Hora en el foro


Síguenos
Conectarse

Recuperar mi contraseña

TWITTER
afiliados



Crear foro

[Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Eugeo el Lun Jun 04, 2018 8:52 pm

El ambiente en la Colonia de la Cascada se volvió frenético y tenso desde hace unos días, antes y durante la operación planificada por los altos mandos a cargo de la seguridad de la provincia alteana de Regna Ferox. Con gran cálculo y gestión de las tropas disponibles, idearon una estrategia de cercado de la actividad emergida de los últimos días en base a las pistas aportadas de las víctimas de los asaltos durante las semanas con el fin de encontrar el reducto resurgente y eliminarlo. La actividad criminal se reforzaba en las horas de menor visibilidad, por lo que la ayuda del escuadrón de pegasos fue determinante a la hora de localizar la zona más probable de su escondite. Aquello lo siguió una búsqueda por tierra de soldados y mercenarios del área acotada, con el objetivo de localizar y mermar sus fuerzas.

Gracias a la buena gestión de los superiores y el desempeño de los soldados, el plan se desarrolló de forma impecable en dos tiempos. En primer lugar, el avistamiento inicial llevó consigo el aviso al resto de tropas sobre el sector invadido y una breve escaramuza con los emergidos de avanzadilla para evitar que el resto de la fuerza fuera alertada. La segunda fase implicó la batalla real, aprovechando el factor sorpresa del bando Alteano y la superioridad numérica para aumentar las posibilidades de victoria. El resultado fue absoluto, la mayoría de los emergidos fueron sometidos en poco más de una hora de batalla, con el único coste de heridos de diversa gravedad que ya se recuperaban en las dependencias sanitarias de la ciudad, la mayoría fuera de peligro.

El factor común del éxito en dos tiempos había sido Eugeo y su compañera encapuchada, un hecho que no tardaron en felicitar los compañeros más cercanos al caballero real, mas la verdadera satisfacción y gratitud del espadachín fue que no tuvieron que llorar por la muerte de nadie aquél día. Todo lo demás era secundario, a pesar de su participación directa y su destreza en combate, aunque hubiera sido el protagonista del día, él prefirió no asumir aquel foco de atención. Entre varios motivos había uno primordial, aún habían más emergidos en la zona y no quería bajar la guardia hasta que ésta hubiera sido erradicada. Había varias evidencias que demostraban el peligro latente: la huida de un grupo escaso de emergidos, de forma completamente intencionada para que los pegasos siguieran el rastro a un nuevo escondite. Si todo marchaba bien, no tardarían en volver para dar reporte a los generales, y entonces, el ejército saldría de nuevo para dar caza al resto de sus fuerzas.

La espera a nuevas noticias supuso el valioso descanso de las fuerzas que aún estaban en condiciones de luchar, de aproximadamente doce horas. Lo ideal habría sido un día, mas la resolución de los superiores era clara: no dejarían a los emergidos de los alrededores reorganizarse con el fin de evitar un contraataque. Por este motivo todos esperaban en la amplia zona que separaba la muralla de la villa de sus primeras casas, donde se había montado un improvisado campamento de vanguardia. Todos sus soldados estaban preparados para salir de inmediato cuando recibieran la orden, y Eugeo no iba a ser menos que sus compañeros de armas.

Sin embargo, el gran sonido que alertó a todos no fue el de la llamada a las armas, vientos de los metales de las tromperas resonaron en las torretas del gran portón de Colonia cascada, dejando entrar a una importante cantidad de refuerzos. ¿De dónde salían? Nadie sabía de aquella llegada, solo los capitanes de más alto rango.
Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Vanguard | Myrmidon

Cargo :
Caballero Real (Ejército de Altea)

Autoridad :
★★

Inventario :
Blue Rose Sword [3]
Elixir [1]
Lanza de madera [1]
Esp. de plata [3]
esp. de bronce [1]
Esp. de bronce [1]

Support :
Marth
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
152


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Marth el Miér Jun 06, 2018 3:41 am

La situación de Regna Ferox no había sido la mejor, desde anunciada su liberación la fuerza militar fue menguando lentamente al perder apoyo de aliados y simpatizantes quedando solo las tropas de Altea para defender el lugar. Un territorio demasiado amplio que proteger comparado con el pequeño que era la tierra del dragón de luz, los lugareños que habían quedado no eran en su mayoría guerreros y mucho menos soldados, casi toda la fuerza del país había sido drenada en su lucha incluso anterior a su liberación así que la perdida de tropas ocasionó que hubiesen grandes parches del país sin vigilancia y grandes puntos ciegos donde los emergidos comenzaban a germinar como hongos en los rincones, reproduciéndose a tal velocidad como si se estuviesen literalmente saliendo de debajo de la tierra.

Los informes que llegaban de las tierras del norte no eran tan favorables como había esperado el peliazul y por mucho tiempo intentó mantener una estrategia puramente defensiva teniendo solo un par de puntos de ataque, uno de ellos liderado por su caballero de confianza y personal favorito, el que portaba el título de “Heroe” y una espada legendaria en sus manos. Los problemas también se agravaban en la frontera sur con su desagradable vecino oscuro y abrumado comenzó a tomar decisiones mucho más arriesgadas. Buscó consejo de mayores, incluso de su aliado en Elibe y el potencial de Regna Ferox no podía ser desperdiciado, tener bajo control a la bestia del norte podía darle una ventaja estratégica gigante para la posible guerra con Plegia. Centraría sus esfuerzos en una cosa a la vez y así fue como ordenes con su puño y letra fueron entregadas para brindar fondos de las arcas reales a la contratación de fuerza mercenaria para ampliar el frente de vanguardia desde varios puntos y volver a tomar control completo de Regna Ferox, incluso derivó la aprobación del torneo atrayendo así a héroes y mercenarios de todos los continentes que podrían ayudar con su repoblación. Y finalmente emprendió el camino hacia el norte junto con los refuerzos para los frentes, empezando por el más cercano y el más activo, el que era guiado por el rubio caballero.

Tal como era casi que su firma personal, el príncipe apareció con amplia caballería y pegasos, la gran mayoría de los animales blancos indicando que se trataban de los caballeros de élite entrenados en las tierras del castillo y no la caballería gruesa del ejército. Caballeros altamente entrenados que valían su peso en oro en el campo de batalla y la caída de uno era realmente un coste grande para el país, años de inversión de altos sueldos, buen entrenamiento y experiencia estaban invertidos en cada uno de esos hombres y rara vez salían de los límites del país, pero el príncipe se estaba jugando una lotería que si la ganaba podía tomarle la ventaja en las peleadas tierras de Akaneia donde todo equilibrio político y bélico pendía de delgados hilos y sobre inestables bases. Quedarse quieto no era una opción, como bien era sabido era más sencillo mantener el equilibrio de una moneda girando sobre su eje y paseando por la mesa que simplemente intentar balancearla sobre uno de sus ángulos.

Eso si, la movilización era casi que un secreto nacional, el grueso del ejercito se movía por caminos pocos recorridos y en pequeños grupos que se reagrupaban en zonas puntuales y con excelente puntualidad y sin problemas llegaron al tiempo pactado al destino. Lamentaba no haber avisado correctamente y veía la confusión en los rostros de quienes veían que llegaban los refuerzos así como la alegría casi inmediata de verse con tal apoyo y ventaja. Avanzó a lomos de su caballo hacia la carpa del caballero rubio y desmontó. Desde que había obtenido la bendición del dios del hielo en su tierra y la espada legendaria no le había felicidato, así que fue directo hacia él con una sonrisa amable en sus labios Sir Eugeo, espero no importunar. Como verá cuenta con el apoyo de mis caballeros y quiero aprovechar la oportunidad no solo para volver a pelear hombro a hombro en la batalla por la libertad y la paz, si no también para presentables mis felicitaciones y respetos por el arma que carga contigo, símbolo de valor y fortaleza de su voluntad. Me siendo honrado que preste su fuerza a mi causa y a proteger a la gente bajo mi cargo, no puedo dejar de agradecérselo. - quizás había sido un poco abrupta su llegada y sus palabras pero sabía que no había tiempo que perder, aunque incluso así no podía solo dejar de lado las formalidades que ya eran un parte de él.


M a r t h
FichaCronologíaRelaciones ❝Lo lamento pero... no puedo permitirme una derrota.❞

Premios:






Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Great Lord | Pegasus Knight

Cargo :
Príncipe de Altea

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
esp. de acero [4]
Vulnerary [2]
lanza de bronce [2]
Espada de plata [5]
Llave maestra [1]
Gema de Chispas

Support :
Eliwood
Eugeo
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
630


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Eugeo el Miér Jun 06, 2018 8:03 pm

La confusión no tardó en volverse alegría y celebración, los blancos corceles y pegasos de pura sangre y los sellos reales inscritos en las armaduras de los refuerzos solo tenían un significado: El príncipe de Altea participaría en la inminente batalla. La autoridad del joven regente se había asentado firmemente entre sus soldados tras los recientes éxitos, y aunque la situación de Regna Ferox se debilitó con el tiempo su mera presencia era suficiente para llenar de confianza a las tropas. Su perfecta gestión había alejado a los emergidos de Altea durante meses, quien sabe si de forma permanente, los más fanáticos afirmaban que la bendición de Naga era quien hacía que se alejaran de sus tierras. Pero Eugeo no creía en ello, pues de hacerlo estaría negando el talento del príncipe, y no sólo eso, su actuación impecable y sus numerosos sacrificios. Él como humano había logrado la paz en Altea, el amparo de Naga podría haber iluminado su camino, pero fue Marth quien cruzó aquél tortuoso sendero.

El rostro de Eugeo nunca mostraría desaprobación alguna al joven príncipe, pues solo le profesaba cariño, admiración y lealtad. - Nunca, príncipe Marth. - Respondió, devolviéndole una sonrisa igual de radiante y sincera, acompañándola de una leve reverencia. - Su llegada es la sorpresa más alentadora que podía tener en este momento, es un verdadero privilegio. - Una vez saludó, devolvió el turno de palabra y lo escuchó atentamente. Su rostro reflejó el honor que sentía al volver a luchar a su lado, además de la felicitación por haber obtenido la bendición de Forseti. A diferencia de Marth, no había marca en su piel que lo demostrara, pero sí el poder del hielo encerrado en su espada familiar. Eugeo había mantenido su existencia en alto secreto, siendo únicamente el príncipe y los compañeros de máxima confianza los conocedores de la verdad detrás de su espada. Eugeo no quería que se diera a conocer su secreto, no por ahora, y es por eso que nunca la empleó en combate. Pero siempre la tenía cerca. - Símbolo de voluntad... - Comentó, esbozando una tímida sonrisa. Sus ojos se desviaron de los de Marth, dirigiendo su mirada hacia un extremo de la tienda. Ahí, un soporte mantenía en vertical el arma azulada y de transparencia cristalina, cuya luminiscencia en reposo sólo era perceptible si conocías que la espada tenía vida propia. No estaba seguro de si era su imaginación, pero, si se concentraba lo suficiente podía notar pequeños cambios en su luz, como si su interior estuviera latiendo. - Yo también creo que la voluntad es la fuerza que me mueve, mas no se equivoque, eres vos quien alimenta mi determinación para con el pueblo de Altea. Eso no ha cambiado, sin importar la espada que empuñe, y no cambiará jamás. - Sentenció con una expresión que derrochaba confianza. - Lucho por su visión, por su objetivo de recuperar la integridad del mundo, ninguna recompensa será más dichosa que ver su sueño cumplido.

- Estoy a sus órdenes, mi príncipe, no hay mayor honor que el ayudarle a erradicar el mal de la faz de la tierra.

Bonus img:

Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Vanguard | Myrmidon

Cargo :
Caballero Real (Ejército de Altea)

Autoridad :
★★

Inventario :
Blue Rose Sword [3]
Elixir [1]
Lanza de madera [1]
Esp. de plata [3]
esp. de bronce [1]
Esp. de bronce [1]

Support :
Marth
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
152


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Marth el Lun Jun 11, 2018 2:45 am

Su llegada había traído alivio y eso traía alegría al príncipe, hombres motivados podían dar la diferencia en una batalla y había visto como su sola presencia podía hacer que las tropas se sintieran más apoyadas, su causa más validada y por sobretodos más seguros, pues una figura como un gobernante en sus filas garantizaba la victoria o si morían caía todo el país con ellos.

Las tropas se reorganizaban a mando del teniente de aquella operación mientras el príncipe se ponía al tanto con su caballero, el rubio era como un trago de agua fresca en aquella tierra calurosa, donde la mayoría de los hombres se mostraban duros y brutos y las mujeres apenas mostraban las delicadezas de una dama, encontrarse con alguien de alta cuna y de comportamiento naturalmente prolijo y elegante era como sentirse más en su hogar. Más aún ahora que podía sentirse a la par del otro al mostrar tener una clase de conexión con el dios de su tierra natal, fuese su aprobación para prestarle su magia o algo más profundo, la verdad el rubio nunca le había explicado pero entendía el vago concepto por vivirlo a piel propia. Él también poseía por derecho una espada legendaria, una que pasó de generación en generación desde la fundación del país y pese a la rotura que mostraba actualmente en su gema, sabía que guardaba un gran poder, esperaba en algún momento él tener el poder suficiente para sostenerla y conseguir alguien con el suficiente poder y conocimiento como para repararla.

Sonrió con tranquilidad al otro - Me hacen muy feliz esas palabras, sé que vienen de corazón. Lamento no poder dedicarle más tiempo pero realmente debemos movilizarnos lo antes posible. Ahora somos una fuerza demasiado gruesa como para pasar desapercibidos demasiado tiempo. Usted está al tanto de la situación y puesto que somos tantos será mejor tener más de un general ¿Podría usted guiarme y dirigir a la caballería real? - era una responsabilidad grande la que le estaba poniendo encima y si bien estaba puesto en forma de pregunta, se sabía que a esa clase de cosas no se podía uno negar, menos si era una petición misma del príncipe regente. Sin perder demasiado tiempo volvió a dirigirse a las tropas para dar unas cortas palabras y anunciar que seguirían al héroe alteano en esta batalla. Las tropas que ya se encontraban en el campamento ya había comenzado a movilizarse tomando un poco la delantera para permitir el paso a la caballería real, eran los primeros lo que tenían mejor conocimiento del terreno y la situación y en este caso la caballería real solo era el apoyo necesario para que el golpe fuese preciso y letal para los emergidos.


M a r t h
FichaCronologíaRelaciones ❝Lo lamento pero... no puedo permitirme una derrota.❞

Premios:






Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Great Lord | Pegasus Knight

Cargo :
Príncipe de Altea

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
esp. de acero [4]
Vulnerary [2]
lanza de bronce [2]
Espada de plata [5]
Llave maestra [1]
Gema de Chispas

Support :
Eliwood
Eugeo
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
630


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Eugeo el Miér Jun 13, 2018 5:36 pm

Las facciones cordiales y relajadas del rubio se tensaron notablemente al escuchar la proposición del príncipe Marth, denotando seriedad y un profundo respeto hacia la petición con tintes imperativas. Sabía que aquella solicitud no se había formulado para ser rechazada, y no lo haría, pero necesitaba tomarse unos segundos para asumirla con sinceridad. No estaría actuando honestamente de haber aceptado al instante, tampoco si su afirmativa era entusiasta u ostentosa. Esperó unos segundos que a se le hicieron eternos, también sintió que Marth los sufría de igual modo, pues estaba depositando su confianza en el juicio del caballero y esperaba ser correspondido. La confianza del elegido de Naga pesaba de un modo similar a su corona, su incansable gestión por sus territorios así como sus desvelos por mantener la paz en todo el continente era una carga psicológica aplastante. Eugeo no podía sostener todo aquello y dejar que el honor que otorgaba luciera más que el deber de cumplir con su parte del contrato. Era fácil quedarse con lo bueno, la influencia, el orgullo, la fama... pero el oriundo de Silesse siempre miraba más en las vidas que arrastraría con cada decisión que tomara, pues todos confiarían plenamente en su juicio aunque no fuera necesariamente el adecuado. Coordinaría a la élite de Altea, hombres talentosos y de honor impecable, sólo esperaba que Marth lo corrigiera si fuera a cometer algún fallo táctico que pusiera sus valiosas vidas en peligro. - Claro. Cuente conmigo. - Sus palabras trataron de aliviar la tensión de sus facciones y tono de voz, demostrando seguridad en su respuesta a la par que expresaba el peso que estaba depositando sobre él.

[…]

El reporte de las exploradoras pegaso llegó y todo el ejército reunido en Colonia Cascada se movilizó inmediatamente para dar el golpe final a la amenaza que acechaba la sublime prosperidad de la villa alteana. La infantería designada en la zona acudía en primer lugar, valiéndose de su experiencia en el terreno para realizar la iniciar la ofensiva sobre los emergidos. El improvisado general de los caballeros de Altea tenía ese hecho en cuenta, seguido de cálculos temporales de cómo debían acudir al apoyo de las fuerzas y cómo irrumpir en el campo de batalla para que alcanzaran la victoria con lo menor coste humano posible. Contó cinco minutos aproximadamente desde que dejaron marchar a las tropas de a pie. ¿Cuánto tardarían en alcanzar a los emergidos? ¿Cuánto más debía esperar hasta que los emergidos emplearan todos sus efectivos en el único frente abierto? Ellos acudirían por la retaguardia para castigar mortalmente el flanco no cubierto por el enemigo. Si llegaba antes, vidas de la caballería se perderían innecesariamente, y análogamente con los soldados de infantería si tardaba demasiado. Eugeo buscaba el equilibrio que se escondía en un fina linea temporal.

Dispusieron de un corcel para el caballero real, pues ese era su título, y su obligación si Marth fuera inflexible con él. Afortunadamente no era así, le dio libre albedrío en cuanto a la elección de división y labores para con su idea de servir al prójimo. Él siempre trataría de compensar al príncipe por ello como mejor sabía: Poniendo su espada, valentía y vida en juego por el bien de sus intereses. Había mejorado en equitación desde la última vez que se vieron, sendos viajes a Norh, Hoshido y Sindhu habían supuesto una práctica considerable, hasta el punto de poder lucir igual de elegante que el resto de sus compañeros de título. Sopesaba si se mantendría montado toda la batalla ahora que había cogido práctica con el corcel.

Demasiado que pensar, pero el tiempo se había agotado, el reloj de arena de su mente había consumido su último grano. Habían bordeado al enemigo sin que éste se diera cuenta, y estarían demasiado ocupados combatiendo con la infantería para percatarse de su llegada antes de que pudieran tomar medidas defensivas. Entonces, Eugeo miró al príncipe que lo acompañó a su vera todo el recorrido y asintió para indicarle que estaban listos para la batalla. Después al resto de caballeros y jinetes pegaso, llevó su mano derecha a la funda de su espada y la desenvainó cuidadosamente. Apuntó su extremo hacia el cielo extendiendo completamente el brazo, tiró de las riendas para que el caballo se alzara sobre sus patas traseras y exhaló con todas sus fuerzas. - ¡Por Altea!

Trescientos metros los separaban de los emergidos, una distancia que atravesaron en escasos segundos a lomos de los caballos y pegasos. Un torrente de lanzas y filos cayó desde tierra y aire sobre sus enemigos de forma arrolladora, la ventaja numérica y táctica se había vuelto la carta triunfal de los soldados de Altea, siempre y cuando su destreza en combate no flaqueara en el momento de la verdad
Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Vanguard | Myrmidon

Cargo :
Caballero Real (Ejército de Altea)

Autoridad :
★★

Inventario :
Blue Rose Sword [3]
Elixir [1]
Lanza de madera [1]
Esp. de plata [3]
esp. de bronce [1]
Esp. de bronce [1]

Support :
Marth
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
152


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Marth el Sáb Jun 30, 2018 2:03 pm

El joven príncipe siguió a su caballero durante todo el trayecto, a lomos de su blanco corcel avanzó por el oculto camino que les llevaría a la retaguardia del enemigo. No era la estrategia más justa o de moral más limpia pero frente a los emergidos cualquier código o respeto quedaba invalidado automáticamente, tampoco era que en tiempos de guerra se respetasen mucho dichos principios pero el peliazul seguía con la mente un poco metida en las leyendas y libros de historias como para aún idealizar ese tipo de cosas. La falta de un enemigo humano le ayudaba a mantenerse dentro de esa burbuja fantasiosa, por el momento luchaban contra monstruos que atentaban contra la humanidad, por donde se le viese eran héroes.

El avance de las tropas iba lento, no tenían que levantar sospechas antes de tiempo que permitiesen al eneigo prepararse, solo cuando estuvieron a una distancia corta fue que se dio la señal yel grito de guerra que puso en movimiento a cada hombre y bestia en el campo de batalla. Los golpes de los cascos de los caballos comenzar a hacer temblar la tierra y resonar como un redoble de tambores mientras que el aletear de los pegasos resonaba como las banderas azotadas por el viento. Las lanzas y espadas brillaron por el reflejo de la luz y como una sola unidad la cientos de soldados avanzaron siguiendo a los líderes, tenientes, héroes y el mismo príncipe regente, que encabezaban la marcha.
Los emergidos se alertaron cuando ya era demasiado tarde, la formación que intentaron tomar fue rápidamente rota por el frente de ataque. Las defensas enemigas fueron rotas como si fuesen un delgado cristal golpeado por una roca, y tal como las astillas de cristal se esparcen peligrosamente, también lo hicieron los emergidos. Los soldados alteanos siguieron en su avance, los caballos pisaban a los caídos y mientras los del frente se quedaban atacando a los emergidos del primer impacto, los otros seguían su camino comenzando a mezclarse ambos ejercitos, no permitiendo al enemmigo reagruparse.

El príncipe se mantenía cerca del caballero real, junto con un pequeño puñado de caballeros que nunca dejaban su lado en batalla cuidando a la figura más valiosa del tablero, pues si el príncipe caía ya sería el fín de todos los movimientos militares y comenzaría una guerra interna por el poder ya que sin herederos era una situaición delicada la política interna de Altea.
Su espada encontró rápidamente al primer enemigo, su caballo avanzaba sin miedo y con seguridad incluso ante las armas enemigas, sus patas delanteras se alzaban para golpear con sus cascos a los emergidos que intentaban atacarle directo de frente, el punto más débil de cualquier jinete y respondía rápido a las ordenes del príncipe que había entrenado y se había acostumbrado a la montura de guerra de Pherae. Una embestida por una montura emergida lanzó al caballo y su jinete al piso, el peso descomunal del animal cayó sobre la pierna del príncipe y el dolor le azotó por todo el cuerpo. El caballo, solo habiendo sido empujado, se apresuró a levantarse quedando de pie junto al príncipe caído. El emergido no había tenido oportunidad, antes siquiera que el caballo se levantase ya había sido herido de muerte por uno de los caballeros y el resto se aseguraba de despejar el perímetro mientras algún curandero se acercase. Pero estando demasiado lejos de aquel punto no podía solo quedarse en el piso y esperar. Por lejos no era un hombre de excesiva fuerza física, mucho menos tenía la resistencia casi que sobrehumana de los guerreros que ponían su vida en el frente día a día, aquel golpe que ni siquiera le había causado fractura si no que una fea torcedura y un desgarro muscular, le tenían casi que inmovilizado, sudando frío por el dolor - ¡Tengo que regresar a mi caballo! - ordenó intentando ponerse de pie sujetándose de su propia montura, que fiel, se mantenía cerca de su dueño.


M a r t h
FichaCronologíaRelaciones ❝Lo lamento pero... no puedo permitirme una derrota.❞

Premios:






Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Great Lord | Pegasus Knight

Cargo :
Príncipe de Altea

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
esp. de acero [4]
Vulnerary [2]
lanza de bronce [2]
Espada de plata [5]
Llave maestra [1]
Gema de Chispas

Support :
Eliwood
Eugeo
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
630


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Eugeo el Sáb Jun 30, 2018 5:55 pm

Los grandes y fuertes caballos no enfrentaron ninguna resistencia por parte de la defensa emergida, cuya linea defensiva se había visto completamente desdibujada por el ataque desde flancos contrarios. Los animales estaban adiestrados a la perfección y sabían cómo tenían que moverse en el campo de batalla, también el del héroe alteano, el cual pasó por lado de varios emergidos con precisión milimétrica para que su jinete sólo tuviera que acompañar la carga con su espada y atravesar los cuerpos de sus enemigos con la inercia de la cabalgada. La caballería penetró en el batallón emergido hasta el punto que rompió toda su estructura interna. La infantería siguió mermando sus fuerzas de forma ordenada aprovechando que la caballería estaba combatiéndolos desde dentro. Podría considerarse una táctica frenética, pero era un movimiento ideal si se quería erradicar completamente al enemigo cuando se tenía ventaja de efectivos y unidades montadas.

Como ya pasó en otras ocasiones que combatió junto con Marth, eventualmente acabaron separándose del grueso de sus fuerzas en compañía del grupo de la guardia personal del príncipe. Con libertad absoluta de movimiento, como si de una aguja se tratase, podían adentrarse aún más en la zona y realizar ataques con un valor táctico determinante, valiéndose del buen juicio y la excelente habilidad de los hombre que componían la brigada. Aquella vez, la diferencia radicó en que fue Eugeo el que movilizó al equipo, dirigiéndolos a una de las posibles rutas de escape que detectó cuando el campo de batalla fue establecido. La superioridad estaba siendo lo suficientemente arrolladora como para que los emergidos supervivientes tardaran en volver a organizar un ejército como el que estaban combatiendo, pero quería impedir que huyeran los líderes con el fin de que su recuperación fuera ralentizada aún más.

Cuando llegaron, los emergidos aún estaban concentrándose en defender y no trataban de huir. Varios trataron de herirle a él y a sus compañeros, el caballero se protegió con la ayuda de su propio acero el apoyo de sus camaradas y contraatacó con una incisiva estocada que tumbó al suelo a un emergido más. La situación era tensa, pero todo estaba yendo como se esperaba, los emergidos que no estaban combatiendo con los soldados o caballeros de primera linea comenzaron a retroceder. La concentración de emergidos empezó a aumentar en la zona que ocupaban y consecuentemente así lo hizo el peligro y los imprevistos. El movimiento errático de un jinete emergido acabó golpeando al regente de Altea y el sobresalto de verle inmovilizado en el suelo los sobrecogió por un instante. Pero antes que ceder al pánico y actuar de forma descoordinada, bastó con un intercambio de miradas para armar el plan de contingencia. Un escudo de caballos se formó alrededor del monarca mientras que Eugeo fue a socorrerlo de inmediato.

Lo vio a pocos metros de distancia, intentando ponerse en pie y volver a lomos de la montura, con un esfuerzo que estaba siendo poco fructífero. - Marth. - Llamó su atención mientras se bajaba del caballo, acercándose con un paso rápido hasta él. Aunque su rostro reflejara tensión, evitó en todo momento denotar preocupación excesiva. Eran lances del combate, y aunque le jugaran una mala pasada al monarca no implicaba que se encontrara en mayor peligro entonces, sobre todo cuando comprobó que la herida de su pierna no era grave. - Todo está bien, vamos, apóyese en mí. Ahórrese la fuerza para los emergidos. - Enunció, pegando con cuidado el hombro por debajo del brazo del peliazul para sustituir el apoyo de su extremidad luxada. - Una vez monte podrá pelear como siempre. - Repitió, aparte de decirlo con una sinceridad absoluta, la intención de sus palabras era evitar que el dolor de la aparatosa caída hiciera mella en su confianza. Y no porque menospreciara su voluntad, ni su capacidad de luchar, sólo quería reforzar la decisión del príncipe fuera cual fuera su estado anímico actual.

Un sonido inesperado frenó al rubio por completo, era una melodía que nunca había escuchado nunca, por descarte supuso que se trataba de un anuncio emergido. Desde el suelo no podía saberlo: ¿Se retiraban? ¿Llegaban refuerzos? ¿Un cambio de táctica? Sea como fuere, un temblor de pasos inundó todo el campo de batalla. - Tengo un mal presentimiento. - Él era el encargado de guiar al equipo aquella vez, sin embargo, se dejó llegar por su instinto de ser la vanguardia de Marth. - ¡Aguanten un par de segundos! El príncipe ya se está recuperando, contenedlos lo más que podáis. - Debió haber relegado esa tarea a otro compañero, pero el error ya había sucedido, ahora solo podía mantener una estrategia defensiva hasta que supiera que estaba pasando de verdad.

Antes de que pudiera reaccionar, una avalancha de enemigos empezaron a colarse a través de la formación defensiva. No importaba la letalidad de las lanzas cuando había más cuerpos que armas. Todo hacía parecer que estaban tratando de huir, sin embargo, algunos que se se colaron entre los caballos impunemente no desaprovechaban la oportunidad de intentar golpear a la pareja a pie. Soltó a Marth una vez se aseguró de que podía mantenerse en pie. - Le protejo mientras monta. - Informó, y al segundo interceptó una hoja emergida que se dirigía al corcel de Pheare. El sonido llamó la atención de otros, que pronto se arremolinaron alrededor del héroe de Altea para intentar matarlo.
(Skill usada: Notoriedad )
Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Vanguard | Myrmidon

Cargo :
Caballero Real (Ejército de Altea)

Autoridad :
★★

Inventario :
Blue Rose Sword [3]
Elixir [1]
Lanza de madera [1]
Esp. de plata [3]
esp. de bronce [1]
Esp. de bronce [1]

Support :
Marth
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
152


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Marth el Sáb Jun 30, 2018 9:00 pm

Sus caballeros habían reaccionado de inmediato cubriendo el perímetro para darle espacio al príncipe. Apretando sus dientes ceró sus ojos con fuerza, el dolor en su pierna le herizaba la piel con cada movimiento y el sonido de la batalla a su alrededor le apremiaba a apresurarse. Ambas manos se aferraron a la empuñadura de su espada, normalmente utilizaba un rapier cuando estaba pie pero sobre una montura era mucho más prácica una espada más firme y no tanto de ataque de puzada si no que de corte, la gruesa hoja de acero se clavó en la tierra hundiendose varios centímetros hasta que trancó sobre una piedra o simplemente por la tierra compacta. Usando como bastón comenzó a levantarse apoyando la rodilla de su pierna buena para alzar su cuerpo, aun teniendo los ojos cerrados por el esfuerzo no vio acercarse al rubio que de inmediato se puso debajo de su brazo y lo levantó con facilidad. Sin ser un hombre realmente pesado ni fornido era fácilmente maniobrable cuando se le sujetaba. Una rápida mirada de agradecimiento, no solo por su ayuda si no por las palabras de aliento, le fue dirigida a su caballero aceptando su ayuda al apoyar su peso en su hombro y terminar de afirmarse con ambos pies. En vertical podía controlar mejor el dolor, su pierna en una posición normal al menos podía tener el apoyo natural y su músculo dañado no era forzado extra en una posición incómoda.

No tuvo tiempo a subir al caballo que el enemigo no perdió la oportunidad. Siendos demasiados como para detenerlos, los caballeros primero retrocedieron lo más que pudieron para retrasar la contensión y finalmente comenzaron a filtrarse enemigos a pie que fueron directo hacia los más expuestos. Quedarse sujetando al rubio iba a ser la muerte para ambos, solo lo entorpecería así que se sujetó a la silla de montar de su caballo para tener donde hacer equilibrio dejando al rubio libre - ¡No se preocupe por mí! ¡No permita que escapen, yo estaré bien! - dijo apresurado, aún con la voz teñida por el dolor de su lesión. Apoyando su peso en el pie sano se sujetaba de la montura pasando su brazo por sobre esta y sujetando las riendas, recordaba de su entenamiento con Eliwood de como utilizar a un caballo cuando había caído y no podía volver a montar, había sido casi que lo básico pues el pelirrojo, con mucha más experiencia, sabía que había más posibilidades de un novato de caerse que de mantenerse sobre el animal. Jaló de las riendas para que el caballo se moviese en circulo alrededor suyo, con su mano libre sujetaba su espada y usaba el animal para cuidar su espalda. Siendo una criatura viva y entenada, no se quedaría inmutable ante el peligro, los movimientos del caballo le indicarían si algún enemigo venía por su espalda, a parte que confiaba en el héroe de mucha más experiencia en mantenerse protegidas las retaguardias.

Al girar hacia el rubio vio como un gran número de emergidos lo rodeaban, e incluso los que estaban más cerca del príncipe preferían dirigirse al rubio que atacarlo a él quien claramente estaba más expuesto. Aprovechó la oportunidad para clavar su espada en la espalda de los que tenía más cerca, usando en todo momento su corcel como apoyo y hacerlo avanzar sobre los caídos para que aún quedaban con vida. Solo cuando vio un poco más despejado y el número de enemigos más controlable fue que tomó el tiempo para volver a su montura. Con una pierna herida tenía que valerse de la fuerza de sus brazos para subir y obviamente tardaría más de lo normal así que no habría podido hacerlo antes con seguridad. Impulsandose con un pequeño salto de su pierna sana y tensando sus brazos logró subir nuevamente. Sus ojos humedecidos por el latigueante dolor del músculo herido al ser estirado al estar sobre el caballo pero al relaar su postura lograr ignorar el dolor residual. Desde la altura de estar nuevamente sobre el caballo pudo ver que lo enemigos eran muchos menos de los que parecían, se habían concentrado contra ellos al intentar huír para reagruparse y siendo acorralados se habían vuelto aún más gresivos - ¡Ya no queda mucho! ¡No permitan que escapen! - un grupo de pegasos se mantenían sobre ellos y como aves de presa bajaban en picada sobre enemigos puntuales que encontraban de inmediato con una muerte brutal.


M a r t h
FichaCronologíaRelaciones ❝Lo lamento pero... no puedo permitirme una derrota.❞

Premios:






Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Great Lord | Pegasus Knight

Cargo :
Príncipe de Altea

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
esp. de acero [4]
Vulnerary [2]
lanza de bronce [2]
Espada de plata [5]
Llave maestra [1]
Gema de Chispas

Support :
Eliwood
Eugeo
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
630


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Eugeo el Dom Jul 01, 2018 7:56 am

En los primeros instantes del forcejeo, el caballero de Altea estaba claramente superado por el número de emergidos que lo rodearon. Ni siquiera tuvo tiempo a volver a montar en su caballo. Se vio obligado a mantenerse a la defensiva, usando su cuerpo y espada para evitar o bloquear la mayoría de los ataques, confiando en el grosor de su armadura para que absorbiese aquellos que llegaban con menos peligro. Trataba de contraatacar después de cada bloqueo, sin embargo, cada vez que un emergido retrocedía lo suplía uno que ya se había recuperado del embate anterior, haciendo imposible que el espadachín pudiera eliminar a ninguno más allá de encajar golpes o cortes menores. El frenético asedio duró unos veinte segundos antes de que el príncipe Marth llegara para socorrerlo.

Con una providencial estocada en la espalda a un combatiente, y el consecuente alivio de carga, liberaron a Eugeo de la coordinada estrategia ofensiva permitiéndole actuar de forma más agresiva. Había controlado su torrente de adrenalina para no obrar de forma imprudente en aquella delicada situación, sin embargo, ésta cambió cuando estaba respaldado por el Great Lord de Altea. Cuando el encadenamiento de golpes se vio interrumpido por la falta del emergido caído, el guerrero mitgardiano aprovechó el espacio para atacar al emergido que estaba a punto de recuperarse y seguir interrumpiendo la ofensiva emergida. Optó por un intercambio de golpes, confiando en que sus reflejos y armadura siempre le darían ventaja en aquella situación. Se abalanzó con un grito y gran brinco para, antes de que pudieran hacer nada, atravesar su vientre diagonalmente y terminar con su impía existencia.

Una sonrisa tensa se marcó en su rostro, esa que denotaba que cabía la satisfacción en la violencia que estaba desatando. Ahora que estaba peleando en igualdad de condiciones, disfrutaba del combate, al igual que sentía una profunda tranquilidad al comprobar que cada ser que vencía en sus embates era un peligro menos para la sociedad. Se recreaba en cada en cada estocada, encontrando más fuerza en éstas para seguir avasallando a sus enemigos sin piedad. Uno a uno los fue atravesando, golpeando o derribando, valiéndose de la inestimable ayuda de Marth y el resto de los caballeros para rematar a los que sobrevivían a su imparable brutalidad.

Fue cuando, eventualmente, una sensación en el ambiente consiguió erizar su piel. Las nubes se encapotaron de la nada y llevaron el campo de batalla a una penumbra considerable. La carga eléctrica del aire comenzó a incrementarse vertiginosamente. Eugeo detuvo su agresión para mirar alrededor suya, quería encontrar la fuente de ese poder mágico. Entre varias siluetas envueltas en togas estaba moviéndose uno cuyos ropajes denotaban más influencia y autoridad. Sin duda alguna, era el estratega de los emergidos, seguramente fue quien ordeno la desesperada retirada y estaba aprovechando el caos que desató para pasar desapercibido el tiempo necesario.

- “Está tratando de huir, entonces, por qué...” - Antes de que pudiera formularse la pregunta, el cielo se iluminó con un poderoso rayo que fue invocado por un grupo de tres conductores, su potencia en Mancomunidad fue de tal magnitud que afectó a varios hombres de la formación al mismo tiempo, salieron despedidos por la potencia del fenómeno natural. Pero eso no fue todo. Aprovechando la sobrecarga del suelo y el cielo, un cuarto mago más poderoso exteriorizó la electricidad para acalambrar a todos los presentes, aliados y enemigos por igual. Eugeo se vio absolutamente afectado debido a su armadura de cuerpo completo, sus capacidades de movimiento se vieron seriamente mermadas. Incluso las jinetes de pegaso sufrieron la descarga. El aturdimiento fue perfecto para que los cabecillas huyeran por el hueco que habían abierto, evitando fácilmente los intentos de intercepción gracias a que el conductor mantenía los efectos de la parálisis. - ¡Marth! - No hacía falta explicarle la situación, aún así, Eugeo lo alertó con aquél grito. El líder de los emergidos estaba huyendo.
Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Vanguard | Myrmidon

Cargo :
Caballero Real (Ejército de Altea)

Autoridad :
★★

Inventario :
Blue Rose Sword [3]
Elixir [1]
Lanza de madera [1]
Esp. de plata [3]
esp. de bronce [1]
Esp. de bronce [1]

Support :
Marth
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
152


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Marth el Dom Jul 01, 2018 4:49 pm

La batalla parecía que iba a ser ganada por el bando Alteano y serían incluso capaces de limpiar toda el área de emergidos si seguían así, la superioridad numérica así como el ataque sorpresa habían sido claves para el éxito arrebatador que estaban teniendo. Ya Eugeo estaba arrebazando casi que el solo con los enemigos presentes una vez que se había visto liberado del arrinconamiento ocacionado por su notoriedad, con algo más de espacio el héroe había comenzado a trabajar como un verdadero demonio, su espada no paraba de buscar la carne enemiga y a su paso iba dejando un camino de cuerpos agonizantes que rápidamente eran terminados por los demás caballeros antes que fuesen curados por otros emergidos o que atacasen a traición, tal como una serpiente decapitada.
Ahora que el príncipe se encontraba sobre su caballo volvía a tener la movilidad de siempre, aunque más precabido se mantuvo un tanto atrás del rubio. Las alertas no solo vinieron del héroe de Altea si no que de toda la guardia real que señalaron el techo encapotado y los gritos de alerta no tardaron en hacerse oir. La magoa de ánima era muy conocida en el territorio de Naga y también sus efectos, incluso para los que no eran usuarios mágicos, aquella manifestación era poco natural y no coincidía con el clima del lugar así que era por seguro fruto de algún mago con un poderoso tomo o un conjunto de magos.

No había mucho que se pudiese hacer con un ataque de ese estilo, no había forma de esquivarlo ni de cubrirse del mismo, no siendo en su mayoría caballería y los pocos clérigos que les acompañaban tenían ordenes explícitas de protegerse ellos mismos en caso de un ataque masivo o de ser alcanzados por el enemigo y después de que el peligro pasase, curar a los heridos. El impacto del primer ataque se extendió de hombre a hombre abarcando gran cantidad de soldados que se vieron afectados por la electricidad y las quemaduras que esta causaba, pero fue el ataque del cuarto mago que extendió la estática de la misma por un área mucho mayor llegando a afectar a toda la zona, eneigos y aliados por igual. El príncipe sintió la tensión y por un momento perdió control de su montura que se paró sobre sus patas traseras y avanzó de un salto al sentir la electricidad, el peliazul se sujetó tan fuerte como pudo para no volver a caer y apretó sus dientes tirando de las riendas para calmar a su caballo hasta que el efecto pasó - ¡Ya lo vimos! ¡Allí va el líder! - señaló con su espada temblorosa aún teniendo sus musculos acalambrados por la electricidad.

Las valkyrias se acercaron a la zona afectada por la electricidad y poniendo a trabajar de inmediato sus báculos aliviaban los dolores y heridas de los soldados que de inmediato comenzaron a seguir la formación para cerrar el paso al estratega que intentaba huír. El príncipe envió un grupo de caballeros a por los magos para evitar un segundo ataque similar mientras avanzaba directo hacia el líder y su guardia - ¡Cierren el perímetro! ¡Está intentando huír por el sur! -


M a r t h
FichaCronologíaRelaciones ❝Lo lamento pero... no puedo permitirme una derrota.❞

Premios:






Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Great Lord | Pegasus Knight

Cargo :
Príncipe de Altea

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
esp. de acero [4]
Vulnerary [2]
lanza de bronce [2]
Espada de plata [5]
Llave maestra [1]
Gema de Chispas

Support :
Eliwood
Eugeo
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
630


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Eugeo el Dom Jul 01, 2018 6:38 pm

Eugeo contempló con impotencia cómo los conductores mágicos se abrían un hueco sin que ninguno pudiera hacer nada realmente acertado para detenerlos. Los que estaban más cerca trataban de moverse pero sus cuerpos estaban demasiado electrificados como para que sus intentos lograran suponer un problema para los emergidos. Marth mandó a los caballeros que estaban menos afectados por la descarga para frenar su retirada mientras las valquirias del grupo se encargaban de curar a los paralizados, Eugeo incluido. Una corriente refrescante y de providencial alivio recorrió sus músculos y alivió la sobrecarga y el agotamiento que había acumulado en el transcurso del combate.

Tan pronto como pudo sostenerse de nuevo, se lanzó inmediatamente en dirección al líder emergido. Sin importar que su armadura lo agotara por su peso y no le proporcionase protección frente a los ataques mágicos. Su integridad importaba poco si el estratega se escapaba de nuevo, pues con su liderazgo más y más ataques con víctimas se producirían. La idea de tener la solución al alcance pero que se le pudiera escapar revivía un doloroso recuerdo de su pasado, consiguiendo que su sangre hirviera por el miedo de revivir una escena similar. - ¡AAAH! - En pocos segundos recorrió la distancia que le separaba de los hechiceros eléctricos, zafándose hábilmente de otros compañeros montados pasando por debajo de las patas de los animales. Salvaguardó el filo de su espada para evitar cortar por error a un aliado, y sólo fue cuando no quedaba nadie entre medias cuando la enarboló la punta directamente sobre los magos.

Pero el objetivo era el estratega que se refugiaba entre éstos.

Los caballeros hicieron una buena labor entreteniendo a los emergidos para que no pudieran conjurar de nuevo, sin embargo, el efecto de la carga estática aún era potente en el conductor mágico de mayor poder. Su piel se erizó nada más su cuerpo hizo contacto con la pantalla electrificada, pero antes de que su armadura volviera a darle otra descarga, se aseguró que la parálisis no pudiera detenerlo. Saltó en el momento que puso un pie dentro del campo estático, centrando todos sus esfuerzos en orientar el extremo de su espada en el pecho del invocador en el momento del aterrizaje. La diferencia de peso y fuerza fue determinante, al igual que la destreza del caballero en dar el golpe mortal aún sufriendo las dificultades locomotoras a las que se había expuesto. Ambos contendientes se precipitaron contra el suelo, aunque era el rubio el único que permanecía con vida. El campo estático se debilitó, eso facilitaría la labor de los demás compañeros.

Eugeo se estaba levantando cuando una potente descarga lo atravesó de lado a lado. Intimidados por la cercanía al estratega, los otros magos priorizaron el inmovilizarlo a defenderse de los otros caballeros en un acto desesperado de permitir la huida de su superior. Cambiaron ágilmente a tomos de corto alcance, invocaron chispas en sus dedos y rápidamente apuntaron sobre la coraza de colores plateados para dejarlo fulminado en el suelo. Se retorció de dolor, pero siguió intentando poner un pie sobre la tierra y seguir caminando. - No... - El estratega estaba al alcance de su mano, sin embargo, como pasó en el incidente del lago Verdane, la realidad se le escapaba de las manos.

Spoiler:
Arma empleada: Espada de plata
Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Vanguard | Myrmidon

Cargo :
Caballero Real (Ejército de Altea)

Autoridad :
★★

Inventario :
Blue Rose Sword [3]
Elixir [1]
Lanza de madera [1]
Esp. de plata [3]
esp. de bronce [1]
Esp. de bronce [1]

Support :
Marth
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
152


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Marth el Mar Jul 24, 2018 11:33 pm

La caballería actuaba con rapidez ante las ordenes del príncipe, poco a poco recuperaban su movilidad cuanto más brillaban los báculos de los clérigos repartidos entre ellos, los músculo aliviados por la curación de la magia de Naga reponía la fe y la energía en los soldados. No había casi caídos, solo los que eran muertos de inmediato en manos enemigas, pero aunque fuese aunque sea un hilo de vida, los clérigos saltaban a escena y conjuraban sin descanso hasta que cada herida fuese sanada. Era la promesa que el príncipe de Altea podía darle a sus hombres de que no se escatimaría en recursos de curación para ellos y aliados, era la garantía que la mayor cantidad de padres y esposos podían regresar a sus hogares después de las batallas. Los soldados a caballo se abrían en la formación para evitar peleas innecesarias y poder cerrar el paso hacia el sur donde el objetivo estaba intentando retirarse. El príncipe iba en la retaguardia de aquel avance, soldados y caballeros abriendo paso hacia el estratega.

La estática aún estaba en el aire y los caballos menos entrenados se asustaban haciéndose difícil a sus jinetes controlarlo, los emergidos intentaban hacer ventaja de esto mostrando nuevamente su capacidad para la estrategia comenzando a asustar a los animales golpeando sus escudos con sus armas. Un pequeño caos se ocasionó en el centro del ataque pero fue fácilmente sobrellevable por los Alteanos. Al momento que el héroe del país se adelantó recibiendo gritos de que esperase, que no se separase del grupo, pero la ceguera de la situación le hacía avanzar pese a las advertencias de sus compañeros que intentando protegerle, avanzaron aún más en la defensa que hacía el enemigo.

El ataque del rubio había sido un éxito, la estática se deshizo en el aire como si de cenizas esparcidas por el viento se tratase, los caballos retomaron un poco de calma y finalmente la defensa del estratega estaba abierta. Solo con un par de magos en pié ya estaba la victoria servida pero como buenos depredadores acorralados, los emergidos siguieron luchando aún con más fuerza que antes, atacando con más crueldad al causante de su destino. El príncipe se adelantó con su caballo hacia donde se encontraba el estratega, sin la estática en el aire no había mayor peligro para que todos se aproximasen seguidos de cerca por los clérigos. El peliazul llegó a ver el reflejo de luz de la electricidad y al rubio retorcerse de dolor, un escalofrío le recorrió y apretó sus dientes, recordaba los efectos de esa clase de hechizos a quemarropas, recordaba las quemaduras de sus manos que habían estado en contacto con la espada que había atraído el rayo en una campaña pasada - ¡Atiendan al caído! ¡AHORA! - gritó hacia un lado donde poco atrás le seguía una valkiria con su tomo de luz en la mano montando cercana al príncipe para protegerle y curarle en caso necesario. La orden había sido dada con tanta vehemencia que la ruda dama no se atrevió a desobedecer pese a que la salud del príncipe debía ser primordial y separándose de este acudió de inmediato al rubio con su báculo ya en sus manos.

El estratega enemigo se alejaba ya a pasos apresurados, uno de los magos le seguía escoltando mientras el otro se quedaba de sacrificio atrás conteniendo a quienes intentasen seguirlos, pero fue pronto que encontró la muerte en el filo de las armas de Naga. Al príncipe se le sumaron dos caballeros que le dieron alcance con sus caballos y cerrando la salida sur que perseguían los emergidos al sur finalmente fueron acorralados. A batalla fue corta, superándoles en número los soldados y el príncipe no tardaron en darle muerte al estratega y a su guardaespaldas y la victoria se hizo oír.

La victoria no venía automática al momento del último enemigo caído, la victoria se celebraría una vez que todos hubiesen regresado a la base. Los heridos fueron curados y se aseguraron que ningún aliado quedase atrás, incluso los muertos eran identificados y eran tomados de sus cuerpos efectos de valor para entregar a sus familiares, un anillo de bodas, un collar con alguna imagen pintada de un ser querido o en caso de no tenerlo, su espada y el escudo de Altea. Parecía una victoria grande, un gran numero de cuerpos enemigos tapizaban el piso del campo de batalla, pero en totalidad era solo un pequeño número de una plaga mucho mayor. Marth sabía que pese a la alegría de ese día, no podía bajar su guardia, había visto ya en numerosas ocasiones a los emergidos actuar con inteligencia humana y hasta parecían aprender de sus enemigos, cada vez estando más preparados frente a ellos. El futuro se veía difícil si no se erradicaba pronto ese problema.


M a r t h
FichaCronologíaRelaciones ❝Lo lamento pero... no puedo permitirme una derrota.❞

Premios:






Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Great Lord | Pegasus Knight

Cargo :
Príncipe de Altea

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
esp. de acero [4]
Vulnerary [2]
lanza de bronce [2]
Espada de plata [5]
Llave maestra [1]
Gema de Chispas

Support :
Eliwood
Eugeo
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
630


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Eliwood el Lun Jul 30, 2018 1:15 am

Tema cerrado. 80G a cada participante.

Eugeo ha gastado un uso de su espada de plata.
Marth ha gastado un uso de su espada de bronce.

Ambos obtienen +2 EXP. Eugeo obtiene +1 EXP adicional por efecto de Parangón.

Gracias al aumento de experiencia, la barra de ambos ha sido maximizada.

Eugeo puede ahora utilizar un Sello Maestro para cambiar su clase, desbloqueando e iniciando una ruta totalmente nueva.

Marth puede ahora utilizar un Sello Maestro para cambiar su clase, desbloqueando e iniciando una ruta totalmente nueva.


> Utilizar el Sello Maestro (ver las opciones de clase disponibles).
> No utilizar, conservar clase y nivel actual.

De utilizar el Sello Maestro y cambiar de clase, la barra de EXP será reiniciada y los temas de tipo social nuevamente otorgarán EXP. La especialización y skills actuales se mantendrán, no obstante, al obtener nuevos se optará para mantener un máximo constante de 6 skills y 2 especializaciones. El color representativo del personaje seguirá siendo el de su clase original. Las opciones de clase presentadas serán acordes al personaje en particular, sus acciones, historia, talentos y posibilidades.

Favor de responder seleccionando la decisión.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Marqués de Pherae

Autoridad :
★ ★ ★

Inventario :
Vulnerary [1]
Espada de acero [2]
Gema de Ascuas
Tónico de res. [1]
Tónico de def [1]
.

Support :
Marth
Lyndis
Nils

Especialización :

Experiencia :

Gold :
3248


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Marth el Lun Jul 30, 2018 10:56 am

> Utilizar el Sello Maestro


M a r t h
FichaCronologíaRelaciones ❝Lo lamento pero... no puedo permitirme una derrota.❞

Premios:






Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Great Lord | Pegasus Knight

Cargo :
Príncipe de Altea

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
esp. de acero [4]
Vulnerary [2]
lanza de bronce [2]
Espada de plata [5]
Llave maestra [1]
Gema de Chispas

Support :
Eliwood
Eugeo
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
630


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Eugeo el Lun Jul 30, 2018 8:07 pm

> Utilizar Sello Maestro
Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Vanguard | Myrmidon

Cargo :
Caballero Real (Ejército de Altea)

Autoridad :
★★

Inventario :
Blue Rose Sword [3]
Elixir [1]
Lanza de madera [1]
Esp. de plata [3]
esp. de bronce [1]
Esp. de bronce [1]

Support :
Marth
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
152


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Eliwood el Lun Jul 30, 2018 10:48 pm

- Class Change: Eugeo -

> Myrmidon. (Especialización: espada.)

> Fighter. (Especialización: hachas.)

> Soldier. (Especialización: lanza.)

> General. (Especialización: hacha, lanza o espada.)

> Cancelar cambio de clase.


- Class Change: Marth -

> Tactician. (Especialización: elegir arma física, tomos o báculos.)

> Myrmidon. (Especialización: espada.)

> Knight. (Especialización: lanza, espada, hacha o arco.)

> Pegasus Knight. (Especialización: lanza. Elegir este cambio de clase requiere inmediato rol para obtener la montura.)

> Cancelar cambio de clase.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Marqués de Pherae

Autoridad :
★ ★ ★

Inventario :
Vulnerary [1]
Espada de acero [2]
Gema de Ascuas
Tónico de res. [1]
Tónico de def [1]
.

Support :
Marth
Lyndis
Nils

Especialización :

Experiencia :

Gold :
3248


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Eugeo el Mar Jul 31, 2018 2:00 am

Elijo:

> Myrmidon. (Especialización: espada.)

Gracias de antemano
Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Vanguard | Myrmidon

Cargo :
Caballero Real (Ejército de Altea)

Autoridad :
★★

Inventario :
Blue Rose Sword [3]
Elixir [1]
Lanza de madera [1]
Esp. de plata [3]
esp. de bronce [1]
Esp. de bronce [1]

Support :
Marth
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
152


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Marth el Mar Jul 31, 2018 12:18 pm

> Pegasus Knight. (Especialización: lanza. Elegir este cambio de clase requiere inmediato rol para obtener la montura.)


M a r t h
FichaCronologíaRelaciones ❝Lo lamento pero... no puedo permitirme una derrota.❞

Premios:






Afiliación :
- ALTEA -

Clase :
Great Lord | Pegasus Knight

Cargo :
Príncipe de Altea

Autoridad :
★ ★ ★ ★

Inventario :
esp. de acero [4]
Vulnerary [2]
lanza de bronce [2]
Espada de plata [5]
Llave maestra [1]
Gema de Chispas

Support :
Eliwood
Eugeo
Artemis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
630


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Eliwood el Mar Jul 31, 2018 1:38 pm

- Class Change -

¡Eugeo ha iniciado la clase Myrmidon!

Todo tema con su clase y especializaciones anteriores podrá ser culminado con normalidad. No obstante, de ahora en adelante, todos los temas que sean abiertos deberán respetar estos cambios.

La barra de EXP es reseteada. Todo tipo de tema volverá a dar incrementos de EXP.

¡¡Felicitaciones!!


- Class Change -

¡Marth ha iniciado la clase Pegasus Knight!

¡Nueva especialización: lanzas!

Todo tema con su clase y especializaciones anteriores podrá ser culminado con normalidad. No obstante, de ahora en adelante, todos los temas que sean abiertos deberán respetar estos cambios.

La barra de EXP es reseteada. Todo tipo de tema volverá a dar incrementos de EXP.

¡¡Felicitaciones!!
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Marqués de Pherae

Autoridad :
★ ★ ★

Inventario :
Vulnerary [1]
Espada de acero [2]
Gema de Ascuas
Tónico de res. [1]
Tónico de def [1]
.

Support :
Marth
Lyndis
Nils

Especialización :

Experiencia :

Gold :
3248


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Crossing Field [Marth, Eugeo]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.