Hora en el foro


Síguenos
Conectarse

Recuperar mi contraseña

TWITTER
afiliados


Project Fear.less

Crear foro

¿Yo? ¿Pirata? Que va... [Priv. Gerard Van Reed] [Social]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

¿Yo? ¿Pirata? Que va... [Priv. Gerard Van Reed] [Social]

Mensaje por Dyanna el Sáb Ago 12, 2017 6:17 pm

Rencorosa y feroz, quería que sus propios padres la reconocieran así. Tras años de aventuras, travesías, locuras por doquier, finalmente Dyanna se encontraba de nuevo con el lugar que la vio crecer. Pese a que las intenciones no eran las mas benévolas, la capitana miraba con añoro cada rincón del puerto. Aún parecía ayer, cuando esperaba en el puerto y veía a  su hermano regresar con dos manzanas en cada mano, unas para él y otras para ella. Un sin fin de emociones pasaban por la mente de la hermosa mujer, alegría, furia, desengaño... Por sorpresa para la joven, sus padres ya no vivían en la casa que ella recordaba. - Vaya infortunio, vivirán un tiempo más. - Masculló para si misma. El plan de acabar con sus vidas, debía de aplazarse, quizás para siempre, pues nadie vería preguntar a la corona perdida del mar, donde están quienes la abandonaron a su suerte en manos de malhechores, ella no pasaría esa vergüenza ni por todo el oro del mundo... Bueno, quizá por eso si.

Debía reponer su estómago, descansar y templarse en un lento y placentero baño. Sin esperar mucho más, acudió a paso ligero a donde su barco se situaba, levantó un brazo y dio la orden. - Descansaremos en casa, pasaremos la noche en la antigua taberna de Tornn. Moveos, conseguidme la mejor de sus habitaciones, comida y un baño. Decidle que Dyanna, ha venido a visitarle. - Sus tripulantes, quienes asomaban mitad de su cuerpo fuera del barco para escuchar a la capitana, asintieron rápidamente y comenzaron a bajar. Muchos estaban alegres por volver aunque fuera un solo día a sus raíces, con su cerveza y su pan, otros preferían dejar el lugar lo antes posible por la mala reputación que aquí tenían, pero la capitana dio ya su orden.

La taberna no era gran cosa, un establecimiento como otro cualquiera, con tonos marrones donde quiera que miraras, una barra, unas cuantas mesas y un enorme mesero, Tornn. El viejo lucía un cuerpo veterano, una cara ya entrada en edad y una blanquecina barba larga. Dyanna entró rápidamente en el lugar, sentándose en una de las mesas mas cercanas a una ventana situada en la pared e hizo acto de presencia. - Acaso ¿No tuviste suficientes altercados con mi hermano? Viejo gruñón, creo que mi tripulación ya te ha pedido lo que necesito ¿Por qué aún no está aquí? - El anciano pero intimidante hombre, habló sin levantar la cara de las jarras que fregaba. - Es una desgracia teneros como clientes,  fue una desgracia con tu hermano y al parecer, lo será también contigo ¿Donde quedó esa señorita que sonreía por un vaso de solo agua? Estos jóvenes... - Ella, observó el lugar detenidamente, parecía despistada pero estaba escuchando a aquel hombre. Cuando terminó su frase, ella rió y seguidamente le respondió - Tranquilo Tornn, me iré pronto de aquí, no tendré tiempo apenas para amargar tu existencia, o el atisbo que queda de ella... - Y prosiguió riendo mientras el viejo conocido de la chica, le servía una copa de su mejor vino y varios frutos secos para ir picando.

La taberna empezaba a llenarse de hombres felices, la tripulación de Dyanna ya había preparado todo lo que ella había mandado y era hora de festejar el vivir un día más y para muchos haber regresado a casa. Pero aún había algo que no la dejaba estar cómoda ¿Donde se habían ido sus padres? En parte... Quería verles, tenía la pequeña esperanza de que estos estuvieran tremendamente arrepentidos de sus actos y les perdonara la vida, pero por causas del destino, ni siquiera había rastro de ellos. Empezaba a anochecer y ella miraba a la luna por el sucio cristal de la ventana. Mañana habría que partir y por ende no quedaba mucho tiempo más para observarla desde ese lugar, su querida taberna.


Última edición por Dyanna el Lun Ago 14, 2017 9:40 am, editado 1 vez
Afiliación :
- MITGARD -

Clase :
Mercenary

Cargo :
Pirata

Inventario :
Espada de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
60


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Yo? ¿Pirata? Que va... [Priv. Gerard Van Reed] [Social]

Mensaje por Gerard Van Reed el Lun Ago 14, 2017 8:45 am


Otra fría, helada noche en las tierras del norte. Un pequeño pueblo costero podía vislumbrarse a lo lejos desde lo alto de una colina nevada; bajando de ella se encontraba una figura sobre un caballo. No era la primera velada así que pasaba Gerard en Mitgard, pero esperaba que fuese la última en mucho tiempo. Su caballo era un fuerte destrero, pero no estaba acostumbrado a esas temperaturas. De hecho, hacía ya unas horas que lanzaba bufidos irregulares e iba más lento de lo habitual. ¿Le ocurriría algo, tal vez? Todavía no sabía demasiado acerca de cuidar caballos, pero debía resguardarlo del frío pronto. Fuera como fuese, al llegar, se dirigió al edificio que destacaba por encima de las viviendas de alrededor, dejó a su montura atada cerca, y entró en aquella taberna.

La estancia de Gerard en el frío ducado del norte iba llegando a su fin. El altercado que había sufrido al llegar, en la taberna del Caldero Quemado, casi había hecho que volviese por donde había venido sin ni siquiera pisar la capital, pero había acabado reconsiderándolo. Aún así, para bien o para mal, tras visitar la ciudad y los alrededores, era hora de irse. ¿Pero había sido fructífera su estancia allí? Después de todo, su tiempo era limitado, lo que hasta entonces le había obligado a quedarse poco tiempo en el mismo lugar. Pero al fin y al cabo, no estaba en un viaje por placer. ¿Había valido la pena? Solo el destino tenía la respuesta.

El siguiente destino de Gerard sería Thracia. Pero para ello… -Mis disculpas, buen hombre.- Gerard se dirigió a aquel anciano que se encontraba tras la barra. Barba larga, musculoso, cara de pocos amigos y aspecto imponente, ignorando los otros hombres que había alrededor. - Me habían dicho que aquí podría encontrar pasaje en barco a… un precio asequible -. El señor le miró de arriba a abajo, rió un poco y señaló hacia un lado de la taberna. ¿Qué le parecía tan gracioso? ¿Sería la presencia de un soldado de vestimenta y hablar refinados en medio de aldeanos y bribones que se hallaban bebiendo y riendo? Probablemente. Pero Gerard todavía no se había acostumbrado a esos ambientes. Así pues, solo podía pensar en lo muy rara que era la gente del norte.  

De todas formas,  fue hacia donde había indicado, donde se hallaba no alguien imponente con aire de hombre mar, sino una joven mujer de aire melancólico. Se plantó frente a ella, dejando pasar unos segundos en el que le lanzó su típica mirada de soldado modélico para que se percatase  de su presencia.

- Milady. El barco con el que llegué zarpó ayer, y no tengo tiempo de esperar a que vuelva. Por una casual, ¿sabéis de algún navío que vaya a tierra continental? Puedo pag… - Frunció el ceño. El dinero con el que había emprendido su viaje se le había acabado ya. A pesar de no ser una persona avariciosa, había crecido en el seno de una familia adinerada. Estaba acostumbrado a tener ciertos gastos, por lo que siempre le conseguía el mejor alimento a su caballo y en Mitgard había buscado la mejor posada donde pasar la noche, para averiguar solo al día siguiente lo mucho que costaba. Así pues, solo le quedaba lo que para él era, al menos considerando su rango anterior, rebajarse. - Puedo ofrecer protección a cambio de un pasaje. Nunca se sabe cuándo aparecerán piratas por estas aguas.- Lo dijo de forma decidida y en voz alta, cual sheriff en un local del lejano oeste que venía a ejercer la autoridad de la ley para impartir justicia. Sin duda de esa forma, sumada a su aspecto llamativo considerando el lugar, intimidaría a posibles rufianes, inspiraría respeto y obtendría lo que buscaba… ¿no?
Afiliación :
- GRANNVALE -

Clase :
Knight

Cargo :
Caballero errante

Autoridad :

Inventario :
Lanza de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
793


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Yo? ¿Pirata? Que va... [Priv. Gerard Van Reed] [Social]

Mensaje por Dyanna el Lun Ago 14, 2017 11:35 am

Acariciaba su cabello, le gustaba como se sentía el tacto, al fin y al cabo, nadie solía acariciarla. Ensimismada, no se percató del hombre que había entrado en la taberna, la luna era bella y el momento especial. Mañana partiría otra vez sobre el inmenso mar azul y el único problema en el que pensaba era en la operación secreta que haría en la noche más profunda, cuando nadie les podía ver. Habían venido con ambos propósitos, asegurar la muerte de los progenitores de Dyanna y favorecer la venta ilegal en Mitgard, ambas cosas, complicadas. De vez en cuando soltaba una sonrisa para si misma, cuando en su mente de veía con todo el oro que sacaría de la venta de los productos ilegales que dentro de unas horas, comenzaría a descargar de su barco.

Se sobresaltó, dando un pequeño gritito bastante mono para lo que realmente ella es. - Por toda el agua del mar ¿Has venido en silencio para asustarme? - Refunfuñó para si misma. El hombre tenía porte de caballero y buen hablar, de seguro era alguien mucho más "legal" que ella en estos lares, quizá alguien de importancia. La pregunta la cogió por sorpresa, pues él le preguntó por un navío en el que pudiera viajar después de haberle contado la situación en la que se encontraba, sin barco que poder coger. Además, por si no fuera poco, le ofreció protección... Pues nunca se sabía cuando asaltarían piratas cualquier barco. Lo que no sabía el chico, es que estaba tan cerca de una de las piratas mas malévolas que podría encontrar, aunque es normal, las mujeres están condenadas a la tierra, suelen ser malos augurios para los barcos. - Ni que lo digas, nunca se sabe cuando un pirata podría asaltar un barco. Pero veamos... Yo parto mañana al amanecer ¿Estarás preparado para esa hora? Oh, perdona mi poca educación, siéntate. - Varios de los tripulantes de Dyanna comenzaron a reír, sabían lo que le esperaba a ese pobre hombre cuando estuviera dentro del barco, en las garras de la capitana. Las risas no duraron mucho, pues en medio de la conversación, Dyanna soltó una mirada fulminante que logró un silencio inexpugnable al segundo.

- Tú. - Dijo dirigiéndose a uno de sus marineros mientras con gesto aburrido apoyaba su codo en la mesa y con la mano, sostenía su cabeza. - Rellena mi copa y añade una de más para este buen hombre, yo le invito. - Y de manera casi automática, el rufián se levantó, fue hasta donde Tornn se situaba y le extendió la mano para que este le diera la botella de vino. Tornn la dio de manera normal, al fin y al cabo solo piden otra copa y Dyanna pagará sin duda. El marinero comenzó a caminar y justo cuando estaba llegando a la mesa donde Dyanna y el hombre se encontraban un traspiés de uno de sus colegas a modo de broma, lo puso en una peligrosa situación. Casi sin control, estaba cayendo con la botella y el cuerpo apuntando a Dyanna, la mancharía sin duda además de que recibiría un buen golpe, pero en un desesperado intento de evitarlo, apoyó una vez más el pie que tenía en el aire y sin equilibrio alguno, dio unos pasos más casi corriendo que lo hicieron estamparse con la mesa siguiente, en vez de en Dyanna. - Kled ¿Es que ya no sabes caminar? - Le preguntó con tono burlón la capitana, quien sabía que había pasado y tenía muy claro que el hombre había preferido antes partirse alguna extremidad, que manchar su vestido. El joven Kled, se levantó dolorido pero con la botella intacta, lanzó una mirada de enfado a aquel que le puso el traspiés y seguidamente, sirvió el vino.
Afiliación :
- MITGARD -

Clase :
Mercenary

Cargo :
Pirata

Inventario :
Espada de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
60


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Yo? ¿Pirata? Que va... [Priv. Gerard Van Reed] [Social]

Mensaje por Gerard Van Reed el Mar Ago 15, 2017 3:23 pm


Haberla sobresaltado fue desafortunado, pero al parecer, el tabernero le había indicado la persona adecuada. Ya que ese era el caso, se quedó unos segundos pensativo. Gerard tenía prisa, pero siempre estaba el riesgo de firmar un trato con un rufián; en la gran, gran mayoría de casos, los piratas y bandidos que acechaban a los inocentes eran hombres que se les veía venir de lejos. Aquella era una dama de elegancia considerable cuanto menos. Exuberante, más bien, pues Gerard tuvo que apartar la mirada ante lo revelador que era su vestido. ¿Tan ligera de ropa iba por un país tan frío? En todo caso sería ella la que necesitase protección. Así, podrían ayudarse mutuamente. - Por supuesto. Al amanecer. Mi nombre es Gerard; mi lanza estará a vuestro servicio durante el viaje. - Inclinó la cabeza un segundo, en muestra del trato cerrado, tras lo que procedió a tomar asiento, como le había indicado. Así lo haría hasta el fin de la travesía, pues como caballero, se tomaba muy en serio su trabajo.

Pero ¿por qué oyó risas a su alrededor? Norteños. Qué pocas modales tenían muchos de ellos, por muy nobles que pudiesen ser unos pocos de sus guerreros. Frunció el ceño, pero ignoró a la gente a su alrededor. - También dispongo de un caballo. Durante el viaje le alimentaré con mis propias raciones, por lo que solo requerirá algo de espacio. Espero que no sea un problema.- No era un hombre de mar, pero tampoco se trataba de la primera vez que viajaba en barco; había ido en numerosas ocasiones durante su carrera. Y su diligencia le haría aguantar una travesía incluso con pocos recursos.

De todas formas, se encontraba ante una mujer bien autoritaria, del tipo a las que Gerard le costaba rebatir. Pero cuando vio la intención del camarero de traerle una copa, ya fuese aquella bebida nórdica que había probado con anterioridad o simple vino, tuvo que negarse. Después de todo, como se había comprometido a un trato, no iba a arriesgar su cometido nublando sus sentidos con alcohol, aunque fuese para el día siguiente. - Ah, no puedo aceptarlo. Con agua será suficie... - Pero entonces, oyó algo. Sus instintos de combate hicieron le advirtieron que debía reaccionar. De un corto y ágil salto, se puso delante de la joven, pero ya que había dejado su lanza junto al caballo, no disponía de armas, por lo que se limitó a escudarla, poniéndose de espaldas al “peligro”.

Suspiró aliviado al darse cuenta de que se había tratado de un simple resbalón, y que su capa no se hubiese manchado. La mujer también estaba bien, claro. Miró a su alrededor una vez más y frunció el ceño hacia el tal Kled. - Cuántos rufianes hay por aquí. Mas no os preocupéis. Durante la travesía nadie os tocará ni un cabello. - Lo dijo, de nuevo, en voz alta. Sin duda, protegería con caballerosidad tal dama… aunque no podía dejar de preguntarse cómo pudo hacerle caso uno de esos maleducados. No, no, sería su hermano, o algo por el estilo, y solo conocería a aquel hombre, a ninguno de los otros. Y hablando de “proteger”… por mucho que repudiase el tener que vender sus servicios de esa forma, era un hecho que se encargaba de la protección de aquella dama. Y eso incluía… - Tomad. - Con una mano, desató los cordeles que ligaban su capa a la armadura y se la puso en los hombros, sin llegar a tocarla. - Podéis devolvédmela al final del viaje. - No le hacía demasiada gracia, pues le tenía mucho aprecio a esa capa, pero iba a ganarse el “sueldo”.

En fin, era hora de irse. No quería dejar a su caballo solo demasiado tiempo. - El alcohol nubla los sentidos. Estaré esperando en el muelle al amanecer. - Salió, así, de la taberna. Al salir, comprobó que su caballo estuviese bien, lo desató del poste y empezó a caminar. Primero, se aseguraría del lugar donde había quedado, y luego, buscaría una posada donde dormir aunque fuesen unas horas, con las pocas monedas que le quedaban.

La imagen de aquel día con sus hermanas le vino a la mente. Qué frío hacía sin su capa. Y qué soledad.
Afiliación :
- GRANNVALE -

Clase :
Knight

Cargo :
Caballero errante

Autoridad :

Inventario :
Lanza de bronce [2]
Vulnerary [3]
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
793


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Yo? ¿Pirata? Que va... [Priv. Gerard Van Reed] [Social]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.