Fire Emblem Rol
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.
Discord
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Anécdotas destacadas
TWITTER
afiliados




[Social] In god we trust [Priv. Shiven] XcrrjBs

Crear foro

[Social] In god we trust [Priv. Shiven]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Social] In god we trust [Priv. Shiven] Empty [Social] In god we trust [Priv. Shiven]

Mensaje por Invitado el Dom Dic 16, 2018 5:44 pm

Había pasado ya un buen tiempo desde que llego a aquel lugar, las personas le habían dado un cálido recibimiento desde su llegada. Era extraño como aquellas sonrisas y buenos tratos lo llenaban de incertidumbre, como algunos se llegaban a poner incómodos por no poder regresarles la sonrisa o responderles apropiadamente. Era extraño para él, aun que sabía que no podía ponerse triste ni angustiarse por la situación ciertamente "algo" se removía en su alma y el, al no tener un corazón se preguntaba que era. No era que fuese indiferente a los sentimientos de los demás, es solo que ya no entendía aquello que sus ojos de garza veían, como si lo que antiguamente eran numerosos tintes de colores y contrastes ahora fuesen todos de un tono gris opaco. Eso lo confundía constantemente y daban la errónea impresión de que Uriel era una persona fría y hasta insensible.

Los días pasaban y él se sentía estancado en la misma situación, no podía sonreírle a su hermano de Serenes e incluso sus conversaciones se notaban apagadas y escuetas, parecía una cascara vacía de lo que fue Uriel algún día, un muñeco que asemejaba a un ser vivo. No es que no lo notara, la forma en la que le miraba su amigo a quien no podría considerar "querido" pues el vacio que tenía en su pecho no le permitía sentir tal apego… tampoco es que supiese explicar lo que le pasaba así que normalmente quedaba en eso, en nada.

Aun así, sus esfuerzos por encajar en su nueva vida no eran pocos, todas las madrugadas se levantaba temprano a estirar las alas y aun si se cansaba todavía con cierta facilidad cada vez podía mantenerse en el aire un poco más. Repasaba igualmente a diario las palabras que aprendía en idioma Beorc, procurando usar el lenguaje antiguo lo menos posible con su amigo, progresando poco a poco a paso de caracol. También estaba el asunto de conseguir en ese lugar algo que Seraphiel describió como "trabajo", costumbre Beorc donde aparentemente tu dabas algo y te regresaban a cambio círculos brillantes color dorado que poco entendía para que servían, pero que eran necesarios supuestamente… Al bajar a la ciudad todos lo colmaban con atenciones y hablaban tanto que llegaban a marearlo, no dudaba que fuesen buenas sus intenciones pero al final siempre terminaba escapando a un lugar tranquilo.

Fue precisamente en una de sus tantas huidas que, en su forma de garza descendió en un gran lago a las afueras de la ciudad. Se arreglo las plumas erizadas con el pico y descanso un poco. Al final, sin preocuparse por tener que lidiar con la angustia y la ansiedad decidió aprovechar el tiempo para ejercitar un poco más las alas, aun que su tiempo en el aire era escaso el agua ayudaba a amortiguar los malos aterrizajes. Hiso aquello gran parte del día hasta quedar agotado, retomando su forma humana al llegar a la orilla, contemplando como a lo lejos el sol se perfilaba para ocultarse de nuevo. Contemplo su propio reflejo el cual le regreso quella mirada vacía y sin vida… Si tuviese de vuelta su corazón, que sentiría en ese momento?, la pregunta le daba vueltas en su cabeza una y mil veces hasta que un dolor punzante se manifestó en su cien.

Fue entonces que detecto una presencia no muy lejos de allí, un aura serena equiparable al mecer de las hojas al viento… sin saber cómo ni por que ya encaminaba sus pasos como una abeja atraída por el néctar de las flores y así continuo hasta dar con una figura a la lejanía. Allí se quedo contemplándole, sin atreverse a acercarse pues el porte de aquel que contemplaba le daba la sensación de ser alguien importante y, sin embargo, aquella aura que le rodeaba se le antojaba tan agradable, tan reconfortante que sus pies se negaban simplemente a dar la vuelta y marcharse.
Anonymous
Invitado

Volver arriba Ir abajo

[Social] In god we trust [Priv. Shiven] Empty Re: [Social] In god we trust [Priv. Shiven]

Mensaje por Invitado el Jue Dic 20, 2018 7:02 pm

No había nada que mereciese como tal la pena hacer o ver: había caminado por todas las tierras de Sindhu prácticamente y, mientras Isamu y su clan de zorros laguz se habían asentado, en realidad Shiven no era nadie sin su templo o sin la creencia en él.

Contemplando el amplio cielo, no pudo hacer más que preguntarse si algún día desaparecería como si no fuese más que polvo olvidado en la tierra, tal y como su madre alguna vez le había contado que dragones sagrados habían pasado por el mismo destino una vez que ya no hubo persona en el mundo capaz de recordarlos. Y si era así, eso solo significaba que eran más débiles de lo que podían creer: sin alguien que creyese en ellos, no eran más que meros espejismos caminando entre los vivos, a cada paso más cerca de perder su vida. ¿Dioses? ¿Seres todopoderosos? ¡Que chiste!

Envidiaba a Naga y a Grima, a Forseti, a Ashera, a Mila  y Duma. ¿Por qué los seres seguían confiando en su existencia cuando jamás habían aparecido para protegerlos de los problemas? ¿Por qué en cambio, habían dejado de confiar en él cuando solo intentaba cumplir los caprichos de todos? Entre los Dioses... ¿Quién era el más injusto? ¿Él o ellos? Y a pesar de que en su mente las ideas eran tormentosas, su expresión, neutral, no hizo más que fijarse en el silencioso y acompasado balanceo de las hojas. Como un muñeco, como una marioneta.

Los bosques de Sindhu, eran, por ejemplo, lo único que aún suponía un pequeño misterio para él: habitado por seres cuyo intelecto dejaba a desear, lleno de flora y fauna variada, no había rincón que fuese igual al otro y últimamente, había encontrado en aquella zona un lugar que lo entretuviese lo suficiente como para hacerle aún desear permanecer en esas tierras. De todas formas ¿Si no se quedaba allí donde iría? No tenía un hogar al cual regresar a parte de las casas en ruinas y su templo no en mejor estado.

Pero ahí, cuando pensó estar solo y amargado por sus propios pensamientos, una presencia le hizo sorprenderse en sus adentros: pues no se reflejó nada en sus facciones. Por mera costumbre, fue su ojo el que se giró antes, incapaz de ver nada por su ceguedad con el derecho, necesitó girar su rostro por completo en dirección a la presencia. Un descortés soplo de viento balanceó su cabello y kimono hacia atrás, hasta el punto de verse obligado a sujetarlo con cuidado debido a sus alargadas uñas.

Giró por completo, cruzándose de brazos en una actitud desenfadada y tras observarlo durante unos largos segundos, dibujó una sonrisa animada y agradable en sus facciones. No conocía aquella hermosa y frágil criatura de alas plateadas y cabello de la misma tonalidad— Buenas tardes —Sonó gentil, su tono dulce, amistoso, casi parecido al de un niño feliz. Dio un salto, bajó de la raíz en la que se había parado y avanzó a paso elegante hacia la figura alada— ¿De quién eres hijo? —Tal vez sus palabras no tuviesen suficiente sentido, pero así estaba bien— Nunca vi alguien de tu clan y puedo vanagloriarme de, probablemente, haber visto muchos de tus símiles nacer y morir a lo largo de los tiempos —Y claro, Shiven era una deidad ¿por qué presentarse primero y seguir con el protocolo cuando él era la máxima autoridad sobre la tierra?
Anonymous
Invitado

Volver arriba Ir abajo

[Social] In god we trust [Priv. Shiven] Empty Re: [Social] In god we trust [Priv. Shiven]

Mensaje por Invitado el Jue Dic 20, 2018 7:39 pm

El joven con plumas de un celeste claro no se inmuto cuando el otro le miro de vuelta, siquiera cuando se puso de pie pero si dibujo cierto gesto de confusión en su rostro cuando le escucho hablar tan tendidamente y con un montón de palabras que no entendía.

- Mikael y Galadriel… -

Se limito a responder a la primera pregunta entendiendo que preguntaba por el nombre de sus padres aun que no fuese el caso y tampoco tuviese mucho sentido para el joven garza, ladeo la cabeza hacia un lado con cierta duda intentando con ganas comprender todo lo demás.

- Van… Van a golpearte?... Símiles golpearte?, malo persona? -

Pregunto aquello siendo lo único que había logrado rescatar de la conversación, con lo poco que había entendido imaginaba que un tal "símiles" era una mala persona que buscaba hacerle daño a su interlocutor y los vendajes en su rostro y cuerpo parecían reforzar esa línea de pensamiento.

- Uriel lleva Sindhu si malo persona daño… ayuda con dolor ya no….. -

Seguro si algo le dolía algún clérigo en Sindhu podría ayudarlo, además de que podrían protegerlo de aquella mala persona tal como a él lo ayudaron a ser libre nuevamente. Su rostro permanecía totalmente impasible, sin mostrar preocupación o dar señas siquiera de estar bromeando, sin embargo su forma de hablar era burda notándosele cierto acentor extraño de quien no sabe hablar el idioma.

- Mío nombre Uriel… tuyo nombre? -

Pregunto, recordando que era de buenas maneras presentarse primero, cosa que en Serenes no era común pues solían conocerse entre todos al no ser una población muy grande, incluso antes de la tragedia. Fuera de eso, no sabía cómo podría ayudarle pero de momento solo podría esperar a que el otro aceptara acompañarlo y que no apareciera el tal "Símiles".
Anonymous
Invitado

Volver arriba Ir abajo

[Social] In god we trust [Priv. Shiven] Empty Re: [Social] In god we trust [Priv. Shiven]

Mensaje por Invitado el Miér Dic 26, 2018 5:53 pm

Tuvo que admitir que no era tal cual la respuesta que esperaba de regreso. ¿Mikael y Galadriel? ¿Los nombres de sus padres? Se habría conformado con simplemente saber que era hijo de laguz y de la raza a la que pertenecía, pero tal parecía ser que no era el caso. Asintió, dando por zanjado el asunto y se centró en lo demás.

¿Eh? —Parpadeó. Ensanchó su sonrisa, mostrando la fila de dientes blancos y los caninos alargados, siseó una risa nasal y cayó en la cuenta de aquello que estaba sucediendo allí: lo más probable era que Uriel, como había dicho llamarse, no conociese correctamente el idioma humano, no por nada, pero sabía de la existencia de semejantes laguz— habría tenido que pedirle a Madre que me enseñara el idioma antiguo —Pero como deidad de los humanos no lo necesitaba, esa había sido la idea principal en todo. No había tenido relaciones cercanas con otros laguz, no hasta recientemente, y era precisamente entonces que se daba cuenta de algo terrible: era mucho más experto en cosas humanas que otras. Cuanto menos irónico.

Debía alabar al otro de todas formas, pues, a pesar de todo, estaba intentando aprender el idioma corriente. Negó nuevamente con la cabeza, balanceando sus rosados cabellos en el acto. Su única orbe volvió a fijarse en el otro y de sus labios volvió a emerger una sonrisa segura— No, no hay ningún mal que me achaque —¿Cómo se lo permitiría siquiera? Después de todo, él era una deidad, se quisiera o no aquello— tampoco siento dolor, gracias por tu preocupación, pero estoy perfectamente bien —Probablemente el problema real allí era que hablaba demasiado. Avanzó unos pocos pasos más hacia el otro, observándolo con atención. Fue así que se paró ante él, a un escaso paso de diferencia y su sonrisa no desapareció.

Uriel... —Memorizó su nombre, o eso intentó— es un gusto. Mi nombre... —¿Qué le diría? ¿Un nombre humano tan complicado que siquiera los críos no sabían pronunciar? Uriel, sin ofender, hablaba casi peor que uno, pero no le importó en realidad— Mi nombre es Shiven —Hacía bastante que no lo llamaban de aquella forma. Si sus recuerdos no se equivocaban, la última vez que lo había escuchado, había sido entonces, de labios de su madre, los ciudadanos siendo demasiado acostumbrados a obsequiar apodos pomposos. No había sido hasta volver a despertar, conocer a Isamu, que había empezado a volver a ser llamado de aquella forma. La echaba de menos, iba a admitirlo, era, realmente agradable.

Fue ahí que levantó una mano, balanceándola de un lado a otro mientras en sus facciones se dibujaba una ligera mueca de disgusto— Está bien, está bien. Ya vi Sindhu, estaba aquí para ver algo nuevo... ¡Lo que sea! Árboles, hojas, hongos u hormigas —¿Y por qué no? Lo que fuese con tal de permanecer alejado de Sissi y su tediosa forma de confiar ciegamente en su Padre. Miró a su derecha e izquierda, de nuevo en Uriel y sonrió nuevamente— ¿Me acompañarás a dar un paseo? Por desgracia no conozco tu idioma antiguo... Así que, tomémoslo como una práctica para tu idioma actual —Todos ganarían algo con eso, así de simple y oportuno.
Anonymous
Invitado

Volver arriba Ir abajo

[Social] In god we trust [Priv. Shiven] Empty Re: [Social] In god we trust [Priv. Shiven]

Mensaje por Invitado el Jue Dic 27, 2018 6:19 am

- Shiven?... -

Repitió ladeando ligeramente la cabeza al escuchar el nombre contrario. Este se había levantado quedando frente a él y siendo notoria la diferencia de estaturas. Uriel escucho con silencio y tranquilidad, aparentemente el otro usaba frases un poco más cortas y simples de entender.

- Uriel no preocupa… Bueno Shiven que no duela… -

Comento con sinceridad, no podría preocuparse aun si así lo deseaba pero era bueno escuchar que el joven de cabello rosado no estuviese en peligro… al menos así había entendido que era por lo que no necesitaba llevarle con un sacerdote a que le curasen. Eso sí, en tal caso que no estuviese lastimado se preguntaba el por qué de los vendajes mas no expresaría aquella inquietud pues eran extraños y no lo creía educado.

- Paseo, entiendo… Uriel sabe plantas y hormigas, Uriel muestra…. -

Después de todo, si el otro quería ver arboles e insectos la verdad es que estaba en el lugar adecuado pues estaban prácticamente rodeados por un montón de naturaleza. Abriendo sus largas alas de color azul pálido la garza alzo el vuelo para posarse sobre la rama de un árbol sentándose en esta con cuidado y señalándolo.

- Aquí planta, mucho hojas… pero no hormigas…. -

No era quien para cuestionar que era común de lo que no lo era, quizá el joven de cabello rosado venia de algún lugar lejano y nunca había visto un árbol o todas las cosas que había enumerado, el joven de largo cabello plateado estaba seguro que en tal caso debía ser difícil para su compañero como lo era para él.

- Hormigas mucho pequeñas, pero hay, Uriel busca para Shiven…. Hongos… que hongos eran?, no recuerda -

Uriel se movía con suavidad por el entorno, mirando hacia todos lados en busca de lo que el otro buscaba. Estaba muy a gusto a su lado sin saber explicarse por qué y deseaba ayudar tanto como lo habían ayudado a él. Por supuesto, al volar solo lo hacía por poco tiempo siendo notorio que le costaba trabajo levantar el vuelo y mantenerse en el aire por periodos prolongados, pese a eso no parecía tener problemas en aterrizar limitándose a abrir sus alas de largas plumas hasta que sus pies desnudos tocaban el piso.

- Shiven casa mucho lejos?, no arboles, hongos y hormigas allá? -

Pregunto con cierta curiosidad pero sin que aquel gesto neutral abandonase su rostro. Aun así, Uriel era mucho más activo que cuando había llegado hacia ya un tiempo, recuperando de apoco la buena salud que debería tener y las fuerzas aun que sus expresiones y sentimientos seguían tan en blanco como siempre.
Anonymous
Invitado

Volver arriba Ir abajo

[Social] In god we trust [Priv. Shiven] Empty Re: [Social] In god we trust [Priv. Shiven]

Mensaje por Invitado el Lun Dic 31, 2018 10:24 pm

¿No era eso bastante particular? Sonrió ladeado, mostrando parte de los alargados colmillos y sus orbes tomaron un brillo particularmente divertido. De alguna forma las palabras de aquél muchacho se contradecían: preocupación, segundos después no, aunque más bien había visto desde el primer momento la neutralidad de sus facciones. ¿No acostumbrado quizás a expresar sus sentimientos? ¿Demasiado cerrado en si mismo? Si no fuese porque confiaba ciegamente en si mismo, porque su propio ego era superior, habría pensado que el muchacho con alas pretendía burlarse de él, una Deidad.

Lo siguió con la mirada incluso cuando levantó el vuelo. Siempre había sido acostumbrado a estar rodeado por seres humanos, siempre lo único que había visto eran sus cortas y mortales vidas en comparación a la propia: larga y longeva. Lo único que recordaba haber visto volar era a los pájaros; a él mismo y a su madre. Sin lugares a dudas, Uriel no era ninguna de sus tres opciones, ni alguien que se pareciese a los dragones divinos. Pero si Isamu era un laguz zorro ¿por qué no debía de existir un laguz alado? Y a pesar de todo... ¿No era su vuelo algo extraño? No le prestó demasiada atención y simplemente se movió hacia su dirección, pisando el suelo con suavidad y elegancia.

Muchas gracias, en ese caso, Uriel —Admitió con un ademán de la cabeza. No como si no fuese capaz de descubrir por si mismo, pero ya que el otro se proponía a ayudar, tampoco lo iba a rechazar. De todas formas, lo que acababa de pedir eran infantileces, locuras del momento debido a su frustración por el repentino cambio. Así pues, siguiendo el ave humana entre las amplas ramas de los altos árboles, disfrutó de la suave briza que el lugar ofrecía, no sin, realmente estar atento a cualquier afirmación ajena— ¿Hum?.

Paró de repente, ladeando hacia un costado su cabeza— Entiendo... Quizás se digan de otra forma en el idioma antiguo... A ver... —Miró hacia la derecha y hacia la izquierda hasta dar de un palo abandonado entre el césped. Se agachó, lo recogió y avanzó hacia un lugar donde hubiese más tierra que maleza— te los enseñaré, baja —Ni bien dicha su afirmación, el palo se movió con ligereza y seguridad sobre el suelo firme, dibujando un hongo, la silueta de uno, algo simple, pero eficaz.

Nunca se había dedicado como tal al dibujo, pero uno, una vez que pasaba mucho tiempo aburrido, empezaba a encontrar cualquier cosa para poder pasar el tiempo. Eso, o espiar a escondidas a los seres humanos retractarse los unos a los otros. Cuando hubo terminado, se volvió a incorporar, sujetando su haori con una mano de alargadas uñas— ¿Cómo se les dice en tu idioma? —Inquirió por mera curiosidad.

Volvió a levantar la mirada, buscando la silueta ajena con su único ojo visible. Incluso había olvidado los problemas que le había causado aquello durante todo ese tiempo y aún era como si algo faltara en su propia visión. Negó con una sonrisa— Provengo de Hoshido, vivía en una pequeña aldea, así que, habían árboles, hojas y hormigas. Pero Hoshido no es igual a Sindhu, hay cosas que Hoshido no tiene, hay cosas que Sindhu no tiene, hay cosas que Hoshido tiene, pero que Sindhu carece —Se giró con suavidad hacia el otro, habló con calma— así que, quizás incluso los árboles, las hojas y las hormigas son diferentes.

Por un momento se mantuvo silencioso, pensativo. Tan solo segundos después sus labios volvieron a despegarse y emitir palabras— ¿No es así para tu lugar de origen también? —Con un deje de curiosidad floreciendo en su voz continuó:— ¿De donde vienes, Uriel?.
Anonymous
Invitado

Volver arriba Ir abajo

[Social] In god we trust [Priv. Shiven] Empty Re: [Social] In god we trust [Priv. Shiven]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.