Hora en el foro


Síguenos
Conectarse

Recuperar mi contraseña

TWITTER
afiliados


Project Fear.less

Crear foro

[Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Semiramis el Mar Nov 07, 2017 5:35 pm

Era curioso. Realmente curioso. Había pasado de un lugar en el cual la habían rechazado por sus alargadas orejas, signo claro de la descendencia impura por la unión de laguz y humano, a solo ser vista con cierto aire de sospecha.

Había aprendido pero, que mintiendo un poco y decir que era una fiel seguidora de Naga, con quién probablemente compartía raza, era suficiente como para hacerles cambiar su forma de verla a una más reverenciosa, cosa que, a ella realmente le agradaba. No el hecho de hacerse pasar por una manakete, o que la confundieran con una emisaria del Manakete sagrado Naga, sino más bien ser reverenciada y que la saludaran con una ligera inclinación de cabeza mientras avanzaba.

Espalda recta, manos reunidas sobre el regazo en silenciosa plegaria, barbilla en alto y una agradable y tranquila sonrisa en los labios. ¿Quién podría dudar de alguien así? ¿Quién pudiera ver el verdadero matiz de su alma, oscuro como la propia noche sin luna? Dudaba que existiese una persona capaz y de esa creencia sacaba también su fuerza y orgullo.

Pero ¿qué podía decir de ese lugar? Escuela de Naga, algo parecido al orfanato de Plegia, el lugar donde había aprendido a ser lo que era. ¿Quizás si la suerte hubiese querido otro destino para ella podría haber terminado allí? ¿Aprendiendo magia de luz y el amor al prójimo? Lo dudaba; ella estaba destinada a caminar en la sombra, a engañar.

Giró por la derecha, sin desviar su atención del amplio y limpio pasillo iluminado que la llevaría, eventualmente, a algún lugar. Porque sí, a pesar de que ella estuviese sonriendo, moviéndose como quién bien sabe donde ir, la verdad era que no tenía idea y de preguntarle, tampoco problema en admitir su despiste, porque, vaya, por Naga, estaba perdida.

Pero su suerte pareció destinada a cambiar; al frente, una enorme puerta de madera, bellamente adornada con inscritos de antaño. ¿Qué sería? Atrevió a extender una mano al frente y empujar con cuidado la puerta que fácilmente se movió y dejó al descubierto una sala repleta de libros a un lado y otro. Más allá de los libros, solo una estatua blanca, en honor a Naga adornaba el centro de la sala.

Honestamente sorprendida, avanzó en silencio hacia la estatua, miró a un lado y otro con atención. ¿Sería posible que no hubiese ni un alma viva en aquella sala enorme de lectura? ¿Quizás perdidos entre estanterías y estanterías? Estuvo tentada a dar media vuelta y alejarse si no fuese porque algo captó su atención por el rabillo del ojo. Más allá, apilados sobre un escritorio varios libros tenían portadas que nunca antes había visto.

Empujada por la curiosidad se acercó, ignorando que sus pasos resonaran sobre el suelo tan limpio que casi reflejaba su figura. Tomó con cuidado uno de los libros, logrando divisar, probablemente, lo que sería el símbolo de la luz. Se movió, dispuesta a dar media vuelta, eventualmente su falda tocó los libros restantes y los tiró al suelo. El resonar de algo caer llenó la silenciosa biblioteca y sus orejas se movieron por inercia, encorvó los hombros, atenta.

Ups ~ —¡Era culpable, era culpable! ¡Vaya error el suyo!— Por favor, hagan caso omiso de mi despiste~ Naga me perdone —¡Grima salve su alma! ¡Herejía!

Apariencia de Semi:

Afiliación :
- PLEGIA -

Clase :
Tactician

Cargo :
Espía

Autoridad :

Inventario :
Tomo de Ruina [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
251


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Luzrov Rulay el Mar Nov 07, 2017 6:44 pm

El viajar fuera de Elibe no estaba dentro de sus planes. De echo,desde que había decidido acompañar a Lyndis, había creído que permanecería junto a ella en Caelin,viajando como mucho a través de su país natal. Después de todo debido a la situación del marquesado, la necesidad de reconstruir lo que los emergidos habían derrumbado, era de esperarse que la heredera al mismo permaneciese en el. Ayudando. Y Luz junto con ella.

Pero Lyn era la heredera del marques,tenia nuevas responsabilidades no solo para con Caelin si no para con toda Lycia. Caelin no era el único lugar donde le necesitaban, su abuelo no era el único que la necesitaba. Por ello habían acabado ambos allí,en el continente de Akaenia. En las tierras de Altea.

El había decidido acompañarla en su viaje, aunque con la compañía que la mujer tendría ni siquiera era necesario su escolta. De echo su primera idea fue el permanecer el Lycia ayudando en el lugar en la ausencia de Lyn. Mas un pedido del marques,a espaldas de su nieta, le hizo viajar con ella. Le acompaño hasta las costas de Altea,donde se separaron. Lyn para cumplir lo pactado con los otros nobles. Luz para cumplir el pedido del anciano marques, el vender algunas viejas reliquias de Caelin en el otro continente,donde seguramente se revalorizarían. Conseguir financiación para reconstruir sus hogares. Acepto la tarea con gusto.

Su intención era cumplir con el recado lo antes posible, volver a Lycia lo mas rápido que pudiese y seguir asistiendo a las gentes de Caelin. Pero ya que había realizado un viaje tan largo decidió aprovechar y darle cierto uso mas personal.

Se había despedido de Lyn en una de las islas que conformaban el país. Y su intención era viajar entre las islas buscando el sitio adecuado para realizar sus negocios. Acudiendo al continente solo de ser necesario, y si se daba el caso, desde el mismo ir a Ylisse y probar suerte allí.

En una de las ciudades de una de las islas,paseando por el lugar y examinandos sus alrededores ,escucho sobre la escuela de Naga. No era creyente de dicha deidad,después de todo formaba parte de la iglesia de la Santa Elimine.Y ni siquiera consideraba a Elimine una santa,si no una simple mujer de gran poder y con unos principios y enseñanzas dignos de seguir y de predicar. Pero dicho lugar parecía ser no solo un lugar de culto ,si no una biblioteca, un lugar sobre estudiar sobre magia. Y allí estaba la parte personal del viaje. La magia.

Habia descubierto no mucho tiempo atrás que era capaz de manipular la magia de luz. El tomo le había sido regalado casi por casualidad, las circunstancias habían echo que tratase de probar un poder que creía que no le obedecería, pues sus padres portadores de tal magia le habían enseñado lo básico sobre la misma de niño. A una edad que no fue capaz de conjurar nada, a una edad en la que las enseñanzas habían sido pocas y estaban casi olvidadas. Pues aquello que no se recuerda y no se aplica se olvida con el tiempo.

Habia intentado aprender algo mas por su cuenta, había intentado encontrar en Caelin una manera de entender aun mas su magia,para poder tener control sobre ella. Para que fuese algo mas que la suerte del momento.... Suerte... el no tenia de eso, y sus estudios no habían sido tan beneficiosos como el esperaba.

Por eso dicho lugar le llamo la atención. Una oportunidad para aprender aquello que sabia que en un futuro,seguramente no muy lejano, necesitaría. Una breve parada en el camino.

Entro al lugar con una suave sonrisa plasmada en sus labios. Una vestido blanco ,que se asemejaba mas a una túnica que a un vestido, de mangas largas y anchas. Con detalles azulados en el borde de las mangas,en su cintura, en la parte baja del vestido que casi rozaba el suelo. El cabello suelto cubriendo su espalda, de un color casi tan claro como el vestido, tapando con el la bolsa de tela que llevaba a la espalda con algunos de sus objetos personales,el resto había quedado en la posada. Su báculo,somo siempre,en sus manos enguantadas. No es que le agradase llevar ropa femenina, pero la había comenzado a llevar desde que se unió a Lyn, desde que por motivos personales en algunas ocasiones era mas beneficioso que le confundiesen con una mujer. Por mas que odiase aquello.

Entro en el lugar y tras comprobar que el interior del mismo era mas grande de lo esperado y de que se perdería sin saber nada de la escuela ,pregunto a una de los sacerdotes de Naga. Pregunto por la biblioteca,pues no deseaba molestar a nadie en sus quehaceres y el investigar por su cuenta parecía la mejor opción de ello. Le acompañaron hasta la biblioteca,dejandole solo en la entrada de la misma.

Agradeció y se introdujo en el lugar,quedando maravillado ante la cantidad de volúmenes que allí se apilaban,nada que ver con los lugares en los que había estado hasta el momento. Se acerco a la estantería mas cercana. Apoyo la mano sobre el lomo de los libros,acariciando el mismo con la punta de sus dedos,comenzando a leer los títulos. Y antes de que ninguno llamase la atención un sonido le sobresalto. No había sido fuerte,pero si llamaba la atención en el silencio del lugar. Tras el golpe, una voz femenina.

Se giro,buscando el origen del sonido. Lo encontró,junto a uno de los escritorios. Una figura junto al mismo. Libros en el suelo. Se acerco en silencio,con una sonrisa en el rostro, y se agacho. Tomando un par de libros entre sus brazos.

-Un despiste lo tiene cualquiera.

Murmuro con tono suave. Levantándose y clavando sus ojos violetas en la figura de cabellos oscuros y extrañas orejas. Le sonrió aun mas. Levanto un poco los libros en sus brazos,solo un poquito,señalando los mismo

-Los dejo sobre la mesa?
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Semiramis el Mar Nov 07, 2017 7:21 pm

Espero ser ignorada, como solía suceder en ese tipo de ocasiones. Esperaba que susurraran cosas dañinas en su contra, esperaba que la oscuridad volviese a tragar su alma. Pero no fue así, escuchó una voz suave dirigirse a ella, perdonarla. Sus orejas volvieron a moverse suavemente, levantó su mirada hacia arriba.

Permaneció en silencio. Estaba segura que había notado sus orejas. ¿Pero le había sonreído? ¿No se había sorprendido o asustado? Parpadeó, sinceramente sorprendida— Por favor —Asintió ante su propuesta. Bajó la mirada de nuevo al suelo y tomando los libros que quedaban cerca suya se levantó también— Gracias.

Agradecer, a pesar de que para muchos era algo normal, sonó extraño al escucharse a si misma decirlo. ¿Gracias? ¿Qué estaba agradeciendo? ¿Su ayuda? ¿El ser tratada de aquella forma tan amistosa? Oh, no. Estaba agradeciendo para no llamar la atención, para no ser extraña, diferente de los demás, o eso se obligó a creer. Como siempre, era como siempre, no tenía por que ser diferente aquella situación.

Con libros en brazos, avanzó unos pasos hacia la mesa y los dejó, cuidadosa, en ella, no quería que volviesen a caer— Solo me parecieron curiosos... —Se maldijo a si misma por sonar como si intentara dar una excusa. Dejó fija la mirada en las cubiertas unos segundos de más antes de retroceder un paso, esta vez cuidando de no hacer caer nada más.

¡Semiramis, compórtate!

Ante... ¿Ella? Ladeó suave su cabeza hacia un costado, el largo y oscuro cabello cayó por sus hombros y lo ignoró deliberadamente— Usted... —Calló, sonrió abiertamente y dio un pasito al frente, se inclinó hacia ella y, posando una mano a un lado de sus labios para posibles curiosos se atrevió a preguntar— ¿Es una mujer quizás? —Sonara como sonara. Si era una mujer, era una mujer plana, si era un hombre, era un hombre extraño.

Retrocedió y le obsequió una amistosa sonrisa de oreja a oreja. Volvió a su sitio, su mano aún apoyada sobre uno de aquellos tomos que anteriormente había dejado caer. ¿Quizás su pregunta había sonado descortés? Debía de haberlo hecho ¿Cierto? Pero... Si bien parecía saber, Semiramis no era de hecho una maestra en lo que pudiese ser considerado descortés o no y...

¡Oh bueno! Realmente tenía cierta curiosidad.
Afiliación :
- PLEGIA -

Clase :
Tactician

Cargo :
Espía

Autoridad :

Inventario :
Tomo de Ruina [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
251


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Luzrov Rulay el Sáb Nov 11, 2017 11:05 am

Curioso. Era cierto que parte de la anatomía ajena destacaba.Sus orejas siendo mucho mas grandes que las de un humano medio, acabadas en punta forma que tampoco era usual. Pero no era eso lo que por un instante llamo la atención del clérigo. Después de todo podría tratarse de una característica física de alguna otra raza, algo común en los suyos. Luz acababa de viajar fuera de su continente por primera vez, no había forma para el de saber si aquello era común o no solo porque hasta ese momento no se hubiese encontrado con nadie así. Pero no era eso... Era el ligero movimiento que habían hecho las orejas ajenas, una parte del cuerpo que usualmente no solía moverse, era... como podía describirlo? Le parecía sumamente expresivo. Y de alguna manera esa idea hacia que le resultase tierno el ver como las orejas de la mujer parecían actuar por voluntad propia,expresándose de forma leve y sutil.

Dejando ese pensamiento de lado, pues puede que resultase ofensivo opinar sobre las características de otro ser que no conocía, dejo los libros sobre la mesa. Con cuidado depositandolos en el lugar que según acababan de confirmarle pertenecía.

-De nada.

Respondió con suavidad y una sonrisa mientras observaba como la mujer levantaba el resto de libros del suelo,quedando el mismo ya libre de ellos.

Desvió un momento la mirada a la portada de los libros sobre la mesa,reconociendo por un instante el símbolo sobre la portada del libro en la parte superior. Sabia que lo conocía porque lo había visto en mas de una ocasión en Altea,sobre todo en ese lugar... pero era nuevo para el...Seria,el símbolo de Naga?

-Si te parecieron curiosos es una lastima que no tomes alguno... Es normal que los libros se caigan, si están apilados en grandes cantidades con un mínimo movimiento que los desequilibre es suficiente para hacerlos caer. Lo mismo si están apilados de forma descuidada...

Comento de forma casual. Recordando como en su juventud por intentar ordenar algunas estanterías de forma apresurada había acabado con libros de mas en los brazos... Y como estos habían caído de los mismos de forma inevitable.

Al ver que de alguna forma era llamado desvió su atención de los libros,volviéndola una vez mas a la mujer a su lado, la sonrisa en sus labios sin abandonarlo ni una vez. Observo los movimientos ajenos con curiosidad,dejando que se acercasen a el y se inclinasen.Sin saber lo que ella planeaba hacer y a la espera de su siguiente paso.

La pregunta fue del todo inesperada.Estaba acostumbrado a que confundiesen su genero, siendo tristemente ya algo común incluso antes de que decidiera tomar dichos atuendos. Pero nunca se lo habían preguntado,cuestionado de forma tan abierta.No desde que había decidido tomar esas prendas,no solo porque eran las que se le habían otorgado por error si no también por el bien de poder permanecer con aquel al que amaba.

Agacho la cabeza para ocultar el enorme sonrojo que ahora bañaban sus pálidas mejillas,avergonzado.Su mano libre tomo entre sus dedos la tela de la falda de su traje y la apretó entre ellos,su otra mano apretando el báculo que sujetaba. Se mordió el labio inferior mientras pensaba en su respuesta. No quería mentir,el no mentía,nunca lo había echo. Ya el solo echo de no corregir los malentendidos le hacia sentirse horrible y eso ni siquiera era mentir. Pero... Tampoco podía desvelarle realmente que no lo era,no quería causarle problemas a nadie,no quería ser malinterpretado , no quería lidiar con las consecuencias que el desvelar aquello en ese lugar podría traer,ni pensar realmente en ellas.... Pero....

-Es complicado.... Muy complicado....

Murmuro en voz baja casi para el. Antes de,con mucho nerviosismo y cierta timidez hacer un leve gesto con su cabeza. Negandolo de forma muy muy sutil. La cabeza aun agachada ,las mejillas sonrojadas.

Después de todo no había podido mentir...
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Semiramis el Sáb Nov 11, 2017 7:19 pm

Le escuchó con más atención de la que jamás le dignaría a una persona. Pero era extraño, tan misterioso para un ser tan oscuro como ella. Ante sus ojos, que ya habían visto muchas atrocidades, la inevitable pregunta de: "¿Sabrá lo que es sufrir?" Cruzó por su mente como un rayo.

Admitió que la reacción de ella, que suponía ser un él, la sorprendió bastante. Lo veía, solo vagamente, pero era capaz de percibir el rubor en sus pálidas mejillas, quizás pronunciadas más por la blanca tez de su piel. Las rayas del vestido al ser apretado, la inseguridad en su aire. ¿Tan complicado era decir sí o no?

Hum... —Murmuró, esperando que el otro entendiese su murmullo como una callada animación a que siguiese hablando y revelara la verdad. Y al final, incluso su estropeado corazón se retorció de ternura ante el negar suave del otro. Sonrió abiertamente, ocultando sus labios con un gesto de la mano, quizás algo un poco inapropiado por lo que intentaba fingir ser.

¡Oh, cariño! Puedes confiar en mi~ —Avanzó unos pasos, apoyó una mano en el hombro de él y lo rodeó, quedando a sus espaldas, apoyó la otra mano sobre su otro hombro y se inclinó un poco para poder acercar su rostro al contrario— Si prefieres mantener eso como un secreto, te lo guardaré hasta mi último aliento. No ganaría nada haciéndolo de todas formas —No mentía. Más allá de su sagrado deber, tenía sus propias libertades.

Le soltó, dio un paso hacia atrás y volvió a rodearlo, quedando nuevamente ante él— Pero que descortés —Sonrió, suave y levantó una mano hacia su pecho— mi nombre es Semiramis. Puedes llamarme Semi, o Sumi, como prefieras. Es más simple, más corto que mi nombre completo —Miró hacia los libros en la mesa, nuevamente hacia el muchacho.

En realidad sentía curiosidad por este símbolo... —Se atrevió en un final a pronunciar. Quizás hasta le serviría para descubrir algo. Con la yema de sus dedos rozó de nuevo el símbolo sobre uno de los libros apilados— ¿Será luz? ¿O un símbolo de Naga? —Giró de nuevo su atención hacia el de cabellera celeste, un curioso y agradable color— ¿Buscabas algo en concreto?
Afiliación :
- PLEGIA -

Clase :
Tactician

Cargo :
Espía

Autoridad :

Inventario :
Tomo de Ruina [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
251


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Luzrov Rulay el Dom Nov 12, 2017 3:13 pm

No deberían importarle las opiniones ajenas,lo que los demás creyesen de el. No. No era algo que debía afectarle.Pasase lo que pasase el iba a continuar avanzando,iba a seguir por el camino que había elegido y cumplir tanto con el deber que le había sido confiado como con la misión que se auto impuso de niño. La de ayudar a todo aquel que lo necesitase. Llevaba años siendo despreciado,odiado y llevado de un lugar a otro solo para no tener que lidiar con el,siendo abandonado en otra parroquia para que otros se encargasen del problema. Siendo el odio hacia su persona ya algo común. Y aun así había continuado siendo el mismo, pasara lo que pasara.

Por primera vez en años tenia la esperanza de que el lugar en el que se encontraba ahora seria su hogar,tal vez no para siempre pero si durante una larga temporada. Tal vez porque por una vez había decidido seguir a una persona, y no seguir a una iglesia que parecía odiarle. Todo iba bien...

Y sin embargo..Porque estaba tan nervioso? Porque sentía una angustia dentro de su pecho,una opresión dolorosa... miedo acaso? No le había importado nunca la opinión de los demás,pero era la primera vez que le declaraba a alguien su genero vestido con atuendos femeninos. Seria aquello? Lo nuevo de la situación? El temor a lo desconocido?

Soltó un suspiro que no sabia que estaba conteniendo al mismo tiempo que dejaba de morder sus labios.Sonriendo de nuevo ante las palabras ajenas. No había odio, ni disgusto,ni asco... Solo palabras amables,manos reconfortantes sobre sus hombros y la suave promesa de mantener silencio . Se sintió mal por un momento de creer que lo que estaba lleno de bondad y positivismo iba a ser alguna reacción negativa. Pero ni incluso ese malestar para consigo mismo evito que aumentase la sonrisa en sus labios y siguiese con su mirada,la cual ya había elevado del suelo,a la mujer.

-Gracias...

Agradeció con cierta ternura impregnada en sus palabras.

Cierto,el tampoco se había presentado.Deja escapar una suave risa entre sus labios ante la presentación de la mujer. Sumi,Semi... era como el,quien también acortaba su propio nombre.

-Creo que ambos hemos sido un poco descorteses... Encantado de conocerla Semi. Mi nombre es Luzrov Rulay. Aunque solo Luz esta bien...

Desvió la vista hacia el libro,hacia el símbolo sobre el. Buscando lo que despertaba la curiosidad de la mujer,aunque ya sabia lo que era pues lo había estado observando el mismo con anterioridad. Dio un pasito para acercarse un poco mas,a la mujer,al libro.

-Buscaba información sobre la magia de luz... O sobre magia en general... Acaba de descubrir que soy capaz de invocar la misma,pero no tengo conocimientos ni habilidad como para poder controlarlo a mi antojo... ni siquiera para considerar un mago... Es algo triste pero... mis poderes y conocimientos se limitan a los poderes de sanación... Todo lo demás es nuevo para mi.

Tal vez no era necesario dar tanto detalle. Tal vez con decir que buscaba sobre magia de luz era suficiente. Pero aun así se sentía correcto explicar el porque deseaba dicho conocimiento,el compartir con alguien cual era el objetivo indirecto de su viaje a dicho continente. No sentía que hubiese hablado de mas,aunque realmente lo hubiera echo.

-Creo que es el símbolo de Naga, no estoy totalmente seguro de ello pero... creo que lo es. Pero eso no significa que no sea el símbolo de la luz,al menos en Akaenia. Tanto la magia de sanación como la magia de luz son artes y conocimientos muy ligados a la fe. Por eso los usuarios de la misma son en su mayoría miembros del clero o gente que perteneció al mismo en algún momento... Siendo así es normal que el símbolo de la luz y el de la deidad que representan la misma coincidan o sean similares.... Por eso no puedo asegurar que este símbolo pertenezca solo a Naga o a ambas cosas. Supongo que la mejor forma de descubrirlo seria echarle un vistazo al libro. Aunque teniendo en cuenta lo vinculados que están ambos conceptos puede que ni aun así encontremos la respuesta...
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Semiramis el Dom Nov 12, 2017 5:34 pm

Sonrió abiertamente al escuchar su nombre acortado pronunciado por labios del muchacho. Quizás sería tan amable y le dejaría solo a él llamarla de aquella forma por el momento, de todas formas no habría quién más hacerlo. Tampoco tenía por qué saber que ella seguía al dragón oscuro cuando estaba en tierras de la luz. Jugaría un rato, de todas formas tenía libertad de hacerlo.

Luz. Que lindo. Oh, por favor, Luz, tutéame, yo también lo haré —Con el gesto de la mano le quitó importancia al asunto. Estaban ambos buscando algo ¿Por qué molestarse en mantener cierto grado de respeto cuando en realidad no era necesario?

Sobretodo Luz, vaya ironía con aquél nombre, ese muchacho irradiaba solo luz, no había forma de que fuese más acertado. Que estuviese al lado suyo, una creyente de El Eterno pero, era otra cosa a parte, que en aquél preciso instante no importaba más que como él se llamara o ella misma.

Dejó que se acercara, juntó ambas manos sobre su regazo y permaneció en silencio, escuchándolo. Así que poderes de sanación... ¿Eh? Había escuchado hablar de tales personas, pero jamás había visto una de ellas en Plegia, de hecho, siquiera había visto muchos laguz, o alguien como ella, de rasgos tan extraños.

Negó con la cabeza— No es triste. Es impresionante que puedas usar poderes de sanación y todos tienen un principio ¿No? Nadie nace siendo un profesor... —Era cosas que había ido aprendiendo, que a los demás les gustaba escuchar.

Imagino que deba ser algo así como... Una bendición de Naga que puedas usar magia como lo es la luz... Además, tu nombre es Luzrov... —Calló un momento, extendió una mano y tomó el libro con cuidado, abriéndolo por una página cualquiera.

¿Cómo habría sido su vida de ser capaz de usar magia de luz o incluso se sanación? ¿Habría sido más apreciada? Probablemente en un lugar como Plegia no, pero, para ella, ser aceptada ya era algo realmente bueno. Pasó una página más, su atención fija en las letras, totalmente diferente el texto a su libro de magia arcana.

Le extendió el libro con calma al otro, sonriendo con ternura— Quizás entiendas más que yo —Ella y la luz... Bueno, no eran compatibles en realidad, después de todo, dadas las circunstancias, era hasta lógico— Dijiste que no sabes manejar la magia como te gustaría...¿Cierto? —¿Qué ganaría ayudándolo? Nada, y aún así, no dudó al hablar—¿Que me dices de entrenar tu nueva magia conmigo?

Dio un paso hacia atrás, señaló hacia los libros allí presentes—Quizás sirvan como teoría, pero la mejor forma de entender algo es mediante la práctica. O eso creo —Ladeó suave su rostro hacia un lado, ensanchando poco su sonrisa—Yo también soy, lo que podríamos llamar una maga —De oscuridad, pero una maga a fin de cuentas.
Afiliación :
- PLEGIA -

Clase :
Tactician

Cargo :
Espía

Autoridad :

Inventario :
Tomo de Ruina [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
251


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Luzrov Rulay el Lun Nov 13, 2017 5:57 pm

Era cierto que nadie nacía sabiendo. Que todo hasta la tarea mas trivial requería de un proceso de aprendizaje,de practica para alcanzar la perfección. Que no supiera era normal,era consciente de ello... y aun así algo dentro suyo no le permitía aceptarlo como lo común. Le provocaba tristeza el ser consciente de que tenia un poder que no entendía, y que por no entenderlo era incapaz de controlarlo a su antojo,de usarlo como correspondía.

Tal vez si no hubiese descubierto que era capaz de hacerlo no tendría dicha idea clavada en su mente y en su corazón, siempre había considerado sus poderes débiles,insuficientes,estaba acostumbrado a cargar con dicha idea y podía haber seguido cargando con la misma. Pero no. Habia despertado algo,algo que no podía ignorar. No con la situación del mundo actual,donde el ser capaz de luchar o no no solo podía salvar a uno si no a sus compañeros. Luz nunca había podido luchar ,siendo su rol uno que comenzaba con las heridas de los otros,teniendo que mantenerse a un lado observando,esperando mientras veía como otros se manchaban las manos de sangre. Pero ahora,ahora que el también tenia la opción de luchar,que ese camino se había abierto para el... No podía ignorarlo... Pero tampoco controlarlo. Estaba allí,al alcanza de su mano,y al mismo tiempo tan lejano.... Y era triste...

Y tal vez, y solo tal vez, si años atrás su magia hubiese sido lo suficiente como para sanar las heridas de sus moribundos padres... Quizás si fuese así no tendría esa idea clavada en el...

-No se si es impresionante o no... Pero es reconfortante,cálido y agradable el ser capaz de curar las heridas de otro.... Y al mismo tiempo es tremendamente doloroso el ver que tu poder no es lo suficiente como para salvar lo que es importante para uno... Aunque supongo que ambas cosas son las dos caras de una misma monedas... que es inevitable separarlas...

Su sonrisa había adquirido cierta tristeza conforme las ideas se formaban en su mente y sus palabras escapaban de sus labios. Pero la tristeza se desvaneció ante la apreciación ajena. La ironía de su propio nombre... se pregunto si sus padres fueron conscientes de como acabaría el día que decidieron el mismo.

-No creo que tenga que ver con Naga, o al menos no solo con ella... Después de todo no es una entidad que venero,tampoco pertenezco a la iglesia de Naga. Soy de Elibe y allí los dragones no son precisamente venerados como deidades.... No... pertenezco a la Iglesia de la Santa Elimine...

Observo como la mujer abría el libro,dándole un par de vistazos a sus paginas antes de extenderselo. Toman dolo con cuidado para ser el quien clavase su mirada en el mismo.

-Tal vez ,mas que la bendición del dios adecuado ,se trate de una cuestión de fe... De creer lo suficiente en el camino elegido y no desviarse del mismo... O solo sea una cuestión de fuerza y estudio. Hasta donde se la magia de sanación es algo que pertenecer al clero en exclusivo, a los cleros basados en la luz. La magia de luz solo esta al alcance de los altos cargos del clero,o eso me habían enseñado,quizás porque son los que mas han desarrollado sus poderes de sanación... Si es algo que depende de un poder que solo se enseña en las iglesias... puede que ni siquiera tenga que ver con la fe o las creencias... O tal vez se trate de algo totalmente distinto,algo que desconozco , y el motivo por el cual soy capaz de usar mi magia sea simple suerte...

Estaba distraído ,mas centrado en la conversación con la mujer que en las palabras del libro. Habia alguna que otra palabra,algún que otro símbolo,que reconocía del tomo de luz que portaba. Pero en su mayoría el libro trataba de Naga y de las pautas a segur para ser un buen siervo de la luz. Teoría religiosa que puede que en algún momento del libro se enlazase con la información que deseaba. Pero no llego a ello .Pues alzo la vista del libro para clavar sus ojos violeta en la mujer. Le sonrió con ternura.

-No quiero ser una molestia... Pero te lo agradecería muchísimo... La ayuda de un mago, aunque no sea de luz,me ayudara a entender mejor las bases de la magia...

Y ya partir de allí ,una vez entendida la base,esperaba ser capaz de controlar mejor la propia.

-Tengo algunos de mis tomos conmigo... pero supongo que sera mejor si salimos a otro lugar,mas abierto y vació... no me gustaría ser una molestia para nadie...

Se quedo unos instantes con sus ojos clavados en los ajenos,antes de disponerse a abandonar el lugar. Amplio aun mas su sonrisa

-Semi... Creo que he tenido mucha suerte al conocerte...
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Semiramis el Mar Nov 14, 2017 5:03 pm

Eventualmente ella no lo entendió. ¿Agradable el sentimiento de poder ayudar a otros? ¿No era simple antojo? Ella por ejemplo, habría podido fácilmente ignorar al clérigo, pero se había acercado más que nada por pura curiosidad. ¿No sanaban a las demás personas solo para sentirse bien con ellos mismos? ¿No era un sentimiento parecido a ver cuerpos inertes en el suelo, moribundos, exhalando su último suspiro?

Ladeó suave, su cabeza hacia un costado— Oh, claro, entiendo eso. Estoy de acuerdo. No hay salvación sin perdición, ni perdición sin salvación —Eso pero sí podía entenderlo, al menos eso creía entender: el hilo delgado entre uno y otro.

Cerró sus ojos, ensanchó su sonrisa— Son como la luz y la oscuridad. Se complementan, van de la mano,
es como decir que son hermanos
—A propósito creó la rima, se balanceó un poco, su vestido ondeó a pesar de que sus manos no se alejaron de su lugar: suavemente apoyadas, ambas, sobre su regazo.

Fe. ¿Qué era la fe? ¿Acaso no era una fe parecida la que los Grimleales sentían hacia Grima? Lo mismo sucedería con aquellos que veneraban a Naga, a los demás Dioses... Como aquella Santa que acababa de nombrar— Santa Elimine... —Repitió para si. Negó— Me temo no haber escuchado hablar de ella ¿Qué tipo de Santa es? —Porque... No, debía ser diferente de un Dios...

Creo que, más que suerte, las cosas son inevitables —Comentó de golpe, de la silenciosa quietud a una voz dulce— A veces es complicado creer en la suerte... Puede suceder algo que te cambie la vida cuando estás pasando por un callejón cualquiera, cuando giras a la derecha en vez de la izquierda por cualquier motivo.

Había una delgada línea entre la suerte y lo inevitable. Fácilmente podían ser equivocadas la una en la otra, de hecho, solo dependía de la forma de ver las cosas, de lo que tu mente era capaz de entender, de creer.

Nuestro encuentro, por ejemplo —Lo dijo a propósito— Puede ser considerado suerte, o algo inevitable. Pero, sin duda lo inevitable suena más tentador —Rió en bajo, ocultando con una mano sus labios y dio un paso a un lado.

Emprendió el camino hacia las afueras de aquella enorme y curiosa biblioteca. Caminó con espalda recta, barriga hacia adentro, pecho hacia fuera y barbilla en alto, tal y como siempre le habían dictado porque de alguna forma era más simple confiar en una mujer. Luz en cambio, tanto le parecía que confiaba por instinto, demasiado inocente quizás para desconfiar de ella.

Vi un jardín trasero hace no mucho, de camino a la biblioteca. Parecía un lugar poco concurrido, quizás nos pueda servir —Le miró y obsequió una amable sonrisa. ¿Suerte decía?— Oh, me halaga que pienses eso, Luz~ —Abrió la puerta y la mantuvo así para que el otro pasara.
Afiliación :
- PLEGIA -

Clase :
Tactician

Cargo :
Espía

Autoridad :

Inventario :
Tomo de Ruina [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
251


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Luzrov Rulay el Jue Nov 16, 2017 5:26 pm

No pudo evitar que sus labios se curvasen aun mas y una suave carcajada,mas audible de lo que debería ser debido al silencio del lugar, escapase de los mismos. Todo provocado no por las palabras de la mujer ,que le daban la razón en lo antes dicho, si no por la rima creadas al decirlas. En otro momento dudaría de si era intencional o no,pero vistos los sutiles gestos ajenos estaba seguro de que habían sido palabras profundamente meditadas.

El desconocimiento ajeno sobre su santa no le sorprendió,debido a varios factores. Su iglesia era una fe ubicada únicamente en Elibe, que no era de los continentes mas grandes del mundo. Tampoco era la unica figura que se veneraba allí,claro ejemplo de ello Sacae. Con Akaenia era distinto. Era un continente mas grande, sus deidades mas sonadas al ser dos que se contraponían, tal y como había dicho Semi dos hermanas como lo eran la luz y la oscuridad. Entre Elimine y Hanon no había rivalidad,no eran la contraria una de otra. Los dioses dragones de Akaenia si lo eran, y por ello mismo el conflicto entre unos y otros era inevitable. Las guerras religiosas eran mas habituales, y las guerras siempre daban mas visibilidad... lo hacían mas conocido.... Por no hablar de que había otros lugares fuera del continente con religiones iguales o muy similares,como el caso del viejo continente de Valeria. Lo cual aumentaba mas el rango de dicha fe....

Pero eso no sucedía con Elimine,no cuando era venerada mas por unos acontecimientos en concreto mas que por su divinidad. Acontecimientos que solo se habían dado en su propio continente. Por eso era normal que Semi no supiera... Y por ello no le suponía problema alguno dar una leve explicación sobre su iglesia.

-Hay un acontecimiento en la historia de Elibe conocido como la Batida. Se trata de una guerra sucedida milenios atrás entre dragones y humanos. El porque de la misma,su magnitud... lo cierto es que poco importa eso cuando acaba la guerra... El caso es que los humanos vencieron, gracias a ocho héroes que se alzaron entonces y las armas legendarias que portaban... o al menos tras todo ello fueron considerado héroes...... Algunos de los héroes de echo se consideran los fundadores de los actuales países de Elibe. Elimine era una de los ocho héroes. Tras la batalla fue nombrada santa. Fundo Etruria y su propia iglesia.... Se dice que tras acabar su labor ascendió a los cielos... O al menos es lo que se cuenta en todos los libros y leyendas, lo que te cuentan en la iglesia

El en particular no creía en la ascensión de Elimine a los cielos. Seguía a la iglesia , y a Elimine como figura ,no como santa. Por las enseñanzas que trasmitía, por los valores de la iglesia, por el camino que había seguido y que había abierto para que otros siguieran... Creía en ella, y en ocasiones le pedía protección y consejo. Pero de la misma manera que se la pedía a su difunta madre. Como una humana digna de admiración,no como diosa. Y aquello... aquella idea había echo que la mayor parte de compañeros de la iglesia que había conocido le odiasen.

-Por eso es la entidad que se venera en muchos de los países del continente.... Es un gran contraste si lo comparamos con Akaenia. Aquí se venera a los dragones, nosotros sin embargo... a los humanos que acabaron con ellos...

Era curioso ver como lo que en un lugar era un dios en otro era el enemigo. En Akaneia se rezaba a los dragones,según los libros en Tellius disponían de su propio país y vivían y gobernaban el mismo como cualquier otro país humano, y en su país sin embargo eran parte de los relatos de terror contados a los niños. El enemigo de las leyendas ,el terror de la humanidad que hacia la figura del héroe mas brillante,sus actos con mayor importancia...

No quería pensar en quien tenia razón,cual fe era mejor seguir y cuando no debería hacerse. Simplemente... creería en lo que había creído hasta el momento, y seguiría el camino que había decidido elegir. Y dejaría que otros eligiesen libremente su fe ,por mas contraria que fuese a la propia...

Se perdió un poco entre sus pensamientos a medida que abandonaban el lugar. Siguiendo los pasos marcados por su acompañante. En silencio para no molestar a los miembros de la biblioteca,a los trabajadores de la escuela de Naga.

-Un lugar ligeramente apartado y al aire libre... Perfecto...

Le sonrió ante su propuesta,abandonando así ambos la escuela ,atravesando el la puerta primero. Espero que la mujer les guiase hacia el lugar indicado.

-Como controlas tu magia ? O como practicaste para ello?

Decidió preguntar mientras se dirigían al jardín. Si iban a entrenar de forma practica seria mejor que formulase sus preguntas,que pidiese consejo,antes de llegar el lugar. Ahorrando así tiempo. Bastante molestia debía ser para ella el ayudarle,algo que no tenia planeado,como para que el le robase mas tiempo del necesario.

-Leer las palabras del tomo... antes no servían de nada. Pero ahora es suficiente para... despertar el poder... Pero eso eso. Despertarlo,llamarlo... Para nada mas....

Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Semiramis el Sáb Nov 25, 2017 6:21 pm

Entreabrió sus labios, dispuesta a decir algo, pero los calló, por primera vez en mucho tiempo, no supo que decir. Iba a soltar alguna palabrería dudosa, algo hiriente quizás, como mucho tiempo había sido acostumbrada a hacer. Pero la situación no lo acreditaba.

" Semiramis, insensata ¿Qué haces? Elegiste esto por propia voluntad ¿qué mal hay en decir lo que quieres? " Se reprochó internamente, a pesar de que en sus labios una fina sonrisa siguiese danzando, ajena por completo a sus inseguridades internas. Totalmente opuesta, su imagen exterior a su imagen interna.

Desvió su atención a la historia que le estaban narrando, acerca de La Batida, de los dragones y los héroes que con ellos habían acabado. Entonces sí se permitió reír un poco en bajo, silenciosa, discreta— Curioso. Me recordó a Su Santidad Naga —Blasfemia— Y su héroe elegido para acabar con el innombrable ¡Que desastre como se atreviese a pronunciar Grima en ese santo lugar!

Aún con una sonrisa fija en los labios pero, siguió avanzando en silencio, su mirada al frente, su atención fija en los pasos que resonaban, suyos y los de aquél muchacho que la acompañaba— Creo que —¿Qué creía? Ensanchó un poco más su sonrisa— lo interesante es ir descubriendo que otros continentes tienen otras costumbres y otras creencias. Plegia y Nohr venerando a Grima, Altea e Ylisse a Naga —Desvió su atención a un lado, seguidamente a Luz.

Tellius con su creencia en Ashera, Elibe a Elimine.  —¿Existía realmente un solo Dios? ¿O eran varios, propagados a un lado y otro, sin ninguna relación los unos con los otros? ¿Quizás existía en algún lugar un panteón? ¿Un lugar de descanso para cada uno? ¿Quizás se reían de ellos, míseros mortales, humanos, laguz o brandeds?— Es una verdad inquebrantable, y muchos más allá de demostrar interés por lo que desconocen, lo rechazan y tachan de hereje por no compartir sus creencias ¡Que hipócrita ella!

Sonrió en sus adentros, era una persona horrible ¿Cierto? No existía virtudes en ella, solo maldad, maldad a flor de piel, era más oscura que la oscuridad, era una mancha venenosa. No había forma de que se llevase bien con alguien que no estuviese metido en la misma oscuridad ¿cierto? Lo único que podía hacer, era mentir, mentir se le daba bien.

Parpadeó con sorpresa pero, volteando parsimoniosa hacia el muchacho. ¿Le estaba acaso pidiendo consejo? ¿Y qué debería ella responder a eso? ¿Que había aprendido a base de miedo y terror? ¿A base de golpes e infamias? No había forma, no había forma, debía recordar su lugar en la conversación, una excusa, una excusa.

Oh, los tiempos que corren hacen que el uso de la magia sea siempre un buen entrenamiento —Musitó con ligera diversión— En su momento pero,  cuando empecé a estudiarla, mi maestro me propuso imaginarlo como si la energía fuese parte de mi —Bonita comparación le estaba saliendo— como una parte de tu propio cuerpo, siendo capaz de mover a completo gusto. Como una mano para conseguir lo que deseas, como unos pies para llevarte donde quieras, como una luz para iluminar tu camino —La sonrisa que salió de sus labios, dulce, fue un obsequio para él y avanzó.

Ella misma en su momento se había imaginado algo parecido. Una mano para destruir, un pie para aplastar, una oscuridad para ahogar. Aminoró su paso, acercándose a una linda puerta, simple, que no tardó en abrir y avanzar hacia la parte trasera del jardín, un lugar hermoso, lleno de flores, tal y como alguien se lo esperaría de un jardín del templo de Naga, la única diferencia: no habían muchas almas vivas, ni muertas, a parte de algún animalillo o el cantar de alguna ave.

Estoy tentada a pensar, que tu magia siempre existió pero que se mantuvo dormida. Quizás por algún motivo despertó y ahora solo te queda intentar controlarla —Mantuvo la puerta abierta, esperó que el otro pasara también— Cosa que debe ser mucho más fácil que la magia oscura, por lo que escuché —Para ella había sido todo relativamente fácil, como si hubiese estado predestinada a ella.
Afiliación :
- PLEGIA -

Clase :
Tactician

Cargo :
Espía

Autoridad :

Inventario :
Tomo de Ruina [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
251


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Luzrov Rulay el Jue Dic 07, 2017 12:27 pm

Luz quedo un tanto confundido por las palabras de la mujer,no por sus palabras exactamente si no por el conocimiento mostrado en ellas. No conocía la deidad de Elibe pero si la de Tellius,que estaba a una distancia similar.Porque una si y otra no? Curioso. Tal ves Semi tampoco era de Altea,como el, o quizás tuviese alguna conexión con Tellius y por ello tenia conocimientos con el lugar... Curioso...

-Yo creo que es normal que en distintos continentes y países haya distintas creencias. Son lugares con características distintas, historias distintas,  gobiernos distintos y gentes distintas... que la religión también sea distinta es lógico...

Quizás fuesen dichos pensamientos parte de lo que le hacia ser odiado por sus compañeros de la iglesia. El aceptar su fe como la propia,como la personal, pero no como la verdad absoluta... ni la única... Era consciente de ello, de los problemas que sus palabras le podrían llegar a traer. Y aun así no podía evitar pronunciarlas. Porque no le gustaba mentir, y cuando le preguntaban sobre ello decía sus mas sinceros pensamientos. Porque era eso o el silencio, y no deseaba que la mujer se sintiese ignorada o creyese que sus palabras valían tan poco como para no ser respondidas.

Escucho atentamente las palabras ajenas,sus consejos. Siéndole en parte familiares,en parte desconocidos. Frunció ligeramente el ceño,no muy conforme con la respuesta obtenida. Realmente tenia sentido lo que su acompañante pronunciaba pero...

-Eso es algo similar a lo que hago para sanar. Usar el poder que duerme dentro de mi, sacarlo y canalizarlo a través de los báculos pero... Servirá también para los tomos? Aunque el propósito sea distinto? Una magia esta echa para sanar,para cerrar las heridas físicas... la otra por mas que desee usarla para proteger ,para defender a aquello y aquellos que me importe... por mas que quiera usarlo para eso sigue siendo un poder que daña. Que hiere a otros. Se puede manifestar de la misma manera una magia para dañar y otra para sanar ,siendo su única diferencia el uso de un báculo o un tomo?

Pregunto con cierta seriedad. Con una mezcla de curiosidad y preocupación plasmada en sus facciones. Habia decidido aprender a controlar el poder que había descubierto que poseía ,mas eso no ocultaba el echo de que iba a usar su magia para atacar. Y eso,el dañar a otros,le preocupaba,le angustiaba.

Pero por un momento dichos pensamientos quedaron apartados,silenciados ante el ambiente que le rodeaba. Ante el jardín,apartado y vació. Las hermosas flores que les rodeaban,el ambiente lleno de color ,la calma que allí habitaba y que comenzaba a invadirle a el también. Sonrió con suavidad.

-Puede que tengas razón,después de todo creo que despertó en un momento algo.... complicado....

Comenzó a adentrarse en el jardín. Con pasos lentos,girando su cabeza con suavidad de un lugar a otro.Observando todo aquello que lo rodeaba.

-Por lo poco que escuche yo de la magia oscura creo que tienes razón... Creo que los que son capaces de manipularla son admirables. Requiere mas poder físico y mental que mis poderes o la magia elemental, mucho mas trabajo para manipularla, mas sacrificios que hacer para obtenerla.... Es... admirable... Como si aquellos que la utilizasen realmente mereciesen hacerlo,porque se lo han ganado por su propia mano....

Aunque no sabia si era prudente,sensato incluso, que un clérigo pensase eso de un poder tan contrario al propio.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Semiramis el Vie Dic 08, 2017 3:32 am

Eso en automático lleva a pensar que no existe un único Dios —Le miró de reojo, con atención y cuidado, temía que, como dijese algo fuera de lugar fuese considerada sospechosa. ¿Pero acaso el otro no sería considerado sospechoso por los demás al hablar de aquella forma?—Y si existen diferentes Dioses... También puede significar que algunos no existan —¡Ah! ¡No iba a funcionar! Ya estaba demasiado metida en la conversación.

Crear un Dios ficticio para encontrar una excusa ante una guerra que solo fue creada por codicia humana... Cosas como esas pueden haber sucedido —Su sonrisa se ensanchó a penas, casi inocente—Pero comenzar a decir que el Dios en el que una persona cree puede no existir, o que no es la única verdad puede causar odio entre los demás hacia tu punto de ver —¡Por ejemplo! ¿Luz la odiaría por eso? Por poner en duda la existencia de los Dioses, por ser una hereje de boca sucia, una hereje a la que ella mataba con sus propias manos.

"Las religiones, como las luciérnagas, necesitan de la oscuridad para brillar" —Citó, sonrió de lado casi al borde de mostrar sus colmillos y volteó al frente su atención, desplazándose elegante, totalmente en calma.

Pero necesitó callar, pensar unos segundos la respuesta que iba a darle. Magia de luz... El poder para sanar... Si ella no hubiese demostrado tener cierto vínculo a la magia oscura, probablemente la habrían asesinado desde el primer momento en que pusieron en ella sus ojos. Sus orejas largas, su sangre manchada por el pecado, su existencia incomprensible para humanos y laguz por igual. ¿Qué sabía una pobre muchacha maldita como ella de la magia para sanar y proteger? Lo suyo solo era destrucción y oscuridad.

Pero quizás...

¿Por qué no debería? —Parpadeó, curiosa volteó nuevamente la atención hacia el muchacho que iba vestido de mujer—La magia para sanar aparece ante el deseo de proteger y seguir viendo con vida a tus seres queridos ¿No? —No sabía, no conocía nada relacionado a ella, era un total misterio aún para alguien así—La magia de luz debe moverse por el mismo principio: el deseo de proteger a alguien preciado. La luz purifica,
no tiene por qué necesariamente lastimar a alguien mientras ese no sea tu deseo. Pero, creo que, es preferible tener una forma para defender y atacar también a parte de la habilidad de curar
—Inspiró y siguió:—por ejemplo, cabe la posibilidad de que tus queridos no caigan lastimados, porque lograste protegerlos antes de curarlos.

Interesante perspectiva. Curar y proteger. ¿Qué podía hacer ella al respecto? La oscuridad solo existía para destruir, para complementar a la luz. Era como una materia prima en la que la fuerza de la luz nacía. Al final, iba a actuar como su propio elemento y a pesar de todo no lo lamentó.

Pero cuando se adelantó unos pasos de Luz, ella no tan interesada en ver los alrededores como él, tuvo que parar de golpe. Cualquier orgullo, crueldad o maquiavelismo desapareció de sus facciones y entreabrió los labios, enviando lejos sus pensamientos.

¿Admirable? ¿La magia oscura que ella usaba era admirable? Dispuesta a decir algo calló al instante. Sus labios temblaron con suavidad y sus mejillas se enrojecieron sin poder evitarlo, el rojo subió a sus orejas tanto que las notó quemar. Levantó ambas manos hacia la punta, tapándolas en un gesto quizás algo avergonzado.

¡Oh, por Grima!  

Ella jamás había recibido un cumplido por algo parecido. ¿Sentirse decir ahora que era admirable por usar semejante monstruosidad de magia cuando en un principio había tenido que aprenderla para poder sobrevivir? Nunca nadie la había felicitado por convertirse en una bruja, ese había sido su deber si quería seguir viva.

Cerró los ojos, procuró calmarse. Bajó sus manos de nuevo hacia su regazo, cruzando sus dedos con cierta fuerza que procuró esconder y ahí, con la usual tranquilidad de la que podía usar en cualquier situación volteó hacia el otro, sonriendo suave.

Pero la magia oscura sí existe para destruir a diferencia de la de luz —No era un reprocho, una queja. Lo pronunció con la misma tranquilidad con la que podía saludar a primeras horas de la mañana—Muy bien, Luz ¿quieres intentar controlar ese poder? Puedes intentar invocarlo, apuntarlo hacia mi. Confía, no saldré herida —¿Crearía un arma que antes o después se voltearía en su contra? Simplemente no podía quedarse quieta, eso era emocionante.
Afiliación :
- PLEGIA -

Clase :
Tactician

Cargo :
Espía

Autoridad :

Inventario :
Tomo de Ruina [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
251


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Luzrov Rulay el Vie Dic 08, 2017 12:50 pm

El pensaba que era lógico que en cada país se creyese en un dios,por las diferencias que compartían en localización, clima, sociedad,cultura... la fe también podía ser diferente. Pero la existencia de un único dios, un único verdadero, o de todos siendo cierta era algo en lo que hubiese pensado nunca. Porque era un tema demasiado complicado,algo que nunca podría ser confirmado, algo que podría tener nefastas consecuencias si se daban como validas dos religiones que luchaban la una contra la otra, y si se declaraba una sola como la autentica negando la fe de los seguidores del resto de religiones. No merecía la pena pensar en ello... Solo importaba el aceptar y respetar el resto de cultos, y mantenerse fiel a su iglesia. Al camino que había decidido tomar.

-No creo que los dioses fuesen creados para justificar guerras... Si no que tras la creación de los mismos fueron usados como escusas para justificarlas... O al menos yo lo veo mas viable de dicha manera...

Crear un dios,creer en el... creía que era algo que se hacia,que se había echo,para encontrar las respuestas que el ser humano no podía encontrar por su propio pie. Una existencia divina que explicase lo que no podía ser explicado,que guiase... Ser creados tras una guerra para justificar la misma... No era lo suficientemente poderos para profesarle fe, no explicaba nada.... Era una creencia vacía... O al menos eso creía el clérigo....

Una magia destinada a atacar podía no hacer daño? No ser destructiva? Su deseo,su voluntad... el usarla de la misma manera que su poder de sanar... era acaso eso posible? Tenia claro que lo que deseaba era proteger a sus seres queridos,antes de poder sanarles,antes de que les hicieran daño.Por eso había decidido el usar dicho poder .Y por eso había dado por echo que no podía usarlo de la misma manera que la magia de sus bastones.Pero era acaso posible... Quizás con la practica...

Desvió su atención del jardín,de las flores que les rodeaban,para dirigirlo una vez mas a su acompañante. Descubriendo sus manos tapando las puntas de sus orejas y... eso era un leve rubor en sus mejillas? No sabia que le ocurría,ni porque estaba así,pero la imagen era en cierta manera adorable. Dejo escapar una leve risa,muy suave,casi inexistente.

-Creo que por mas destructiva que sea,que sea empleada para ese fin o no depende del usuario... al igual que mi poder... No sirve de nada tener el poder de sanar si no se desea sanar...

Estaba bien que dirigiera su magia hacia Semi? La maga intentaba ayudarle y el le correspondería atacándola? De verdad era correcto? Aunque lo hubiese pedido la propia mujer? Cierto... lo había pedido ella misma. Y era ella que que sabia de magia ,no el. Confiaría en ella, y si algo salia mal... bueno... solo debía curarla... Aunque esperaba no llegar a ello.

-Si en algún momento te hago daño,por favor dímelo... intentare parar y te curare...

Descolgó su bolsa ,aquella mochila de cuero que llevaba a la espalda. Abrió la misma y rebusco hasta encontrar un tomo. Portada de cuero,de un amarillo claro,no muy grueso,de pocas paginas. Lo tomo, y dejo la bolsa en el suelo,a sus pies. Lo abrió hasta encontrar la primera pagina escrita en ese idioma que no era el propio pero que gracias a la enseñanzas maternas sabia leer,mas no comprender. Cerro los ojos, sujetando el libro con ambas manos,concentrándose. Tenia que sentirlo,la misma calidez,la misma energía que le recorría cada vez que usaba los báculos. El poder despertando,algo tan habitual tras tantos años de practicas. Lo sintió,quizás de forma mas leve ,porque estaba usando un tomo y no un báculo como acostumbraba. Abrió los ojos y leyó,murmuro las palabras para si mismo. Cuando las mismas se acababan alzo su mano,con la palma abierta hacia arriba,con la punta de sus dedos apuntando hacia la mujer...

Y surgió,sobre la cabeza de la misma. Una leve masa de luz que comenzó a caer.Cuando había llamado su magia en aquella batalla con los enemigos tantos de amigos como de aliados la luz era mas fuerte,mas intensa. Este tomo era otro,la magia era distinta,mas leve. Las plumas formadas por esa propia luz no eran tan definidas,una masa difusa en las cuales pocas de las mismas se podían apreciar lo que eran realmente,en comparación con la primera vez cuando eran y la forma era clara. Comenzaron a caer,junto con la luz,en la dirección señalada.

OFF:
Usa el Tomo de Luz
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Semiramis el Lun Dic 11, 2017 4:47 pm

También puede ser ¿por qué no? —Dioses o Demonios, no era como si a ella en lo personal le importara demasiado eso. Si la humanidad los hubiese creado con una intención u otra, en qué estuviesen pensando en ese preciso instante, en las verdades escondidas detrás de bellas palabras alguna vez pronunciadas.

Ella nada tenía que ver con el pasado, con los motivos que a uno u otro había empujado hasta tales extremos, el por qué luchaban entre ellos, por qué destruían vidas inocentes o por qué saqueaban aún cuando sus riquezas eran vastas. Ella nada tenía que ver con las religiones, con rendir culto a Grima o a Naga, o a cualquier otro ser supremo.

Ella estaba allí, haciendo eso, quizás por gusto, quizás por necesidad, por deseo de seguir entre los vivos, por temor a la muerte o demasiado interés en lo que tuviese ante ella. Si hubiese muerto de niña ¿cuándo hubiese tenido otra oportunidad de conocer cosas tan interesantes y agradables? Por ejemplo Luz, tan lleno de esperanza como su propio nombre decía. O Marc, su pequeño y dulce señor.

Tampoco habría podido volver a encontrarse con Jeanne, jugar entre los vivos usando su maldición como marcada para ello. Era todo tan divertido, tan emocionante.

Pero Luz era diferente...

¿Entonces la magia oscura era para destruir? ¿Para acabar con vidas? ¿Era ese su escondido anhelo realmente?—Lo haré. No lo dudes. Pero lo mismo te pido. En caso de que llegue a excederme, en caso de que no logres controlar mis ataques, por favor, házmelo saber —¿Iba a parar en ese caso? ¿Acaso Luz tendría su sangre de otro color? Quizás dorada, deslumbrante como el sol. Quería verla.

De entre los pliegues de su falda descolgó su tomo de un trozo de tela oscuro. Un libro grueso, de portada de un morado oscuro. Totalmente diferente al tomo de su acompañante, su principio era otro. Lo abrió a mitad, usando una sola mano, con la facilidad de alguien que estaba acostumbrada a manejar esos gruesos tomos polvorientos.

Empecemos, cariño —Musitó bajo lo último, a penas un susurro, sus labios se movieron exactos. Y esperó, tranquila, sin temor, a que el clérigo hiciera un acto ejemplar de uso en cuanto a magia de luz se tratara. Tan diferente a ella y a su esencia principal, tan encantadora.

Movió suavemente hacia atrás sus orejas, atenta, un acto prácticamente automático, sin pensarlo, sin siquiera percatarse de ese detalle tan chistoso. La luz pareció formar una lluvia encima suya, estuvo tentada a dejarla caer y darse cuenta del daño que podría crear lo opuesto a su magia, pero consciente de que aún no sería momento, actuó.

Murmuró palabras en un idioma extraño, pisó el suelo con firmeza y levantó una mano, su manga en forma de campana decayó un poco por su brazo, mostrando el codo de un blanco impoluto. Cuando una morada energía comenzó a ondear su cuerpo, a cubrirla cual capa mística, de la palma de su mano hacia el cielo extendida se formó pequeñas esferas, una después de otra, la primera pequeña, la segunda más grande, más alargada y allí, centímetros más arriba, un sello del mismo color que su energía.

Se extendió encima suya, abarcando más que su cuerpo y antes de que el ataque de luz se acercara a su cuerpo, la que ella sabía era oscuridad engulló los rayos de luz como una gota enorme, como una manta, una gelatina. Desapareció segundos después, con un pequeño bufido, dejando nada detrás de ella. Semiramis curvó la comisura de sus labios y sonrió.

¡Ah! La magia de luz es magnífica ~ —Canturreó para ella como un niño que acababa de poner sus manos sobre unos dulces exquisitos. Bajó su mano y una página cambió en el libro. Inspiró hondo, más que por cansancio en un intento de mantenerse calmada y no actuar como una devota de Grima.

Extendió ahora al frente su mano y lo mismo que antes sucedió. Dos pequeñas esferas, un símbolo mágico ante ella, esta vez distinto y, de la nada cuatro esferas, posicionadas en forma de cruz se formaron ante ella, esferas de oscuridad, pero moradas—Ahora defiéndete —Ordenó antes de mover nuevamente su mano, las esferas avanzaron, mucho más lentas de lo que en cualquier otra situación habrían ido.

Ella permaneció atenta, su intención, al menos hoy, no era matar sino enseñar.
Afiliación :
- PLEGIA -

Clase :
Tactician

Cargo :
Espía

Autoridad :

Inventario :
Tomo de Ruina [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
251


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Entrenamiento] La balanza no distingue el oro del plomo [Priv. Luzrov]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.