Discord
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» [Campaña de liberación] Y tras tanto tiempo, se volvieron a encontrar [Priv. Kang Lin]
por Virion Hoy a las 5:19 pm

» [Campaña de liberación] Quien sabe magia no necesita trucos. [Priv. Mallory]
por Mallory Hoy a las 12:22 am

» [Misión] Inmortal [Arngeir, Alice, Seraphiel]
por Seraphiel Ayer a las 5:50 pm

» Transacción entre personajes
por Zephiel Ayer a las 5:15 pm

» [Social] Expect nothing, appreciate everything [Priv. Luzrov]
por Kurthnaga Ayer a las 8:52 am

» Registro de Support
por Garou Sáb Mayo 30, 2020 2:32 pm

» Tienda de armas
por Alice Schuberg Sáb Mayo 30, 2020 6:17 am

» Venta de artículos
por Alice Schuberg Sáb Mayo 30, 2020 6:16 am

» Ausencia~
por Aran Vie Mayo 29, 2020 5:54 pm

» Convoy
por Eliwood Vie Mayo 29, 2020 3:49 pm

FE:LW - Awards













TWITTER
afiliados



Crear foro

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Pelleas el Miér Mayo 29, 2019 12:54 am

Habían partido la madrugada anterior. Media docena de maestros y pupilos de la Escuela Necromante, a los que se sumaban Pelleas y su reciente compañero de estudios, habían cargado una embarcación pequeña y se habían deslizado indetectados por las aguas neblinosas fuera de la costa de Renais, para arribar en el cercano extremo Este de Begnion, una trayectoria que parecían inmensamente acostumbrados a tomar. Su tarea en aquella incursión consistía en desplazarse a un área de consabida vulnerabilidad, una ciénaga donde no era extraño que los emergidos perdieran carretas, carruajes y miembros de sus filas, pudiendo tanto conseguirse preciados sujetos de experimentación para la Escuela, como tomarse valiosos materiales y recursos. Algunos de ellos también pasarían brevemente por un puerto a distancia alcanzable para comprar en el próspero y vivo mercado negro lo que no se conseguía de campos de batalla ni de la naturaleza, y en un día o dos ya regresarían a Renais. Así parecía suplirse comúnmente la institución, tanto más oportunos para ello los tiempos de caos que los de paz.

En lo que a Pelleas respectaba, ese método le resultaba perfectamente familiar ya. En particular, el capturar y utilizar a los emergidos para las variadas prácticas era el método al que él mismo había recurrido en sus tempranos estudios y el que se estilaba en su propia escuela en Daein, a diferencia de la forma más convencional de los internados plegianos, donde los sujetos eran aún humanos vivos; a veces convictos o moribundos, a veces los mismos alumnos con el fin de aprender, diferenciar y soportar el efecto de distintas aplicaciones de la magia y la maldición en carne propia. En cuanto al pillaje o recolección de recursos de los campos de batalla, a esas alturas era una realidad innegable del tiempo en que vivían. Había visto un tanto de todo eso ya. Así pues, el mago oscuro podía desempeñarse con naturalidad como parte de aquella excursión y hasta tener motivos para aprovecharla de sobra, pues sus estudios actuales requerían infaltablemente la asistencia de un sujeto externo.

Por tales razones, en lugar de acudir a la travesía al puerto habitado, el daeinita optaba por permanecer en el pequeño campamento en la costa. Tenía que estudiar y tenía que aprovechar a los sujetos de pruebas mientras eran abundantes, mientras no era problema si fallecían uno o varios. En el último tiempo había estado leyendo extensamente sobre las artes sanatorias y la clase de magia que utilizaban, pareciéndole tan similares muchos de sus aspectos, que se había preguntado si acaso no se asemejaban en ejecución a las maldiciones que tomaban la vitalidad de un ser para darla al usuario, o a las que alteraban el estado físico. Aún serían opuestos, claro, pero no dejarían de ser principios parecidos. Y si era así, quien era capaz de realizar una cosa en teoría podría llegar a imitar la otra, por lo que había pensado que cuanto menos lo intentaría. Intentaría desarrollar la capacidad, acceder a la noble y sacra arte de sanar desde su punto de vista de hechicero.

De momento, no había llegado a nada, pero el proceso apenas comenzaba. Apenas realizaba su primer intento de comparar teoría con algo de práctica. Por las noches los necromantes y discípulos dormían en el barco, por lo que el campamento en sí no albergaba más que las pequeñas estaciones de trabajo donde secaban hierbas, molían otros tipos de materiales y, por supuesto, los postes y árboles cercanos donde tenían atados de momento a los emergidos capturados, a veces en conjuntos de a varios, a veces de a poco o de a uno. Cerca de estos era donde Pelleas se hallaba, de pie, con un libro sobre sanación básica abierto sobre un brazo y un báculo en la mano opuesta. Había conseguido que un sujeto de pruebas lo lastimara, a través de propinarle un golpe en el rostro, asunto que no se le daba muy bien, y dejar que le mordiera el brazo en auto defensa posteriormente, sólo para tener una herida con la que practicar. Sobre esa herida había probado a sanarse a sí mismo, sin el más mínimo resultado visible o perceptible tomando lugar. Desde luego que también había probado, por si las dudas, a sanar al emergido, que de por sí se hallaba moribundo, pero tampoco nada.

Sus pensamientos se desviaron a su compañero, con quien había llegado hasta ahí, a la vez que su vista se desvió hacia el barco. El señor Roquentin no era la persona más abierta y amigable, tampoco era un mal hombre, a su parecer, pero su carácter no invitaba precisamente a andar quitándole el tiempo, mucho menos a un hombre retraído y más bien temeroso como Pelleas. Los sabios de la magia de anima solían saber bastante sobre bastones y curación, pero pedirle más ayuda que las preguntas que le había estado haciendo ocasionalmente parecía un abuso. El hechiero suspiró y regresó la mirada a su libro. La herida en su brazo, cerca del codo, no ardía ni dolía demasiado, pero no parecía parar de soltar gotas espesas de sangre. Si no podía hacer el bastón funcionar, tendría que tomar algo para borrar la hemorragia pronto. Su sujeto de pruebas iba mucho peor; lo habían recogido ya mal muerto y en cualquier momento pasaría al otro lado. Las cosas no duraban eternamente y Pelleas seguía sin conseguir nada. Comenzaba a sospechar que malgastaba la incursión.
Pelleas
Pelleas
Afiliación :
- DAEIN -

Clase :
Sorcerer | Bishop

Cargo :
Príncipe de Daein

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
Tomo de Nosferatu [4]
Báculo de heal [1]
tomo de Worm [1]
Baalberith [4]
Vulnerary [3]
Tomo de Ruina [1]

Support :
Judal [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] OaIUyNL
Virion [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v
Yuuko [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Iwzg0SR
Aran [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo-4[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff%202

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] XONGImw

Gold :
254


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Roquentin el Lun Jul 01, 2019 11:41 am

Busco mantenerme ocupado y bien acompañado. Por eso creo que he decidido seguir viajando con Pelleas, su compañía no me causa náuseas, además de ser un chico muy moderado en sus ánimos lo que causa que las ideas de someter mi hígado a un trabajo extra ni siquiera se acerquen a mi cabecita. Mi aspecto a mejorado ligeramente, ya no parezco un emergido, aunque sigo siendo un poco feucho, tampoco me importa, nunca he pretendido ser un adonis y creo que será mejor así ya que si mi aspecto físico pudiera en algún momento suplir mis carencias a la hora de socializar podría sustituir las ganas de beber por un mal peor como es la promiscuidad, la sola idea de engendrar descendencia que sufra la condena que es vivir me provoca horror.

Tengo ganas de fumar. Honestamente no entiendo muy bien qué es lo que busca Pelleas en esta zona tan maloliente, aunque si quitamos eso la vida es bastante tranquila, puedo pasarme todo el día leyendo sin ser molestado, de hecho siento hasta una ligera llama en mi interior que me llama a escribir nuevamente (y casi que por primera vez). También siento la llamada de alterar mi conciencia, hacía tiempo que no la sentía, sin embargo mantengo mi determinación de no beber alcohol y para no caer en una contradicción entre ambos deseos deseo tomar la vía de liarme un cigarrillo de hierbas.

La estación de trabajo que teníamos en el campamento me atrae, nunca he tomado en cuenta la posibilidad de refinar el arte de mis cigarrillos pero creo que esta es la ocasión ideal donde solo la Luna sea testigo de mis actos. Mientras estoy al lío oigo pequeños ruidos de fuera y es cuando caigo en la cuenta de que esta noche no he visto a Pelleas, y en realidad creo no haber distinguido su figura entre la oscuridad en las anteriores (tengo una rutina de sueño extraña donde a las cuatro horas de caer rendido hago una ligera pausa de mis sueños para analizarlos). Sí, definitivamente no había sentido su presencia las veces anteriores.

Salgo con mi cigarrillo liado mientras lo disfruto, en realidad no noto tanta diferencia respecto a todos los que me he liado con anterioridad, supongo que es algo positivo porque ahora no tendré la necesidad artificial de buscar un área de trabajo óptima y podré seguir llevando mi vida de fumador como hasta ahora. Decido investigar los ruidos movido por una curiosidad provocada por mis hierbas. Allí me encuentro a mi compi con un emergido, ¿muerto? Y con una pequeña herida en el brazo que intentaba curar con magia no de manera satisfactoria, la verdad es que es una estampa bastante cómica a la par que turbia.

Conocía la costumbre de algunos magos de practicar con cadáveres o no tan cadáveres sus hechizos, pero nunca lo había vivido en persona debido a mi poco interés anterior por mejorar en combate y mi poco contacto con otros seres humanos (y por tanto, con magos en particular). También la incapacidad de Pelleas de sanar sus heridas me transmite felicidad, me siento un poco imbécil por eso de "mal de muchos consuelo de tontos" (además Pelleas era una sola persona, ¿soy múltiplemente tonto?) pero que a alguien a quien tomo como ducho en la magia tenga problemas para dominar algo que hice relativamente fácil. No sé, simplemente recordé las páginas de un libro y creo que mi instinto de supervivencia actúo para poder sobrevivir a las múltiples heridas que me causaba en la piel por rascarme debido al nerviosismo que me provocaba la abstinencia del alcohol.

Me acerco al joven y sin decir nada intento curarle el brazo rezando para que no salga mal y quedar en ridículo, saco mi báculo y lo acerco al joven, bajo un tenue destello la hemorragia para y la herida se empieza a cerrar. Por fin me empiezan a salir las cosas bien.
Roquentin
Roquentin
Afiliación :
- BERN -

Clase :
Sage

Cargo :
Escritor

Inventario :
Vulnerary [4]
Tomo de Bolting [3]
Báculo de Heal [1]
Tomo de Elwind [4]
Tomo de Fuego [4]
.

Support :
Hrist [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo%202[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff-1

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] VO4IE4z

Gold :
1576


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Pelleas el Jue Jul 25, 2019 12:50 pm

Se había distraído confirmando que su sujeto de pruebas aún viviera, inclinándose a revisarlo un poco más de cerca. En ello, había cometido también la torpeza de entrecerrar el libro y acomodarlo distinto en el brazo, proceso en el que de alguna forma la parte baja de las páginas había llegado a estar en contacto con el flujo de sangre. Al notarlo y enderezarse a ver la mancha que mojaba a través de varias páginas en una marca notoria, que de ninguna forma podría sacar del papel si quisiera, aún si no llegara a las líneas escritas, el hechicero suspiró más hondo de lo que había hecho en cualquier otro punto de la jornada. No iba bien, nada bien. Absorto en aquella y todas sus anteriores tragedias, no estuvo en absoluto tan consciente de su entorno como para notar al hombre que se acercaba, sino hasta que el sonido de notorio movimiento, de roce de telas y manipulación de algún objeto u otro, lo alertó justo cuando le tenía a un paso de distancia.

En aquel instante, su sorpresa fue tan repentina y tan breve que no llegó a pronunciar siquiera una exclamación entera de sobresalto. Era bueno que considerase el campamento un sitio seguro y que la proximidad de los emergidos atados no le inquietara, de modo que su reacción no hubiera entrado en terreno de defenderse o hacer algo sin mirar, sino tan sólo alarmarse. De cualquier forma, comprendió que se le tendía ayuda y atinó a quedarse quieto, mientras el bastón pasaba de de emitir un brillo opaco, a uno que superaba con creces el de la pequeña brasa en la punta del cigarro. La luz clara, agradable a los ojos, fue acompañada por una sensación de fresco alivio en su herida, luego un momentáneo entumecimiento a medida que se cerraba. A la brevedad no quedaría siquiera rastro de ella, y tan sólo un fantasma de su sensación.

- Señor Roquentin, no… no le oí llegar. Creí que descansaba. - Fue diciendo, entre tanto. En lugar de “señor Roquentin, tendría usted que haberse anunciado o saludado antes de asustar a un hombre con materiales delicados entre manos”, aquello era lo que su permisivo y blando carácter podía ofrecer. Bajó la vista para apreciar lo último del proceso de sanación en su brazo; extinguiéndose ya la luz del báculo, lo que quedaba era sólo piel sana. Cuanto menos, sin daño fresco. Arremangado hasta los codos para sus pruebas anteriores, aún eran perfectamente visibles en sus antebrazos otras cicatrices, viejas, pero numerosas y trazadas en preciso orden en la piel, en líneas apretadas de invocaciones y marcas arcanas. La mayoría estaban ya blancas, algunas conservaban un tono rosáceo. Siempre consciente de sí mismo, el daeinita bajó un poco sus mangas para cubrirlas, sin deseos de posiblemente ofender la sensibilidad de nadie. Cerrando el libro que había estado observando, lo depositó en la mesa de trabajo cercana para librarse de ello, mas quedándose aún con el báculo.

- Me ha sanado impecablemente… - Se limitó a comentar, tanteando la zona afectada con las puntas de los dedos por sobre la ropa, como cuidadoso de avivar ese dolor fantasma. Al constatar que nada quedaba, levantó la vista siempre un tanto esquiva al rostro del otro; por cortesía hacía contacto visual al hablar, mas nunca duraba más de un instante. No era culpa del mago, realmente, sólo su hábito. - ¿Es que ya ha dominado por completo esto? - Preguntó. Hasta donde había comprendido antes, creía que era para ambos una temática bastante nueva. Resultaba más que un poco curioso que lo realizara con tanta soltura, llamaba a su interés. - De cualquier modo, por favor dígame cómo lo ha logrado. Me propuse intentarlo hoy, pero no estoy consiguiendo nada. No he podido sanarme ni a mi, ni a él, en lo más mínimo. Temo que mi hipótesis, que mi entendimiento entero sobre el asunto esté errado... - Culminó, incapaz de ofrecer mucho ánimo y gesticulando levemente hacia el sujeto de pruebas atado recto a un poste ante él, aún vivo, pero por un muy escaso trecho, gracias a la imposibilidad de Pelleas de lograr nada en él.
Pelleas
Pelleas
Afiliación :
- DAEIN -

Clase :
Sorcerer | Bishop

Cargo :
Príncipe de Daein

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
Tomo de Nosferatu [4]
Báculo de heal [1]
tomo de Worm [1]
Baalberith [4]
Vulnerary [3]
Tomo de Ruina [1]

Support :
Judal [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] OaIUyNL
Virion [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v
Yuuko [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Iwzg0SR
Aran [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo-4[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff%202

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] XONGImw

Gold :
254


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Roquentin el Dom Sep 01, 2019 11:16 am

-Los vicios son más poderosos que el sueño.-le digo ingeniosamente a mi compañero para explicar mi paseo nocturno mientras debería estar durmiendo. Pronto me empieza a dar la brasa más de lo esperado, ¿me pide consejos para dominar las artes de curación? Pf, yo que sé, aunque el hecho de que esté tan fascinado con mi capacidad para ello me alaga y como un tonto provocan una mejora en mi humor que junto al cigarro me hace más predispuesto a la conversación.

La verdad es que quizá sí que sea "sorprendente" el hecho de haber dominado la curación básica tan rápida, nunca he demostrado un talento especial para la magia arcana, ¿quizá sí lo tenía para la curación? En ese caso a lo mejor sería un hombre más aprovechable si me hubiera decantado por el camino de clérigo, es curioso, ¿no? A lo mejor si hubiese tomado cualquier otro arte estaría triunfando en la vida en vez de estar pudriéndome como un mediocre mago con problemas de alcoholismo, bueno, tampoco me interesa demasiado triunfar que la mayoría de los hombres importantes son imbéciles. Bueno, a lo mejor no es para tanto y quizá solo pasa que Pelleas sea un poco incompetente para las artes de sanación y estoy flipándome demasiado. Meh.

-Eh... No sé, la verdad es que no me he planteado demasiado el tema... Leí algunas cosas hace tiempo y recordando las páginas intenté sanar mis heridas en... En un rato de aburrimiento.- heridas que me había provocado por el nerviosismo que me produce mi abstinencia del alcohol, pero eso creo que no hace falta mencionarlo. La verdad es que no poder ayudar a Pelleas me frustra de sobre manera, ¿por qué la gente se empeña en hacerme sentir como un idiota? Buscaba sentirme mejor y he acabado consiguiendo todo lo contrario, siempre igual, todo pequeño saber de encontrarme mejor se muestra como un vano espejismo. Como cuando goloso acudes a comer azúcar pero te confundes y acabas comiendo sal, a mí no me pasa porque no me gustan los dulces y hasta preferiría la sal, pero pienso que es un símil válido para la mayoría de seres humanos.

-No sé qué decirte... Sigue intentándolo.- le digo para sentirme un poco menos mal, aunque la verdad es que me hizo sentir como un idiota... ¡Sigue intentándolo! ¡Cómo si no fuera a hacerlo de todas formas! Nunca pensé que me fuera a convertir en un ser tan banal. -Supongo... Supongo que en un ambiente con más presión a lo mejor te desbloqueas, ahora tu implicación emocional tiene que ser baja...- o a lo mejor justo lo contrario, pero no quiero que las últimas palabras que resuenen en la noche sea la gilipollez que he dicho antes, aunque esto tampoco es que me contente demasiado, pero sí que es verdad que a lo mejor en situaciones de presión se esfuerza un poco más, a lo mejor por eso aprendí tan rápido, por vivir en constante presión (presión cuya fuente todavía no puedo determinar).
Roquentin
Roquentin
Afiliación :
- BERN -

Clase :
Sage

Cargo :
Escritor

Inventario :
Vulnerary [4]
Tomo de Bolting [3]
Báculo de Heal [1]
Tomo de Elwind [4]
Tomo de Fuego [4]
.

Support :
Hrist [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo%202[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff-1

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] VO4IE4z

Gold :
1576


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Pelleas el Vie Oct 04, 2019 6:34 pm

No imaginaba qué querría decir, exactamente, el señor Roquentin con tan críptica explicación ni a qué vicios se refería, mas no se sentía capaz de indagar en más detalle. Habría sido invasivo. Asintiendo lento, sin lograr dar realmente la impresión de comprender, sólo aceptó que allí estaba y que no había sido él quien lo había privado de horas de sueño; porque podía ser un raro compañero temporal de viaje, pero Pelleas le trataba con cordialidad y respetaba de sobremanera dejarle su espacio y su tiempo. De todos modos, los dioses sabían cuánto se hallaba necesitando su ayuda en ese preciso momento y cuanto se aliviaba de que apareciese. Aunque la verdad era que, por mucho que el daeinita se hallara esperando de él, la explicación que recibía respecto a cómo había logrado sanar no le resultaba de lo más útil. Sin guía, sin maestro, sin método específico, sólo con lo leído en algún libro que, si se lo pidiera, seguramente no tuviera consigo en la actualidad... no podía hacer mucho con eso.

- Bueno… puede que tenga talento natural. - Ofreció como justificación, su vista divagando nerviosamente al libro en la mesita exterior. Lo había leído casi al completo y de nada le había servido hasta allí, aunque sí había figurado en amplitud cuan natural era para los sabios en artes mágicas comenzar a ejercitar la sanación. Carraspeó, por instinto y ansiedad sonriendo pese a lo contrario de sus palabras siguientes. - O que, por otro lado, yo carezca de ello. Que haya motivos más profundos por los que no se escucha normalmente de magos negros pudiendo dominar la sanación, y por eso usted haya podido sin problemas, mientras yo… - Se explicó, dejando sus frases en el aire, como tantas otras veces en que no se convencía de que fueran de importancia. Negando con la cabeza, reordenó sus ideas y culminó. - Se teoriza que hay similitudes en el dominio de la magia y las artes sanadoras, pero bien puede ser que no aplique a la magia negra, después de todo. -

En todo caso, creía plenamente en la buena voluntad de Roquentin y sus consejos, en principio tan simples que le hacían quedarse sólo parpadeando, mas luego muy dignos de consideración. Él sabía lo que hacía, seguramente. Pelleas contempló la idea con toda seriedad, mirando el báculo en su mano como si este pudiera confirmárselo. - ¿Implicación emocional? No representa un problema cuando se trata de conjurar, pero… puede ser… - Murmuró. Podía invocar tan fácilmente siempre, pero claro, invocar era algo ya tan suyo que constituía una segunda naturaleza, no podía sostenerlo todo a esos mismos estándares. Era un hechicero experimentado, de alto grado ya, mas cuando la doctrina a aprender era nueva podía verse tan varado como cualquier otro. - Si hubiese algún modo en que se sintiese más… real, más necesario, quizás… ¡sí! ¡Ha de estar en lo cierto, señor Roquentin! - Su sonrisa cobró cierto ánimo, sincera de repente. La idea había comenzado a hacer completo sentido.

- Si se tratase de sanarlo a usted, por ejemplo, seguramente sería distinto. ¿No tiene usted alguna herida? O, um, ¿un dolor de cabeza? ¿Algún malestar? De acuerdo a lo que he leído, creo que la sanación surte efecto sobre esa clase de cosas también. - Se había vuelto por completo hacia el otro hombre, dejando ignorado a su espalda a su sujeto de pruebas emergido, que probablemente hubiese dado ya su último aliento. La pequeña esperanza surgida ante sus ojos le animaba, como cualquier oportunidad de aprender o compartir hacía. Su voz, por tanto, no titubeaba tanto ya. Sosteniendo listo el báculo, igualmente no se atrevió a dar más que medio paso hacia el mago, dispuesto y a la espera cualquier cosa, cualquier pequeña cosa que pudiese tomar como blanco; toda persona podía portar un moretón, algún corte en los dedos o algún raspón menor en un momento determinado, y cualquiera de esas cosas le serviría. Y si era un hombre vivo en quien probaba, hasta podría saber con exactitud qué lograba, cómo se sentía todo. - Si puede detallarme cómo ha sido, para usted, el proceso de sanarme, debería yo poder hacer lo mismo de regreso… ¿no es así? -
Pelleas
Pelleas
Afiliación :
- DAEIN -

Clase :
Sorcerer | Bishop

Cargo :
Príncipe de Daein

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
Tomo de Nosferatu [4]
Báculo de heal [1]
tomo de Worm [1]
Baalberith [4]
Vulnerary [3]
Tomo de Ruina [1]

Support :
Judal [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] OaIUyNL
Virion [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v
Yuuko [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Iwzg0SR
Aran [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo-4[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff%202

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] XONGImw

Gold :
254


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Roquentin el Dom Oct 13, 2019 5:40 pm

¿Qué me intenta decir Pelleas? Veo como los sonidos que emiten en su boca se cuelan por mis orejas, pero soy incapaz de sacar un significado claro de ellos, soy incapaz de entenderlo. Ganas de reírme, no, contrólate; apenas te has reído en tu vida no te rías delante de una de las pocas personas que no parece odiarte (demasiado). Cierro con fuerza los ojos y los vuelvo a abrir, se estabiliza mi conciencia y atino a entenderlo un poco mejor, parece que mis palabras no han sido tan patéticas porque sigue queriendo que le ayude con lo de la magia de curación. No te estreses, no estás feliz pero no estás de mal humor, Pelleas no tiene la culpa de tus inseguridades y tus problemas sociales, es solo un hombre que quiere aprender. Bien, atento a lo que dice, intenta tomar el hilo de la conversación.

No, parece que no me ha entendido. Además, no sé muy bien si tengo heridas porque normalmente vivo en un constante dolor vital, así que como no sean las que acostumbro a portar en el cuello (que ahora mismo  ya he curado) no sé muy bien, pero no ha comprendido mi punto. Si tengo heridas, desgraciadamente, no voy a morirme de ellas, no hay presión, no se pierde nada si no lo consigue. Vale, ahora tengo que dejárselo claro verbalmente.

-No... O sea...- intento iniciar mi respuesta sin demasiado éxito, estoy dando demasiados rodeos, concéntrate, deja de pensar y habla -Quería decir... Si tuviese heridas y no me las curas no... - no añadas pensamientos pesimistas -No pasaría nada si no lograras curármelas... Sí, tengo una idea.- al acabar de decir esto uso todas mis fuerzas en levantarme -Sígueme.- le digo mientras empiezo a alejarme del campamento intentando disimular mi falta de equilibrio.

No estoy muy familiarizado con la zona, pero cerca del campamento deduzco que habrá algún pequeño grupo de emergidos patrullando, un grupo lo suficientemente pequeño para no causarnos demasiados percances, a malas si soy demasiado patético para ellos Pelleas ha demostrado ser un hombre poderoso. Sí, es un plan sin fisuras.

-A ver si tenemos suerte... Quiero que si me atacan me cures.- le advertí sobre mis planes, ya si no conseguía curarme de esta forma yo me iba a mi cama a dormir que ya es tarde y que se apañara él solo, aunque quizá si no me cura me sea imposible llegar a mi camita. Bueno, da igual, ya he dormido en el exterior otras veces. Mientras pienso esto una flecha me roza la cara causándome un ligero corte en la mejilla.
Roquentin
Roquentin
Afiliación :
- BERN -

Clase :
Sage

Cargo :
Escritor

Inventario :
Vulnerary [4]
Tomo de Bolting [3]
Báculo de Heal [1]
Tomo de Elwind [4]
Tomo de Fuego [4]
.

Support :
Hrist [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo%202[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff-1

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] VO4IE4z

Gold :
1576


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Pelleas el Miér Nov 20, 2019 12:02 am

El daeinita era comprensivo y permisivo, quizás en exceso, con quienes estaban a su alrededor. Era lo que ocurría de forma natural en una persona carente del carácter para limitar comportamientos ajenos, se acostumbraba y amoldaba a mucho antes de impacientarse. La particular forma de ser y aún más particulares hábitos del señor Roquentin, pues, no eran nada que lo desanimase por lo regular, nada que no se sobrellevase. Numerosas veces fallaba en intuir qué ocurría o qué cruzaba por su mente, por qué sus silencios y por qué sus gestos erráticos mas, igualmente, quería creer que se entendían lo suficientemente bien en suma. Paciente en esa instancia como en todas, aguardó e intentó comprender por qué parecía tan poco parcial hacia sus soluciones, en qué error seguía incurriendo después de todo, imperturbado por la forma pausada en que hablaba. A aquellas alturas no le cabía duda ya de que el hombre era un erudito digno y que valía la pena oírle, tenía que confiar en su criterio. Especialmente cuando sí había logrado lo que él no. Exhaló un suspiro que bajó sus algo huesudos hombros.

- Pues… no sería una gran diferencia, claro, pero… - Concedió por lo bajo. Seguía dando vueltas en prácticamente los mismos intentos, sí. El optimismo no era un rasgo muy propio en él, pero era persistente cuando se trataba de sus estudios, o intentaba serlo. Por fortuna, no era rendirse lo que el otro mago sugería para él. Bastante dispuesto a probar una aproximación distinta, Pelleas tan sólo miró por sobre su hombro, comprobando que su primer sujeto de pruebas había expirado antes de que lograse sanarlo, y siguió al otro a donde deseara llevarle. Claramente los libros de estudio y materiales dejado allí no eran algo que necesitara continuar cargando. Dos pares de pasos solitarios, apenas perceptibles en la noche, se alejaron de las luces, el pequeño barco y la seguridad de la costa y se adentraron en la bruma fría derredor.

Por supuesto que el joven notó hacia donde iban; era sólo que confiaba en que había buen motivo, que Roquentin estaría enseñándole algo que conociera bien. Y justamente por consciencia del peligro que significaba alejarse de la zona despejada, más aún en mitad de la noche, era que lo hacía en silencio también. Sólo al progresar cierta distancia más y oír la palabra “suerte” implicada en el asunto comprendió, de sopetón, el sentido real de la “presión” e “implicación emocional” que el otro sabio le había sugerido. No había seguridades. Sólo una apuesta y una búsqueda consciente de problemas. Pelleas se giró en la bruma, quizás preparado para alzar la voz por una vez hacia el otro hombre, casi que al mismo tiempo que el proyectil pasó con un silbido entre ellos, acertando de lleno en ninguno pero rozando a su acompañante. Le quitó las primeras palabras de la boca, mas no así la impresión del asunto.

- ¡¿... acaso se parará aquí a que le hieran?! - Palabras hipócritas, quizás, de un mago negro que había hecho precisamente eso más de una vez al repeler emergidos; muchas de sus maldiciones dependían de ello, podía justificarse, pero Roquentin no poseía tal cosa. Por una vez, se expresaba con firmeza, consternado y en reproche. Y antes siquiera de terminar de hablar, reaccionaba ya buscando su tomo en lugar de preparando el báculo. Tan sólo con su tacto este ya reaccionaba, totalmente contrario al objeto santo, emanando mínimas sombras que se movían alrededor de la mano del dueño. - Estamos exponiéndonos. No sabe cuántos de ellos puede… ¡y me pide que me tome el tiempo de intentar curarlo…! -

Ni siquiera iba a iniciar hechizos, entablar combate. Eso sólo sería llamar la atención y atraer enemigos más lejanos que el que fuera que acababa de detectarlos. No, en lugar de eso, el daeinita sólo se murmuró un par de palabras de encantamiento, presionando la mano contra la tapa del libro que por fortuna ya nunca separaba de su persona. Al retirarla, palma arriba, portaba en la piel una única runa, el preparativo de una maldición que ya había probado en presencia del mismo Roquentin una vez. Por supuesto que usar la magia arcana era su primer instinto, sin pensar siquiera en el báculo que de momento sólo estorbaba sostener. Pero incluso eso sólo era una medida de seguridad, no pensaba hacer otra cosa sino llevarse al mago de allí. Sin atreverse precisamente a ser físico, tan sólo dio él algunos pasos atrás, intentando ser persuasivo. - Regrese, este no ha de ser modo de-- - Pero vio, entonces, el brillo de un filo pequeño, reflejando la distante luz del campamento. Una daga, y una sombra que se movía con pasmosa velocidad, lanzándose contra el otro hombre.

Spoiler:
Lo que Pell tiene preparado es un bonito uso del skill de Pesadilla :D ... para qué gastar tomo habiendo skills (???)
Pelleas
Pelleas
Afiliación :
- DAEIN -

Clase :
Sorcerer | Bishop

Cargo :
Príncipe de Daein

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
Tomo de Nosferatu [4]
Báculo de heal [1]
tomo de Worm [1]
Baalberith [4]
Vulnerary [3]
Tomo de Ruina [1]

Support :
Judal [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] OaIUyNL
Virion [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v
Yuuko [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Iwzg0SR
Aran [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo-4[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff%202

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] XONGImw

Gold :
254


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Roquentin el Sáb Feb 29, 2020 6:46 am

El corte de la flecha me escuece, especialmente teniendo en cuenta que la brisa nocturna me da en la cara avivando la sensación de dolor, la verdad es que no sé qué coño hago aquí pudiendo estar dormido plácidamente... Bueno, plácidamente no, pero algo que se le acerca sí. ¿Por qué ayudo al hombre este? ¿Acaso le debo algo? Bueno, aguantarme es bastante complicado pero eso no es mi culpa, bueno da igual, ahora que he empezado no le voy a dejar solo. Lo mismo descubro que soy un gran pedagogo.

Oigo unos pasos muy tenues y veo una silueta que sino fuera porque no nos hemos adentrado demasiado en la oscuridad todavía no podría ver, de hecho esta luz del campamento me permite ver el brillo de lo que parece una daga (o una espada, tampoco tengo la vista muy fina), vale se me ha descontrolado la situación ya que como reciba un ataque profundo de ese arma no habrá báculo manejado por aquel torpe compañero mío que me salve.

El filo se acerca a por mí, ¡mierda! ¡Esto me pasa por ir de que sé hacer las cosas bien! Intento moverme ligeramente para que al menos no sea un golpe profundo, sin embargo mi poca experiencia en el combate cuerpo a cuerpo hace que mis movimientos sean toscos y necesite espacio adicional para moverme. Me desplazo hacia la izquierda lo mejor que puedo, mi pie flaquea al tocar el suelo y caigo rodando por un camino de tierra y piedras, tras unos segundos en los que asimilo que parece que estoy vivo intento reincorporarme, no veo demasiado bien lo que ocurre... ¡Ay! Noto como me queman las piernas mucho más que la cara, me cuesta tenerme en pie, no noto que el dolor provenga de una rotura de hueso o algo parecido, me palpo las piernas y noto como mis manos se manchan de sangre.

Intento subir la pendiente por la que parece que me he caído pero no puedo solo, no al menos en estas condiciones, no parece demasiado empinada pero el dolor que tengo en las piernas me retrasa. Me preocupa además la presencia del arquero (si no resulta ser el mismo emergido que nos ha atacado cuerpo a cuerpo), si me ataca soy un blanco fácil para él, y sino seguramente esté intentando dar señales de alarma, en condiciones normales no sería complicado huir al campamento que lo tenemos a un esprint de distancia, pero yo no estoy para esos trotes.

¿Y si mi compañero huye sin mí? Entonces seguramente me muera. Bueno...

Spoiler:
Perdón por tardar TAAAAAAAAAAAAANTO
Roquentin
Roquentin
Afiliación :
- BERN -

Clase :
Sage

Cargo :
Escritor

Inventario :
Vulnerary [4]
Tomo de Bolting [3]
Báculo de Heal [1]
Tomo de Elwind [4]
Tomo de Fuego [4]
.

Support :
Hrist [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo%202[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff-1

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] VO4IE4z

Gold :
1576


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Pelleas el Miér Mar 18, 2020 7:06 pm

Era posible que, en un hecho muy poco visto, Pelleas fuera a enfadarse con su compañero por la pura preocupación que le estaba causando. Se sentía bastante próximo a eso, a medida que el pulso se le aceleraba nerviosamente, que Roquentin no parecía hacerle ni caso y se imaginaba a toda la población emergida de Begnion pudiendo verlos solitarios allí. No obstante, cuando el mago se movió para esquivar un ataque venidero y de alguna forma pareció desaparecer enteramente de vista, la balanza se inclinó decididamente más a la preocupación que cualquier otra cosa. Pelleas enmudeció, pasmado y sin haber podido entender lo ocurrido, en su rapidez y la baja visibilidad.

Lo que había de enfado, desde luego, halló un nuevo foco. Ante él estaba el asesino que acababa de fallar su tiro de gracia, en los irrepetibles segundos que le tomaba recobrar equilibrio y echarse atrás. Pelleas no supo qué más hacer, sino atraparlo por donde pudiera primero, agarrarlo por uno de los brazos y levantar, sujetar, su otra mano yendo directo a la cabeza de la criatura. Apretando todos los dedos con fuerza se aferró a ese agarre, palma puesta contra la frente, durante el instante que le tomaba plasmar en él la maldición que había preparado. Cuando lo soltó, el emergido ya dejaba salir su primer grito de agonía, cayendo arrodillado al suelo. Pelleas no se quedaría junto a esa fuente de ruido ni a tomarse el tiempo de lidiar; al instante en que dejó de ser amenaza lo apartó de su mente y se volvió en una dirección y la otra, dando un indeciso paso aquí y allá, buscando donde se había tragado la tierra a Roquentin.

Entonces vio la pendiente. Todo cobró sentido. Cuando echó a descender el borde, sólo para ver, tanto más: allí tenía al sabio, al que quizás no hubiera visto si no vistiera de color. Agitado, apresurado, el daeinita se sujetó de los torcidos y finos árboles de por ahí, sus botas resbalando un poco y desprendiendo arenilla en todo su descenso, hasta alcanzar al otro y, con un agarre no muy cuidadoso ni siquiera tan eficaz, intentar halarlo arriba.

- Venga conmigo, párese bien, Roquentin, por favor, párese, - Insistió de inmediato. El nerviosismo no le estaba llevando a la mente la idea de que tenía consigo un báculo, de que lo tenía precisamente en una de las manos con las que tomaba al otro en ese momento, ni de que quizás debiese callarse un momento o dejarle al otro tiempo también. Eso no era una batalla a la que hubiera sabido que entraba, ni tenía idea de qué tenían alrededor, sólo que era un reino de los de mayor riesgo, un riesgo considerado totalmente caído, no un buen sitio para movimientos descuidados. Por supuesto que no tendría la calma que en un combate normal. No manejaba bien presiones, aquello surgía a la vista con toda claridad, ninguna novedad en él. Tampoco podía evitar seguir balbuceando palabras de prisa, intentando inútilmente poner al otro a correr con él cuesta arriba. - Tenemos que-- no podemos estar aquí, camine, tenemos que volver-- - Persistía. Cuanto menos, no estaban atacándolos a cuenta nueva, por el momento. Una cosa que tenían a favor, aunque por lo pronto, no le daba la menor tranquilidad al mago oscuro.
Pelleas
Pelleas
Afiliación :
- DAEIN -

Clase :
Sorcerer | Bishop

Cargo :
Príncipe de Daein

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
Tomo de Nosferatu [4]
Báculo de heal [1]
tomo de Worm [1]
Baalberith [4]
Vulnerary [3]
Tomo de Ruina [1]

Support :
Judal [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] OaIUyNL
Virion [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v
Yuuko [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Iwzg0SR
Aran [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo-4[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff%202

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] XONGImw

Gold :
254


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Roquentin el Sáb Mar 21, 2020 6:58 pm

Baja mi compañero, parece que se ha encargado del emergido. Ante mis infructuosos intentos para caminar intenta curarme, venga tú puedes que sino estamos en un aprieto... Pero nada, mi teoría ha fallado, soy un mal profesor. O mi alumno es un inútil que también puede ser, podría solucionarlo yo sacando mi báculo y curándome pero valoro demasiado el esfuerzo de conseguir dinero (o robarlo) como para malgastar un uso en esta chorrada. Intento andar, poco a poco, me duele el roce del viento ante mi piel raspada y me cuesta subir la pendiente... ¿Quizá sí me haya roto algo? Bueno, así tengo excusa para guardar cama y no moverme en unas semanas, si consigo sobrevivir claro.

No, pero tengo que vivir, que quiero aprender a tocar la flauta. Poco a poco me lleno de resentimiento ante mi compañero, vale mi plan era alocado, pero no me creo que sea incapaz de usar los báculos si hasta un inútil como yo he podido. Me pongo nervioso. Alcohol. Alcanzo el recipiente donde lo solía portar, pero está vacío porque he tomado determinaciones que ahora considero absurdas. Me rasco mucho, tengo que para y centrarme. Recuerdo que tengo en uno de mis múltiples compartimentos secretos de mi ropa un recipiente para emergencias, lo encuentro y saco todo su contenido que son múltiples hojas de una planta de la que no recuerdo el nombre, hojas que con ansia me introduzco en la boca y las mastico. Me da igual lo que piense Pelleas.

Vale, pienso con claridad, puesto que Pelleas no trabaja bien bajo presión no sé, a lo mejor si lo trato de forma paternal desarrolla un cariño extraño hacia a mí y se implica más en salvarme... Claro, es eso, a lo mejor quiere que me muera. Tampoco le culpo, yo no sé cómo alguien no me ha matado ya, porque más o menos paso desapercibido y creo que doy pena a los demás que me ven como un pobre... Lo que sea. Demonios, de hecho no tengo ni que ponerme en el lugar de otra persona, yo sé que no aporto nada al mundo y que no pasaría nada si me muriese, pero bueno se ve que en el momento de la verdad no soy capaz de quedarme quieto y morirme, je.

-Vale, Pelleas, no te preocupes, si puedes curarme perfecto... Y sino, bueno poco a poco voy recuperando mi ritmo de caminar habitual.- le digo con el tono más cariñoso posible, aunque no creo que haya tenido demasiado éxito, puesto que no puedo confiar mis heridas de las piernas a él voy intentando subir la pendiente poco a poco, vigorizado por las hojas que voy masticando.
Roquentin
Roquentin
Afiliación :
- BERN -

Clase :
Sage

Cargo :
Escritor

Inventario :
Vulnerary [4]
Tomo de Bolting [3]
Báculo de Heal [1]
Tomo de Elwind [4]
Tomo de Fuego [4]
.

Support :
Hrist [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo%202[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff-1

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] VO4IE4z

Gold :
1576


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Pelleas el Lun Mar 23, 2020 9:10 pm

Hecho el embrollo nervioso que estaba hecho, tomó aún unos momentos para que el príncipe siquiera notase que la persona que intentaba poner a andar no pisaba firme ni avanzaba adecuadamente, otros instantes más para que mirase abajo, viese la familiar mancha oscura en la ropa indicando que algo se empapaba de sangre, y cayera en cuenta al fin de las heridas. Tenían que irse de ese sitio. Tenían que irse, y fuera cual fuera el daño que se hubiera hecho al caer, Roquentin no podría correr. El nerviosismo volvió a recorrerlo como un relámpago helado, mas cuanto menos sirvió para congelarlo en sitio, hacer que dejara de forzar al otro mago consigo. Por un momento pensó en cargarlo, llevarlo en su espalda, pero ni era Roquentin una persona especialmente pequeña ni era él alguien muy fuerte, largirucho pero todo en vano. Cuesta arriba no duraría llevándolo. Vio al otro meterse algo que no lucía como ninguna clase de mezcla de vulnerary a la boca, algo herbal, y no supo si esa apariencia de desinterés le ponía los nervios de punta o le transmitía calma.

- ¿Acaso no se preocupa usted? ¿Qué son esas…? - Se le escapó, sin haber tenido espacio a reconocer las hierbas. Pero lo que el hombre le decía, en efecto, sí le resultaba sumamente útil. Una guía paciente, un recordatorio de que tenía un báculo en la mano. Realmente había llegado a olvidarlo. - Curarlo. S-Sí. - Asintió. No iba a pensarlo, le estaban diciendo qué debería estar haciendo, y si algo había que facilitara la vida de Pelleas y le concediese verdadera tranquilidad, era ser librado de los procesos de decisión. Cómo se aligeraba todo en esa forma, cuan cómodo y fácil se tornaba. Hizo lo que Roquentin decía, simplemente. Apuntó la gema en la punta del báculo hacia lo bajo, como un hechicero dirigía con la mano sus maldiciones siempre. Hubo un destello suave en principio, titubeante, que por un sólo segundo se intensificó desmedidamente con toda la magia que el joven intentaba canalizar, antes de apagarse. Tuvo que parpadear varias veces para quitarse lo encandilado de la vista.

- Ha… ¿ha funcionado? - Preguntó entre tanto. No iba a ponerse a examinar al otro en ese instante, pero tenía en los dedos del báculo la sensación de haber utilizado magia, un deje poco familiar pero muy limpio, a diferencia de lo arcano; sin contaminación, sin retornos, pero sin duda magia que había salido. Algo había hecho. No estaba seguro de cómo, qué había sido tan distinto, pero algo. Sonrió, hasta soltó un poco de risa sin aire, incrédulo pero feliz. Igualmente su mano volvió a intentar ayudar arriba a su compañero, infundado de ánimos de repente. - ¡Creo que ha funcionado! ¿Verdad? ¿Lo he podido curar? Dígame que podemos volver al campamento ahora, Roquentin… - Claro que quería el visto bueno del otro tanto como saber que estuviera bien, ambas cosas eran importantes. Aunque poder irse de allí, más aún. No había otra amenaza sobre ellos ya, pero con ese brillo habiendo cortado la noche y marcado tan bien su posición, no contaría en ello indefinidamente.

De preguntárselo posteriormente, por seguro le costase bastante describir la experiencia o detallar el "cómo" tan crucial de la sanación. Pero recordaría la forma en que se había sentido, cuando canalizaba exitosamente la magia a través del báculo, y conociendo la sensación le bastaría para regresar a ella.
Pelleas
Pelleas
Afiliación :
- DAEIN -

Clase :
Sorcerer | Bishop

Cargo :
Príncipe de Daein

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
Tomo de Nosferatu [4]
Báculo de heal [1]
tomo de Worm [1]
Baalberith [4]
Vulnerary [3]
Tomo de Ruina [1]

Support :
Judal [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] OaIUyNL
Virion [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v
Yuuko [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Iwzg0SR
Aran [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo-4[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff%202

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] XONGImw

Gold :
254


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Roquentin el Vie Mar 27, 2020 3:11 pm

Sorprendentemente ha funcionado. ¿Qué le pasa a mi compañero por la cabeza? Sus procesos mentales se revelan como un misterio para mí, en realidad tengo problemas para entender a todos los seres humanos (incluido yo en esta infame categoría) pero Pelleas demuestra ser un sujeto único en mis andanzas, ¿habrá más gente como él? Es extraño, más teniendo en cuenta que es usuario de artes oscuras, a los que imagino más... No sé, en general más seguros y capaces de sí mismo, ¿a lo mejor está reprimiendo algún demonio en su interior bajo esa imagen pánfila? Tendré que andarme con ojo no sea que provoque su liberación y me asesine (he comprobado que tiene buenas aptitudes para el combate). Puedo aceptar morir en condiciones generales, pero no asesinado por una persona a la que le he ayudado a aprender el hechizo más básico de sanación.

Las heridas de mis piernas se comienzan a cerrar y se mitiga parcialmente el dolor, sin embargo no ando todavía con toda la facilidad que desearía (¿aunque nunca lo he hecho? No soy una persona muy ágil, y mucho menos una persona que se tiene en buena consideración) a lo mejor me he hecho daños internos de mayor gravedad, pero no la suficiente como para obligarme a quedarme tirado a esperar mi muerte o a ser cargado en brazos por Pelleas (si acaso esto pudiera ser posible), supongo que con un poco de reposo se me pasará y puede que incluso con alcohol ni lo note pero... No, ahora no bebo. Así lo decidí.

-Muchas gracias Pelleas... Estoy bien, ahora sigamos antes de que volvamos a ser atacados.- le digo mientras comienzo a andar. Seguramente hayamos llamado la atención de los emergidos cercanos, debemos volver al campamento, por suerte no está lejos y rápidamente lo alcanzo con un sprint un poco a la pata coja. De momento estoy a salvo, hasta que se me vuelva a ir la pinza y me meta en otra locura, pero bueno; ¿qué se le va a hacer?

-Bien Pelleas, te dejo en paz, me voy a ir a dormir.- le digo mientras bostezo tras poder hacer que mi cuerpo se libere de la tensión del peligro y deje que las hierbas que he fumado antes me provoquen su habitual somnolencia.
Roquentin
Roquentin
Afiliación :
- BERN -

Clase :
Sage

Cargo :
Escritor

Inventario :
Vulnerary [4]
Tomo de Bolting [3]
Báculo de Heal [1]
Tomo de Elwind [4]
Tomo de Fuego [4]
.

Support :
Hrist [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Tomo%202[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff-1

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] VO4IE4z

Gold :
1576


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Eliwood el Mar Abr 07, 2020 7:47 pm

Tema cerrado. 80G a cada participante.

Roquentin ha gastado un uso de su báculo de Heal.
Pelleas ha gastado un uso de su báculo de Heal.

Ambos obtienen +2 EXP y +2 BEXP!

- Class Change -

¡Pelleas ha ascendido de Priest a Bishop!

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Staff%202 ¡El nivel de uso de báculos ha sido aumentado!
La barra de EXP es reseteada. De ahora en adelante, sólo los temas tipo Campaña, Entrenamiento y Misión darán incrementos de EXP.

¡¡Felicitaciones!!


Ficha | Relaciones | Cronología
Gracias a Roxy por el nuevo avatar!! <3


AWARDS!:
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Scf7o0
Eliwood
Eliwood
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Marqués de Pherae

Autoridad :
★ ★ ★

Inventario :
Vulnerary [1]
espada de acero [5]
.
.
.
.

Support :
Marth [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Iwzg0SR
Lyndis [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v
Izaya [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] JEIjc1v

Especialización :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Espada%202

Experiencia :
[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Iu4Yxy1

Gold :
292


Volver arriba Ir abajo

[Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin] Empty Re: [Campaña de conquista] Un Ensayo de Sanación [Privado | Roquentin]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.