Hora en el foro


Síguenos
Conectarse

Recuperar mi contraseña

TWITTER
afiliados


Project Fear.less

Crear foro

Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Gaius el Lun Mar 06, 2017 11:16 pm

El sonido de un goteo constante y sonante era lo que más sacaba de quicio al ladrón, quien presa del pánico no se estaba quieto en el reducido espacio donde le tenían retenido.

Que había pasado? Bueno, a esta altura ya era difícil de saber. Lo último que recordaba era a una enorme bestia alada, similar a la que le había arrebatado el ojo en las calles de Begnion.  Este nuevo monstruo le había atacado también, pero en Nohr, lo que le confirmaba al ladrón que no había tierra segura en el mundo de esos emplumados demonios.
No lo recordaba con claridad, en algún punto había perdido la conciencia y despertado dentro de esa sucia y húmeda celda con un fuerte dolor en la cabeza,  y ahora caminaba de un lado al otro buscando cualquier rendija y verificando todos los barrotes por si no había ningún sitio por el cual escapar.

-Naga, te lo imploro, no dejes que estas bestias me coman! Por favor! Seré bueno! Tomaré los hábitos del clero y me uniré a un monasterio. Pasaré el resto de mi vida solo haciendo buenas acciones. Pero por favor, por favor, por favor … mata a todas esos monstruos con alas! No dejes a ninguno sobre la faz de la tierra. Así podré vivir tranquilo de una buena vez.-

Desesperado el bribón se musitaban rezos con la vaga esperanza de que fuera escuchado por su deidad favorita mientras continuaba con su exhaustiva búsqueda.

Finalmente la desesperación de no encontrar salida de ese lugar lo empujaron a abalanzarse contra los barrotes y a sacudirlos salvajemente.

-Déjenme salir!! Soy inocente!! Lo juro!!!-

Gritaba mientras con todas sus fuerzas zarandeaba las viejas rejas, que si bien se les notaba el paso del tiempo, estaban todavía en muy buen estado como para que las fuerzas del delgado ladrón produjeran algo más que chirridos de ellas.
El eco de unos pasos a la distancia, acompañados de un tintineo metálico que no llegó a identificar, alertaron al bribón, quien ahora, siendo consiente que en su declaración de inocencia, podría haber adelantado su sentencia.
Expedito, saltó sobre la poca paja que había en su celda y se cubrió con ella, soñando despierto de que eso le escondería y protegería.


Última edición por Gaius el Lun Ago 28, 2017 4:14 pm, editado 2 veces
Afiliación :
- YLISSE -

Clase :
Trickster | Hero

Cargo :
Ladrón

Inventario :
Báculo de Heal [0]
Tónico de def. [1]
Concoction [1]
esp. de bronce [0]
Tomo de Elwind [4]
.

Support :
Kija
Hanzo

Especialización :

Experiencia :

Gold :
2635


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Thoth el Mar Mar 14, 2017 11:57 am

No iba a dejar de lado sus responsabilidades, tenía que entrenar a aquellos dos chicos, dos de los pocos chicos que quería entrenar el personalmente en variedades de lucha mucho mas noble como los arcos o las espadas, normalmente con eso se empezaba a cambiar un poco el pensamiento de tener que esconderse en las sombras para sobrevivir y pensar mas en vivir el día a día como una persona común. El primero de ellos no se lo había pedido voluntariamente, pero conocía muy bien sus delitos y lo buscado que era en Nohr. Realmente en las carceles de Nohr seguramente hubiera acabado peor y no hubieran cambiado nada la forma de ser del ladrón, pero el intentaría cambiarlo. El segundo, un refugiado de Renais que había acogido junto con muchos otros en Senay, si que se lo había pedido voluntariamente y igualmente había sido un ladrón y un asesino.


-Trae hasta aquí al prisionero, Cirilio, si has terminado tus labores con Luken. Ya había mandado a buscar a Kmone con unos guardias, aunque este seguramente querría ir de forma voluntaria, no de la misma forma que el prisionero con quien seguramente necesitaría a uno de sus familiares como Cirilio y algunos guardias. Cirilio era uno de sus primos, pero siempre había sido muy leal y muy trabajador, de entre sus familiares era uno de los mas constantes. Era un laguz halcón de de cabellos verdosos, llevaba el pecho al descubierto mostrando su cuerpo bronceado. Parecía mas joven que Thoth, era incluso algo mas bajo. Al llegar hasta las cárceles llamo a los dos guardias encargados de proteger la prisión. -Abran la celda. El laguz miro fijamente al prisionero lleno de paja y después sonrió levemente. -Ya te despertaste, me alegro, tenemos que llevarte hasta tu entrenamiento con la espada, El señor Thoth quiere verle allí ya.

Los guardias se acercaron hasta el chico, a diferencia de los laguz, estos eran humanos, llevaban armaduras bastante ligeras y de apariencia exótica, dignas de un lugar como Jehanna. Al llegar hasta el chico lo agarraron y le colocaron las cadenas para poder llevarlo sin mayor problema, aunque este peleará por que no se la pusieran, los dos hombres parecían bastante grandes y fuertes físicamente. Después de conseguirlo emprendieron camino hasta el patio de armas donde empezarían el entrenamiento. -Como el señor Thoth os dijo, aquí estáis a salvo, pero si no paráis de querer escapar tenemos que usar esas cadenas...estos guardias antes eran igual que tu y ahora tienen trabajos estables y una vida tranquila.
Afiliación :
- SENAY -

Clase :
Hunter Hawk

Cargo :
Rey de Senay

Autoridad :
★ ★ ★ ★ ★

Inventario :
Vulnerary [6]
Elixir [2]
Pócima Ligera
.
.
.

Support :
Sera
Azazel

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1173


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Kmone el Jue Mar 23, 2017 6:22 pm

Kmone entrenaba con el arco, después de varios días el albino se había ganado el respeto de sus compañeros, el albino siempre se había esforzado mucho y una de sus cualidades eran la capacidad de avanzar con rapidez. El entrenamiento le había servido para afinar su porte y su técnica con el arco.

Lo esencial era poder mantener el arco tenso, una vez que se tensaba apoyaba su mano detrás del mentón asta soltar la flecha, cuando lo hacía suavemente soltaba los tres dedos con los que sostenía la cuerda y la flecha, mantenía el arco que sostenía con la mano izquierda firme para que la flecha no alterase su trayectoria. También debía mantener la espalda firme, se debía posar de perfil con el brazo apuntando al objetivo, cuando tensaba el arco su mano izquierda y su codo derecho debían hacer una única recta que debía mantenerse firme. La puntería de Kmone no era mala, tenía una buena noción de cómo apuntar y fue algo que se corrigió a las pocas horas el primer día de entrenamiento.

A mitad del entrenamiento con el arco llegaron dos hombres que dijeron que lo debían llevar con Thoth, Kmone dejó el arco y las flechas, saludó a sus compañeros y su maestro antes de empezar a caminar juntos a los dos hombres que parecían ser guardias o algo parecido.

El camino fue silencioso, ni ellos ni el albino eran personas demasiado habladoras, una vez que llegaron al lugar donde Thoth los esperaba ambos se retiraron y Kmone se acercó al halcón. -Buenas tardes Thoth. ¿Qué es lo que necesita? A decir verdad me pareció extraño que me mandase a llamar en medio de un entrenamiento... Así que... Debe ser importante.-
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Assassin

Cargo :
Ladrón

Autoridad :
-

Inventario :
Dagas de bronce [1]
Daga de acero [1]
Concoction [3]
Crossbow [4]
Arco de bronce [2]
Espada de bronce [1]

Support :
Ches

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1286


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Gaius el Miér Mar 29, 2017 10:25 pm

Gaius intentó resistirse con todas sus fuerzas ante los  soldados que vinieron a reducirlo, pero en comparación con sus brazos curtidos de batallas, el bandido no hizo más que bailar como una serpentina entre sus brazos, completamente incapaz de ejercer una resistencia real.
Impotente vio como le encadenaban los brazos tras la espalda y le ponían a caminar celda afuera. Su mirada barría el camino buscando y memorizando todos los recovecos por los que había venido y por los que quieras pudiera escapar, intentaba detener la marcha, dar tropezones e incluso ejercer algún tipo de resistencia, pero los firmes brazos de los guardias le mantenían avanzando sin perder tiempo.
Escuchó las palabras del halcón de pelo verdoso mientras entraban a un gran patio circular. Las murallas de piedra encastrada eran altas y grises, y el lugar estaba regado por diversos tipos de elementos de entrenamiento, desde fardos de paja, armas de madera y algún que otro poste con cuerdas y cadenas. Gaius escuchaba con atención al peliverde intentando con todo su ser entender de que hablaba.
“Que me van a entrenar? Porque me entrenaría…..Esclavo! soy un esclavo! Igual que estos soldados que me llevan! Claro ahora todo tiene sentido, me capturaron y ahora me van a entrenar para mi nueva vida de servidumbre….”
Gaius había empalidecido ante esta revelación y el shock fue tal que cayó laxo sobre el agarre de los guardias. Las piernas le dejaron de responder y por poco se desmaya.
“Un esclavo! Voy a ser esclavo de estas bestias!? NO! Naga no lo permitas! Mátalos a todo! Te lo ruego!”
Incapaz de sentarse paciente por la tormenta de rayos que tanto clamaba, no bien pudo despabilar un poco la mente volvió a forcejear entre sus agresores, pero esta vez con un fin, distraerlos mientras él forcejeaba con el candado de sus ataduras.
Como todo buen ladrón, estaba acostumbrado a llevar sus garfios y utensilios a buen resguardo en sus muñecas. Lugar rara vez revisado por un guardia a la hora de apresar a alguien y al que era fácil de tener accesibilidad en la situación más adversa.
Con mucho cuidado de mantener la pantomima de “resistirse” Gaius tanteo entre sus garfios, colando el que pudo tomar con prisa dentro de la cerradura. Por suerte se trataba de uno simple. La cerradura pronto hizo click y las cadenas cayeron tontas a sus pies.
“Libre!” se dijo a sí mismo a tiempo que, tras un pisotón y una mordida bien dadas, lograba que los soldados le soltaran para permitirle echar a correr.
“Y ahora qué?!” se preguntaba mientras corría hacia el único lugar donde no veía halcones, dentro de la fortaleza.
Afiliación :
- YLISSE -

Clase :
Trickster | Hero

Cargo :
Ladrón

Inventario :
Báculo de Heal [0]
Tónico de def. [1]
Concoction [1]
esp. de bronce [0]
Tomo de Elwind [4]
.

Support :
Kija
Hanzo

Especialización :

Experiencia :

Gold :
2635


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Thoth el Dom Abr 09, 2017 11:48 am

Desde luego a las dos personas que había llamado a entrenar eran completamente distintas, pero, sin embargo, ambas habían cometido infracciones graves en un país en concreto, Nohr. Algo llevaba a la gente a delinquir en aquel lugar y el halcón no podía llegar a saber a ciencia cierta porque era así. Kmone llevaba ya un tiempo en las islas, se había adaptado bastante bien a la vida de las islas, había cambiado de forma de ser, quería ser mejor y dejar atrás la vida de delincuencia y pillaje que había estado viviendo, había visto la luz y la había seguido. Por otra parte estaba Gaius, no llevaba tanto tiempo como el otro chico en las islas, sin embargo, a diferencia de este no se había adaptado para nada, aun se escondía en las sombras y cerraba los ojos para no ver la luz, prefería seguir malviviendo, ya fuera porque era lo único que había conocido en su vida o por gusto propio.

El halcón esperaba a ambos no muy lejos del recinto de entrenamiento, aunque mas que nada esperaba allí al albino, ya que sabía que el otro ladrón era mejor no dejar que saliera del recinto, al menos no de momento, ya que seguramente intentaría formar jaleo, escapar y otras personas se dejarían llevar por todo aquello, en general formaría un caos tremendo. Al ver llegar al albino se giró y lo observo fijamente de forma algo seria. -Me alegra ver que estas bien, me gustaría seguir con los entrenamientos pero...con otra persona, es un chico que tuvo problemas con Nohr y que atrapamos hace no mucho tiempo, a diferencia de ti, no parece querer cambiar de ninguna forma, por eso me gustaría entrenaros a ambos de una forma noble, con armas como el arco y la espada.

Esperaba que el chico terminará por aceptar aquel entrenamiento, solo quería enseñarle que allí estaría bien, que no necesitaría usar tretas, engaños y ataques maliciosos con dagas u otras armas del mismo estilo. Una vez dicho eso se giró y levantó un poco el vuelo escuchando unos gritos en el recinto.

-Oye chico! si te íbamos a liberar nosotros tarde o temprano, no era necesario todo eso, el recinto esta cerrado! Justo cuando el halcón de pelo verde gritó aquello, el líder de ellos hizo acto de presencia, cayendo empicado justo enfrente del pelinaranja, cortandole el paso, la arena del recinto alrededor de ambos se levanto al caer este, momento que fue suficiente para que el moreno agarrara un brazo del joven forzándolo a colocarse de espaldas contra el pegándolo contra su cuerpo de forma que no pudiera escapar, apretando un poco el dedo gordo contra su mano para que soltará aquellas herramientas.-Me alegra que te hayas despertado con tanta energía... Susurro entonces suavemente en su oreja antes de soltarlo y separarse. Habían aprovechado aquel momento para abrirle al albino y dejarlo entrar en el recinto, para que pudieran empezar con el entrenamiento. -Hoy me gustaría entrenaros, se que puedes usar otros tipos de armas que no sean...esas dagas que llevabas, por eso quiero demostrarte que no tienes porque usar tretas,
ni ataques maliciosos con armas como esas, en esta ocasión lucharás con espadas, se que puedes llegar a ser mejor persona y eso es lo único que quiero.
Afiliación :
- SENAY -

Clase :
Hunter Hawk

Cargo :
Rey de Senay

Autoridad :
★ ★ ★ ★ ★

Inventario :
Vulnerary [6]
Elixir [2]
Pócima Ligera
.
.
.

Support :
Sera
Azazel

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1173


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Kmone el Lun Abr 17, 2017 8:44 pm

Kmone al escuchar las palabras del halcón, arqueó una ceja y contuvo una risa. -¿En serio? No se si es cosa del destino o... Que Nohr tiene demasiada mala suerte.- Kmone suspiró. -Bueno... Creo que un entrenamiento contra otro humano será más fácil que contra laguz.- Se tronó los dedos, llevó el cuello hacia atrás y estiró la espalda.- -Veamos que tiene para mi.-

Pocos momentos después, Kmone se giró para ver a un pelirrojo con un parche en el ojo, el albino sintió una fuerte ráfaga de viento, Thoth estaba frente al tuerto pero la visión era escasa, el polvo que se había levantado cuando el halcón bajó dificultaba mucho ver. Sin entender muy bien la situación, Kmone estaba en un lugar cerrado. Nunca había estado en un arena de batalla pero en ese momento si tenía que imaginarse cómo era el lugar, eso era lo más cercano. A decir verdad no entendía la parte de "tretas" usar dagas era una treta es verdad, uno puede acercarse sin parecer hostil y en el momento más inesperado clava una daga en el cuerpo del enemigo, tampoco entendía si la batalla ya había empezado era todo confuso y nadie había dado el inicio ¿o si? En la vida nadie decía cuando iniciaba la batalla, uno se enteraba antes, durante o después y, lo que era verdad es que el pelirrojo estaba lejos de las espada y, Thoth le había indicado que lucharía con espadas.

Kmone se quitó los zapatos porque, si bien no eran los "zapatos asesinos" que tenía, eran pesados y temía que si golpeaba al tuerto con esos zapatos le hiciera una herida grave, además correr sin el metal era realmente cómodo, el albino corrió hacia las espadas y tiró al suelo el soporte que las sostenía, de esa manera al pelirrojo le tomaría más tiempo tomar una espada, quizás no era un tiempo significativo pero en una batalla que podría terminar en cuestión de segundos lo era todo, una vez teniendo asegurado tiempo extra, Kmone corrió hacia donde estaban las flechas para tomar un carcaj de flechas sin punta y colgárselo, diez flechas, eran pocas y la única posibilidad de ganar contra una espada era usando a la perfección cada una de esas flechas.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Assassin

Cargo :
Ladrón

Autoridad :
-

Inventario :
Dagas de bronce [1]
Daga de acero [1]
Concoction [3]
Crossbow [4]
Arco de bronce [2]
Espada de bronce [1]

Support :
Ches

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1286


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Gaius el Lun Mayo 01, 2017 11:31 pm

Gaius ya casi se sentía a salvo, corriendo con todas sus fuerzas hacia la arcada que conducía nuevamente al interior de la fortaleza, lugar desde el cual sospechaba que a los pájaros sobre alimentados que le mantenían captivo no podrían perseguirle con tanta facilidad como en el campo abierto. Ya había trazado todo su plan, corren por los enmarañados pasillos, esconderse y perder a sus perseguidores para finalmente escapar por la ventana más próxima, sin que le importase que tan estrecha fuera esta. Todo estaba orquestado, y todo su maravilloso plan fue barrido de un solo aletazo cuando el prominente y fornido laguz, el mismo que le había capturado en Nohr, se le paró enfrente antes que pudiera colarse dentro de la fortaleza y sin darle tiempo a parpadear,  le detuvo con una llave en el brazo, manteniéndolo firme y temblando ligeramente en el lugar sin otra opción que soltar las herramientas con las que había abierto sus cadenas y bailotear sobre su eje mientras el ave le susurraba tierno al oído su futuro y desdichado destino.
Estaba claro que el bandido no entendía ni jota de lo que estaba pasando, y que prefería correr a despejarse las dudas, por lo que su mente retuvo poco de las palabras que le susurraban a l oído mas no pudo evitar que tal acto hiciera incrementar su entusiasmo, haciéndole levantar un leve campamento.
Fue soltado por su captor y cayó de rodillas hacia adelante, jadeando y sin atreverse a levantar la mirada mucho temiendo que si miraba muy fijo a esas bestias le arrebatarían el ojo que le quedaba. El recuerdo de su enfrentamiento con el cuervo en los muelles de Begnion estaba todavía muy vivo en su memoria, y el sudor le empapaba la frente y le hacía temblar las manos.
El repiquetear de las espadas contra el suelo hicieron que se despertara de ese estupor en el que estaba y levantara atónito la vista justo para ver al muchacho de pelo blanco correr hacia los arcos y flechas. Al principio no entendía nada, pero entonces la idea le cruzó la mente tan claro como el agua.

“claro! Me está diciendo que tome un arma y nos defendamos! Él es una persona como yo, claramente también quiere escapar! Si! Unidos es mejor!”

Con energías renovadas el bandido salió corriendo hacia las espadas y se abalanzó sobre la primera empuñadura que vio. Apretó los dientes y con la nueva arma en sus manos levantó la mirada hacia el resto de los presentes en el patio, prestándole especial importancia a los halcones. Evidentemente solo podía mantener la espada en sus manos, ya que era incapaz con sus débiles brazos de levantarla, pero si bien la punta todavía reposaba sobre la piedra, Gaius hizo su mejor esfuerzo de mostrarse amenazante y peligroso con ella en las manos.
Afiliación :
- YLISSE -

Clase :
Trickster | Hero

Cargo :
Ladrón

Inventario :
Báculo de Heal [0]
Tónico de def. [1]
Concoction [1]
esp. de bronce [0]
Tomo de Elwind [4]
.

Support :
Kija
Hanzo

Especialización :

Experiencia :

Gold :
2635


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Thoth el Mar Mayo 30, 2017 11:26 am

Esperaba conseguir algo con aquel entrenamiento, sabía que el albino ya había logrado cambiar bastante pero un entrenamiento con arco contra personas le vendría bien para terminar de completar su entrenamiento con aquel arma, era lo único que le faltaba para tener la habilidad suficiente con el arco para enfrentar a emergidos con el y dejar de lado las dagas que había estado usando desde hacía ya bastante tiempo. Quería conseguir el mismo progreso con el pelinaranja tuerto pero con las espadas, si lograba al menos que cambiará su forma de lucha quizás lo llevaría poco a poco al camino correcto. Aquello era solo el principio de todo lo que tenía pensado hacer con aquel chico.

Había visto algo levantarse en el pantalón del chico cuando lo había agarrado y le había susurrado de aquella forma, aquello le extraño un poco pero hizo que el halcón sonriera levemente, al parecer aquel chico guardaba muchos mas secretos de los que aparentaba, le parecía muy curioso desde luego. Se quedo mirándolo fijamente, sin quitarle los ojos de encima, confiaba ya bastante en el albino, pero aquel otro joven era impredecible y solo buscaba problemas y mas problemas, no parecía comprender que no buscaban hacerle ningún mal, solo bien. Fue entonces cuando escucho las palabras del albino por lo que asintió con levedad. -En Nohr tienen muchos problemas con la delincuencia, por eso muchas veces me encargo de atrapar a criminales de allí, aquellos que ni Nohr puede atrapar.

El chico salió corriendo para coger una de las espadas por lo que el halcón se giró para mirarlo directamente, viendo que se dirigía mas bien a el que a su verdadero adversario inicial. -Kmone es tu adversario, el chico del cabello blanco,
aunque si queréis puedo unirme al entrenamiento, ninguna de las armas son mortales.
Sería estúpido dejar armas potencialmente mortales para un entrenamiento y en manos de un criminal, aquellas armas podían hacer daño, podían golpear pero nunca harían un daño mortal o grave. El halcón abrió sus alas entonces sonriendo con levedad mientras miraba a ambos. -Todos contra todos...Si veo progresos podrás ser libre para moverte por la isla como quieras,¿Trato hecho?
Afiliación :
- SENAY -

Clase :
Hunter Hawk

Cargo :
Rey de Senay

Autoridad :
★ ★ ★ ★ ★

Inventario :
Vulnerary [6]
Elixir [2]
Pócima Ligera
.
.
.

Support :
Sera
Azazel

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1173


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Kmone el Sáb Jun 10, 2017 4:33 pm

Kmone tenía el arco tenso apuntando a las manos del pelirrojo cuando escuchó las palabras del halcón. ¿Por qué clase de idiota lo estaba tomando? Él estaba esperando una lucha contra un humano, ya había entrenado otras veces con familiares de Thoth era muy difícil pegarles algún proyectil, eran realmente muy rápidos y Kmone si bien se puede decir que tenía "puntería" solo era contra objetivos quietos, cuando se trataba de objetivos móviles le era muy difícil y ni hablar de un laguz.

Respiró hondo y apuntó a las manos del tuerto, entonces disparó para desarmarlo, por suerte con eso no tuvo problema alguno, pero a la hora de luchar contra Thoth de seguro que habría problemas y serían muchos. Aprovechó esa pequeña ventaja que tenía sobre el pelirrojo para correr hacia él y, ayudado con un salto patearle el rostro, eso debería dejarlo un poco atontado. Luego de atacar al otro humano empezó a correr para alejarse de ambos, el laguz y el tuerto, mientras corría iba preparando el arco aunque sin tensarlo hasta llegar a una esquina donde miró fijamente a Thoth apuntándole con una flecha. -No era el entrenamiento que estaba esperando a decir verdad.- Dijo en voz alta para ser escuchado. -Esperaba tener una batalla contra el pelirrojo pero imagino que usted debe ser mucho más fuerte que sus hermanos o... Primos... A decir verdad no tengo ninguna posibilidad contra usted, ni siquiera si me uno al patético tuerto.- Suspiró. -Tendré que recurrir a algunas tretas, después de todo... Allá fuera todo se vale.- Dijo lo último con una sonrisa pícara.

Kmone disparó la flecha hacia Thoth aunque con ninguna esperanza de poder golpearlo, luego preparó rápidamente una flecha que la tensó tomándola solo los dedos índice y corazón, mientras que en el anular y el meñique tenía otra flecha. Apuntó hacia una cuerda que estaba sosteniendo un gran escudo de madera que probablemente simbolizaba arena en ese lugar, le disparó y la cuerda se cortó con facilidad, entonces segundos después preparó la otra flecha que tenía ya en mano y cortó la cuerda sobre la que colgaba el escudo que, cayó al suelo haciendo ruido y levantando mucho polvo por la tierra seca debida a la zona. -Ahora tengo más posibilidades aunque... Siguen siendo pocas.- Dijo el albino antes de empezar a moverse con extremo sigilo aprovechando la cortina pasajera de polvo que tenían, se había sacado los zapatos por lo que le era mucho más sencillo moverse, por lo menos podría ocultar su persona por unos segundos, eso sería suficiente para intentar dispararle al laguz desprevenido cuando dispersara el polvo con sus aleteos que, de una u otra manera pasaría si pensaba atacar.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Assassin

Cargo :
Ladrón

Autoridad :
-

Inventario :
Dagas de bronce [1]
Daga de acero [1]
Concoction [3]
Crossbow [4]
Arco de bronce [2]
Espada de bronce [1]

Support :
Ches

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1286


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Gaius el Mar Jul 04, 2017 12:44 am

Una gota de sudor le corrió por la barbilla. Su mirada iba del halcón al asesino constantemente, esperando una señal del peliblanco para atacar juntos al pájaro, o eso había creído que pasaría el ladrón. Aunque ahora compensaba a sospechar que algo no era como estaba pensando y que quizá había malinterpretado algo, no por ello aflojó la expresión fiera en su rostro o dejó de apretar con fuerza la empuñadura de la espada, la cual todavía no se había percatado que no tenía filo alguno.
La tensión era palpable en el ambiente, pero si bien el ladrón no dejaba de sudar nervioso, por alguna extraña razón, la emoción dentro de sus pantalones no había disminuido, por lo que dobló ligeramente las rodillas para intentar disimularlo un poco más, Que le pasaba a su cuerpo? Porque reaccionaba así en momentos cómo este?! No tenía la respuesta o la solución, solo ganas de huir y no pensar realmente mucho en ello.

-Kmone… - Repitió para si el bandido mientras se giraba a mirar al arquero directamente por vez primera. Y fue entonces cuando se dio cuenta que le apuntaba directamente a él con su flecha.
El proyectil salió despedido en ese instante. Golpeando en la base de la empuñadura y quebrándose contra el bronce del arma. Presa del susto, el ladrón la soltó dando un grito de sorpresa, pero antes que pudiera levantar la vista hacia su atacante, ese ya estaba junto a él presto para propinarle una fuerte patada en la barbilla.
El golpe fue terrible. El ladrón trastabilló un par de pasos para atrás antes de caer de cola al suelo sujetándose el rostro con ambas manos gimoteando de dolor.
Porque tanta violencia de parte del peliblancos hacia él?! No le había hecho nada, verdad?
Ciertamente no recordaba su rostro en lo más mínimo, y estaba seguro que recordaría un cabello con esas características. Así que, no habiendo motivo aparente para atacarlo el bandido, aprovechando que nadie parecía retarle prestando atención para serenar la mente y tratar de atacar cabos mientras seguía rodando de dolor en el suelo.

“A ver… que está pasando acá? Porque me acaban de atacar? Que mes han dicho todo este tiempo de que es lo que pasa? Han mencionado a Nohr varias veces…. Y han dicho que esto es un entrenamiento. Ok. Entrenamiento mis caramelos! Esa patada me dolió como ninguna!”

Mientras seguía en su divagues internos, el arquero soltó un pesado escudo sobre el suelo, levantando en el acto una gran nube de polvo que se le metió en la nariz e hizo que el ladrón comenzara a torcer sin cesar.
Ahora sentado sobre el suelo y sin poder ver mucho más para adelante, tanteo en el sulo hasta encontrar la empuñadura del arma que había perdido por culpa del proyectil. Con ella nuevamente en las manos se arrastró hasta una de las paredes de piedra del recinto y con la espalda apoyada sobre ella se preparó para recibir otro ataque, mirando fijo hacia la polvareda esperando el momento propicio para atacar, pero todavía sin poder levantar la pesada hoja del suelo.
Afiliación :
- YLISSE -

Clase :
Trickster | Hero

Cargo :
Ladrón

Inventario :
Báculo de Heal [0]
Tónico de def. [1]
Concoction [1]
esp. de bronce [0]
Tomo de Elwind [4]
.

Support :
Kija
Hanzo

Especialización :

Experiencia :

Gold :
2635


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Thoth el Sáb Jul 22, 2017 11:35 am

En principio no iba a meterse demasiado en la pelea, el prefería estar observando como iba transcurriendo la lucha entre el albino y el bandido. Si tuviera que intervenir lo haría si alguno lo atacaba o si veía que alguno de los dos estuviera en desventaja. Entonces fue cuando vio como su compañero le había ya propinado una patada al chico, consiguiendo incluso desarmarlo antes. Aquello hizo que el halcón levantará el vuelo, sabía que el albino iba a atacarle justo cuando terminará con el bandido por lo que con bastante gracia y sin tener que transformarse se giró en el aire con suma gracia y agilidad. Las flechas seguramente no le matarían pero no estaba dispuesto a recibir un golpe, todavía no.

Vio entonces como se ocultaba en una nube de polvo y tierra, una táctica muy útil porque así podría moverse de forma sigilosa y sin ser visto. Por suerte el halcón tenía una vista muy aguda. Aunque no podía ver al chico en cuestión, podía darse cuenta de por donde estaba moviéndose, no solo por su silueta en el polvo, también podía notarlo, se había centrado en el. Sin embargo, no hizo nada, no ataco y simplemente voló hacia el bandido que parecía haberlo visto en la pared. Se acerco con rapidez hacia el bandido viendo como llevaba aquella espada y lo miró fijamente serio. -Menudo golpe, vamos a contraatacar. Dijo entonces agarrándolo para después levantarlo en el aire, había atrapado el brazo bueno del chico con su brazo, para que no le atacará, aprovechando el despiste y la nube de polvo.  Lo abrazaba fuerte contra su cuerpo sonriendo con levedad. -Parece que aun estando en este entrenamiento...estas contento por ahí abajo. Susurro de nuevo en su oreja para después apretarlo fuerte contra el cuerpo del halcón. -Será divertido...No te muevas mucho, hay muchas cosas que podría hacer contigo y no queremos que te caigas y te lastimes verdad?  

Fue levantándolo poco a poco en el aire abrazándolo, aunque dejando que llevará su espada, dejándolo delante suya, sabía que el arquero iba a atacarle justo cuando fuera a disipar la nube de polvo, pero lo que seguramente no sabría este, es que tenía un arma para utilizar allí mismo, el chico tuerto. Utilizo sus grandes alas para disipar entonces la nube de polvo y aun sin transformarse ni atacar empezó a volar directo hacia el arquero con el chico pelinaranja aun en sus brazos, cuando estuvo bastante cerca, para que al caer el chico no se hiciera mucho daño, soltó al chico dejándolo caer encima de Kmone para después dar una espiral en el aire abriendo las alas, manteniéndose estático después en el aire esperando mientras observaba la situación que se encontraba en tierra, vigilando a ambos humanos.

Skill:
Vigilancia: Si en su turno el halcón solamente espera y activa este skill, el siguiente ataque dirigido a él será desviado.
Afiliación :
- SENAY -

Clase :
Hunter Hawk

Cargo :
Rey de Senay

Autoridad :
★ ★ ★ ★ ★

Inventario :
Vulnerary [6]
Elixir [2]
Pócima Ligera
.
.
.

Support :
Sera
Azazel

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1173


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Kmone el Lun Jul 24, 2017 4:48 pm

Kmone se estaba preparando para dispararle a Thoth, sin embargo le era difícil ubicarlo y dado que el ruido que hacía con sus alas era muy bajo no podía encontrarlo mediante la escucha, quizás en un silencio absoluto habría podido pero era más fácil escuchar el murmullo fuera de la arena que las alas de Thoth, además que empezaba a ser molesto para los ojos tanto polvo.

Después de lo poco que había visto del pelirrojo no era una amenaza alguna, es más, ni siquiera servía de ladrón tenía más madera de revoltoso que de ladrón, era la típica persona que se usa para distraer al dueño de algún negocio mientras que los competentes roban, ese pelirrojo ni siquiera serviría en las minas, no con tan poca fuerza. De repente el albino escuchó un ruido más fuerte que los demás ruidos del momento, entonces se alertó, probablemente había caído algo, quizás el otro humano, de seguro ya se había dado por vencido, luego al escucharlo toser, Kmone no tenía dudas de que había sido él quien había caído.

De la misma dirección donde se había originado el ruido empezo a soplar viento, Thoth estaba discipando la tierra, era su oportunidad, Kmone preparó el arco para disparar, pero lo que vio antes de disparar fue extraño, el halcón tenía en brazos al pelirrojo, aun así el albino no dudo pero sus flechas le pasaban por el costado al laguz, si bien le pasaban cerca no era suficiente, cerca o lejos errar era errar y un impacto en donde sea hubiera sido suficiente para tumbarlo aunque no fue el caso. Kmone había disparado tres flechas cuando el halcón estaba encima de él, abrió grande los ojos al ver como el como el inútil pelirrojo era lanzado encima suyo, lo primero que hizo fue soltar el arco y golpear con el dorso de su puño derecho la espada para evitarse problemas, luego iba a retroceder para esquivar al pelirrojo pero como se había sacado el zapato y el piso estaba resbaloso, entonces antes de poder esquivar al extraño proyectil se resbaló terminando debajo del pelirrojo.

En ese momento Kmone estaba en completa desventaja, pero debía darle crédito a Thoth ya que había aprovechado la probable caída del pelirrojo y lo había usado como una cosa, quizás tener una ventaja le devolvería el espíritu de pelea entonces Kmone debía sacar alguna ventaja, lo primero que hizo fue gritar fuerte en el oído de quien estaba encima suyo, gritó lo más fuerte que pudo como para que estuviera algo despistado al pararse, si es que se paraba luego gritó pero menos fuerte. -¡Sal de encima maldito estorbo!- Al terminar de gritar abrió grande su boca y le mordió la parte del hombro que tenía cerca, mordió con mucha fuerza usando por tercera vez en su vida sus afilados dientes.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Assassin

Cargo :
Ladrón

Autoridad :
-

Inventario :
Dagas de bronce [1]
Daga de acero [1]
Concoction [3]
Crossbow [4]
Arco de bronce [2]
Espada de bronce [1]

Support :
Ches

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1286


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Gaius el Lun Ago 28, 2017 4:07 am

+18:
El corazón del ladrón golpeaba con fuerza contra su pecho. Primero el poderoso halcón le había atrapado y elevado en el aire, haciéndolo sobrevolar la polvareda apretándolo fuerte contra su fornido cuerpo. En el trayecto, sorprendido por el repentino movimiento, el  bandido soltó su espada y esta tintineó al caer al suelo, perdiéndose debajo de la nube de polvo. Tragó saliva viendo como el suelo se alejaba de sus pies, con todas sus fuerzas se aferró con fuerza al sub humano. La raza de aves de los laguz le traía especiales feos recuerdos, los que eran completamente negros le causaban especial pavor, pero no por ello dejaba de recordar que una caída a gran altura podía generar más daño que perder un ojo.
Le habló el ave al oído una vez más, haciéndole notar la carpa en su entrepierna. Se estaba burlando de él? Probablemente, y admitía que con excelentes resultados ya que el bandido, con el pelo a juego con el rostro  evitaba ahora mirarlo a la cara pero sin poder bajar su entusiasmo tampoco. El hecho de ir abrazado con el rostro hundido entre un buen par de pectorales, con el calor y el aroma que estos desprendían, no ayudaba en lo más mínimo a bajar su intensidad.
Antes de que pudiera decir nada, el ave bajó la altitud y, como quien lanza un costal de papas, lanzó al pelirrojo contra el otro bandido sin que pudiera hacer nada para impedirlo. Si bien venia abrazado al tronco del halcón, los fuertes brazos de este le desprendieron casi sin sentir su resistencia.
Adolorido en el suelo, agradeció a Naga que hubiera algo que le amortiguara la caída, pero no llegó a estar demasiado contento cuando su “almohadón salvador” le gritó fuerte directamente en la oreja, haciendo que se le erizaran hasta los dientes.

-Ah! Pero que  Grimas!!!-

Con una mano se tapó la oreja y con la otra empujó la barbilla ajena hacia arriba, desesperado por sacarse la molesta fuente sonora de la oreja.
El polvo todavía los rodaba, pero  el aleteo de la bestia lo había disipado bastante, ya no se veía un sólido de color ocre, y comenzaban a divisarse las siluetas con mayor claridad, incluso ya podía visualizar el contorno de la puerta por la que había intentado huir antes. Era demasiada locura intentar lo mismo una vez más? Estaba claro que allí no iba a recibir mejor trato que encerrado cómodamente en una celda.
Antes de que pudiera terminar de poner sus ideas en orden, el muchacho de pelo blanco que tenía debajo se zafó y le dio una fuerte mordida en el cuello, clavando sus afilados dientes en la carne del bandido justo en la unión del cuello con el hombro. El dolor fue casi inmediato y le surcó el cuerpo casi al instante, pero en contra de todo pronóstico, en lugar de largar un estridente alarido de dolor, el ladrón emitió algo que podría confundirse con un gemido de placer, y al mismo tiempo, también contra toda intencionalidad consiente del bandido, frotó su hinchada entrepierna contra la del muchacho que tenía debajo.
Esto fue el colmo, la gota que rebasó su vaso. Completamente rojo ahora Gaius se incorporó de un saltó y corrió sin miramientos hacia lo que creía era la entrada de hacia un rato atrás.
Corria para escapar de toda esa violencia y por vergüenza también. Vergüenza de las reacciones de su cuerpo y conducta.

-Ya está! Que me lleve Grima! Yo me largo!-

Completamente rojo y a los tropezones, el ladrón ni siquiera le importó coger un arma, el simplemente corrió con todas sus fuerzas lejos de ese lugar.
Afiliación :
- YLISSE -

Clase :
Trickster | Hero

Cargo :
Ladrón

Inventario :
Báculo de Heal [0]
Tónico de def. [1]
Concoction [1]
esp. de bronce [0]
Tomo de Elwind [4]
.

Support :
Kija
Hanzo

Especialización :

Experiencia :

Gold :
2635


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Mucho que aprender todavía tienes (Entrenamiento Priv. Thoth- Kmone)

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.