Hora en el foro


Síguenos
Conectarse

Recuperar mi contraseña

TWITTER
afiliados



Crear foro

[Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Vie Ago 18, 2017 10:07 am

Por mucho que te procuraras ir al lugar más próspero de todos los pueblos y aldeas apartados, siempre llegaba el día que necesitabas algo y tenías que viajar un porrón para llegar a encontrarlo. Normalmente podías pedir a alguien que iba de viaje a la capital que fuera y te lo trajera a cambio de una compensación, o a veces incluso hacías tratos con mercaderes si preveías que te ibas a quedar sin ello. Pero esa vez, cuando fui a echar mano a algo de incienso, mis cálculos erraron y vi que no quedaba nada. ¡No podía ponerme a estudiar sin el dulce, empalagoso, cargante y mareante perfume del incienso! El aire de misticismo en la casa era necesario para continuar con mis investigaciones.

De esa forma tuve que tirar directamente hacia la capital, lo cual me hacía entre poca y ninguna gracia. Windmire era un lugar donde había demasiado riesgo de que alguien me reconociera, con lo que tuve que tomar medidas para impedir que me reconocieran. Después de preparar mis enseres para llegar sin problemas al corazón de Nohr, me agencié una capucha para ocultar mi rostro a los demás. Muchos viajeros llevaban eso, así que no levantaba muchas sospechas. Mientras mostraras suficientes rasgos como para que pudieran describirte si hacías algo te dejaban hacer.

Una vez llegué a Windmire, comenzaron a inundarme los recuerdos. Intenté desplazar en mi mente todas esas vivencias y me fui directamente a buscar algún mercader que vendiera cosas para magos y chorradas místicas. No tardé en encontrarlo; se trataba del mismo tipo al que le compré el tomo de fuego, pero por suerte no me reconoció. Gasté buena parte del dinero que tenía en reserva para ese incienso, para que me durara y no me volviera a pasar lo de esta vez. Hecho eso, me dispuse a dar media vuelta y marcharme de allí cuanto antes, pero las prisas no son buenas.

Tropecé con alguien a la que fui a girar una calle. El impacto solo me permitió ver que se trataba de un joven pelirrojo, y que se me había desplazado la capucha. Encomiándome a Grima para que no fuera demasiado tarde, me tapé de nuevo y solté una risita nerviosa.

L-lo siento, caballero. Ruego que me perdonéis; ¿os he hecho daño? — tenía pinta de estar lo bastante entrenado para que una mujer tan poco contundente en las embestidas como yo no le hicieran nada, pero por si acaso estaba bien preguntar.


Última edición por Ángela Promestr el Vie Ago 25, 2017 9:14 am, editado 1 vez
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Vie Ago 18, 2017 1:56 pm

Recordaba las palabras de aquella bruja cuando llegué a Nohr, que la buscaba que me daría una recompensa... ¿Y a quién no le interesa una recompensa? Sería mentira decir que no sentía curiosidad por lo que pudiera ofrecerme aquella enana de raras vestimentas y aún más extraño comportamiento, pero todo tenía una respuesta y la sabría cuando diese con ella y cumpliese aquello que había dicho.

Por otro lado la oscuridad de Nohr. La noche perenne, la oscuridad preconcebida desde que naces en esa ciudad, lo cual también forma un carácter mas duro de lo que cabria esperar en cualquier otro reino. No me arrepentía de vivir en Nohr y mucho menos de haberme criado allí, lo único que odiaba de aquella ciudad era a mi padre, aunque no fuese el biológico, pero no tenia otra forma de referirme a ese tipo que con aquel adjetivo, por otro lado, muy desacertado.

Windmire, capital de Nohr, lugar de mayor acumulo de gente, aunque realmente tampoco es que hubiese demasiada por las calles de Nohr, no era de extañar, la oscuridad no animaba demasiado a salir a sus casas y tampoco habia motivo para ello, no habria gran cosa para hacer en aquella ciudad,  a no ser que hubiese un mercado o cualquier otra cosa, de lo contrario no habria nada que hacer.

Había un pequeño mercado no muy lejos de las calles principales, no era demasiado bullicioso, pero si que estaba bastante concurrido a pesar de la oscuridad, era bastante común chocarse con alguien si no llevabas cuidado o si no mirabas por donde ibas, por mi parte simplemente estaba dando un vuelta y mirando si reconocia a alguien, por simple curiosidad, nada especial.

Entonces noté que alguién choco contra mi cuando me fuí a fijar en quien era mi corazón dio un vuelco, lo cual por unos segundos mi rostro adopto una expresión de sorpresa, pero pronto se borró, fuese quien fuese no podía ser ella, mi madre estaba muerta, pero igualmente, tampoco era posible que fuese la otra opción que se formo en mi mente, esa chica había muerto.

Esta chica se disculpó, lo cual me pareció una opción perfecta para responder y de paso sacarle unas cuantas verdades de golpe.

Que curioso – susurré, para que solo ella pudiera oírme – jamás diría que un muerto me pediría perdón, al igual que tampoco pensé que me chocaría contra uno. – entonces baje mi mirada para encontrar mis ojos con los de ella.

Ahora por lo menos me aseguraba de que supiera que la había visto y de paso podía hacer unas preguntas, la primera vez que había visto a la chica antes de que estuviese "muerta" me sorprendió el parecido con mi madre, pero en aquella ocasión no tenia una razón de peso para acercarme a ella, en esta ocasión, si tenia oportunidad de hacer preguntas y por supuesto esperaba obtener respuestas.

Una opción que no iba a tener muchas veces.


Última edición por Dräguth el Dom Ago 20, 2017 5:30 pm, editado 1 vez
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Vie Ago 18, 2017 3:11 pm

Creí haber sido lo bastante rápida. Creí que, dado que nos habíamos chocado, había conseguido evitar que sus ojos se fijaran en mí. Pero no, parecía ser que ese chico tenía los reflejos bien entrenados y en esa fracción de tiempo… consiguió verme la cara e identificarme. No solamente lo hizo y lo supe por esa expresión de sorpresa que le duró más o menos lo mismo que yo tardé en volver a ponerme la capucha, sino que además me comentó, en voz baja, que era raro que una muerta se disculpara.

<< Así que lo sabes todo. >>

Le miré fijamente cuando él posó su mirada en mis ojos. Sabía que estaba cerciorándose de que no fuera alguien parecido a quien creía que era, o que no fuera una impostora. Ese era, precisamente, el motivo por el que generalmente pedía a los demás que me hicieran el recado cuando pasaban por Windmire. Tarde o temprano, esa situación habría llegado.

Solo esperaba que en la realidad ese chico fuera tan discreto como prometía ser.

—Bueno, mejor un muerto que pide perdón que no uno que te ataca en la oscuridad para engrosar su ejército — le dije; los Emergidos, después de todo, eran bastante menos educados que yo —. Me pica la curiosidad…

Su cara me quería sonar, pero teniendo en cuenta que apenas me dejaban hablar con nadie, ni dentro ni fuera de casa, por vergüenza a mis capacidades, podía ser perfectamente un transeúnte, alguien que hubiera visto en las pocas escapadas que pude. Desde luego, no era nadie que hubiera trabajado en casa.

Por desgracia, eso no me dejaba nada en claro, ya que las posibilidades eran demasiado grandes. Sin embargo, había algo en él que… Me permití el lujo de mover su rostro a ambos lados para fijarme mejor en él de perfil. Sí, definitivamente, su cara me recordaba a algo.

Lo que es realmente curioso es que tenga un vago recuerdo de ti — le reconocí —. Supongo que no tengo por qué disimular, pero antes de decirte nada… ¿Quién eres y qué sabes de mí? ¿Por qué dices que soy un muerto?

Mi tono también era bajo, pero si seguíamos murmurando en mitad de la calle podríamos levantar sospechas y, sinceramente, era mucho mejor que me delatara una persona que no que lo hiciera media ciudad, con lo que luego añadí en voz más alta.

Oh, vamos, caballero, os tendré que compensar por el empujón. ¿De verdad estáis bien? Venid conmigo, os voy a invitar a algo por las molestias.

Y le hice un gesto con la mano, disimuladamente, para que viniera conmigo y me siguiera el rollo en general.
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Vie Ago 18, 2017 5:36 pm

Sus palabras confirmaron mis sospechas, era alguien que se habia dado por muerto o se creia muerto al menos, de lo contrario sus palabras habrian sido de sorpresa y no una afirmación tan clara, a veces era fácil sacar afirmaciones cuando parecias saber mas de lo que realmente sabías, por mi parte estaba seguro de conocer ese rostro, ya si me habia confundido o no era otra cosa, pero parecia no equivocarme, al menos no del todo, ahora faltaba saber si era quien realmente pensaba que era.

A esos muertos les acaricio con el filo de mi espada – sonreí de forma sarcástica y fría – no son algo que me preocupen realmente, se defenderme y valerme por mi mismo. – me encogí de hombros.

Era cierto que los Emergentes era algo que tenian a la mayoria de los reinos en vilo, de hecho algunos de hechos ya estaban siendo dominados por ellos, pero solo faltaba que un ejercitos se presentara en dicho reinos y los sacara de allí pero... Tenía que ser un ejercito fuerte y muchos reinos no tenian ejercitos poderosos por que nunca se los habian podido permitir y tampoco los demas reinos estaban en condiciones de ayudar a los demás si apenas podían valerse para salvar el suyo propio.

Sus palabras me sorprendieron cuando dijo que tenia un vago recuerdo de mi... ¿Nos habríamos visto en alguna ocasión? Yo si recordaba haberla visto y sabia que pertenecía a una familia de reconocidos magos, pero yo... Yo no era mas que el hijo bastardo de un nuevo rico que se creía importante y que mando a matar a mi madre con toda la sangre fría del mundo.

Me sorprende que me conozcas – dije pensativo – a no ser que tengas algo que ver con la familia de mi madre, de ser así... – suspiré – Es posible que de ser así me hayas visto en mas de una ocasión... – me encogí de hombros.

Mi madre pocas veces me había hablado de su familia, quizás por que a su esposo no le agradaban los magos, era cierto, aquel hombre consideraba a los magos y a las familias de magos como escoria, aquel hombre era demasiado receloso con todo, era obvio el motivo, aquel hombre no poseía ninguna clase de habilidad y su frustración lo llevaba a ello.

Por mi parte yo había sido fruto del encuentro carnal entre mi madre y un noble, un noble quizás con ciertas dotes en el arte de la esgrima y por eso quizás era capaz de defenderme con una espada y con bastante a cierto dicho sea de paso.

Su pregunta acerca de lo que sabía de ello me hizo fruncir el ceño y simplemente la mire de nuevo a los ojos.

Todo lo que sé de ti es que perteneces a una famosa familia de magos y que deberías estar muerta, o al menos eso se dice – miré hacía un lado – pero a veces ni las muertes anunciadas son del todo ciertas... – dije por lo bajo.

No tardó la muchacha en decir de compensarme por el empujón y que la acompañara, después de todo, en cierto modo era lógico que quisieran que no la descubrieran, después de todo si habían anunciado su muerte y ahora se descubría que realmente no lo estaba las malas lenguas hablarían demasiado.

Te sigo. – asentí con la cabeza ante sus palabras.

Había muchas cosas que averiguar y descubrir, muchas preguntas que hacer y seguramente otras tantas que responder, lo que estaba claro es que en ese día ninguno de los dos que nos habíamos encontrado quedaríamos indiferentes.
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Sáb Ago 19, 2017 3:17 am

Gracias a su respuesta a mi comentario sobre los Emergidos, supe que esa frialdad que mostraba había sido forzada a estar allí, lo cual me hizo sentir durante un instante una cierta empatía hacia él. Decidí disimularlo y corresponder a esa sonrisa tan gélida con una similar; al menos sabía defenderse, que, quisiéramos o no, era necesario en la vida que nos había tocado. Dentro de todo lo que tenía Nohr, había que reconocer que el ser tan militarizado nos había salvado la vida; éramos un reino prácticamente libre de la amenaza, cosa que no podía decirse de otros lugares del mundo. Sobreviviríamos y no despareceríamos, pasara lo que pasara.

Parecía sorprendido porque le conociera, o por lo menos porque me sonara. Pocas veces había visto a un pelirrojo, al igual que él habría visto pocas veces a una peliazul. Esa era una de las peores maldiciones que, tanto él como yo, tendríamos; era fácil localizarnos por tener una cabellera un tanto peculiar. Él fue a más y fue a comentar que podría tener alguna relación con su madre. Si mis rasgos eran lo que le hacía pensar eso, y sabía a qué familia pertenecía entonces…

<< Hablaremos después de eso. >>

Ya que estaba dispuesto a seguirme sin tapujos, lo llevé a uno de los sitios que sabía que estaríamos a solas, o por lo menos con el mínimo de miradas indiscretas posibles. Había conocido esos lugares gracias a Leah, ya que muchas veces teníamos que salir de casa para poder practicar yo algo sin que nos descubrieran. Esos lugares tan propicios solían estar cerca de cualquiera de las murallas que conformaban uno de los principales sistemas de seguridad de la ciudad. Recordaba un buen sitio en el punto de intersección de dos de ellas, y allí le llevé.

Menos mal que eso estaba relativamente cerca del mercado; deambular por la capital podía ser tan largo como agotador cuando ya no estabas acostumbrada a la ciudad. En esa esquina no solía haber nadie, y un edificio abandonado nos protegía de las miradas, con lo que pudimos continuar nuestra conversación sin reparos, disimulos ni ningún código para evitar que terceros supieran más de la cuenta. Decidí comenzar yo.

No creo que pueda decirse que te conozca, pero sí tengo la impresión de haberte visto alguna vez — le reconocí. Ser un miembro poco querido en la familia conllevaba a que normalmente evitaran que nadie me viera o tuviera ninguna interacción conmigo, que nadie tuviera ningún interés en mí —. Sí, tengo el recuerdo de asomarme disimuladamente para ver a una visita.

Y ser descubierta por un pelirrojo, para esconderme a la que me di cuenta y no volver a salir de mi habitación hasta que escuchara la puerta principal. Esa era la vida a la que estaba atada en el pasado, todo por culpa de la importancia que se le daba a las dotes mágicas en mi familia.

Mi padre no tenía hermanos — le anuncié. Nunca supe si era porque de verdad fue hijo único o porque los eliminó por el camino, y de todas maneras, los pocos que me conocían decían que me parecía a mi madre, con lo que solo quedaba una posibilidad —. Centrémonos entonces en mi madre. ¿Te suena el nombre de Ágata? — su reacción a ese nombre lo determinaría todo.

Después de haberle lanzado la pregunta rebusqué para encontrar una pequeña cantimplora que tenía para los viajes y se la tendí. No tenía mucho más encima y, a menos que quisiera mascar incienso o cecina, no podría ofrecerle otra cosa.

Toma un poco de agua. Vas a necesitar mantener la garganta mojada si nos ponemos a charlar — le informé —. Reconozco que no me ha hecho ninguna ilusión que supieras quién soy, pero por otro lado también siento… curiosidad.

También me serviría para saber qué se comentaba de los Promestr una vez había abandonado la capital como lugar de residencia.
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Sáb Ago 19, 2017 9:57 am

La chica me llevo a un lugar bastante oscuro y apartado de miradas indiscretas, como los dos pensabamos que era lo mejor, lo cierto es que tampoco me apetecia manteniendo conversaciones un tanto privadas con alguien a quien no conocia, pero quizás ella sabía cosas de mi que quizás tampoco querria que saliesen a la luz y de todo era conocido, que en cualquier ciudad había viejas chismosas deseando encontrar cualquier cosa que contar, aunque la verdadera suerte es que la mayoría de gente no se interesaba por sus chismes.

El caso es que me ahora me encontraba frente a una desconocida en un lugar oscuro, un sitio perfecto para cometer un asesinato y salir corriendo, pero yo siempre iba armado y sabía defenderme por eso no tenía miedo alguno, solo esperaba que ella no tuviese intenciones malas respecto a mi, pues no podía tener la certeza de que ella pudiera salir con vida, así que, aunque en principio no parecia querer hacerme daño, me mantuve tenso, en guardia por lo que pudiera pasar.

Comentó que recordaba a ver escapar algunas visitas, no estaba seguro de ser yo una de esas visitas, pero si que me sonaba su rostro, pero no solo de mi madre, quizás de algo más, quizás la habia visto alguna vez en aquella visitas de mi madre a casa de su familia, no tenia esa certeza conmigo. Además debia ser bastante pequeño en aquel entonces.

Puede que yo sea una de esas visitas. – dije frotándome el mentón, pensativo.

No las tenía todas conmigo, pero si decía que le sonaba mi cara vagamente podía ser por algo así, aunque también era posible que me hubiese visto caminando por las calles uno nunca estaba verdaderamente seguro de las cosas y menos cuando eran tan confusas y no sabías exactamente de que te sonaba esa persona.

Fue entonces cuando mencionó el nombre de Ágata, si que me sonaba, debía tratarse de la hermana de mi madre y si ella era la hija de Ágata ella y yo debíamos ser primos, un encuentro cuanto menos curioso, ciertamente la noche se había puesto interesante y con varias revelaciones.

Tomé la cantimplora que me ofrecio y bebí un trago, algo que realmente me vino bien, la sorpresa de aquel nombre me hizo que la garganta se me secara un poco, pero ahora estaba bastante mejor y dispuesto a hablar.

Si – asentí sin cambiar mi rostro un ápice, a pesar de mi sorpresa y aquella revelación – escuché a mi madre hablar de su hermana Ágata y en tal caso, tu serías mi prima – hice una leve reverencia con la cabeza - un honor conocerte, prima. – clavé mis ojos en los de ella y le tendí de nuevo la mano, devolviéndole su cantimplora.

La cosa se estaba poniendo cuanto menos interesante, ahora lo divertido seria ver su reacción al hecho de conocer que eramos primos y que al menos parte de nuestra sangre era la misma.

Debes saber que tu familia era bastante reconocida por esta ciudad – me quede pensativo un instante – pero cuando desapareció, la verdad es que las malas lenguas empezaron a decir que no eran trigo limpio y que se traían algo entre manos. – me encogí de hombros  y solté un suspiro – Yo maté a mi hermano para darle una lección a mi "padre". Así que no soy el indicado para juzgar nadie. – hice el gesto de comillas cuando mencione a mi padre, para dejar claro que realmente no lo era.

No me importaba contar lo que había hecho en el pasado, de todos modos, fue una venganza por lo que le hizo a mi madre, un padre nunca debería enterrar a su hijo, no, pero un hijo tampoco debía quedarse sin madre por culpa de un desgraciado, que mi hermano no tenia la culpa; cierto. Que yo tampoco tenia la culpa de que mi padre fuese un desalmado; también era verdad.

Ojo por ojo, diente por diente.
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Sáb Ago 19, 2017 10:41 am

Al principio se lo vio realmente tenso, pero era lógico; una zona donde no había nadie más que quien tenías delante, a oscuras, lejos de cualquier otra persona y teniendo delante a una completa desconocida… Sin embargo, por muy escondido que estuviera, hacer algo así en la capital era una declaración abierta de querer ser ejecutado. De todas maneras, la tensión fue bajando paulatinamente a medida que ambos nos embarcábamos en el pasado. Le sonaba esa visita a mi casa, o por lo menos barajaba la posibilidad de que hubiera estado en ella, lo cual era un paso.

Las cosas tomaron una nueva dimensión en cuanto mencioné el nombre de mi madre. Su reacción interna hizo que necesitara con cierta urgencia un poco de agua. Que la tomara ahora y no antes o después era muy elocuente. Después lo confirmó con palabras, y las dudas se disiparon. Esa casualidad fue la última de una serie de coincidencias que me hicieron ver que, definitivamente, él y yo teníamos alguna clase de parentesco. Dudaba, sinceramente que, teniendo la impresión de habernos visto con anterioridad y conociendo él el nombre de mi madre, no fuéramos primos.

Oye, y si somos primos, ¿por qué agachas la cabeza? — recogí la cantimplora una vez me la devolvió —. No sé, supongo que estaría bien tratarnos un poco más como iguales.

Éramos de la misma generación, teníamos edades similares por lo que podía deducir de su aspecto y, además, apenas nos habíamos visto. No hacía falta tratarse con el respeto con el que un alumno trata a su maestro, no hacía falta ninguna reverencia ni un trato como aquel. ¿Honor? Era mejor decir que era un placer conocer a alguien de la familia.

¿Sabes? Solo con esa frase ya me has tratado mejor que la práctica totalidad de mi familia. Es triste, ¿verdad?

Luego mencionó algo interesante. Por lo visto, el incendio que provoqué en casa fue el detonante de una serie de rumores que se acercaban peligrosamente a la verdad, por mucho que la base fuera incorrecta. Cuando mi primo me mencionó que se corrió la voz sobre que no éramos trigo limpio, agradecí que mi paranoia me hiciese ocultarme a los demás. Al menos ahora la gente de Nohr sabía que los Promestr no se traían nada bueno entre manos.

Después de eso me confesó que él había acabado con su hermano para darle una lección a su padre. Por lo visto, ni mi madre ni mi tía tuvieron buena puntería a la hora de escoger marido. Saber que él también había cometido un acto del mismo calibre que yo me dio un ápice extra de confianza para darle un poco de información sobre la mía.

No, definitivamente no eran nada bueno. Lo que se traían entre manos implicaba una clase de magia que ni el peor y más desalmado de los magos oscuros debería tocar jamás. No dudo que mi padre incluso manipulara a mi madre y la convirtiera en lo que fue en sus últimos años de vida — quizá lo que hice fue un acto de misericordia. No sabría decirlo con claridad —. La cuestión es que mataron a mi hermana y trataron de aprovechar que era pésima en la magia para obrar una chapuza y convertirla en un monstruo.

Después de eso le devolví una sonrisa muy similar a la que él me había mostrado instantes antes, cuando todavía estábamos en el bullicio de la multitud.

Pero, en vez de eso, acabé con todos ellos. Después de liquidarlos provoqué un incendio en casa, para borrar todo rastro de mi familia y de todo el conocimiento prohibido que manejaban. Si hubiera hecho falta, habría enterrado todos los libros conmigo misma— habría sido una locura dejar la casa intacta, daría lugar a que curiosos entraran y se hicieran con esa información —. Parece que llevamos el parricidio en la sangre, primo. — con eso concluí mi relato y fui a buscar información crucial —. ¿Cómo te llamas?
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Sáb Ago 19, 2017 7:40 pm

Su pregunta acerca de porque agachaba la cabeza me sorprendió, realmente lo hacía por puro respeto, un respeto real, siempre tenía la costumbre de saludar a la gente con una reverencia y el hecho de que fuese mi prima no era una razón lo suficientemente importante como para no hacerlo, realmente no había ninguna razón a mi parecer como para no ser respetuoso con alguien, incluso con los enemigos se tenía que ser respetuoso, aunque a estos generalmente los trataba de matar desde el primer momento.

No veo motivo para no ser respetuoso aunque seamos familia – alcé una ceja – el hecho de que te saludé de esta forma no significa que no te vea como a una igual, es solo una formalidad. – me encogí de hombros.

Lo siguiente que me dijo me pillo un poco descolocado, no es que yo fuese alguien tremendamente social, pero si que había recibido algunas muestras de aprecio por parte de clientes y clientas, aunque las clientas daban muestras de aprecio algo mas pasionales de lo esperado, sobretodo cuando no disponían de poder monetario suficiente como para poder hacer frente a un pago. Cosa que tampoco me molestaba, era satisfacer una necesidad fisiológica importante.

Yo tampoco he recibido muchas muestras afectivas – me encogí de hombros, nuevamente, era algo que me daba igual – pero si que he recibido aprecio por parte de mis clientes al pagar mi trabajos – la miré de nuevo a los ojos – por cierto, soy mercenario. – aclaré, por si tenía dudas acerca de mi profesión.

La observe nuevamente, en algunos gestos se parecía bastante a mi madre, sin duda alguna eramos familia, obviamente otros tantos gestos serían suyos propios, no podía dejar de observarla, por otro lado me fije en su cuerpo, era bastante más baja que yo, lo cual le daba un aspecto aniñado y frágil, cualquiera diría que una batalla yo llevaba ventaja, pero tampoco me gustaba subestimar a mi oponente, por eso nunca dejaba que atacase primero.

Me contó que las malas lenguas no iban desencaminadas, por que realmente si que no eran trigo limpio, pero realmente no sabía que cosas no debían tocar jamás los magos oscuros... ¿Había algún tipo de magia mas peligrosa y potente que la propia magia negra? No conocía mucho del tema, tampoco me había interesado, no por nada, no me consideraba lo suficientemente bueno como para seguir los pasos de mi madre así que deje la magia de lado desde un primer momento.

Vaya... – asentí con la cabeza – Así que si el río suena, agua lleva. – dije refiriéndome a que los rumores no salían por que si, aunque muchas veces los rumores acertaban de casualidad.

Me contó lo que había hecho, lo escuché sin mostrarme sorprendido, ni alterado, ni preocupado, como bien había dicho anteriormente yo había matado a mi hermano para darle una lección a mi padre, por lo tanto cada uno podía hacer lo que quisiera, siempre que no me afectase a mí o a los míos, o las personas que pudieran importarme, aunque este momento no había demasiadas.

Lo que yo hice no seria un parricidio como tal – aclaré – en tal caso seria... ¿"Fratricidio"? No sé si existe ese termino – me encogí de hombros – pero si, ambos hemos matado a miembros de nuestra familia – asentí con la cabeza – te tendré vigilada... – dije medio en serio, medio en broma, pero con mi tono de voz podía resultar que lo decía completamente en serio y finalmente la chica, mi prima, terminó preguntándome mi nombre – Me llamo Dräguth, pero mucha gente me ha llamado Dräg, así que llámame como gustes, un nombre es solo un nombre, no dice nada de nosotros. – me encogí de hombros, nuevamente.

Mis orbes claros buscaron nuevamente las de ella, quería ver su reacción a mis palabras y sobretodo poder ver en sus ojos como reaccionaba a mí, como parecía sentirse a mi lado, aunque algo me decía que esta chica necesitaba bastante más para sentirse intimidada.
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Dom Ago 20, 2017 6:44 am

Respeto. Era irónico que recibiera eso de parte de alguien a quien acababa de conocer antes que de la gente que vivió conmigo todos esos años. Sentir ahora que alguien te consideraba digna de un mínimo de respeto era, como poco, extraño. Al menos él parecía haber tenido un mínimo de respeto, y quizá más cosas, de los demás. Después de responderme me encogí de hombros; no estaba mal que no me tratara como una alimaña, pero tampoco hacía falta que se mostrara tan formal.

Mercenario, ¿eh? — le lancé una sonrisa de complicidad cuando dijo eso —. Parece que tenemos bastante más en común de lo que pensábamos en un principio. Quedarte en casa aprendiendo magia está bien, pero no te pagan por ello. Al menos puedo tomármelo como si fueran prácticas. Aunque, si tú eres también un mercenario… ¿nos convierte eso en competencia? — estaba bien ir lanzando comentarios de ese estilo para ir bajando tensiones, pues estábamos hablando de cosas realmente feas.

Se defendió diciendo que lo suyo no había sido un parricidio como tal, pero… Realmente, aunque la víctima mortal fuera su hermano, el objetivo no era él. Había que tener sangre fría para hacer eso, y en comparación con eso, lo mío era casi misericordioso.

Menudo par de monstruos estábamos hechos.

Por mucho que tu hoja no haya pasado por el cuerpo de tu “padre” — me quedó claro que no lo consideraba como tal o ni tan siquiera lo era con la forma que tuvo de decirlo —, la verdadera víctima ha sido él. Lo has matado, sí, pero no ha sido el cuerpo lo que has aniquilado, sino que has destruido su alma — lancé una carcajada por lo bajo —. Eres un auténtico parricida.

Tras esa charla, conseguí que me ofreciera su nombre. Dragüth. Según él un nombre no decía nada de una persona, pero por otro lado, si tenías un nombre poco común en una región, era perfecto para que te rastrearan. Por eso no se debía dar tan a la ligera por mucho que fuera una palabra cuya definición eras tú.

Un nombre peculiar, Dragüth. Yo me llamo Ángela. Te diría que soy la última de los Promestr, pero no es que importe mucho; pretendo que el linaje se extinga conmigo.

Ya había enterrado los conocimientos y la posibilidad de que prosperara ese apellido, con lo que solo quedaba lo simple; esperar. Aunque, mientras esperaba, podía esforzarme para que ese mundo fuera algo mejor. Quizá por eso de todo lo que podía haber escogido también me hice mercenaria.

Bueno, y porque nos pagan bien. Una no es tonta.

Te invitaría a algo, pero estamos un poco lejos de mi casa; vivo en una aldea cerca de la frontera con Yilisse. Es un lugar tranquilo en el que nadie sabe nada de los Promestr. ¿Quizá hayas estado alguna vez cerca de la villa?
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Dom Ago 20, 2017 12:09 pm

Las palabras de la chica al descubrir que era mercenario parecían despreocupadas, aunque lo que me sorprendió es que ella misma también se considerara una mercenaria, me preguntaba cuanto clientes había tenido y si esos clientes habían sido de capaceas de pagar sus honorarios como era debido,  o en ocasiones también había tenido que aceptar favores sexuales como pago. Y luego comentó acerca de ser competencia.

No me hagas ver como tu competencia o acabaré contigo – una sonrisa macabra se dibujo en mi rostro – no te interesa tenerme como enemigo, como aliado la cosa cambia bastante, créeme. – mis ojos nuevamente se clavaron en los de ella, tratando de leer sus mirada y ver a través de ella que podía pensar.

No cabía duda en que nos parecíamos bastante en cuanto al tema de nuestra familia, ella era cierto que había acabado con  toda su familia por... ¿Misericordia? Me parecía un poco raro que fuese por ese motivo, pero si, en cuanto a lo de matar familiares estábamos a la par, solo faltaba que no nos destruyésemos el uno al otro, no tendríamos que recurrir a tal punto.

Bueno – asentí a sus palabras – si, mi intención era destruir el alma de aquel que duro tantos año creía mi padre – me encogí de hombros - pagaron justos por pecadores, pero como quién dice... son daños colaterales, a veces alguien tiene que sacrificarse. – sonreí levemente, imaginando el rostro de mi "padre" en aquel entonces.

Tras darle mi nombre dijo que era peculiar, su nombre era Ángela, desde luego un nombre mucho más común que el mio, parecía mentira que nuestras madres hubieran aceptado para nosotros siendo nombres tan dispares, bueno, al parecer en ese sentido no tenían los mismos gustos.

Ángela – asentí con la cabeza – bastante común en comparación con el mío – asentí a mis palabras – en cuanto a lo de tu familia, no hables tan a la ligera, estas a tiempo de enamorarte y querer montar una familia con alguien... aunque no te lo recomiendo, si terminas queriendo a alguien sufrirás el doble – me crucé de brazos – no es que hable desde la experiencia, pero he visto a personas enamoradas sufrir mucho con las perdidas de los seres queridos, no parece agradable. – razoné acariciándome el mentón, nuevamente.

Cuando comentó lo de que me invitaría a algo pero que su casa estaba lejos, sonreí y la miré a los ojos entornando levemente los ojos, lo cierto es que no tenia prisa alguna y tampoco tenía nada mejor que hacer. Recordaba una cosa, pero podría encontrar a aquella bruja en otra ocasión, seguro que daba con ella.

No tengo nada que hacer – me encogí de hombros – puedo ir contigo y de paso protegerte si viene alguien malo. – bromeé.

Ella no parecía necesitar la protección de nadie, pero era divertido ver como reaccionaba ante mis palabras... ¿Se picaría o directamente me seguiría el juego? Éramos familia, sin embargo... ¿Hasta que punto nos parecíamos?
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Lun Ago 21, 2017 5:58 am

Ey, dije competencia, no he mencionado que fuera desleal — acabar con aquellos que te podían quitar la clientela era una de las mayores formas de cometer competencia desleal, la más radical, podríamos llegar a decir —. De todas maneras no creo que quieras acabar con la poca familia que te queda, ¿verdad?

No, al menos, sin darle más motivos que el compartir un trabajo. Él tenía pinta de necesitar mucho más llegar a ese extremo, y me lo mostró cuando, tras contarle parte de mi historia, se lo tomó de la forma que se lo tomó. De hecho me confirmó que realmente lo que quiso destruir era a su supuesto padre, pero desde dentro, quitándole el alma y lo poco que le podía hacerle sentir vivo.

… Al menos si no era un completo desalmado.

Después de darle mi nombre me dijo que conmigo el linaje no se extinguía, pero yo pensaba todo lo contrario. Por mucho que se diera la situación que él decía, el legado que estaban dejando había sido eliminado, y esos conocimientos solo quedaban en mi cabeza. Bastaba con no contárselos a nadie, hacer que mis descendientes tuvieran otro apellido y, una vez hecho eso, los Promestr no serían más que un recuerdo.

La charla sobre lo de mi familia quedó en eso, y Dräguth decidió acompañarme en el camino de vuelta. Si de verdad tenía tiempo para eso no podía decirle que no; así también en caso de necesidad podría pasarse sin tener que buscarme llamando casa por casa. Su comentario, por otro lado, fue…

Ja. Espero que no te olvides de mi magia y te pongas en el fuego cruzado — di unos toquecitos  a mi tomo de fuego para recordárselo —. Pero un poco de compañía nunca viene mal. Al menos el viaje de vuelta será más entretenido.

Me ayudaría a no pensar tanto en mis tormentos y podríamos ponernos un poco más al día. Quién sabe, quizá tuviéramos más recuerdos que ahora mismo estaban enterrados y a base de hablar podrían salir a la luz. Comencé a caminar en dirección a las afueras de la ciudad y, una vez salimos de ésta, me fijé en que el ambiente estaba… raro. Se notaba una mayor tensión en el ambiente. Seguramente Dräg también lo pudiera percibir, pero quizá no con la claridad con la que lo podría percibir alguien que se formó en la nigromancia.

Una vez nos alejamos un poco más de Windmire, unos puntos rojos comenzaron a asomarse entre las sombras. Era lo que nos faltaba.

Genial, tenemos visita — abrí el tomo en lo que los Emergidos se dejaban ver. Nos tenían rodeados, pero eran pocos —. Y probablemente no cobremos por devolverlos al otro barrio.
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Lun Ago 21, 2017 6:59 am

No tardamos demasiado en ponernos en marcha tras aquella pequeña charla y conocernos un poco más y de paso habernos contado un poco que habíamos hecho con nuestras vidas, vidas que al parecer no habían sido las mejores que unos chavales podían desear, pero habíamos resistido a ello y nos había vuelto mas fuertes o eso parecía en realidad, no tenia por seguro si realmente ella era más fuerte que antes, pero si había hecho lo que había dicho desde luego no era persona débil.

Cuando llegamos a las afueras noté algo extraño en el ambiente, algo que me hizo fruncir el ceño. Solté un fuerte suspiro cuando vi aquellos ojos rojos asomarse de entre la oscuridad y seguramente con nosotros en su campo de visión, genial, tendría que desenvainar la espada y por todo el día no había tenido que hacerlo. Los trabajos de última hora y menos si no eran pagados.

Sabes – la miré de reojo, mientras me ponía a su espalda cubriendo ese flanco – los trabajos en los que no cobró me ponen de mal humor, aunque a lo mejor nos viene bien que este cabreado. – mostré una sonrisa que para nada denotaba alegría.

No tarde demasiado en abalanzarme al primero de ellos, era difícil saber como matar a alguien que ya era un... ¿Muerto? Fuese como fuese mi espada empezó a lanzar estocadas a aquellos seres, este me lanzó un golpe, lo pude bloquear a duras penas con la espada, pero dí un paso hacia atrás.

Sin embargo no tardé demasiado en ver lanzar una estocada a su cuello esperando poder descabezarlo y que uno menos fuese una amenaza tanto para mi como para Ángela, mi prima, aunque aún me sonaba raro tener una prima, cuando estaba seguro de que no tenía más familia en el mundo.

[...]


Cuando el ultimo de los emergentes cayo, estaba jadeando y mire a Ángela para asegurarme de que ella estaba bien, después de todo me iba a invitar a tomar algo y lo cierto, es que después de aquella batalla si que necesitaba beber algo.

Bueno – suspiré mientras guardaba mi espada – después de este trabajo desinteresado creo que nos merecemos una recompensa. Aunque nadie nos la va a dar. – la miré a los ojos.

Solo esperaba que su casa no estuviera demasiado lejos y pudiéramos llegar pronto y descansar un poco después de todo, el viaje había sido un tanto largo y encima habíamos tenido que combatir y sin recibir nada a cambio.

Ahora rumbo a la casa de Ángela...
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Lun Ago 21, 2017 10:10 am

Ninguno de los dos parecíamos muy preocupados por el hecho de estar rodeados de un grupo de psicópatas que no deberían estar ni siquiera en pie. Estábamos más bien molestos porque eso nos retrasaría un tanto a la hora de llegar  nuestro destino. El primero en mostrar su irritabilidad fue Dräg, quien dijo que no le hacía ninguna gracia esos trabajitos que hacías por altruismo, en los que no recibías nada más que las gracias. Dado que estábamos de espaldas para cubrir nuestras respectivas retaguardias, le miré de reojo girando levemente la cabeza.

Bueno, si quieres te puedo invitar a comer algo en mi casa por las molestias. Ya sabes, me estás escoltando y todo eso —no sabía si necesitaría de esa motivación o no para ser eficiente, pero demostró su potencial a la que se lanzó contra el primer Emergido.

Hizo una gala de buena velocidad cosiendo a estocadas a uno de ellos, para luego acabar haciéndole perder la cabeza de un golpe. Ésta rodó hacia mí, y yo aproveché para darle una patada a la susodicha para desestabilizar a uno que se le acercaba a Dräg. Al golpearle con su… camarada… compañero… cosa, se giró hacia mí, claramente indignado porque estaba viva. O algo por el estilo.

Yo me limité a abrir una página al azar de mi tomo, humedecerme el pulgar con saliva, pasar un par de páginas y mirarle con un ojo cerrado.

El plato principal de hoy… ración de calamares a la cabreada.

Le apunté con el dedo y una oleada de llamas con forma de cefalópodo se lanzó contra él, haciendo que se incendiara hasta no quedar de él más que las cenizas. Los demás corrieron más o menos la misma suerte. Dräg tenía el problema de tener que ir cuerpo a cuerpo, pero era lo bastante bueno bloqueando como para que no hubiera sufrido ninguna herida. Mi forma de plantarles cara agotaba más, especialmente por la parte psicológica – él acabó jadeando, todo sea dicho -, pero me permitía mantener una cierta distancia que, con esos brutos, era de agradecer.

Le volví a tender la cantimplora. Necesitaría reponer líquidos.

Lo siento, pero tendrás que aguantar el hambre. A menos que quieras roer incienso, tendrás que esperar a que lleguemos a mi casa para comer algo — le anuncié, antes de reemprender la marcha. Unas horas después atisbamos el acantilado donde se encontraba la aldea donde residía y, una vez allí, llegar fue fácil; mi casa era de las más apartadas al precipicio.

Dräguth sería todo lo mercenario que quisiera, pero se había criado como un noble, con lo que esa casa quizá le supiera a poco. Aun así podría cubrir cualquier necesidad que tuviera. La primera de todas era la de descansar y comer.

Acomódate donde quieras. Antes de pifiarla. ¿Hay algo a lo que seas alérgico? ¿Te apetece algo en especial?
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Lun Ago 21, 2017 6:08 pm

Los Emergentes no tardaron demasiado en caer, nuestras habilidades en combate eran buenas y se podía entender por qué nos ganábamos la vida como mercenarios, aunque no lo hubiese parecido me había fijado en sus movimientos y desde luego parecía poderosa y fuerte, nadie diría que por su aspecto podía haberse deshecho de aquellos seres con tanta facilidad, pero así había sido, lo había visto con mis propios ojos y si no se trataba de una ilusión, cosa que dudaba, aquella chica, mi prima era verdaderamente fuerte.

Lo cierto es que el combate me había abierto el apetito y me había provocado sed, cosa normal cuando sudabas, necesitabas reponer líquidos, pero podía aguantar un poco más, me había pasado casi dos días sin beber y había sobrevivido, unos minutos no me harían daño, quizás largo, pero no daño.

Recogí la cantimplora y bebí un trago de agua, bastante importante cantidad, pero dejándole bastante agua a ella.

Gracias – le sonreí levemente – pero no te preocupes, puedo aguantar la sed y el hambre – la mire a los ojos y luego su cuerpo – con lo delgada que estas quizás sería más normal que me preocupase yo por ti. – dije tratando de picarla un poco.

No tardamos mucho en llegar a su casa, la observe brevemente, no estaba mal, una casa en la que se podía vivir, tampoco entendía aquellas personas que viviendo solas o como mucho siendo dos personas, necesitaban una casa inmensa, simplemente para denotar su poder económico.

Me acomodé en un sillón y procedí a responder a la pregunta de ella acerca de si tenía alergia a algo. Sonreí a la pregunta con respecto a mi alergia y reí.

Alergia… – me calle unos segundos – a los idiotas… – bromeé – pero seguro que no tienes ninguno en la cocina dispuesto a trincharlo, así que no te preocupes, puedes preparar lo que sea, lo aceptaré de buen grado. – asentí a mis propias palabras.

Me acomodé en aquel sillón en el que me había sentado, eché la cabeza hacia atrás y cerré los ojos, por primera vez en mucho tiempo me sentía tranquilo, no sabía si era porque me fiaba fielmente de aquella chica o porque realmente me sentía como en casa. Fuera como fuera, al cerrar los ojos apunto estuve de dormirme.

Finalmente me quedé dormido unos minutos, contra mi voluntad pero lo hice, quizás el hecho de haber estado tres días sin dormir tenía algo que ver.
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Mar Ago 22, 2017 3:16 am

A pesar de que agradecía que por una vez alguien pareciera preocuparse un poco por mí, teníamos una diferencia abismal entre él y yo. Mientras que yo me dedicaba a la magia, lo suyo requería movimientos rápidos y precisos, y no parar hasta que el combate hubiera acabado. La cantidad de energías que yo gastaba en eso era nimia en comparación. No tuve que insistirle para que bebiera un poco de agua, por suerte.

Yo no gasto tantas energías peleando — lo único que me provocaba era cansancio, así que echándome una cabezada después estaría todo solucionado.

Ya en casa, afloró una sonrisa cuando Dräg bromeó sobre sus alergias. Sinceramente, no esperaba que alguien como él hiciera una broma de ese calibre tan pronto, pero… Eso quería decir que no había perdido del todo su humanidad. Convertirte en una persona completamente desalmada no estaba tan lejos de ser lo mismo que lo que habíamos liquidado por el camino.

Una vez tuve claro que no lo mataría sin querer hiciera la receta que hiciera, me dispuse a preparar algo. Lo más rápido pero a la vez lo más contundente que podía hacer dadas las circunstancias. No había nada mejor para recuperar las fuerzas y mantener los músculos en buen estado que una ración de carne bien digna. La acompañé también de algo de verdura, también salteada, que un trozo de vaca no cubría todas tus necesidades.

Lo bueno de saber usar magia de fuego de forma tan controlada era que no tenías que preocuparte por cortar leña y, sin embargo, quedaba exactamente igual que si lo brasearas. Todo eran ventajas con un tomo de fuego… siempre y cuando no prendieras fuego a la casa. Pero como era experta en incendiar hogares, sabía cómo evitarlo, así que…

Una vez tuve preparadas las dos raciones, fui a avisar a Dräguth, si bien se había quedado dormido. En ese momento me mordí el labio. Si un mercenario se había dormido tan pronto era porque realmente necesitaba descansar, pero por otro lado… Bueno, la comida se podría enfriar. Decidiendo que luego le dejaría echar todo el sueño que necesitara, dejé los platos en la mesa y fui a despertarlo, aunque…

<< … ¿Cómo narices se despierta a un mercenario sin sobresaltarlo y que te ataque por inercia? >>

Lo pensé suficiente tiempo como para decidir jugármela. Ante la duda de no saber qué hacer, lo mejor era despertándole a suaves toquecitos en las mejillas. Siempre funcionaba, y si eras lo bastante suave a nadie le importaba que le despertaras, o eso creo.

Dräg... Supongo que dormirás mejor con el estómago lleno — esas fueron mis palabras de bienvenida de vuelta del mundo de los sueños, haciendo un gesto hacia la mesa —. Espero que no seas de los que acompañan la carne con licores; como maga prefiero no gastar de eso.

La última vez que lancé un hechizo con una copa de más generé hielo a partir de un tomo de fuego. Y después se desintegró. Y no, no me hizo gracia porque el grimorio era nuevo.
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Mar Ago 22, 2017 6:42 am

No sabía cuánto tiempo llevaba en ese estado de sueño y tan relajado, sin embargo noté que algo tocaba mis mejillas y una voz que me sonaba de muy reciente me hablaba, devolviéndome al mundo de los despiertos, sin embargo, era algo que agradecía, el olor de la carne terminó de despertarme del todo, el estómago me rugía ahora con fuerza al oler aquella comida que probablemente ella había preparado.
Sus palabras de que dormiría mejor con el estómago lleno eran muy ciertas, generalmente con el estómago vacío no se dormía bien y en ocasiones se asociaba incluso con tener pesadillas, aunque jamás había entendido que tenía que ver el estómago vacío con las pesadillas, quizás debía ser un mecanismo de auto – aviso del cuerpo.

Cuando preguntó aquello de acompañar la carne con los licores negué con la cabeza.

No te preocupes – la miré – de hecho no bebo Alcohol, no me gusta perder el control de mí mismo y no soy inmune al alcohol, nadie lo es… – me encogí de hombros.

Mas valía prevenir que curar, si no bebías alcohol, no te emborrachabas y por lo tanto no sucedía aquello que tanto temor me causaba, perder el control de mí mismo y montar alguna escenita, aunque ya había montado mis propias escenitas, en batallas sí, pero no era lo mismo eso que hacer el ridículo de alguna manera.
Observe el plato de carne y pude averiguar también rastros de verduras salteadas en el plato, lo cual me hizo sonreír levemente.

No soy muy fan de las verduras – negué – pero debo reconocer que tiene muy buen aspecto y con el hambre que tengo creo que hasta me comeré las verduras. – dije sin apartar la mirada de aquel plato.

Observe a mi prima y no entendía por qué no quería gastar de eso siendo maga, quizás tenía alguna razón para que ser maga y no gasta alcohol tuviera algo que ver, pero en este momento no encontraba una relación en aquello.

Esperé a que mi prima estuviera preparada y probé un trozo de carne, no sabía mal, de hecho se podía decir que era la mejor comida que había tomado al menos en días, pues también había que decir que de cocinero tenia lo justo y casi siempre compraba cosas que solo había que tener unos minutos al fuego y listos, pero no sabía ni usar especias, ni nada por el estilo, era un negado para la cocina.

Nada mal… – farfullé mientras masticaba otro trozo.

Observé a mi prima de reojo, para ver como reaccionaba a mis palabras, me preguntaba si solía tener invitados para comer o por el contrario era el único que había tenido, era algo que trataría de averiguar, no por nada, por simple curiosidad y también tratando de averiguar que clase de persona era su prima.

avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Miér Ago 23, 2017 3:30 am

Era agradable saber que no se trataba de un mercenario paranoico que a la mínima que algo le perturbaba el sueño se despertaba con una mano buscándote para inmovilizarte y otra yéndose hacia su arma para apuntarte con ella. Quería decir que, dentro de lo que había tenido que ver y hacer, no le había marcado lo suficiente como para temer por su vida constantemente. No sabría decir hasta qué punto su conciencia estaba tranquila, pero no estaba del todo destruida. Tampoco era de los que bebían alcohol, lo cual le hacía tener siempre el máximo control sobre sí mismo y el máximo conocimiento de lo que ocurría a su alrededor.

Me alegraba saber que no era el típico estereotipo de mercenario que cuando no había faena se dejaba llevar por sus instintos y acababa sumergiéndose en vicios que le pasarían factura a la larga.

Una vez en la mesa me mostró otra de sus facetas; la verdura era algo que no le hacía demasiada gracia. Era normal, supuse. Tras criarse con nobles, podían permitirse la carne a diario y, sinceramente, tenía un sabor y textura mucho más agradables que y adictivos que la verdura. Aun así, no se debía descuidar la salud, con lo que asentí con conformidad cuando dijo de darle un tiento.

Es bueno que no desprecies la verdura.

Había muchas personas a las que no le gustaba, pero yo no era el caso. Después de todo, fue lo primero que verdaderamente se podía considerar comida de persona que había ingerido jamás. Todo cortesía de…

<< No pienses en esto. Hoy no estás sola para desmoronarte. >>

Decidí comenzar a comer para tener mi mandíbula ocupada mientras recuperaba el control sobre mi voz. Él empezó con la carne, de todas maneras, y pareció gustarle. Eso estaba bien. Aunque era un plato sencillo, cada uno teníamos nuestros gustos y podríamos diferir en eso, especialmente teniendo en cuenta que a mí cualquier cosa me valía. Por suerte, el sentido del gusto no consiguieron atrofiármelo a base de alfalfa y alpiste.

Nada más decir que le gustaba le dio otro tiento, señal de que decía la verdad. Sin embargo, mientras me llenaba un vaso de agua y procuraba que no se me notada henchida de orgullo, aun con una sonrisa floreciendo en mi rostro, le respondí:

En ese caso, ¿por qué no disfrutar de ella? Poco a poco, dejando que todos los matices se muestren antes de ir al siguiente bocado.

Yo también comí como un animal las primeras veces, cuando se me abrió un mundo de sabores y de recetas que nunca pensé que llegara a poder merecer. Sin embargo, con el tiempo, pensé en eso. Si quería disfrutarlo de verdad, debía prolongarlo todo el tiempo que pudiera.

Por eso iba tranquilamente, gozando con calma el cómo se cortaba la carne con el cuchillo, el jugo que salía cuando pinchabas el filete, el olor un tanto ahumado del braseado. Y por último, el sabor.

Supongo que si hiciste lo que hiciste es porque a tu padre se le giró el cerebro. ¿Cómo te trataban? ¿Qué comías tú en casa?
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Miér Ago 23, 2017 5:48 am

La cena estaba bastante bien a pesar de notar en mi paladar el sabor de la verdura, que aunque nunca había sido de mi agrado, acompañadas por la carne no estaba nada mal, quizás mezclar alimentos era el truco para comer de todo y que no me supieran tan mal algunas cosas. Fuera como fuera hablar de las comidas no era tan interesante como cualquier otro tema de conversación que pudiera surgir.

Entonces me preguntó que como me trataban y que solía comer cuando estaba con mis padres, aunque lo cierto es que tampoco era nada fuera de lo común, carne, patatas, también verduras, aunque estas últimas eran más bien a regañadientes, generalmente lo demás me lo comía sin problema y en cuanto al trato de mis padres pues… A veces era complicado.

Mis padres – murmuré pensativo – lo cierto es que es una tema complicado mi relación con ellos… mi madre no parecía estar del todo en su sano juicio – me rasqué la nuca – en ocasiones colaboraba en las palizas de mi padre, pero luego me abrazaba y lloraba consolándome, así que no sé qué pensar y ahora está muerta por lo que no puedo preguntarle, pero sea como fuese, siempre me consolaba cuando mi padre me pegaba, ella estuviera presente o no – me rasqué la nuca – así que supongo que ella me quería… Por eso, hice lo que hice al enterarme de que él encargo su muerte. – me encogí de hombros.

Si, a veces mi padre participaba en las palizas con mi padre, pero luego lloraba conmigo, consolándome y pidiéndome perdón por haberme hecho aquello, intuía que mi padre la coaccionaba de algún modo, porque en algunas ocasiones cuando me golpeaba la veía llorar, aunque ella intentaba ocultarlo.

Mi rostro se mostraba frío ante recuerdos tan duros, quizás fue por que aprendí a interiorizar lo sentía lo que provocaba que para muchas personas fuera un verdadero monstruos sin sentimientos, pero había aprendido que mostrar los sentimientos frente a tus enemigos era una debilidad, aunque el aprender a interiorizar era que en muchas ocasiones tampoco pudieras aflorar lo que sentías debido a que todo lo interiorizabas todo.

Te preguntaría por tu familia, pero imagino que tampoco fue agradable. – me encogí de hombros.

No me gustaba estar removiendo mierda del pasado de los demás, al igual que a mí tampoco me gustaba que removiesen la mía, pero al tener cierto parentesco familiar no podía negarme a contarle un poco mi pasado, pero a mi realmente el pasado de los demás no me interesaba, no lo consideraba importante para mantener algún tipo de relación en la actualidad.

Por cierto… – la miré a los ojos con cierta intensidad – ¿Te importa que pase la noche aquí? No me apetece deshacer todo el camino andado ahora; me marcharé al amanecer si los deseas. – me encogí de hombros.

Observe el rostro de la peli-azul esperando su respuesta y por supuesto queriendo que su respuesta a mi pregunta fuese afirmativa.
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Jue Ago 24, 2017 2:48 am

Viendo la explicación de Dräg, su madre estaba aterrorizada y parecía que a veces actuara por miedo a que le ocurriera algo con su marido. Por lo que me contó, en todas las casas se cocían habas, daba igual tu estatus social. Quizá, en muchas ocasiones, a mayor estatus mayor crudeza en el cuidado de tus hijos.

Sé que no soy nadie para hablar, porque nunca conocí a mi tía — maldita sea, ni siquiera le conocía a él hasta un par de horas atrás —, pero si hacía eso era porque ese hombre la habría estado amenazando, intimidando y… — quién sabe, quizá hasta ella hubiera recibido palizas con anterioridad y temiera que no obedecerle hiciera que volviera —. Creo que tiene bastante sentido.

Cada vez empatizaba menos con ese energúmeno, y le deseaba algo mucho peor de lo que le había procurado Dräguth. Estaba casi al nivel de mi familia. Mi primo me preguntó por ella, por cómo me trataban, aunque ya deducía que no iba a ser nada bueno cuando todos fueron incinerados hasta que no quedó de ellos más que un puñado de ceniza humeante. Los recuerdos brotaban atropelladamente, como si quisieran ser los primeros en ser comentados, con lo que tuve que pararme a pensar y ordenar mis propias ideas.

Puedes hacerte una idea si te digo que las pocas veces que comía algo decente era porque me lo traía mi hermana gemela — nunca olvidaré esa primera manzana que me dio a escondidas, pequeña, fácil de disimular —. Para mi familia, el no saber usar las ramas más oscuras de la magia te convertía en un ser indigno.

Decidí no darle mucha importancia al asunto. Todo eso había pasado, y mirando atrás no podrías solucionar tus problemas. Debías tener la cabeza alta y mirar hacia adelante constantemente. Dudar lo mínimo e imprescindible, y tomarte cada fracaso como aquello que te acerca un paso más al éxito. Era una prueba de fuerza moral, de desgaste y de paciencia en la que ser una persona obcecada te daba una cierta ventaja.

Aun así, era una tarea en la que tendría que trabajar sola.

Tras esa breve charla, mi primo me pidió asilo aquella noche. No veía por qué no; después de comer con él ya le conocía lo suficiente como para saber que no iba a hacer nada raro. Por hablar con la frialdad con la que se habla de los mercenarios, entre que no le he dado motivos y no iba a recibir ninguna remuneración por ello, tenía las espaldas cubiertas.

¿Qué clase de familia seríamos si no nos ayudáramos cuando nos hace falta? — me levanté y me dirigí hasta una puerta, a la que le di un par de palmadas —. Siempre supe que esta habitación me serviría de algo.

La casa solo disponía de dos habitaciones, pero no necesitaba nada más. Una para mí, y otra para Leah cuando consiguiera hacer que volviera a la vida. De todas maneras, en su caso le contaría como una habitación para invitados poco usada. Nada usada en realidad, porque la iba a estrenar él.

Limítate a ponerte cómodo y tomarte el tiempo que quieras. A partir de hoy ésta es tu casa. Eso sí, no te vas a ir al alba; voy a asegurarme de que partas con algo más que lo que quede de la carne en tus tripas — era capaz, y eso mostraba su resistencia y todo eso, pero no tenía por qué hacerlo.
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Invitado el Jue Ago 24, 2017 7:42 pm

Las palabras de mi prima acerca de que podía pasar la noche allí fueron un gusto, desde luego aquellas palabras me habían venido como agua de Mayo, no por que realmente deseara pasar tiempo en familia, ni siquiera porque me gustase el lugar, si no por lo cansado que estaba y las pocas ganas que tenía de tener que tomar todo el camino de vuelta y a saber si no tenía que enfrentarme contra alguien más, en algunas ocasiones, la pereza podía conmigo, sobre todo cuando tenía elección. Cuando no tenía elección, pues no me quedaba otra que actuar en consecuencia a lo que la situación requiriese.

Genial – dije con una sonrisa en los labios a la vez que me quite mi gabardina y acto seguido mi camiseta blanca de tirantes que era lo que cubría mi gabardina – ¿Dónde puedo darme una ducha? – dije mirándola directamente a los ojos y levantándome de donde estaba sentado.

Desde luego que necesitaba una ducha, estaba empapado en sudor, la pelea y en general todo el día me habían hecho sudar y una ducha fría me vendría bien, sobretodo para relajarme y poder descansar mejor y dormir del tirón toda la noche, aunque siempre dormía con "un ojo abierto" como quién dice.

Me acerqué a ella ya con el torso desnudo y cubierto con algunas cicatrices, algunas bastante feas y otras leves, aunque la mas horrible era la que me cruzaba la espalda empezando en mi hombro izquierdo y cruzando mi espalda para acabar en la parte inferior de la parte derecha de mi cadera. Todavía recordaba como me la había hecho. Aquel desgraciado que atacaba por la espalda.

Una vez pegado a mi prima a escasos centímetros de ella, clave mis ojos en los de ella y sonreí de una forma un tanto perturbadora.

¿Me indicas por dónde es? – le pedí – ¿O prefieres ducharte conmigo? – dije medio en serio, medio en broma. Todo fuese por divertirme un poco.

No sabía como se tomaría mi prima aquella acción, realmente no es que tuviese sucias intenciones con ella, pero quería divertirme un rato y si era un poco a costa de ella no pasaba nada, siempre estaba a tiempo de decirle que estaba de broma, aunque lo de darme una ducha no era una broma, la necesitaba como el respirar o posiblemente pasaría una noche peor de lo esperado.

¿Qué haría ella a continuación? Estaba bastante expectante.
avatar
Invitado

Volver arriba Ir abajo

Re: [Social] ¿Familia? ¿Ahora? ¿En serio? [Priv. Dräguth] [+18]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.