Hora en el foro


Síguenos
Conectarse

Recuperar mi contraseña

TWITTER
afiliados


Project Fear.less

Crear foro

[Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Jafar el Miér Abr 26, 2017 4:51 pm

No era usual en el el acudir a lo que antaño había sido su campamento y hogar temporal.Solo ir , hacer visitas. Después de todo tras la masacre de el clan había vivido en ese lugar durante poco as de una década. Sin moverse cuando antes había sido un nómada, viajando de forma esporádica por la frontera de Goldoa para proteger la misma,cumpliendo así la misión auto-impuesta de su clan de dragones blancos. Montando campamentos y permaneciendo cortos periodos de tiempo en los mismos,siendo aquel su hogar aunque no fuese uno fijo.Siendo el ultimo campamento de su familia el que se había convertido en el lugar donde ahora reposaban los huesos. Los de su madre en la posición que tenia cuando murió protegiendole,ocultándole bajo sus alas. La de su padre y restos de miembros en la posición que tenían al morir luchando. Era un cementerio de dragones,siendo los huesos devorados poco a poco por el tiempo. Lo que aun era su hogar, aunque también lo era el palacio.

Sentía la necesidad por momentos de acudir al mismo, por el tiempo que había pasado en el, por ver a su madre. Y porque se sentía mas tranquilo al patrullar y vigilar la frontera de tanto en tanto,menos inquieto a pesar de saber de primera mano que su país estaba bien protegido.Que su presencia no era necesaria para ello. Pero solían pasar largos periodos de tiempo entre visita y visita, pues poco a poco se comenzaba a acostumbrar a la vida en palacio y prefería que fuese así. Mas esta vez no había trascurrido tanto tiempo.

Habia ido cuando volvió de su viaje,cuando volvió a Goldoa paso dos días allí antes de volver con Kurth a su hogar. Aun no era tiempo de volver a visitar,no sentía esa necesidad ni esa intranquilidad en el. Y sin embargo allí estaba,pues la había necesitado. Raro, inusual,con un motivo nuevo.

Habia sentido la necesidad de comunicar sus avances a su madre,a pesar de que no era un niño de grandes palabras y de que cuando iba al campamento permanecía en silencio. En esos instantes quería, algo dentro suyo le pedía,hablarle a esos huesos sin vida y contarle lo que Kurthnaga le estaba enseñando. Nunca le había contado nada a su madre sobre lo ocurrido al abandonar el campamento,solo que se había ido y que vivía en el palacio y estaba bien. Pero eso era porque fuera de su nuevo estilo de vida todo habían sido batallas y viajes, y eso era el pan de cada día cuando el clan aun seguía con vida.

Pero no,ahora había algo nuevo. Kurth le estaba enseñando a leer y a escribir y aunque no lo demostrase tan abiertamente,pues le costaba mostrar sus emociones, la idea le emocionaba. Se aplicaba en ello,se esforzaba y hacia sus deberes. Intentaba no sobresforzarse y descansar como el príncipe decía. Pero era difícil ,pues no sabia que criterio seguir para saber si se estaba sobresforzando o no ,quería seguir los consejos ajenos pero no estaba seguro de como ni cuando aplicarlos.

-Esto es... una "a".... se lee aaa.... eso dice Kurth...

Se había llevado un pequeño tintero,un par de papeles y una pluma al lugar,todo en a bolsa que tiempo atrás le habían dado para ir de viaje. No quiso cargar muchas cosas solo quería enseñar lo que había aprendido. Aunque había mejorado algo practicando por su cuenta su letra distaba mucho de ser perfecta.Aun mas cuando no tenia ningún lugar fijo donde apoyarse,sus rodillas no valían,eran incomodas y la "a" había quedado pero que de costumbre. Frunció el ceño,apoyo el papel en el suelo y se tumbo , escribiendo una vez mas la letra. Haciéndola mejor. Colocado bajo los huesos de su madre,siendo "protegido" por ellos.

-Esto "e"... eeeee.....

Dibujo un par de veces la letra mencionada. Y después una "i", o era una "l"? No lo sabia pero era un simple palo.Y junto a el una "o"

-Esto....mmmm...no se.... Kuth todavía no a dicho... pero son fáciles...voy a aprender... y darle sorpresa a Kurth... para la próxima vez...

Siguió practicando,casi garabateando pues a pesar de estar mas cómodo seguía sin ser el sitio y la postura ideal.

-Si aprendo... podre leer... lo que lee Kurth... y escribir... puedo escribir a Marth... y dar las gracias... no necesito... para vivir... ni para luchar... pero quiero aprender... y  que a Kurth le...mmmm... guste? No...mmmm...

Dejo escapar un ligero gruñido. Ya estaba allí de nuevo,la falta de palabras para expresarse como deseaba. La frustración que ello le provocaba.



Spoiler:
Jaf escribiendo en el suelo tal que asi
Afiliación :
- GOLDOA -

Clase :
Silver Dragon

Cargo :
Asesino

Autoridad :
-

Inventario :
Elixir [2]
Vulnerary [4]
.
.
.
.

Support :
Kurth

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1792


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Uroko el Miér Abr 26, 2017 7:26 pm

La vida de Uroko en aquel tiempo que llevaba en Goldoa una vez volvió a su patría fue de alguna manera calmado. Quizás demasiado, más de lo que se pudiera haber esperado. Y en parte, le había sido beneficioso, ya que desde que había salido siglos atrás... Nada había sido bueno.

Había vuelto con su mente y corazón hecho añicos, recosntruidos por fuerza de voluntad y la fuerte negativa de volver a caer en el mismo error. Pero... era verdad que, por culpa de aquello, no estaba aún hecho para tolerar la calmada  pausada vida de Goldoa. Quizás... Sí que necesitara más movimiento del que hubiera creído. Aunque solo fuera un poco... aunque simplemente fuera un pequeño cambio, un desviar de su mirada, un pasar de los minutos diferente.

En ese 'cambio' era donde se encontraba ahora mismo, siguiendo a una considerable distancia la pequeña figura albina que salía de las mediaciones de la ciudad de Goldoa en busca de ir hacia la frontera por lo que podía ver. Y además... conocía en parte, hacia donde se dirigía ese pequeño laguz. Aunque no era consciente del motivo, obvio, no era adivino. Pero... Sí, conocía esa figura de vista, de haberla observado a la lejanía caminar por los pasillos del castillo, en absoluto silencio, como un pequeño muñeco que había encontrado su camino a seguir y no solo ser un autómata. Entonces... ¿porqué escoger ese camino en concreto? De la misma forma que a Uroko no le hacía gracia que hablaran de su pasado, él de no ser necesario, no curiosearía las raíces del resto. Porque él mismo conservaba muchos misterios e historias consigo mismo... pero era consciente que, para algunos dragones de Goldoa aún era un desertor que había acompañado a sus desterrados padres fuera del país. Y que había vuelto pasados siglos con el rabo entre las piernas. O eso, al menos, eran lo que decían.

Pero en cierto momento despistó la figura de aquel pequeño y le tocó buscarla exhaustivamente. ¡Vaya! ¿Ahora resultaba que lo perdía de vista? No, sin duda eso no era bueno ni bonito ni barato. Le había costado energía, tiempo y esfuerzo llegar hasta allí, pero... quería saber un poco más del pequeño dragón nómada. Y cuando lo encontró, se vio frente a la tierna escena del joven laguz tumbado bajo los huesos de las alas de un esqueleto de dragón y pareciendo explicarle la manera de escribir las vocales  como era su pronunciación a aquel conjunto de huesos que una vez en vida debió de ser una majestuosa dragona.- ¿Tal vez querías decir 'enorgullecer', pequeño? - Y con una sonrisa ladeada se fue acercando un poco a aquella estampa grotesca y melancólica, mas se mantuvo alejado unos metros de la misma, manteniendo así una prudente distancia de respeto hacia aquellos restos de aquellos que fueron en su momento sus iguales e, arrodillándose en busca de quedar a una altura más cercana al suelo, dejó apoyado su antebrazo sobre la rodilla que mantenía flexionada.- ¿Puedo saber yo también qué es lo que les estas enseñando a ellos? - Y movió su mano a su alrededor, señalando de esa manera con ese sencillo gesto a aquellas figuras esqueléticas que era a las que se refería. Pero... tenía en duda aún en mente el cómo podría reaccionar ese pequeño. ¿Bien? ¿Mal? ¿Le haría caso? Pero... a pesar de todo se mantuvo en ese sitio con la serenidad que caracterizaba a aquel laguz y con una media sonrisa curvando la comisura de sus labios. Sólo... quedaba esperar. Esperar y observar.
Afiliación :
- GOLDOA -

Clase :
White Dragon

Cargo :
Consejero Real

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [3]
.
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1227


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Jafar el Jue Abr 27, 2017 7:43 pm

Normalmente el niño era bastante consciente de su entorno,siempre atento a todo. A cada pequeño movimiento. Era algo que le habían enseñado desde que tenia memoria,aunque no de manera consciente. Siempre luchando,siempre entrenando para matar... en cualquier momento podían golpearlo solo para asegurarse de que estaba preparado para cualquier ataque sorpresa. Aquel nivel de alerta que lo había acompañado durante tanto tiempo había comenzado a disminuir con su nuevo estilo de vida, sobretodo cuando se encontraba en palacio, conociendo la seguridad del mismo. La presencia de la persona que había logrado acercarse hasta el campamento sin que el infante se percatase de ello sin embargo no debía de ser algo inesperado. Tenia que haber estado atento, alerta, verlo y sentirlo llegar desde la distancia. Mas no lo hizo.

Estaba aprendiendo a leer y escribir, una tare que requería de ganas,constancia e intelecto. Aquellos dos primeras cualidades siempre las había tenido, pero estaba acostumbrado a entrenamientos y tareas que requerían mas de fuerza bruta,de puro instinto. Algo que requería poner toda su mente en ello era nuevo para el. Algo a lo que no estaba acostumbrado, nuevo para el, que le costaba por mas que le emocionase... y que por ello mismo requería de toda su atención. Toda su concentración.

Por ello no le sorprendió que una voz le interrumpiese,no cuando no había estado atento, no le molesto tampoco. Pues al alzar la vista comprobó que al igual que el se trataba de un dragón, así que todo estaría bien. No había peligro,no pasaba nada.

Dejando la pluma sobre el papel se incorporo,quedando sentado en el suelo,cruzando sus piernas. Clavo su mirada en la figura ajena, le resultaba en cierta manera vagamente familiar aunque estaba seguro de que nunca lo había visto... O puede que si,una figura secundaria en la cuidad,en palacio... o simplemente el tono de piel clara y el cabello albino ajeno le recordaban a aquellas características que también tenían en el clan. Como el.

En niño frunció el ceño mientras asimilaba las palabras ajenas,confuso al no entender el significado de las mismas. Frustrado consigo mismo por su falta de conocimientos, de la cual era mas consciente cada día,se hacia mas evidente a sus ojos.

-Enorgullecer.... no entiendo... yo no... conozco la palabra...

Aun con los ojos clavados en el desconocido observo como el mismo se movía,acercándose a el. Pero deteniéndose antes de lo que el niño esperaba.Si se acercaba a el... porque se detenía tan lejos? Incluso se había agachado ,demostrando así que no tenia intenciones de acercarse mas. El niño no lo entendía,ni siquiera había alcanzado aun los huesos.Y cualquiera podía acercarse a ellos,después de todo ,a diferencia de cuando estaban vivos,eran inofensivos.

Su confusión aumento, aunque se entremezclo con la curiosidad,ante la petición ajena. Aunque no tardo mucho en asentir como respuesta a la misma ,después de todo era un dragón de Goldoa así que tenia que ser bueno. Y si ya le estaba enseñando a su familia lo que estaba aprendiendo porque no a ese otro dragón ? Solo tenia que moverse un poco y enseñarle. Fácil. Simple. Seguro. Nada peligroso. Estaría bien.

Miro la bolsa tirada en el suelo, el papel con la pluma encima y el tintero abierto aun lado. Primero cerro el tintero con cuidado, pues el terreno era rocoso e irregular y no quería que al levantarse o por un descuido aquella sangre negra se derramase. No en el campamento, no cuando no sabia como limpiarlo. Después guardo el tintero en la bolsa, pues al ser un recipiente de cristal de esa manera quedaba mas protegido. Tomo la pluma con una mano y el papel con otra y se levanto. Acercándose con pasos lentos y silencioso, como si realmente no apoyase el pie,hacia el hombre.

Se detuvo a medio metro de el y puso el papel delante suyo, para que lo pudiese ver pero sin invadir demasiado el espacio vital ajeno. Mantener el papel a la altura de su brazo era suficiente gracias a que el otro se había agachado quedando mas cerca de el.

-Yo... aprendo a leer... y escribir... y mama no sabia... que y aprendo... le informo... y enseño... a mama... lo que se...


Señalo,con la mano que sostenía la pluma, hacia su espalda,donde estaban los huesos bajo los cuales había estado escribiendo y que ahora habían quedado atrás. Junto con su bolsa. Un leve gesto, una señal muy leve. Después señalo las letras de su papel,repetidas varias veces cada una, una por una.

-Yo... se la "a"....y la "a" al revés que es la "e".... y practico el palo... y circulo... pero no se que es... solo... es fácil... Falta mucho, mucho, mucho... Kurth esta enseñando... es bueno... enseña bien... ya se escribir dos letras...
Afiliación :
- GOLDOA -

Clase :
Silver Dragon

Cargo :
Asesino

Autoridad :
-

Inventario :
Elixir [2]
Vulnerary [4]
.
.
.
.

Support :
Kurth

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1792


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Uroko el Sáb Mayo 27, 2017 7:24 pm

Bueno, no podía decir que no se encontrase intrigado tras comprobar que aquel chiquillo no solo no estaba inquieto por su presencia, si no que parecía receptivo a escucharle a pesar de la dificultad que pudo intuir el consejero a la hora de escucharle expresarse. Así que... aprender a escribir, ¿eh? Se le hacía en cierta manera sorprendente pero, al a vez comprensible tras saber de dónde procedía. Porque sí, incluso alguien que estuvo tantos años de aquel país gobernado por dragones había oído hablar de aquellos 'guardianes' de la frontera que había, aquellos a los que no había que molestar, a los que era mejor dejar con su trabajo a pesar de ser incierto los principios y los verdaderos motivos por los que ese clan se mantenía en la linde de Goldoa.

Pero... ¿quién era él para siquiera juzgar lo que pudieran haber llegado a hacer? Aquel que había seguido a sus desterrados padres, casi equiparable a una traición... Y encima, había vuelto tras siglos, sabiendo que se había confundido en sus ideales y creencias, sí...

Pero manteniéndose arrodillado de aquella manera, observó con una media sonrisa, curioso, cómo el joven laguz albino se acercaba tras recoger todo y mostrarle más de cerca qué era lo que estaba haciendo, viendo los temblorosos y toscos trazos de alguien que no sabía manejar una pluma ni estaba seguro de lo que tuviera que hacer o escribir con ella. Y a su vez, pudo comprobar con acierto bajo la sugestión de sus pensamientos, que efectivamente aquellos grandes huesos dracónicos tenían algo que ver con el pequeño que tenía ahora en frente.- Vaya, sin duda es una tarea difícil -Pronunció mientras quedaba más acuclillado, dejando ambos antebrazos sobre las rodillas flexionadas antes de extender su mano y señalar aquel trazo largo que se suponía que sería una i... ¿no? El joven siquiera sabía qué era, así que con una simple relación de conceptos serían las vocales solo y, por ello, eso debía de ser la i.- Pero está bien saber leer y escribir. Es útil y divertido - Y en ese momento se incorporó hasta quedar de nuevo erguido, estirándose unos  instantes con un pequeño quejido antes de voltear un tanto su rostro hacia atrás, observando el camino que había seguido meros instantes antes de volver a dirigir su mirada al laguz más pequeño.

Esa zona...a pesar de que parecía calmada, no estaba libre de peligro aún, incluso tras haber sido defendida la ciudad de Goldoa con zarpas y dientes de las invasiones de los emergidos con eficacia. Por eso, a pesar de todo, andaba aún atento.- Dime, ¿cómo debería de llamarte entonces? -Sí, le preguntó aquello directamente, aunque no por ello con brusquedad, ya que no tardó en señalarse a sí mismo con una divertida sonrisa.- Me llaman Uroko, aunque para ti casi sería mejor llamarme 'Tío Uro' o algo así, hum... -Y como si fuera una cuestión verdaderamente seria que, obviamente no lo era, se quedó fingiendo reflexionar al respecto, llevándose una mano a su mentón y todo.
Afiliación :
- GOLDOA -

Clase :
White Dragon

Cargo :
Consejero Real

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [3]
.
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1227


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Jafar el Miér Jun 07, 2017 5:35 pm

-No....

No quería negar lo que el otro dijese,las palabras de un dragón que era mas que probable que fuese mas sabio que el. Que tuviese mas experiencia en la vida... que seguramente estaría en lo correcto... Pero a pesar de ser consciente de ello, del poco conocimiento que el mismo disponía sobre cualquier cosa, no podía simplemente darle la razón al otro...

-Cuesta... tiempo.... hay que practicar mucho... pero no es difícil... solo... mmmm... hay que trabajar... pero que necesite ... tiempo...y trabajo.... no es lo mismo... que difícil...

No quería simplemente negar las palabras ajenas, así que intento a su manera explicar el porque de su negativa. Con palabras cortadas y aquella manera de expresarse que tanto le frustraba a si mismo. El no encontrar la manera adecuada,las palabras correctas, para hacerse entender como el deseaba... Le frustraba, y mas aun el no saber que hacer para remediar aquello. Aun así esperaba que el dragón frente a el le hubiese entendido. Porque el niño realmente lo creía. Que algo fuese duro no significaba que fuese difícil. Si tan difícil fuese,tan complicado, no habría tanta gente en el mundo que supiese leer y escribir. Ni se hubiesen llegado a escribir tantos libros como los que Kurthnaga tenia en la biblioteca del palacio.... No. Las cosas duras solo eran eso, duras, merecían la pena... pero ni eran difíciles y mucho menos imposibles.

Lo que ya no sabia era si aquello seria divertido. Sabia que era útil , pues permitía comunicarse a distancia mandando y recibiendo mensajes escritos. Pero divertido... aquello no lo sabría hasta que el mismo lo probase. Pero debía de serlo... si no no habría tanto libro en palacio, ni le gustaría tanto al príncipe leerlos...

-Yo... quiero saber.... si es divertido...

Aunque lo cierto era que el aburrirse o divertirse no era algo que al infante le preocupase demasiado. Habia otras preocupaciones, tareas y deberes mas importantes que su propia diversión. Le habían inculcado otras prioridades y aun las mantenía, a pesar de haber pasado tanto tiempo....

Esos pensamientos quedaron de lado cuando el albino comenzó a moverse, haciendo que el infante volviera a clavar sus ojos en el y siguiese con atención cada uno de sus movimientos mientras el otro se incorporaba. Curioso, expectante, como si esperase una gran acción por parte del adulto ahora que el se había acercado y el otro se levantaba.

Pero nada paso,solo le pregunto su nombre mientras el mismo se presentaba. Cierto,si recordaba lo que había dicho hasta ahora no se había presentado aun

-Tio Uroko...

Repitió al tiempo que asentía para si mismo,para confirmar que había escuchado bien

-Jafar...

Se presento el mismo tal y como siempre hacia, con la misma mención de su nombre.

Tras ello y de repente, giro la vista hacia atrás. Como si hubiese algo allí, un sonido en la lejanía, algo que le dijese que debía de mirar. Pero realmente no había nada. No veía nada, no se escuchaba nada. Raro... algo dentro suyo le decía que debía estar alerta... eran paranoias, un falso riesgo, o su instinto actuando con mas rapidez que sus propios reflejos y sentidos?
Afiliación :
- GOLDOA -

Clase :
Silver Dragon

Cargo :
Asesino

Autoridad :
-

Inventario :
Elixir [2]
Vulnerary [4]
.
.
.
.

Support :
Kurth

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1792


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Uroko el Sáb Ago 26, 2017 9:53 am

Ese 'no' repentino le desconcertó un poco, pero obviamente no por ello se ofendió ni nada similar. Simplemente esperó a que las palabras pudieran surgir de la boca de aquel pequeño dragón. Ya que, realmente parecía estar esforzándose por hacerse entender. Por forzar aún más su capacidad hasta lograr su objetivo. Oh, qué lindo... Sonrió de lado, cruzándose de brazos de nuevo mientras escuchaba y unía las palabras cortadas del pequeño albino para crear la frase que quería decir.

- Sí... Tienes toda la razón. No es lo mismo constancia y esfuerzo a dificultad, aunque a veces puedan ir de la mano - Contestó tras ver que había logrado encontrar las palabras adecuadas. Quizás fluidas no, pero sí comprensibles. - Pero, sin duda merecerá la pena. Dicen que la lectura es el alimento del alma... Claro que, cada uno sabrá qué es lo que lo entretenga - Y eso último casi iba más dirigido hacia sí mismo, como un mero comentario en voz alta que su mente se formulaba. Pero claro, de su cabeza no se había ido aún la idea de que, ese pequeño no se comportaba como debería de comportarse un niño. Ni por asomo se comportaban como uno. Parecía cargar mucha responsabilidad encima... Quizás no responsabilidad... ¿Tal vez...? Mas el hilo de sus pensamientos se rompió al escuchar un 'Tío Uroko'. ¡Anda! ¡Le había hecho caso! - Muy bien, Jafar... - Pero, aunque fue a decir algo, se detuvo ante una sensación que cruzó su piel, como un ligero escalofrío, un estímulo para que prestase atención a su alrededor.

Entrecerró sus orbes, desviando su rostro hacia la misma dirección a dónde el joven laguz se había girado. Viró más su torso para encararse un poco más hacia esa dirección, mas no tardó en cerrar del todo sus ojos irisados, buscando carecer de ese sentido para centrarse más en otros. Como en el oído... Eso... Eran realmente... -...¿Pisadas? - Se cuestionó a sí mismo con esa pregunta, dudando si realmente lo que había escuchado eran pisadas o solo su mente estaba formando esas ideas por la sugestión de que alguien pudiera rondar por allí.

Pero hombre precavido valía por dos. Por ello, cuando volvió a abrir sus ojos, los fijó en el rostro del joven dragón blanco y sonrió, como si nada. - Me parece que va siendo hora de recoger todo, Jafar - Le indicó mientras avanzaba un par de pasos hacia la explanada, dejando atrás los esqueletos de los dragones. - Por que me parece que tenemos una indeseada visita...
Afiliación :
- GOLDOA -

Clase :
White Dragon

Cargo :
Consejero Real

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [3]
.
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1227


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Jafar el Sáb Sep 02, 2017 9:01 am

Si realmente Uroko también había escuchado algo entonces no era solo una idea de su mente,algo imaginario. Si no que realmente su instinto había sido tan certero como siempre. El niño frunció el ceño,ahogo entre sus labios un pequeño gruñido salido desde lo mas profundo de su garganta. Todo lo que se acercaba a la frontera era malo. Eso le habían enseñado,eso había aprendido tras años de experiencia patrullando el lugar. Si una o dos personas se acercaban a la frontera no tenían porque ser malas,podían ser dragones volviendo a casa, o visitantes... pero visitantes bueno. Si se trataba de un grupo grande entonces si. Malo. Peligroso. Podía ser un ejercito humano,un grupo de estúpidos e imprudentes esclavistas.O tal y como ocurría en los últimos años podían ser emergidos... Si. En los últimos años siempre eran emergidos.

Pero aun no podía saberlo,aun no los venia. Solo sabia que se acercaban,porque lo sentía. Sentía como el bello comenzaba a erizarse y mas gruñidos querían escapar de sus labios. Aunque no se lo permitiese. También sabia que eran muchos, porque aun no los escuchaba,pero Uroko si.Si había podido escucharlos en la lejanía es que hacían mucho ruido,y para ello tenia que ser muchos.

Asintió a las palabras ajenas y se movió. Se acerco a la bolsa una vez mas,agachándose frente a la misma. Doblo el pergamino con cuidado antes de meterlo en la bolsa, y tras el la pluma. No había tiempo para limpiarla. Ya la limpiaría en palacio... aunque se sentía culpable por no poder limpiarla. Sentía como si no hiciese caso a una de las lecciones que Kurthnaga le estaba dando, poniendo tanto esfuerzo en que aprendiese a leer y escribir... Y el no haciendo caso aunque fuese con un detalle tan pequeño... Se sentía mal. Incorrecto. Pero no había tiempo. Poco a poco incluso el comenzaba a escuchar un leve murmullo en la lejanía, sonidos tan leves que apenas podía identificarlos.

Cerro la bolsa tras guardarlo todo y paso la tira de la misma por su pecho,cruzandolo en el mismo y quedando la bolsa pegada a su espalda. Se movió,con rapidez,con sus pasos sigilosos, hasta quedar a un lado de Uroko.

Un par de minutos después ya podían vislumbrarse las grotescas siluetas que se acercaban a la frontera del país dragón. Avanzando lento pero seguro, acercándose cada vez mas. A esa distancia Jafar identificaba las armas y armaduras humanas. Al igual que los pasos,movimientos ajenos. Se movían como los humanos pero al mismo tiempo a ojos del niño había algo raro en ello. Como si no fuese natural,como si fuese algo rígido que se forzase a moverse de esa manera ,una que no se sentía la propia. Era difícil de explicar,porque ni el mismo lo entendía. Solo sabia que por algún motivo había tenido la suficiente cantidad de encuentros con esos seres como para ,aun a la distancia, diferenciarlos por su andar. Tal vez por su capacidad de observación,tal vez de nuevo gracias a sus instintos...

-Emergidos...

Desvió la mirada hacia Uroko. El estaba claro lo que haría,lo que debía hacer. Defender la frontera, defender Goldoa, tal y como siempre había echo... aunque no fuese su deber, aunque fuese la misión auto-impuesta del clan... aun así la tomaba como propia. Y lo haría. No iba a dejar que esas criaturas entrasen. Pero.... su acompañante? Que haría?

-Tio Uroko... que va... a hacer?... Jafar va a ir...a pelear... contra los emergidos... Tio Uroko... viene?... Jafar puede solo... si Tio Uroko no... quiere venir... no tiene... que venir...

Costaba tanto.. decir tantas palabras seguidas...
Afiliación :
- GOLDOA -

Clase :
Silver Dragon

Cargo :
Asesino

Autoridad :
-

Inventario :
Elixir [2]
Vulnerary [4]
.
.
.
.

Support :
Kurth

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1792


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Uroko el Lun Sep 18, 2017 2:55 pm

La reacción del pequeño laguz fue inmediata, y Uroko vio de reojo como aquel chico comenzaba a recoger todos los utensilios y soportes de caligrafía de manera rápida pero precisa. Y no ignoró el pequeño detalle de la pluma ensuciada por la oscura tinta, pero... Obvio, no era momento para preocuparse de cómo quedaría la pluma o el resto de cosas. Había algo a lo que prestarle mayor atención y rápido...

Su mirada volvió a desviarse al frente, intentando comenzar a atisbar con su mirada lo que su propio instinto le indicaba que debía de tener en cuenta. Pero no, no lograba aún ver nada. Y eso le hizo entrecerrar su mirada. ¿Cuántas figuras deberían de estar dirigiéndose hacia allí para que hubiera logrado escuchar el sonido de las pisadas pero aún no fuera capaz de percibirlos con su mirada? La idea le hizo replantearse más la situación. Porque aunque fueran ambos dragones... No quitaba que tenían sus limitaciones.

Y de hecho, casi dio un respingo de sorpresa al sentir de golpe la presencia del pequeño laguz a su lado. ¡Demonios, no le había escuchado acercarse! Aunque... bueno, visto lo visto era lógico. Y esperaron. Largos minutos esperaron hasta que por fin la tropa de siluetas grises daban a entender realmente lo que eran y contra lo que tendrían que lidiar. Y la palabra que los definía fue pronunciada por el joven dragón blanco. Emergidos... De nuevo, seguían a la carga, daba igual el lugar al que fuera. Pero la pregunta por parte de Jafar le hizo parpadear unos instantes antes de dirigir su mirada tornasol hacia el rostro del pequeño. ¿Qué? ¿Le preguntaba que qué haría? Y ese "Jafar puede solo..."...

- Por supuesto que voy - Confirmó al poco, sonriendo de lado con una expresión casi voraz, desviando su mirada hacia los soldados emergidos que definitivamente ya eran reconocibles. - Vamos a limpiar la frontera, ¿te parece, Jafar? - Y mientras pronunciaba esas palabras, iban calculando en la medida de lo posible la distancia de aquella tropa que inexorable seguía avanzando. Pero en algún momento tendría un fin. Y ese momento se presenciaría a favor de ambos dragones blancos. Seguro.

Comenzó a avanzar hacia el frente con paso lento pero firme, demostrando así la actitud resuelta de que aquello no le causaba temor alguno, aunque... tenía motivos para deber tener cuidado... Y no descontrolarse... Porque eso podría ser peligroso, ya no solo para sí mismo. No sería la primera vez que sus instintos le habían superado, pero no pretendía que volviera a ocurrir. Y eso, eso sí le causaba un respetable temor. Compaginando el ansia de combatir con el miedo a no poder volver atrás... Los deseos del futuro con los recuerdos de un cruel pasado...

Comenzó a brillar todo su cuerpo a medida que transmutaba a la majestuosa forma de un dragón de fáciles seis metros de envergadura que, estiró un momento ambas alas capaces de crear una sombra en un claro entero y más y con un fuerte impulso de las mismas se alzó en el cielo con el objetivo de caer en picado contra la primera fila de soldados siendo una vorágine de zarpazos y dentelladas al pillarlos por sorpresa de aquella manera, a pesar de que eso fue momentáneo ya que, no tardaron en reagruparse y pretender retomar una ofensiva en contra del reptil de irisadas escamas similares al reflejo de las perlas del mar, con los azules orbes tornasol transmitiendo tanta ferocidad como lo hacían sus rugidos y garras, levantando con facilidad a los emergidos que se encontraban a su paso. Esperaba, al menos, no recibir demasiadas heridas que, superficiales, seguían consumiendo su cuerpo. Porque al parecer aquella batalla sería larga... a pesar de todo.
Afiliación :
- GOLDOA -

Clase :
White Dragon

Cargo :
Consejero Real

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [3]
.
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1227


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Jafar el Lun Sep 18, 2017 5:26 pm

Tenia que esperar,debía hacerlo. Pues era consciente de sus propias limitaciones, era mas consciente de eso de lo que lo era de muchas de las cosas que le rodeaban. Era pequeño,era débil. O así se lo habían recordado una y otra vez en el clan. Y sabia que tenían razón. Era débil pues no podía mantener su forma dragón todo el tiempo que desease, la misma tenia un tiempo limitado que no solía ser demasiado largo. Su forma no solo la humana si no la dragón era pequeña, lo cual le generaba cierto complejo y ansiedad,aunque debía de admitir que en el fondo sabia que gracias a ello se movía con cierta agilidad. Ni siquiera era capaz de escupir fuego sin volver a su forma humana de inmediato, o al menos el creía que no era capaz,sin ser consciente que durante su viaje fuera de Goldoa había crecido,avanzado. Por eso apenas usaba su propio fuego.

Por eso,por conocer todas sus limitaciones esperaba. Siempre esperaba.Al momento adecuado,la distancia adecuada. Cuando el enemigo estaba lo suficientemente cerca como para poder lanzarse hacia el nada mas transformarse,reduciendo así el tiempo que permanecía transformado.Ganando así tiempo. Con el margen suficiente como para que su transformación no se viese interrumpida, para que no le atacasen mientras la llevaban a cabo. Esperando,paciente , a su ritmo.

No siguió a Uroko cuando el mismo se adelanto, ni se transformo cuando el lo hizo.Espero y observo, con cierta admiración que no se detectaba en su rostro pero si en el brillo de sus ojos dorados al ver como se transformaba en un dragón,casi tres veces mas grande que el. Con las escamas igual de claras que las del clan. Recorriendo un escalofrió su cuerpo al recordar al mismo,siendo invadido por una sensación familiar. Estaba impaciente,mas ansioso de lo que nunca había estado durante los últimos años. Le hervía la sangre y quería lanzarse al ataque de forma inmediata. Hacer caso a los instintos que le gritaba que matase a todos y llenase todo eso de sangre, un instinto que ante el recuero de su familia gritaba como muchas mas fuerza que en ocasiones anteriores. Siendo animado por el recuerdo del clan luchando, masacrando a sus enemigos.

Le haría caso a esa voz. Pero no podía hacerle caso de forma inmediata. Debía esperar...

Espero,hasta que Uroko se elevo y se lanzo en picado contra los enemigos,observando el su alcance,el rango en el que estaba luchando para no interferir en el mismo. Para no molestar a Uroko ni ponerse en su camino,tal y como no quería que nadie se metiese en el suyo. Y espero y allí estaba.Dio un par de pasos.Los enemigos estaban cerca y se estaban agrupando. Y entonces su cuerpo fue envuelto por un brillo. Su piel y cabellos comenzaron a desparecer para convertirse en escamas, sus uñas se afilaron hasta convertirse en garras,al igual que sus dientes. Sus pupilas se rasgaron levemente, sus ojos dorados brillando con la misma fuerza que antes. Unas alas aparecieron a su espalda ganando tamaño a medida que toda la forma y tamaño de su cuerpo cambiaba.Hasta volverse el dragón de escamas blancas que era, con poco mas de dos metros de altura.

Dio un salto,sin siquiera molestarse en desplegar sus alas. Se abalanzo contra los enemigos agrupados,ignorando sus armas. Abrió la boca y clavo sus dientes en el cuello del emergido que quedaba frente a el, estiro su garra derecha para atacar el cuello del enemigo situado al lado de aquel al que mordía. Realizando ambas acciones al mismo tiempo. Abalanzándose con tanta fuerza que los derribo a ambos, desequilibrando también a aquellos contiguos y tirando al suelo a unos cuantos mas en el camino. Sus dientes se clavaron aun mas en la carne del cuello antes de tirar y desgarrar,dejando al ser casi decapitado sobre el suelo, con un charco de su propia sangre bajo el. Su mano ,con sus uñas también enterradas en carne,siendo bañadas en sangre , se apretó en el otro cuello,hasta escuchar y sentir un chasquido bajo la misma y entonces la soltó. Alzo la cabeza. Su mano derecha y barbilla antes blanca ahora bañadas en rojo,su boca llena de la sangre, mas oscura y espesa de lo habitual. Con un sabor nauseabundo,asqueroso... escupió. Abrió la boca,tomo aire y dejo escapar un rugido desde lo mas profundo de su ser,usando toda la fuerza de sus pulmones para ello. Para advertir al enemigo.

Movió su cola, para golpear a los seres que comenzaban a juntarse a su espalda,para apartar las armas de el. Aun así recibió algún corte,tanto en la cola como en los costados de su cuerpo. No se inmuto ante ello, ni hizo nada por evitar aquellas heridas. Cortes leves carentes de importancia que ni siquiera le habían dolido,que ni siquiera los había notado. De un movimiento mas rápido de lo que debería para dicho cuerpo se incorporo sobre sus cuatro patas y se giro,encarando esta vez a los enemigos que comenzaban a juntarse a su espalda. Dando un nuevo salto y abalanzandose esta vez contra ellos. Con la boca abierta y las uñas manchadas al frente.
Afiliación :
- GOLDOA -

Clase :
Silver Dragon

Cargo :
Asesino

Autoridad :
-

Inventario :
Elixir [2]
Vulnerary [4]
.
.
.
.

Support :
Kurth

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1792


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Uroko el Miér Sep 20, 2017 6:17 am

Ah... ese aroma a sangre... ferroso y denso que comenzaba a bañar los terrenos de la frontera del país de los dragones. Lo recordaba... Recordaba esa sensación de bullir de su propia sangre ante la expectativa de una batalla. Recordaba el pensamiento de aniquilar con todo aquello con vida que se interpusiera en su camino cuando alcanzaba aquella forma. Pero... el recordar lo sucedido... Eso no era bueno.

Ante las memorias que cruzaron su mente por un instante, causó que se detuviera y un profundo gruñido vibrara y retumbara en su pecho mientras sus fauces mostraban una clara mueca de disgusto e ira. No... eso precisamente era lo que tenía que evitar.

Mas se vio obligado a prestar atención de nuevo al sentir un golpe sobre una de sus garras. Un golpe que, aunque dolió, fue sentido como un pequeño corte sobre el dorso de su garra. Su cabeza se inclinó hasta alcanzar con la vista al valiente cabrón que se había atrevido a atacarle así, viendo allí al soldado de apariencia gris y ojos rojos brillando como la sangre recién extraída de un cuerpo. Y entonces, le rugió. Con tanta fuerza y fiereza que el emergido salió volando una corta distancia. Alzó su pata para poder lamer la herida con resignación antes de adelantarse, haciendo retumbar el suelo con cada pisada de su cuerpo antes de aplastar a dicho cuerpo que ya se levantaba contra el suelo. Y con un morboso deseo, lo apretujó más y más hasta que escuchó una amalgama de crujidos y grotescos sonidos que indicaban el correcto aplastamiento de aquel cuerpo que no aguantó la fuerza del blanco dragón.

Pero no podía distraerse, no. Muchos más de aquellos seres se acercaban, impasibles ante la amenaza que implicaban dos dragones en plenas facultades para poder atacar. Realmente... esos seres eran extraordinarios. Asquerosamente extraordinarios. Daba igual la amenaza que tuvieran delante, y las heridas que les proporcionaran, seguían adelante. Sus fauces chasquearon con molestia al ver el siguiente grupo acercarse con lanzas en mano, mas no tardó en lanzarse en contra de ellos, derribándolos con un fuerte zarpazo antes de que su flexible cuello hiciera llegar su cabeza hasta donde los emergidos estaban intentando incorporarse a duras penas. Pero uno de ellos fue atrapado por los dientes del dragón que, no tardó en simplemente clavar sus dientes y sacudir con fuerza su cabeza hasta sentir el ceder de los huesos y como la mitad del cuerpo humano de aquel soldado gris quedaba a penas enganchado por algunas fibras musculares que no habían sido desgarradas. Dejó caer el cuerpo desgarrado hasta el punto de ser casi dos partes solo encima de los que habían sido sus compañeros, viendo como intentaban quitárselo de encima y aprovechando eso para volver a barrerlos con sus garras. Un inconveniente de tener un cuerpo tan grande era, precisamente, la incapacidad a veces de poder desgarrar o atrapar a los enemigos... Pero qué le iba a hacer. Tenía otros métodos.

Vio de reojo cómo algunos de aquellos emergidos se intentaban dirigir hacia su derecha para atacar su flanco, pero tuvo tiempo de moverse y poder azotarlos a todos con su cola para desviarlos, a pesar de sentir con desagrado cómo alguna de sus lanzas habían quedado clavadas entre algunas de sus escamas, logrando atravesar superficialmente su piel. Y sabiendo que aún tenía una distancia prudente con aquellos emergidos, fue que volteó su cabeza para mirar la labor de aquel laguz que, aunque más pequeño, no resultaba para nada menos capaz, si no todo lo contrario. Lo veía atacar, con fiereza, atento a lo que hacía y a nada más... Y llegó a la conclusión de que, había sido bien entrenado para ello. Sabía bien lo que tenía que hacer, y no tenía miedo a la batalla. Como debía de ser.

Golpeó con su cola el suelo, sacando un sonoro retumbar y rugió de nuevo. - "¡Bien hecho, Jafar! ¡Sigue así, ninguno debe quedar vivo!" - Retumbó la voz cavernosa y profunda del dragón que, a pesar de todo se escuchaba motivada y divertida. Claro, era consciente de que tenía que tener cuidado con el tiempo que tenía, ya que... no podía mantenerse en esa forma de manera indefinida tampoco. Y estaba esperando al último momento para poder chamuscar a toda aquella tanda de asquerosos bichos grises antes de que su cuerpo le exigiera un descanso. Y, sabiendo eso atentamente,
fue que volvió a moverse, impulsándose un momento con sus alas para adquirir más velocidad y arremeter contra la siguiente tanda de soldados que ya con armas en mano intentaban defenderse de la ferocidad del dragón blanco que se les venía encima sin remedio.
Afiliación :
- GOLDOA -

Clase :
White Dragon

Cargo :
Consejero Real

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [3]
.
.
.
.
.

Support :
None.

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1227


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Jafar el Miér Sep 20, 2017 6:45 pm

Las armas que sus enemigos blandían no importaban. Algunas eran esquivadas,por un acto reflejo, otras eran llevadas lejos o caían de las manos de sus dueños cuando estos eran atacados por las fauces y garras del joven dragón,o cuando eran desestabilizados porque el infante se habían abalanzado con fuerza sobre el compañero de al lado. Otras le alcanzaban,de manera tan débil y breve que no eran capaz de atravesar sus escamas, o con fuerza y precisión haciéndole sangrar. Pero fuesen cuales fuesen , llegasen como llegasen a el no importaba.

Tampoco importaba la cantidad de enemigos,si el numero aumentaba o disminuía. Si le atacaban o no. Los ataques de Uroko,la voz de el animándole...No importaba,nada de eso.

Porque en esos momentos solo importaba acabar con el enemigo que tenia frente a el, reducirlo a una masa de carne y huesos. Su mente centrada en tal tarea y nada mas,ignorando deliberadamente lo que no era importante, demostrando una concentración impropia de su edad... Acabar con el enemigo.Fuese cual fuese. Y cuantos fuesen. Era lo único importante. Eso y el tiempo.

No luchaba solo contra esos seres de movimientos raros y aspecto aun mas extraño.Luchaba también contra el tiempo. Aquel que no le permitía permanecer transformado tanto tiempo como desease, aquella característica de su raza que al ser tan débil jugaba en su contra, pues no le permitía tener la fuerza necesaria el tiempo necesario. Era el enemigo invisible, pero real,que no le permitía luchar. Y por eso tenia que darse prisa y acabar con todos,antes de que el tiempo también le atacase.

Y por eso se lanzaba contra los emergidos. Y se giraba y golpeaba con su cola para tirarlos al suelo. Por eso ignoraba las heridas formadas en su cuerpo y la sangre que tanto propia como ajena se pegaba a sus blancas escamas. Por eso en ocasiones se dejaba herir ,cuando era conveniente. Para poder lanzar mas mordidas,para desgarrar mas carne. Para clavar sus garras en carne y huesos ajenos,clavando el filo de las uñas y apretando aquello que sus garras sujetaban.Hasta escuchar el crujido de los huesos y sentir la carne sin forma y la calidez de la sangre en sus escamas. Por eso se concentraba todo lo que podía,por eso no se detenía y luchaba con tanta violencia ,tantas impaciencia.

El tiempo,todo era por el tiempo. Y sentía, que al igual que los emergidos que a medida que lo rodeaban iban disminuyendo de numero,su tiempo también disminuía . Y pronto, muy pronto,antes de lo que deseaba,se quedaría sin el.
Afiliación :
- GOLDOA -

Clase :
Silver Dragon

Cargo :
Asesino

Autoridad :
-

Inventario :
Elixir [2]
Vulnerary [4]
.
.
.
.

Support :
Kurth

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1792


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: [Campaña de liberación] Dragones blancos guardianes [Uroko- Jafar]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.