velas. Sobre un área más elevada al fondo del salón estaba el profesor junto a dos amplias pizarras repletas de anotaciones y diagramas, así como un escritorio propio y un podio donde podía dar oral de pie y tener su material a mano. Las clases del profesor solían ser más bien silenciosas en comparación a las de sus colegas pero no por eso menos intensas, con una velocidad increíble para escribir, podía llenar una pizarra en minutos y diagramas de combate en segundos. Ahora que la clase había finalizado se giró hacia sus alumnos y con una voz aún joven pero bastante monótona se hizo oír. - Si tienen alguna duda pueden quedarse y hacerla personalmente. Repasen lo dado hoy que pasado tendremos una prueba escrita. Pueden retirarse. - Con la clase oficialmente terminada los alumnos se levantaron y el volumen de ruido comenzó a subir, bancos arrastrándose, conversaciones y hasta risas fuertes. Sin ninguno que se le aproximase el profesor comenzaba con su próxima tarea maquinalmente. Limpieza y orden.

Tendría que pasar por todas las mesas, acomodar los bancos, recoger los tinteros que hubiesen dejado de la academia así como las plumas ponerlas en agua para que afloje la tinta, acomodar sus propios papeles para la próxima clase y limpiar las dos pizarras. Pero fue interrumpido por un joven que solía dar recados anunciando que alguien exigía verlo. El muchacho se veía un poco alterado, aunque también emocionado y ante el perfil serio del profesor siguió explicando: - Es una chica, pero tiene un wyvern GIGANTE, más grande de lo que he visto en mi vida y entró al patio principal y es tan genial. Me dijo que fuese por el profesor encargado y vine a usted por que hoy está de delegado ya que Sir Fareulian está de viaje. -. El profesor asintió y salió del salón, la gran puerta dando a un patio verde y amplio que comunicaba con todos los salones de esa ala del monasterio, pero si se le había dicho que estaba en el patio central no debía ser muy lejos, solo siguiendo el pasillo y pasando el quisco donde los alumnos se reunían a tomar el té.

No tardó en verlo, efectivamente allí había un wyvern, una bestia impresionante que gruñía poco amigable, para nada como los mansos wyverns que utilizaban los soldados del monasterio. Se aproximó, vistiendo mayoritariamente de negro y gris oscuro, algunas zonas con armadura y una amplia chaqueta de mangas abiertas, casi como si se tratase de una capa. Golpeó sus manos un par de veces para llamar la atención de los alumnos que se acercaban a mirar y con un gesto de su mano les indicó que siguieran su camino, cosa que hicieron por algunos pasos para mirar desde más lejos. - Buenas tardes. Tengo entendido que buscaban al profesor encargado. - Su tono no fue de pregunta, pero si un poco su expresión, revisando los rostros presentes ya que habían algunos guardias que solo estaban por si eran necesitados, allí era bienvenido cualquiera que deseara entrar... incluso si venía por sobre las murallas y no por la puerta principal.
Byleth
Byleth
Afiliación :
- VALM -

Clase :
Tactician

Cargo :
Profesor en Garreg Mach

Autoridad :

Inventario :
Espada de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Espada%201

Experiencia :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Jm5byz1

Gold :
243


Volver arriba Ir abajo

[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Empty Re: [Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan]

Mensaje por Morgan el Sáb Mayo 02, 2020 3:19 pm

No había discreción que ponerse a cuidar. Tras el par de semanas que todo el cruce le había llevado en suma, las largas jornadas de viaje cada día y al fin el arribo a destino, lo último que a Morgan le preocupaba era ubicar cuál era la entrada principal o cómo se suponía que ingresara. Tenía las piernas un poco adormecidas por el frío de volar y el tiempo en una misma posición, necesitaba urgentemente estirarse, quería ver las cosas desde el nivel de suelo para variar y, quizás lo principal, estaba emocionada de volver a un lugar habitado y poder hablar con personas otra vez, en lugar de a sólo a su wyvern. Por supuesto que simplemente había descendido y aterrizado donde se pudiera, en los espacios de claro que los patios parecían ser desde arriba, simétricos y agradablemente verdes. Desde allí, había aclarando cuanto antes su llegada en son de paz al personal monástico que se acercaba a su encuentro y mandando a llamar a quien correspondía. Mientras hacía al gran lagarto agacharse para poder bajar de la montura, ante todo, se juró a sí misma que no volvería a utilizar un atuendo para montar si la travesía era a larga distancia, que la movilidad en esas instancias no lo valía.

Sus botas tocaron suelo. Acomodándose la falda sobre la franja helada de los muslos y dando cortos pasos, más que nada pasando el peso de un pie a otro, la joven plegiana se sirvió admirar al fin sus alrededores. Riendas aún en mano, alguna que otra persona a su alrededor todavía, soltó un silbido y una ausente exclamación admirativa al contemplar las paredes altas, la variedad de edificaciones con sus pasajes agradablemente construidos entre ellas, todo coloreado con la presencia y el ir y venir de un buen número de personas, como ya casi no se acostumbraba ver ni en pueblos libres esos días. Y qué diferente era todo. Gente como la que veía dentro de cuarteles militares, sin embargo deambulando con la tranquilidad de civiles en sus hogares, en un sitio tan cuidado y tan amplio; ninguna comparación con los lados más desolados de Valm que antes había cruzado. Garreg Mach era más grande y estaba más vivo de lo que había imaginado, incluso siendo optimista. A primera vista, eso le complacía tanto como le emocionaba.

Pero estaba allí por una razón. Morgan había tomado una cierta decisión durante su estadía en Daein, de donde ahora provenía. Y cuando tomaba una decisión, debía de actuar sobre ella cuanto antes, tan impaciente consigo misma como lo era con las demás personas. No podía dejarse llevar por el monasterio, ni decidir en totalidad qué pensaba del sitio, sin atender primero su asunto. Ante todo, aguardar por lo que había pedido. Terminó de desperezarse un poco en su sitio junto a la cabeza de su wyvern, estirando ambos brazos delante de sí, en tanto buscaba con la mirada. Distinguió su llegada con rapidez. Era obvio: no cualquiera llamaba la atención y daba una indicación obedecida sin mediar palabra, usando sólo los gestos. Así que debía ser ese su hombre.

- ¿Eres tú, entonces? ¿Este es el maestro? Jo, y yo que pensé que sería un señor. - Comentó en voz alta, dando ella también un paso hacia el mayor, sonriente. Seguía siendo joven, a su parecer, para tener una posición importante como maestro, pero aquello no le parecía mal, quizás hasta fuera una señal mejor. Hasta era guapo, una muchacha superficial podía valorar eso. Curioseó el rostro bastante neutro por un momento, empujándole el hocico fuera del camino al wyvern que ya gruñía al profesor. Tras hacer al animal echarse atrás, con un par de “¡ssh!”s y gestos de la mano, extendió una para saludar de apretón al otro. Erguida, se presentó. - Soy Morgan, ¡hola! Algo así como hija de un dios, te dejaré adivinar cual, estratega, la misma que le cerró la guerra Nohr-Hoshido, la que liberó Manster y tuvo algo de manita en lo de Grannvale, entre otras cosas. - No dudó en establecer desde qué consideraciones quería hablarle al otro, si bien lo decía todo sonriente y ligera, a todas luces amigable. Quizás tomaba crédito de sobra, ciertamente estaba omitiendo adrede Renais por el desastre aquel de que había vuelto a caer, pero era como se consideraba. Su apretón duró algunos segundos de sobra, midiendo al otro con una mirada interesada de los ojos aún puerilmente grandes.

Al soltar, se tomó un momento para estirar la mano hacia atrás y a ciegas darle a su wyvern un par de palmadas y gestos que este pareció entender, pues a la brevedad daba unos pasos más atrás y se impulsaba con las patas para alzar vuelo. No era manso; Morgan sabía ya que no podía encargárselo a nadie. Darle permiso de volar libre era dejarle ir a cazar y comer. Apuntó por sobre su hombro, el viento movido por el aleteo revolviéndole un poco el cabello ya algo desordenado desde atrás. - Ese es mi wyvern. Es nuevo en el trabajo, por decir así. Y estas son... Levin y Siegfried, que te presentaré en otro momento. - Acompañó sus palabras con una palmada a los mangos de ambas espadas que portaba, una a cada lado de su cadera, grandes y de inusual aspecto. ¿Hacía un esfuerzo adrede por tener una presentación personal impresionante? En efecto, lo hacía. Tenía importancia para con sus intenciones. Dicho todo ello, prosiguió, levantando el dedo índice ante ella. - Y hay algo de lo que querría hablar contigo, entonces. ¿Tiene nombre, profesor? ¿Me muestra donde podemos conversar en paz? ¡Oh! Donde das tus lecciones, sería lo más. -


[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] AQjHXhr
Ficha | Cronología | Relaciones
Firma hecha por Izayaaa <3 Gracias a Roxy por el nuevo avatar!! <3


Spoiler:
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Sinnam10
Morgan
Morgan
Afiliación :
- PLEGIA -

Clase :
Grandmaster | Wyvern Master

Cargo :
Estratega | Figura Sagrada (religión de Grima)

Autoridad :
★ ★ ★

Inventario :
Espada de plata [1]
Levin Sword [2]
Siegfried [3]
Espada de acero [2]
.
.

Support :
Marc [Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] JEIjc1v

Especialización :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] 964aIaZ[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] UZx2VVf

Experiencia :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Jm5byz1

Gold :
826


Volver arriba Ir abajo

[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Empty Re: [Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan]

Mensaje por Byleth el Jue Jul 09, 2020 11:17 pm

El monasterio era un foco de vida como no lo eran las tierras que lo rodeaban, y no era por casualidad. Si bien todo parecía ser un lugar pacífico y relajado, habían guardias armados por todos los rincones, los mismos alumnos eran capaces de pelear así como los profesores y el mismo ejército al servicio del monasterio. Las áreas verdes, llenas de arbustos cuidados con flores, mesas y bancos para tomar el té y rejas con herrería decorativa no debían dejar que engañaran a uno, el hierro de las rejas era fuerte, las murallas altas y no había punto débil en todo el recinto por el cual un enemigo a pie (o caballo), pudiese pasar. No solo estaba fuertemente equipado en defensa y ataque, el monasterio estaba construído en un área despejada donde desde las torres podía ser visto cualquier enemigo acercarse con subra de anticipación para prepararse, y por un par de flancos el mismo terreno, con riscos y acantilados que les daban defensa natural.

Definitivamente la paz y vida del monasterio no era casualidad, ni tampoco la presencia de mercaderes y grupos de mercenarios que se agrupaban en el área designada en la entrada, protegidos y dando servicio a todos en el monasterio completando así la creciente autonomía del mismo, pudiendo sus habitantes no abandonar la seguridad por años si así lo quisieran.

Pero aquello tenía una contra bastante grande: el aburrimiento. No había entretenimiento, ni teatro, ni ferias, el mayor espectáculo era ir a ver el coro de la iglesia una vez a la semana y los pasatiempos eran tan excitantes como pescar, plantar o rezar. Por eso mismo la llegada de aquella nueva persona en un gran y vistoso wyvern mucho más grande y de armadura mucho más elaborada que los que habían en el monasterio, llamaba tanto la atención de los alumnos y habitantes aburridos. Incluso con la orden del profesor en dispersarse solo se habían apartado un tanto para seguir observando solo que de más lejos.

La chica lo abordó de inmediato con excesiva confianza, pero tenía alumnos así y también que se sorprendieran de su corta edad. - Hija de un Dios… - musitó alzando sus cejas. En un rostro tan neutral aquella leve expresión era de notarse, y para quien lo conociera hasta podría sorprenderse de ver al profesor reaccionar así. - Eso si es algo… diferente. -. Al serle extendida la mano él mismo la tomó, enguantada en negro con un protector en el reverso y antebrazo, propio de alguien que utiliza varias armas en el campo de batalla, dejando sus dedos y palmas al descubierto por movilidad y agilidad pero buscando la mayor protección posible. Aunque podría tomarse como movilidad y comodidad para una vida rutinaria realizando tareas rutinarias dentro del monasterio. Fue firme pero sin aplicar demasiada fuerza, manteniendo la mirada en cuanto duró aquel intercambio.

- Byleth, profesor certificado en estrategia y espada. - Al retirar su mano y presentarse decía también su función como profesor, o más bien lo que enseñaba. Estaba aprendiendo magia de anima, pero aún no era algo que pudiese enseñar ya que pese a estudiar y tener una teoría casi impecable… aún no había sido capaz de despertar ni la más pequeña chispa o el viento más leve de ninguno de los libros. - Podemos ir al salón de clases, claro, aunque aún no he terminado de ordenar ni limpiar de la última clase. ¿Está interesada en ingresar al monasterio? Quizás como alumna o como recluta. Si es mercenaria o está buscando trabajo también puedo ayudarle, hay un par de grupos de mercenarios que trabajan para el monasterio que siempre están buscando nuevos miembros y una jinet… - Sus palabras se detuvieron en seco cuando presentó sus espadas y les dio una segunda mirada.

Eran impresionantes en diseño cuanto menos, pero había algo en ellas que le hacía temblar en sus entrañas, no era miedo, si no un instinto primario que le encendía alarmas de cautela. Conocía el concepto de “armas legendarias” pero solo en libros e historias pero nunca había visto una en persona, menos dos.

Le indicó el camino con la mano empezando él mismo a caminar, dirigiéndose hacia el aula que acababa de abandonar, en esta aún había algunos papeles en las mesas con apuntes fallidos o tachoneados que los alumnos habían dejado atrás como basura , también estaban aún las dos pizarras llenas de apuntes, una con fechas y referencias, nombres de estrategas y generales así como diagramas de estrategias y la otra con algunas situaciones hipotéticas que los alumnos habían discutido posibles soluciones. - Perdón el desorden, podemos sentarnos en alguna de las mesas, tengo sillas acolchadas aquí si está cansada del viaje. - Avanzando hacia el podio para ir por la silla que estaba fuera del camino detrás de la pizarra, ya que no la ocupaba, comentó sobre el otro dato que la chica había soltado antes. [color=teal]- Leí sobre la toma de Nohr en Hoshido… aunque han sido muy diferentes los textos formales que lo que mercenarios y viajeros han contado. -[color] Comentó arrastrando un poco la silla pero al notar que hacía ruido se detuvo alzando sus hombros en muda culpa y levantó con cuidado el mueble para acercarlo sin hacer tanto escándalo.
Byleth
Byleth
Afiliación :
- VALM -

Clase :
Tactician

Cargo :
Profesor en Garreg Mach

Autoridad :

Inventario :
Espada de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Espada%201

Experiencia :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Jm5byz1

Gold :
243


Volver arriba Ir abajo

[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Empty Re: [Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan]

Mensaje por Morgan el Miér Jul 22, 2020 10:29 pm

Diablos, qué poco recompensada se sentía Morgan por su presentación, todos los esfuerzos que estaba haciendo por dar una primera impresión grande y digna. Un alzar leve de las cejas y una voz neutra y tranquila no cubrían ni cerca lo que venía anticipando recibir; hasta los estudiantes curiosos más allá reaccionaban más vivazmente que la persona a la que le hablaba. Qué sabor a poco le quedaba en la boca. Pero no se rendía, poseía el don de la insistencia y no pensaba perder ánimos tan rápidamente; sólo torcer los labios un poco en gesto insatisfecho entre tanto. No tenía por qué importarle tanto sonsacarle reacción al maestro, pero tales faltas de atención sobre su persona se hacían notar, se sentían como trabas en el plan.

De todos modos, su momento llegó más temprano que tarde. Fue cuando el maestro puso la vista en las armas, cuando paró de hablar tan repente, que supo que algo de impresión le había causado. Debía saber reconocer algo especial cuando lo veía. Y Morgan lo celebró internamente, por más que la reacción otra vez fuera parca para su gusto, seguía siendo un punto a favor. Se contentaría con lo que se podía. Fingiendo no darle ni importancia a la abrupta pausa, no tardó en hablarle encima. - ¡Heh! Gracioso, empezamos por el mismo lado. - Respondió como si nada. Un estratega podía dedicarse a tantas doctrinas para defensa propia, o bien ninguna y ejercer tan sólo su rol principal. Lo más normal era tomar una rama mágica, arcana si se trataba de Plegia, pero se daba la casualidad de que ella también había preferido la espada en su momento. Prosiguió con igual soltura, si bien la sonrisa se colaba ya en su rostro y su voz bajaba con personal satisfacción. - Oh, y no hay problema, ninguno por mi. Su salón estará perfecto, profesor Byleth. -

Le siguió con el humor mejorado y sus expectativas creciendo. Tras la espalda que le quedaba considerablemente más alta, simplemente actuó en sus mejores modales y por el momento dejó que le guiara hacia el salón correcto. En el proceso, dejaban el rango de ojos curiosos. Una vez allí, traspuesta la hoja aún abierta de la puerta y cerrada tras ella con un empuje del talón, Morgan no dudó en adelantarse y caminar por el sitio. Un salón para clases formales, en grupos, ciertamente era distinto a los entornos en que había sido instruida en Plegia, por lo demás siempre lecciones particulares o como mucho compartidas con 1 pupilo adicional, su hermano gemelo. No se imaginaba qué tan funcional fuera, pero sólo viendo el lugar como quedaba después de una clase, parecía divertido. Se movió hacia el frente, para alcanzar al hombre de cabello verde agua.

- Nah, créeme, después de tanto tiempo sobre el lagarto, me extraña no tener las piernas con forma de sillita de montar. De pie estoy bien. Vamos a ver esto... - Dijo, adelantándose más cerca del pizarrón. Quería ver su contenido, sin el otro tapándole la mitad. Lanzándole una pasajera sonrisa cuando pareció incomodarse a sí mismo con la silla, pues a Morgan poco y nada le podía molestar en ese momento, pasó a su lado y tras su espalda, recorriendo mejor el contenido trazado en tiza blanca. Se llevó una mano al mentón entre tanto, sin mirarle a él y por tanto disimulando un poco la sonrisa divertida en sus labios. - Hmm. Eso porque estar ahí y verlo suceder es distinto a sólo ver cómo salió. Escucha a más a los que vieron-- o mejor, espera a que salga algún texto nohriano de cómo transcurrió, ahí sí tendrá que estar todo. No fue nada fácil, pero tampoco tan difícil, en el fondo del asunto... - Notoriamente se distrajo, su voz perdiéndose a medida que quedaba más absorta en los dibujos, flechas y anotaciones del pizarrón. Dejó de desplazarse.

- ¿Lee mucho usted, profesor? ¿Se mantiene al día con las noticias de la guerra? - Preguntó de repente, volviéndose a su propio cauce. Realmente sólo usaba el trato de "usted" cuando se le dirigía como "profesor", mayoritariamente porque hallaba un encanto y una gracia en imitar el trato formal que seguramente sus alumnos le dirigían. Levantando la cabeza y echándose un poco atrás para ver lo más alto del pizarrón, cuyo tamaño desde lejos realmente no se apreciaba, y casi chocando con el maestro en el proceso, leyó las fechas y nombres que distinguían los combates que cada cuadrilla de formaciones representaba. - Oohh... usa batallas de verdad para esto. Papá siempre me dijo que ya hay más que suficientes ejemplos reales como para que sea una bobería ponerse a hablar de “la estrategia pinza” tal cual de texto y tal, que hay que proyectar real, siempre. Me gusta, me gusta. Esta cual es... - Comentó apreciativamente, pasando entre diagramas con interés.


[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] AQjHXhr
Ficha | Cronología | Relaciones
Firma hecha por Izayaaa <3 Gracias a Roxy por el nuevo avatar!! <3


Spoiler:
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Sinnam10
Morgan
Morgan
Afiliación :
- PLEGIA -

Clase :
Grandmaster | Wyvern Master

Cargo :
Estratega | Figura Sagrada (religión de Grima)

Autoridad :
★ ★ ★

Inventario :
Espada de plata [1]
Levin Sword [2]
Siegfried [3]
Espada de acero [2]
.
.

Support :
Marc [Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] JEIjc1v

Especialización :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] 964aIaZ[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] UZx2VVf

Experiencia :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Jm5byz1

Gold :
826


Volver arriba Ir abajo

[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Empty Re: [Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan]

Mensaje por Byleth el Dom Sep 06, 2020 6:14 pm

Con la chica diciéndole que no quería silla se encontró en el dilema de tener la silla en su mano pero no uso para esta. Él no se sentaría si su (auto)invitada no lo hacía, no sería cortés… o al menos había aprendido que no lo era en aquel ambiente, pues cuando era solo un mercenario si estaba cansado se sentaba y si el otro no lo estaba, pues no. Pero se había encontrado siendo reprendido por sentarse en presencia de otros profesores e incluso de alumnos, que siendo de casas nobles en su mayoría tenía aún que prestar respeto. Y esta chica parecía que lo era, pues “hija de un dios” seguía sonando importante para él. Su mirada bajó a la silla entre sus manos y a la chica, de regreso a la silla, a su escritorio y finalmente la llevó hacia allí aún con algo de duda dejándola a un costado enfrentada a la mesa, aunque enseguida la giró para que fuese más “invitante” en caso que ella deseara utilizarla.

- Los libros los escriben quienes ganaron, no quienes lo perdieron… - Dijo con un tono de voz más bajo, dejando que aquellas palabras implicasen lo que no sería muy bueno decirle a quien había participado en aquella guerra… y del lado ganador, justamente. Con quienes había hablado eran más bien Hoshideanos que habían huído de allí y que obviamente ni habían vivido los cambios positivos ni estaban muy felices de haber perdido su cultura, su familia y sus casas. Pero no se cerraba a escuchar ni leer de todos los bandos, pues si bien tenía un lado empático hacia la gente muy grande, también tenia una pasión por la estrategia muy grande y académicamente hablando, aquello había sido algo digno de admirar y que no desaprovecharía la oportunidad de hablar con alguien que parecía que había estado muy involucrado en ello.

La pregunta le tomó un poco distraído en aquel pensamiento, se giró hacia ella y asintió suave, siempre pensando más de lo que realmente hablaba, ahorrando más palabras de las necesarias. Al ver que no lo estaba mirando, creyó que era necesario dar una respuesta más verbal. - Si… leo tanto como puedo y hablo mucho con los viajeros que llegan al monasterio sobre las noticias de otros lugares. Tenemos una biblioteca bastante actualizada. - Con sus manos alzadas la sujetó por los hombros antes de que la espalda de la chica chocase contra su propio pecho cuando esta empezó a retroceder mirando lo anotado en las pizarras. Él mismo alzó la mirada a las pizarras para ver que era exactamente lo que miraba aunque tenía aún la clase fresca en su mente. - En el campo de batalla es raro encontrarse con situaciones tal cual de los libros, lo mejor que podemos hacer es aprender bases y después trabajar con variantes. Ahora estamos estudiando variantes de un estilo de estrategia defensiva. - Pasó a la otra pizarra donde habían algunos diagramas. - La que señalas está representada aquí. Es de una batalla de la guerra de Crimea contra la conquista de Daein. En el puente lograron retener las fuerzas invasivas de Daein por casi un mes entero pese a que eran superados en número y fuerza, pero aprovechando la ventaja de tener un efecto pico de botella se logró proteger por bastante tiempo. - Era esa estrategia en particular la que se estudiaba, sin importar el resultado final que en ese caso había sido desfavorable para Crimea, pero en ese caso en particular, la estrategia había sido buena y habrían comprado suficiente tiempo para prepararse o manar refuerzos… de haberlos habido.

Miró con atención a la chica, sin fallar en bajar la mirada a sus espadas nuevamente por una fracción de segundo antes de volver a mirarla al rostro. - ¿Tu padre es estratega también? ¿Puedes contarme un poco de tu experiencia en Hoshido y Grannvale? Asumo que eres de Nohr o fuertemente afiliada a ellos. - Dejaba entrever su curiosidad sin disimulo.
Byleth
Byleth
Afiliación :
- VALM -

Clase :
Tactician

Cargo :
Profesor en Garreg Mach

Autoridad :

Inventario :
Espada de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Espada%201

Experiencia :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Jm5byz1

Gold :
243


Volver arriba Ir abajo

[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Empty Re: [Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan]

Mensaje por Morgan el Vie Sep 25, 2020 6:12 pm

- Punto ahí. -  La joven acotó, estirando y sacudiendo un poco el dedo índice. Cuando había razón, había razón y era una idea agradable de todos modos, la de que los vencedores estuviesen llevándose inclusive eso. Estaba bien. Sólo Nohr poseía la entera verdad y sólo en ellos se podía confiar para remitirla como tal. Atenta a cuanto había allí de interesante para ella, que en sí era bastante, entre lo que el hombre le respondía y el contenido del pizarrón y hasta todo el novedoso salón de clases a su alrededor, Morgan siguió su distraído movimiento mientras consideraba. - Entonces genia-- ¡whoops! - Eso era, claro, hasta ser atrapada por un par de manos en los hombros. Se frenó antes de apoyar el talón sobre el zapato ajeno, aparte de chocar. Miró por sobre el hombro al serio, constantemente apocado maestro ante de soltar una risita despreocupada, casual, sin costarle dar una disculpa por lo bajo, hacerse a un lado y proseguir. Iba entendiendo que sólo parecía neutral porque era así su rostro, no porque estuviera desatento. Sin problemas, entonces. Intentó quedarse menos inquieta del lado de la pizarra.

- Digo, que me parece muy bien. No sabía eso de Crimea. Pensé que sólo se habrían recostado a perder, o puesto bandera blanca temprano, dado que cualquiera con ojos habría ido sabiendo que no tenían posibilidad. ¡Pero es bastante buen intento, el que hicieron! Se ve… sólido, de hecho. - Comentó, bajando paulatinamente la voz, hasta culminar en aquella apreciación en bastante serio tono. Pausando un par de momentos, la plegiana sólo recorrió apreciativamente el diagrama de ello. Para una batalla que casi carecía sentido siquiera intentar, era un intento realmente bueno. Inspiraba un vago respeto hacia la simplificada representación de trazos, cruces, círculos y demás. Ante las preguntas que el profesor agregaba tras ella, sintió natural tomar la tiza con que quizás se habrían trazado esos mismos diagramas, la que permanecía en el borde inferior del pizarrón. - Oh, mi padre me instruyó en casi todo, claro que es estratega. Sin él, no se habría podido nada. Pero Hoshido sobre todo… Hoshido fue lo mejor. No podía no funcionar. - Dijo, moviéndose hacia un lado más desocupado de la superficie para ponerse a trazar un dibujo apresurado. Su letra así como su dibujo tendían a ser lo que ella necesitaba y entendía, no muy claros al ojo ajeno. Pero lo que empezaba a dibujar era una masa de tierra, una forma general como sacada de un mapa. Y no era Hoshido, sino Ylisse, lo que consideraba centro estratégico de esa operación. - Y en sí, no se arriesgó ni se perdió tanto como en combates de este estilo, que-- - Paró, levantando la tiza fuera de la superficie.

- ¡Bueno, espera un momento! No te puedo contar mis secretos así como así, ¿no te parece? - Dijo de repente, girándose de regreso al otro, tiza aún en la mano. Desde luego que lo que había robado su atención un momento antes era algo que en verdad le interesaba, pero no era lo que había ido hasta ahí a hablar. Y le convenía guardarse, de hecho, cosas que el otro estratega quisiera contestadas por ella. Ante el rostro tan calmo ajeno, la persona que ni siquiera era realmente culpable de que Morgan se distrajera, de todas formas se cruzó de brazos con terquedad. - Cuanto menos, me escuchas primero a mi. Luego, ya vemos. No viajé tanto tiempo a altitud de halcón, en falda, para aprender conti-- o sea, un poco sí, pero no. - Dijo. Los dedos de una mano se apoyaron pasivamente en el pizarrón detrás, mientras juzgaba por donde debía comenzar.

Desde el principio, suponía. Retomó desde la pregunta que ella misma le había hecho, antes de su pequeña tangente. Su interés pasó por completo a Byleth, a quien miró con un enfoque tanto más serio que en todos los momentos anteriores. - Dijiste que estabas enterado de las cosas. Me imagino que al señor profesor de estrategia de Garreg Mach le habrá interesado leer los diarios de la estratega de Thabes. ¿Ha podido? - Preguntó. Su voz era naturalmente aguda, pero se alejaba de lo chillona y descansaba lo más suavizada que podía al hablar en tono bajo, privado. Ahora sí, estaba haciendo su movimiento. O intentaba hacerlo.

- Quiero saber qué piensa de eso. Bah, de esa persona. Una sola unidad… - Sólo apartó la mirada un momento, girando el cuerpo sólo un poco, para poder hacer un trazo único y corto con la tiza blanca. Una línea pequeña y erguida en mitad de un diagrama de campo de batalla, que representaba a un individuo solitario. Mientras volví a hablar dejaba la tiza en el bordecillo de regreso, su vista regresaba al más alto. - Que no sólo domina el campo, ya sabe, como estratega general. Sino que, supuestamente, podría hacer prácticamente cualquier cosa. Pelear en rango cercano, conjurar en mediano, sanar de paso… -


[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] AQjHXhr
Ficha | Cronología | Relaciones
Firma hecha por Izayaaa <3 Gracias a Roxy por el nuevo avatar!! <3


Spoiler:
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Sinnam10
Morgan
Morgan
Afiliación :
- PLEGIA -

Clase :
Grandmaster | Wyvern Master

Cargo :
Estratega | Figura Sagrada (religión de Grima)

Autoridad :
★ ★ ★

Inventario :
Espada de plata [1]
Levin Sword [2]
Siegfried [3]
Espada de acero [2]
.
.

Support :
Marc [Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] JEIjc1v

Especialización :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] 964aIaZ[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] UZx2VVf

Experiencia :
[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Jm5byz1

Gold :
826


Volver arriba Ir abajo

[Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan] Empty Re: [Entrenamiento] Los wyverns no están permitidos en el salón de clases... [Privado Morgan]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.