Hora en el foro


Síguenos
Conectarse

Recuperar mi contraseña

TWITTER
afiliados



Crear foro

[Social] [Flashback] Chase in Merchant Street [Priv. Izan]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Social] [Flashback] Chase in Merchant Street [Priv. Izan]

Mensaje por Selena el Jue Feb 15, 2018 8:42 pm

Durante lo que duró aquella memorable y cálida noche estival, cualquiera que se encontrase dentro de la muralla interior de la capital de Nohr podía escuchar con claridad el jolgorio bullicioso procedente de la plaza central de Windmire. Las sonoras carcajadas colmadas de regocijo de la muchedumbre, los gritos de mercaderes tratando de imponerse sobre la algarabía imperante para atraer clientes, el oportuno sonido de jarras de cerveza entrechocando entre sí, y las omnipresentes canciones y melodías de juglares y bardos inundaban las estrechas calles de una ciudad poco acostumbrada a presenciar festejos de naturaleza similar. La amplia avenida principal —que se abría a los pies de los altos muros del Castillo Krakenburg y terminaba frente a las grandes puertas de la capital— permanecía iluminada gracias a un incontable número de farolillos que, junto a hileras de banderines de todos los colores imaginables, decoraban las fachadas entramadas de los edificios del lugar. Vecinos y familiares se organizaban para preparar copiosas cenas al aire libre, cuando no acudían al mesón más cercano para tomar unas cuantas bebidas en compañía de amigos. Parecía como si, al menos por una noche, todas las preocupaciones que acuciaban a los habitantes de la capital hubiesen desaparecido disueltas en el ambiente jocoso y animado del inusual festival.

Selena ignoraba el motivo de la celebración, pero después de un tedioso y largo día de trabajo, no tuvo reparos en tomar su bolsa de monedas de inmediato y acudir al mercado de la feria con la intención de despejarse un poco. La joven no quería llamar la atención entre la multitud, por lo que había optado a vestir de paisana en vez de con su uniforme habitual. Los vestidos tradicionales de Nohr se le hacían engorrosos de llevar, así que en esa ocasión se encontraba ataviada con unos pantalones de cuero negro ceñidos, una holgada blusa de lino blanco y unas desgastadas botas marrones. En lugar de una espada afilada, de su cinturón colgaba su bolsa de monedas, mientras que su cabello color escarlata estaba recogido en una larga trenza en vez de en sus dos coletas características. No había nada en su atuendo que permitiese intuir su posición como una miembro de la guardia real del castillo, a excepción de un pequeño broche plateado con forma de estrella que llevaba enganchado en su camisa, y que era semejante a aquellos que portaban en sus chalecos los espadachines del ejército nohrio.

Me pregunto si los orfebres habrán traído hoy algo interesante… —pensó en voz alta mientras intentaba, con gran dificultad, avanzar a través del tumulto de plebeyos que abarrotaban una estrecha callejuela que daba a la plaza principal. Tampoco ayudaba el hecho de que estuviese cargando con pesadas cestas de mimbre repletas de alimentos y artilugios que había comprado casi sin darse cuenta, pero ya estaba acostumbrada a derrochar sus ahorros de manera indiscriminada cada vez que visitaba el mercado.

Windmire, capital de Nohr:

Afiliación :
- NOHR -

Clase :
Mercenary

Cargo :
Guardia Real (Ejército de Nohr)

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Espada de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
426


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] [Flashback] Chase in Merchant Street [Priv. Izan]

Mensaje por Izan el Sáb Feb 17, 2018 1:21 pm

Las festividades nocturnas de Nohr, si en las fiestas uno olvida sus problemas, esta es un ejemplo más que evidente, parece como si la ciudad mostrara la otra cara que normalmente oculta.  El incesante bullicio y flujo de gente por la ciudad, especialmente en la avenida principal, eran sonidos y vistas bastante alentadoras, con múltiples interpretaciones, claramente. Pasar un buen rato festejando con los amigos y la familia comendo y bebiendo sin parar, o también, una muy buena oportunidad de sacar tajada. Los comerciantes se situaban en donde más gente hubiera, exponiendo y vendiendo sus mercancías a velocidades desorbitadas, y a unos precios iguales de desorbitados, siendo sincero.

Y yo no era menos, había conseguido instalarme al comienzo de la avenida, relativamente cerca del castillo. Tenía en exposición unas cuantas obras hechas a mano: collares, brazaletes, anillo, y un largo etc. Algunos riesgos de vender en puntos y momentos como este es la creciente cantidad de ladrones que iban de ‘’caza’’ de lo más valioso de cada puesto. ¿Cómo evitar ese problema? Fácil, mostrar que un menda estaba bien preparado para cuando uno lo intentara…bueno, y el tener agilidad para manipular el dinero y demás.

Como dije antes, se vendieron con muchísima facilidad, y constantemente, en especial los adornos que tenían oro y/o oricalco, lo cual veía venir, siendo negro y dorado los colores más representativos del reino. Solo quedaba un brazalete de plata y granate (destacando sobre todo o segundo). Intentaba convencer a alguno que mostrase un mínimo de interés, pero se excusaban conque ese patrón de diseño y colores no era de su agrado, y alguno que otro por el precio (si, hasta yo intento salirme con la mía, y no sería la primera vez).

Mientras esperaba a algún, muy improbable comprador (por lo dicho antes), estaba pensando y haciendo cálculos de las ganancias de la noche, muchos de estos escapándose en forma de susurros que solo yo escuchaba, o al menos imagino eso.- ¿Será suficiente para todo el viaje? …espero no acabar en algún aprieto si me faltara…aunque lo dudo…un poco.- Con lo grande que es el mundo, dudar de que las ganancias de los últimos seis años no bastaran era inevitable. Para cuando pararon mis pensamientos, solo me quedaba observar mis alrededores, y seguir atento por si alguien intentaba robarme. El aburrimiento me podía a más observaba, anteriormente era una rutina estar sometido a este, pero después de las cosas por las que había pasado días antes, había dejado de serlo.*Quien bajo el laurel empieza a descansar…difícilmente se podrá levantar*. Pensé, en el sentido de que, lo que fue mi rutina, fue eclipsado por esas situaciones, no pudiendo volver a acostumbrarme a esta…al menos en un tiempo.
Afiliación :
- NOHR -

Clase :
Thief

Cargo :
Orfebre

Autoridad :

Inventario :
Dagas de bronce [2]
Vulnerary [3]
Dagas de bronce [2]
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1015


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] [Flashback] Chase in Merchant Street [Priv. Izan]

Mensaje por Selena el Mar Feb 20, 2018 9:10 pm

¡Permiso! ¡¡Perdón!! Ugh, ¡¿Queréis DEJARME pasar?!—exclamaba Selena exasperada mientras intentaba avanzar con empujones y a trompicones. Parecía mentira que esa estrecha avenida por la que estaba intentando transitar había permanecido prácticamente vacía esa misma mañana. Era como si, atraídos por el ambiente festivo de la noche, todos los habitantes de la capital hubiesen decidido salir a la calle al mismo tiempo para disfrutar de la anónima celebración. El tumulto de ciudadanos colapsaba también las principales arterias de Windmire, donde la atmósfera se hacía casi irrespirable debido al incontrolable ajetreo. Aquellos que vivían fuera de la muralla interior habían acudido esa noche a la plaza principal para festejar en compañía de amigos. Mientras tanto los guardias, conscientes de que la presencia de tantas personas en un mismo lugar constituía un caldo de cultivo perfecto para que los ladrones saliesen de sus escondrijos a cometer fechorías, vigilaban a la muchedumbre con mirada atenta y diligente.

La soldado al servicio de la princesa Camilla también mantenía el ojo avizor a pesar de no estar de servicio en esos momentos. No porque le importase defender a los ciudadanos de bien de los rufianes más codiciosos, sino porque quería evitar que le robasen su recién adquirida compra. En una de sus cestas llevaba una serie de alimentos —manzanas, mermelada y semillas de trigo, principalmente— a punto de caducar. Pese a que no tenía despensa ni cocina en su habitación, los había comprado porque el tendero decía que sus precios tenían un descuento. En la otra cesta, algo más pequeña que la primera, cargaba con una serie de amuletos y piedras que una anciana sospechosa le había vendido en un callejón mal iluminado. Se suponía que esos artefactos servían para dar buena suerte a sus propietarios, pero Selena se los había llevado todos porque sencillamente le parecían una monada. A pesar del gentío que abarrotaba la capital, muchos de los mercaderes reconocían su cabello escarlata y no dudaban en anunciar a pleno pulmón los productos que vendían con la esperanza de que Selena reparase en sus puestos. Aunque la muchacha no tuviese muchos ahorros, era de saber común para los tenderos más astutos que se trataba de una víctima fácil de engatusar, puesto que no tenía reparos en gastarse el salario de un mes en artículos que en realidad no necesitaba en absoluto.

Después de abrirse paso a codazos por la callejuela anterior, la mercenaria por fin llegó a su destino: la plaza principal de Windmire. Bajo la sombra tenebrosa de las murallas del castillo Krakenburg, decenas de tiendas se encontraban dispuestas por doquier. La joven se tomó su tiempo para pasear y comprar alrededor del mercado. Recorrió con curiosidad cada puesto hasta llegar a uno de orfebrería.

Oye tú, chico canijo —le espetó al dependiente sin miramientos—. ¿Qué es lo que vendes?
Afiliación :
- NOHR -

Clase :
Mercenary

Cargo :
Guardia Real (Ejército de Nohr)

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Espada de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
426


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] [Flashback] Chase in Merchant Street [Priv. Izan]

Mensaje por Izan el Miér Feb 28, 2018 4:19 pm

Segundos, minutos…no sé por cuanto rato, pero casi por inercia ya tenía la cabeza posada sobre mi diestra, intentando mantenerme consciente y en parte atento, aunque con los ojos casi cerrados.  El aburrimiento parecía que pasaba a ser sueño muy poco a poco, solo el escándalo de las voces de la plaza mitigaban ese efecto, las cuales elevaron su tono en sobremanera de forma repentina, despertándome del todo. Noté que los demás comerciantes empezaron a ‘’dejarse los pulmones ‘’ en llamar la atención. *Se estará acercando la hora de irse, o algo por el estilo, e intentarán dar un último empujón a las ventas…* Pensaba en mi cabeza esa posibilidad, tomando esta por cierta.

Para dejar de estar ‘’mente sopa’’ por más rato, empecé a repasar unas notas con diseños para otras piezas que quería preparar, era lo mejor que tenía en mano para ello (siempre manteniendo un ojo al brazalete por si intentaran robarlo). Y así, tranquilo, hasta que una voz se hizo de notar…y no de la mejor manera. –Oye tú, chico canijo. ¿Qué es lo que vendes?-   Cerré con fuerza el libro de notas y respiré hondo.*¿¿Canijo, en serio me llama eso la grandísima hija de…??* Y mi mente se paralizó al voltear la mirada y ver a la chica que estaba esperando mi respuesta. Me fijé en el color de su pelo, carmín oscuro…algunos vendedores hablaban de una chica con esos rasgos, una que pagaba de sobre manera (más bien, engañada) cualquier cosa que le interesara, o le hacían tener interés.  Pensé entonces que los gritos de antes de los comerciantes eran para atraer a la muchacha y rematar la noche con broche de oro, pero ya que la oportunidad la tengo yo…*¡¡Maldita sea!! De no ser cliente la mandaba ahora a seguir buscando a la otra punta de la ciudad…* Por mucho que fuera a ganar, no me gustaba la idea de comerciar con la chica, tenía mi orgullo…- Pues llegas en el momento justo.- Pero me tocó tragarme mi ira y lo otro por ahora, no merecía tanto la pena enfadarse …ya se me pasaría el cabreo interno con el rato, el beneficio duraría mucho más.

-Esta es la última obra que me queda: un brazalete de plata y granate hecho a mano.-Cogí el mismo para mostrárselo de cerca, y no pude evitar el comparar su color y brillo de cabello con el de los granates, al menos, de conseguir venderlo, tendría un buen uso. Otra cosa a la que no pude resistirme fue el observar, en medida de lo posible, el contenido de las dos cestas con las que cargaba la peliroja, en especial la de que tenía unos adornos muy extraños. Estos parecían de oro, pero al ver el brillo de esos…estaba por echarme la mano a la frente. * No me lo creo…la que se va a armar cuando se dé cuenta...*

-Estaba a punto de cerrar las ventas por hoy, así que…se lo rebajo un cuarto del precio original, así terminamos bien la noche, jeje.-Dije con, un ficticio, tono amigable. Solo mi palabra revelaba los precios, era una de las ventajas que tenía con clientes que no habían tratado conmigo aún. Seguiría vendiéndolo igualmente a un valor mayor al del planeado, iba a llevarme un buen pellizco para terminar, salía ganando, y en vengativa por lo que dijo antes, me sentía satisfecho.
Afiliación :
- NOHR -

Clase :
Thief

Cargo :
Orfebre

Autoridad :

Inventario :
Dagas de bronce [2]
Vulnerary [3]
Dagas de bronce [2]
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1015


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] [Flashback] Chase in Merchant Street [Priv. Izan]

Mensaje por Selena el Miér Mar 14, 2018 9:28 pm

A pesar de todos los indicios, Selena no reparó en que su inapropiado saludo había ofendido al joven mercader que tenía delante. Quizá llamar de buenas a primeras “canijo” a un perfecto desconocido no fuese la mejor manera de iniciar una conversación, pero tratar con personas no era su fuerte ni su propósito durante aquella velada. Tan solo quería ver qué tenía aquel muchacho que ofrecerle, por lo que incapaz de leer la tensión presente en el ambiente, se limitó a dejar las cestas en el suelo para pasar a apoyarse cómodamente sobre el expositor. Su mirada se posó enseguida en el objeto que el vendedor le estaba ofreciendo con fingida amabilidad. Se trataba de un brazalete de plata que tenía un granate incrustado en el medio, y aunque el diseño de la pieza de metal le parecía algo mediocre, tenía que reconocer que esa piedra roja tenía su encanto. Con uno de sus brazos descansando sobre la mesa de madera y el otro apoyado sobre su cintura, la mercenaria de cabello escarlata inclinó ligeramente su cuerpo para observar más de cerca el artículo, y sin pedir permiso a su propietario, se lo arrebató con brusquedad de las manos. Selena frunció el ceño mientras examinaba pensativa el brazalete, ajena a todo lo que acontecía a su alrededor. No le quedaba mucho dinero en su bolsa de monedas, y si de algo estaba convencida era de que no le llegaba para comprar una joya de plata. Estaba a punto de despedirse del joven mercader cuando éste mencionó su palabra preferida: “rebaja”. Los ojos de la soldado de Nohr se iluminaron al instante, y sin preguntar de antemano por el precio de la pieza de orfebrería, Selena dejó caer su bolsa entera de monedas de oro sobre el expositor.

¡Me lo llevo! —declaró en un tono de voz cortante y sin querer soltar el brazalete del que acababa de encapricharse. Había estado a punto de marcharse para visitar los demás puestos de la plaza principal, pero que el chico canijo hubiese decidido bajar de repente el precio del artículo lo cambiaba todo. Estaba convencida de que el dinero que acababa de pagar bastaba para adquirir una joya rebajada y de calidad similar en otros puestos de orfebrería, por lo que, sin esperar una respuesta de su interlocutor, recogió sus cestas y dio media vuelta para regresar al cuartel. “Debería sentirse agradecido. De no ser por mí, seguro que no habría conseguido vender este brazalete”, pensó para sus adentros sin darse cuenta de que un individuo encapuchado se le acercaba por la espalda con malas intenciones. No tuvo tiempo de defenderse o de prevenirlo, pero un abrir y cerrar de ojos, descubrió que su recién adquirido brazalete de plata ya no estaba en su cesta.

¡¿Pero qué…?!  —llegó a preguntar antes de reparar en que el ladrón encapuchado estaba huyendo en dirección a un callejón repleto de transeúntes—. ¡¡Devuélveme mi brazalete, asqueroso rufián!!

Sin querer perder más tiempo, la soldado dejó caer sus compras al suelo pavimentado y, a la vez que soltaba improperios e injurias al aire, salió corriendo detrás del criminal.
Afiliación :
- NOHR -

Clase :
Mercenary

Cargo :
Guardia Real (Ejército de Nohr)

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Espada de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
426


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] [Flashback] Chase in Merchant Street [Priv. Izan]

Mensaje por Izan el Miér Mar 21, 2018 5:17 pm

Mientras mostraba e imaginaba el juego que haría el brazalete con la chica (sinceramente, uno de mis soportes para no ‘’estallar’’), ella, sin aviso ni reparo (y aún menos, permiso), tomó este mismo, observándolo más de cerca, al mismo tiempo que se acomodaba de más.* Como Pedro por su casa…*. Pude ver en ella una mirada seria. *¿Qué tiene de malo el brazalete?* Me cuestioné, y lo observé con mayor detenimiento que antes…tenía la sensación de que me estaba percatando del desperfecto de este, pero había como una niebla en mis pensamientos (metafóricamente, la rabia acumulada no me dejaba pensar con toda la claridad que habría querido entonces).  Ni los entrenamientos fatigaban tanto como el esfuerzo mental que estaba ejerciendo para no dejar salir lo que pensaba y sentía. Al momento de nombrar el falso descuento, su rostro tomó otro cambio brusco, a uno con emoción en su mirada, y una respuesta inmediata de aceptación del trato. Dejó una bolsa llena de monedas de oro, una que, a la vista, podría contener aún más valor que el planeado para el brazalete, el engaño había salido mejor de lo esperado* Ahora veo por qué la conocen tanto…* -Me alegro de que sea de su agrado, le quedará genial.- Prácticamente la única idea sincera, y punto bueno de la situación, a parte de las ganancias.

Suspiré con fuerza para liberar tensión de mis adentros. A punto de coger la bolsa, una extraña figura pasó entre la mesa y la muchacha, y para mi sorpresa(o casi no tanto, no era la primera vez que me pasaba) me birló la bolsa con las monedas, y  a ella el brazalete…*Cálmate…cálmate… ¡¡Y un carajo que me voy a calmar!!* Ya está, el vaso se desbordó.

Se percató de como la chica empezó a perseguirlo, y por inercia, hice igual, dejando atrás un puesto ya vacío sin nada que ofrecer. - ¡¡Vuelve aquí maldito cabr…!!- ¿Empecé a dirigir toda la ira acumulada hacia él ladrón? Si, con la chica no podía por el ‘’trato mercante’’, y el ladrón no era cliente, más que me roben directamente me frustra...mucho…¡¡MUCHÍSIMO!!

La rabia estimulaba mis pensamientos, aunque no de la mejor manera, llegando a pensar que si la chica atrapaba al ladrón antes que él, se llevaría, tanto el brazalete como el dinero. Aceleré para ganar más distancia que la peliroja, serpenteaba las multitudes con bastante soltura. Dirigí una mirada atrás con ‘’aires de superioridad’’ a la muchacha, intentando dejar claro que YO lo atraparía. Me conformaría con solo recuperar la bolsa...pero en mi cabeza tenía la idea de que ella no haría igual, la avaricia y egoísmo de antes eran evidencias de ello, y deseaba estar equivocado…en parte.
Afiliación :
- NOHR -

Clase :
Thief

Cargo :
Orfebre

Autoridad :

Inventario :
Dagas de bronce [2]
Vulnerary [3]
Dagas de bronce [2]
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1015


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] [Flashback] Chase in Merchant Street [Priv. Izan]

Mensaje por Selena el Sáb Abr 07, 2018 7:16 pm

Selena notaba cómo una ira incontrolable bullía en su interior con fiereza. Hacía falta tener mucho valor para atreverse a robar a una guardia real del ejército de Nohr, o ser directamente un insensato sin aprecio alguno por la vida propia. Claro estaba que el ladrón no tenía modo de saber con quién se acababa de meter, pero la muchacha estaba dispuesta a corregir ese desafortunado detalle en cuanto le diese alcance. El rufián encapuchado, consciente de que estaba siendo perseguido, se movía deprisa a través de las animadas callejuelas de la capital con una agilidad inusitada. Trataba de aprovechar el ambiente festivo para mimetizarse entre la muchedumbre, con la esperanza de que tarde o temprano, la muchacha de cabello escarlata le perdiese de vista y se diese por vencida. Aunque por desgracia para él, Selena no estaba dispuesta a rendirse tan fácilmente. Con una mirada tan colérica que bastaba para que todo aquel que reparase en ella decidiese apartarse por mero instinto, la joven corría a través de las calles de Windmire con una única intención en mente. El ruido de las suelas de sus botas chocando con el suelo empedrado de las avenidas era ahogado constantemente por el bullicio que la rodeaba, mientras que sus ojos parecían estar clavados en la figura encapuchada que huía de ella.

“¡Me las vas a pagar caro, desgraciado!”, pensó a la vez que empujaba a un hombre borracho que se interponía en su camino. En verdad le importaba bien poco el destino del brazalete plateado, ya que le dolía más su orgullo herido que el hecho de que se lo hubiesen robado en sí. Por ese motivo no había titubeado a la hora de abandonar sus otras compras en la plaza de la ciudad. El dinero era algo trivial que podía recuperarse con relativa facilidad, pero lo que sí que no podía consentir era que se riesen de ella en la cara. Mas cuando Selena decidió apresurar aún más el paso para estrechar la distancia que la separaba del ladrón, reparó en que el orfebre canijo que le había vendido la joya se encontraba corriendo también detrás de ella. El muchacho tardó poco en alcanzarla, adelantándola con poco esfuerzo.

P-pero ¡¿qué haces, chico?! —le preguntó con una voz entrecortada que dejaba entrever que empezaba a cansarse. Pese a que la soldado estaba en plena forma física a la hora de blandir una espada, en realidad no estaba muy acostumbrada a perseguir en carrera a ladrones escurridizos. Era una fortuna que hubiese decidido vestir esa noche con atavíos que no limitasen sus movimientos, aunque aun así el otro joven se las había ingeniado para dejarla atrás. Selena pensó en proponerle que hicieran equipo para dar caza al rufián encapuchado, pero entonces reparó en que el orfebre la estaba mirando con aires de superioridad. Sus preguntas acerca del por qué el chico parecía tan o incluso más empeñado que ella en atrapar al ladrón desaparecieron casi al instante, y fueron sustituidas por algo radicalmente diferente.

¡¿Acaso piensas que eres más rápido que yo?! ¡¿Eh? —explotó mientras agitaba uno de sus brazos, notablemente enfurecida por la provocación del muchacho. Por un momento, se olvidó de su orgullo y del brazalete plateado robado—. ¡¡Pues que sepas que seré YO quien lo atrape!!
Afiliación :
- NOHR -

Clase :
Mercenary

Cargo :
Guardia Real (Ejército de Nohr)

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Espada de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
426


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] [Flashback] Chase in Merchant Street [Priv. Izan]

Mensaje por Izan el Vie Mayo 25, 2018 6:52 pm

La persecución iba tomando intensidad a más tiempo pasaba, vigilaba tanto a la chica como al bribón, ambos son ágiles, pero no más que yo. Pero la chica si tenía algo que me llamó la atención, era algo bruta, había apartado a un ebrio de su camino como si nada…al menos así me lo pareció. Aproveché la apertura que dejó para cruzar sin problemas y así alcanzarla.

Cuando pasé al lado de la pelirroja, pude ver su expresión de sorpresa, pero no presté la misma atención a lo que preguntó, a causa del escándalo, y de que no quería perder tampoco de vista al ladrón. Y ya por delante de ella, al instante de lanzar la mirada de advertencia, la respuesta que obtuve fue inesperada por dos factores: Que la llegara a escuchar a pesar del bullicio, y lo que ella expresó con tal. -¡¿Acaso piensas que eres más rápido que yo?! ¡¿Eh?! ¡¡Pues que sepas que seré YO quien lo atrape!!- *Pero… ¡¿Pero qué diantres ha entendido esta?! * No me cabía en la cabeza que entendiera mi ‘’señal’’ de esa manera, y más en una situación como esta, espera…igual así...-¡¡Tendrás que ADELANTARME para demostrarlo, así que, A SOÑAR TOCA!!- Tenía la oportunidad de ‘’vengarme ‘’ por llamarme canijo, y si lo atrapaba antes si frustración sería mayor al haberla superado, se me escapó una risa algo maliciosa al pensar aquello. Al menos algo bueno pude sacar de ello, no quería llevarse tanto el dinero como el brazalete, como hace un momento pensé, ’’perdí una molestia para obtener una ventaja’’, supongo.

Empecé a correr más deprisa entre la multitud sin quitar ojo del ladrón, solo reconocible por ser el único delante mía que corría. Al momento, salí de la marea de gente, y la persecución prosiguió hasta los callejones, en los que el espacio era mayor, comparado al que había antes en la avenida por el gentío. Me agarraba  a las esquinas al pasar para no perder velocidad, iba ganando cada vez más distancia, y pasaba a través de los callejones más estrechos sin problema alguno, ser pequeño tenía sus ventajas…*No me creo…que haya pensado eso…*No tenía suficiente atención para analizar mis propios pensamientos debido a la situación.

Al final, lo tenía, prácticamente, justo delante de mis narices. Hice un último esfuerzo para ponerme delante de él, tenía el brazalete en su mano zurda, y la bolsa con el dinero en uno de los bolsillos del mismo lado (la cual fue fácil de recuperar sin que se diera cuenta). No iba a poder frenarlo por la fuerza, al menos directamente, por lo que recurrí a hacerle la zancadilla para que  cayera. No me preocupé por la pieza, sabía que el bribón la intentaría proteger para que no se dañara, no querría ganar menos por una abolladura o unos rasguños, cada moneda importaba. En cuanto este cayó, pisé con fuerza la mano que tenía el brazalete, lo tomé, y estaba igual que cuando se lo llevó. Después de atar al ladrón por completo, levanté el tan polémico adorno, en sentido hacia la chica, indicando que lo cogiera…al menos eso quería expresar. Le tenía aún resentimiento a la chica por el trato anterior, pero ya hicimos el intercambio antes, y no quería más problemas ni más cosas que pensar, ya tenía suficiente con el cabreo y frustración que esta tendría. Ahora que recordaba...mis esperanzas de un momento de calma se esfumaron cuando recapacité en la provocación de antes, cruzaba los dedos para que viera el gesto como una especie de señal de tregua o de paz.
Afiliación :
- NOHR -

Clase :
Thief

Cargo :
Orfebre

Autoridad :

Inventario :
Dagas de bronce [2]
Vulnerary [3]
Dagas de bronce [2]
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1015


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] [Flashback] Chase in Merchant Street [Priv. Izan]

Mensaje por Selena el Lun Jul 09, 2018 10:05 am

La repentina réplica del joven orfebre le sentó como un balde de agua fría. Selena no estaba tan acostumbrada a que otros respondiesen sus desafíos con provocaciones en el mismo tono agresivo, por lo que algo confundida, sintió que se quedaba sin palabras a medida que la creciente distancia que la separaba del chico canijo empezaba a ser notable. “Pero ¿cómo se atreve a responderme de esa manera? ¡No PUEDO dejar que me gane!”, pensó la mercenaria de Nohr mientras apresuraba el paso para evitar quedarse muy atrás. En el proceso, no pudo evitar fruncir todavía más el ceño y proferir maldiciones inconexas dirigidas tanto al ladrón como a su rival en aquella inesperada persecución. La sola idea de perder ante el tendero rubio se le antojaba imposible de aceptar, y mucho menos se encontraba dispuesta a reconocer que en verdad el chico estaba demostrando ser un corredor muy ágil. A diferencia de ella, que tenía que verse obligada a empujar con torpeza a la muchedumbre para abrirse camino en la concurrida avenida, el orfebre conseguía escabullirse entre el gentío con la misma facilidad que el ladrón del brazalete. Semejante hecho bastaba para enfurecerla aún más si cabía, y le daba las fuerzas necesarias para seguir avanzando.

Sin embargo, tampoco podía eludir el hecho de que ella no era precisamente una atleta. Al contrario que otros soldados de la guardia real del castillo, odiaba sudar y pasar largas horas practicando con la espada. Únicamente cumplía con creces su rutina debido a su profundo sentido del deber y a su enfermiza obsesión por ser mejor que los demás. Pero aunque procurase entrenar su físico lo suficiente como para ser una vasalla de utilidad para la princesa Camilla, aquella persecución en verdad estaba empezando a cansarla. Su respiración era entrecortada y los músculos de sus piernas, sometidos a la tensión constante de la carrera, empezaban a dolerle un poco. Deseó poder detenerse a descansar un rato en un banco, mas era bien consciente que, de hacerlo, perdería a sus dos objetivos de vista para siempre. Fue entonces cuando reparó en un pequeño grupo de guardias que observaban confusos la situación. Sus uniformes delataban que formaban parte de la milicia encargada de patrullar las calles esa noche, y sus dubitativas mirabas estaban posadas en la entrada al laberinto de callejuelas por las que el orfebre y el ladrón se habían introducido tan solo instantes atrás.

Demonios… pero… ¿qué estáis haciendo ahí parados? —les preguntó jadeante y sintiéndose sin energías para gritar. A ojos de la patrulla de soldados, todo debía de haber sucedido tan deprisa que aún no sabían si abandonar sus puestos para perseguir a los dos sospechosos. Por ese motivo Selena decidió aprovechar su limitada autoridad como guardia real para darles una orden contundente.

¡Seguidme…! —gritó a la vez que entraba a los callejones. Pese a que vestía de paisano, los soldados supieron reconocer su cargo en el ejército gracias al broche plateado que llevaba en su blusa, y profiriendo un grito afirmativo, se unieron también a la persecución. No tardaron mucho en dar con el orfebre y el ladrón, encontrando al segundo atado y al primero con el brazalete en la mano. SU brazalete. La mercenaria nohria, apoyando las manos sobre sus rodillas, se detuvo un momento para tratar de recuperar el aliento.

¡Q-que sepas que solo me has ganado porque no estaba corriendo en serio…! —le espetó de repente, antes de avanzar a trompicones y arrebatarle con brusquedad la joya de las manos delante de la mirada atenta de los soldados que la acompañaban y que esperaban una orden.
Afiliación :
- NOHR -

Clase :
Mercenary

Cargo :
Guardia Real (Ejército de Nohr)

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Espada de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
426


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] [Flashback] Chase in Merchant Street [Priv. Izan]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.