Hora en el foro


Síguenos
Conectarse

Recuperar mi contraseña

TWITTER
afiliados


Project Fear.less

Crear foro

Despertando más alla [Privado Luz]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Lyndis el Mar Jun 07, 2016 11:12 pm

Aquella sensación de letargo que trae consigo un largo período de sueño le despertó. Como nadar en una ciénaga hacia la superficie... no el tipo de experiencias gratas que estuviera deseosa de repetir, ni aun metafóricamente.

Lentamente abrió sus ojos, removiendose en la extraña y esponjosa superficie en la que se encontraba. Una punzada de dolor en el hombro le forzó a detenerse en el acto y volver a cerrar los ojos antes de siquiera poder enfocar la vista y tomar conciencia de donde se hallaba.

Estaba herida, eso era claro sin siquiera inspeccionar su cuerpo. Con movimientos simples ensayados tras múltiples ocasiones de tratar sus propias heridas a lo largo de los años, comenzó a probar cada una de sus extremidades.

Diez dedos de la mano con sus correspondientes brazos, dos piernas y, por lo menos, dos dedos enteros en cada pie. Inspeccionar con solo el movimiento el estado de estos últimos siempre le resultaba difícil, a veces pensaba que algunos de esos hasta sobraban ¡Perder uno o dos de esos no haría ninguna diferencia en absoluto a su vida!

Aunque los extrañaría, cuanto menos.

La herida en el hombro parecía ser la única grave, provocándole otra dolorosa punzada tras comprobar nuevamente el estado de la misma. Algunos dolores menores y entumecimientos aquí y allá, pero ninguno que representara un impedimento real a su persona.

El saber el estado general de su cuerpo le tranquilizó, y le permitió con respiración más tranquila intentar recordar los últimos eventos. Estaban en viaje con Eliwood, aquel extraño marqués que le había traído tan grata noticia que dio un giro total a su percepción de la vida...

Familia. Le había devuelto aquella palabra a sus labios, lo cual para ella no era algo menor.

Habían viajado... los silentes cada vez más cerca de su camino y en una parroquia en uno de los caminos hacia Lycia... Ataques... Huidas... Había sido derribada de Madelyn y caído en el bosque cuando...

-¡Madelyn!- gritó, incorporándose instintivamente al recordar aquel evento tan cruel, abriendo los ojos de par en par.

Su vista, aun desenfocada, se llenaba de rojos, grises y azules que eran completamente ajenos a los de su Sacae... ¿¡Capturada?!

Rodo sobre si de lado sobre aquella mullida superficie, cayendo de bruces al suelo sobre una extraña hierba gruesa, corta y abultada. Con rapidez intentó incorporarse, pero su pierna aprisionada le tiró sobre su mentón contra el suelo. Su vista, aun desenfocada presa del letargo y del miedo solo podía ver una extraña sustancia roja atrapandola, traluscida, y de un brillo como el de la sangre misma...

Soltó un grito de terror, impregnado con su deseo de batallar, de vivir. Tenía mucho por lo que vivir ahora ¡Tenía por quien vivir!

Agitó sus manos buscando donde aferrarse para no ceder ante tal sobrenatural atacante. Recibió el ruido de metal contra metal en respuesta, y un fino objeto cuya forma no necesitaba enfocar entró en su visión instantes después... ¡Un cuchillo!

Con diestro movimiento destrozo completamente el agarre sobre su pierna y dio un giro y un salto que la dejó con su mano extendida hacía su atacante... Una gigantesca y extraña cama, con suaves cortinas de un rojo traslucido rodeandole y a juego con las sabanas sobre la misma.

Sus pies descalzos sentían lo que indudablemente era una frondosa y muy valiosa alfombra bajo ellos. Todo estaba rodeado de piedra, decorado con diversos adornos que daban colores que contrastaban con fuerza contra la misma... Pero seguía siendo piedra al fin y al cabo. Fría y oscura piedra.

Sin viento. Sin sol. Sin aquel horizonte infinito suyo...

¿Había sido capturada? ¿Por quién? ¿Por qué?

Un ruido en la puerta le hizo estremeserse, sacandole de sus cavilaciones. Sus piernas se movieron por instinto, arrinconandose contra la pared, con su mano armada con aquel pequeño cuchillo de plata apuntando hacia la entrada al resinto.

Su centro de gravedad bajo, sus músculos alertas y su cara desfigurada en una mezcla de incertidumbre, miedo y aquel indudable brillo en sus ojos que solo decía una cosa "viviré a como de lugar".

Sea lo que fuera que el destino pusiera enfrente suyo lo destrozaría y saldria viva ¡Saldría victoriosa y viviría para ver a aquel que esperaba por ella! ¡Su familia!
Afiliación :
- SACAE -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Heredera a Marquesa

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [2]
Esp. de plata [5]
Espada de acero [4]
.
.

Support :
Eliwood
Sindri
Luzrov
Khigu

Especialización :

Experiencia :

Gold :
187


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Luzrov Rulay el Miér Jun 08, 2016 7:20 pm

Paso una mano con suavidad por la herida de su torso. Hacia un par de días que había cerrado,no completamente.La carne ya no se le habría y no sangraba,gracias al remedio otorgado por el masques durante su travesía. Gracias a los otorgados a el cuando llegaron al castillo del noble,y a las artes sanadoras de los pocos priest que en esos momentos poblaban el castillo. Una recuperación rápida para el daño sufrido,una muestra de grandes habilidades mágicas y conocimientos médicos. Algo fuera de su alcance. Y aun así seguía vendando su torso,pues la herida recién cerrada era frágil y el mas brusco de los movimientos podría volver a abrirla. Lo notaba al mover su cuerpo,la piel tirante en esa zona.El escozor y picor propio que demostraba que se estaba curando no solo mediante magia si no también mediante las propiedades de su propio cuerpo. La fiebre que sentia que por momentos volvía a el,el cansancio de su cuerpo... aunque no estaba seguro de si eso ultimo se debía a sus heridas físicas o a las emocionales.

Intento no pensar en ello mientras se vendaba a su mismo,dejando la herida cubierta de nuevo tras la breve examinacion y limpieza. Se giro sobre si mismo para encarar la cama.El doble,por no decir el triple,de lo que el nunca había usado como lecho. Con sabanas y edredones de gran calidad,de llamativos colores que hacían juego con aquellos que formaban el estandarte del marquesado. Una cama cómoda,algo que había agradecido cuando su cansado y herido cuerpo había echo contacto con la misma permitiéndose en esos instantes abandonar el mundo de los conscientes. Pero ostentosa,demasiado para alguien como el. No tenia problemas con el lujo,siempre y cuando fuese el ajeno,después de todo uno podía ser la persona mas pudiente del mundo y también la mas generosa y amable. El lujo,el dinero,no iba reñido con las intenciones ni con el corazón. Y el marques de cabellos rojos había demostrado tener un corazón mas valioso que todas los ropajes y muebles caros,que todas las obras de arte que en sus paredes colgaban. Los había ayudado,en su caso le había salvado aun sin conocerlo. Les había cogido en su hogar sin preguntar y sin esperar nada a cambio. Y el clérigo lo agradecía de todo corazón. Aunque le incomodase verse a si mismo rodeado de lujos,innecesarios para el y considerándose indigno de los mismos. Habia sido criado de esa manera,con lo simple como lo cotidiano,y se sentía cómodo por ello.

Era por ello que había rechazado de la manera mas educada posible las prendas prestadas a su persona. Sus propios ropajes habían quedado inservibles. La suciedad del viaje podría ser eliminada,pero no así su propia sangre que con fuerza había quedado adherida a las blancas telas que portaba.Y Lord Eliwood con toda su buena intención había dispuesto prendas para el. Telas de gran calidad bordadas y decoradas exquisitamente,ese era el problema. Demasiado sobrecargadas con detalles y trozos de tela prescindibles. Eran pomposas,almidonadas. Mostraban estatus,lujo,poderío... No era capaz de llevar algo así. Por su manera de ser en primer lugar,por que tanta tela le dificultaba el movimiento,y el mismo ya se veía resentido con su herida tirante. Fue por ese motivo que sin vergüenza alguna portaba todo el día el largo camisón entregado a el para dormir. Tela de color claro que alcanzaba sus tobillos. Ligera,cómoda,y con no mas que un par de florituras en su cuello y los puños. A pesar de ser una prenda de dormir estaba mas acostumbrado a ropajes de ese estilo. Y no necesitaba mas. Incluso en los escasos instantes que abandonaba la habitación preparada para su persona,una de las tantas libres en el lugar que había sido acomodada solo para el ,portaba dicha prenda. Esa que en esos instantes estaba acomodando sobre su cuerpo.

El cabello se lo dejo suelto,sin fuerzas,o ánimos realmente,para sostenerlo en la habitual coleta en la que lo llevaba desde que comenzó a dejárselo largo.


De esa manera había terminado de prepararse,y esos eran los momentos que mas temía a lo largo del día. El intervalo de tiempo en el que no tenia tareas por cumplir,donde no podía evadir su mente. Aunque fuesen diez minutos los que se tomaba de libertad para el eran toda una tortura. Recuerdos que con fuerza invadían su mente de forma dolorosa.

No había sido consciente durante el ataque sufrido,pero una vez en territorio amigo,una vez descansado vino a el. El sonido de la piedra cayendo sobre piedra,el calor de la estructura quemada y lo que ello implicaba. Gritos silenciosos y cuerpos sin vida a los que no vio. A los que no fue capaz de ayudar. Habia permanecido dos días dormido tras llegar a Pherae y recibir tratamiento,y había descansado.Mas desde entonces el rostro del sacerdote a su cargo y el de los desconocidos feligreses que habían perdido la vida en la capilla en la que debía ofrecer sus servicios lo acechaban. No los conocía realmente,y el sacerdote nunca lo había tratado nada mas que como un hereje sin valor. No le generaban simpatía alguna. Y aun así no les odia,ni le eran indiferentes sus muertes. Hubiese querido ayudarlos a pesar de saber que hubiese sido inútil. Intentarlo al menos. La culpa por no asistir,por no ser mas que una carga y dejar ir aquello que estaba al alcanza de su mano lo consumía por dentro.

No era justo. Porque estaba acostumbrado a no poder ayudar,tenia que estar acostumbrado.Nunca se le permitía. Siempre se le apartaba,se rechazaba su mano. Una y otra vez. Y cada vez que ocurría se repetía a si mismo que no importaba,que seria capaz de prestar ayuda en una situación futura,pues siempre había alguien a quien poder prestar sus servicios.Pero nunca sucedía.Y a cada paso,a cada repetición de dicho ciclo,una herida se habría en su interior. Intentaba ignorarlas,permanecer fuerte,y lo conseguía la mayor parte del tiempo. Mas los últimos acontecimientos habían generado un estrés emocional muy grande en su persona. Notaba como algo se resquebrajaba en su interior.

Habia perdido todo lo que tenia,había acabado en un castillo desconocido,con tanta rapidez que no había sido consciente de ello hasta que despertó de su largo sueño y la realidad le golpe con dureza.

Pero lo que mas le consumía y destrozaba por dentro,aquello que lo acercaba al borde del abismo,había sido su reencuentro con el castaño. Sorey era y siempre había sido su único deseo egoísta. Lo que mas amaba en el mundo y lo único que tenia cabida en su mente con su misión de ayudar a todo el que pudiese. Lo único que antepondría siempre a su misión realmente... Y lo había perdido,le fue arrancado sin poder despedirse ni explicarse,y el reencontrarse con el después de tantos años...Tantas noches en velas intentando convencerse de que nunca iba a volver a verlo debía de haber reconstruido su alma y brindarle la mayor de las felicidades a pesar de haberlo perdido todo,incluso su sangre,en el camino. Y en su lugar lo había terminado por destrozar. Habia sentido como su corazón se comprimía dolorosamente,como se partía en dos.Y a partir de ese momento como a cada paso,cada bocanada de aire,un trozo mas se desprendía. Un dolor que le calaba el alma. Y todo porque Sorey no le recordaba.

Mikleo le odiaba y Sorey no lo recordaba,y no podía evitar preguntarse que clase de dolor había causado en el castaño para que todo recuerdo sobre su persona se desvaneciese de la mente ajena. Habia prometido que lo iba a querer,a recordar,y aun así no quedaba nada... Como si el tiempo permanecido en Elysia se hubiese evaporado para siempre.Y estaba seguro de que esa pequeña amnesia selectiva del pastor de wyverns era culpa suya.

Y la sonrisa ajena volvían a el cada vez que su mente no estaba ocupada,junto con el rosto de los muertos. Pero por una vez una sonrisa era mas dolorosa. sus ojos comenzaban a picar,a humedecerse,tal y como ocurría todas las mañanas cuando se despertaba tras haber sido acosado en sueños por sus fantasmas.Ojeras,rostro cansado,ojos llorosos... Cerro los ojos ,trago saliva y respiro profundamente. No había llorado desde que alcanzo ese lugar,no iba a hacerlo ahora. Seria mejor que retomase sus quehaceres,el movimiento. Que no se permitiese pensar.

Dada la situación actual no era de extrañar que el marques,con la bondadosa actitud y la preocupación por los demás que le había demostrado al clérigo mantuviese a la mayor parte de sus hombres fuera del castillo. Ayudando a los civiles,intentando sostener Pherae al mismo tiempo que intentaba alejar a esa horda de caminantes sin vida de su país. Por ello mismo la cantidad de sanadores en castillo no era muy elevada en esos instantes,razón por la que el clérigo se había prestado a ofrecer su ayuda una vez su herida cerro y pudo moverse con cierta normalidad. Se ofreció,pidió,cuidar de la mujer que le había salvado la vida. A pesar de que sus habilidades no eran las mas completas. Por una lado se lo debía,por otro realmente deseaba hacerlo.

Se acerco a la puerta de la estancia,tomo su báculo apoyado contra la pared a un lado del marco de la misma.En la habitación de Lyn,contigua a la suya,había dejado con anterioridad vendas,un pequeño balde con agua y un pañuelo. También unos cuantos vulnerarys,algunos propios otros otorgados por el marques. Aunque si uno de ellos no había sanado una herida dudaba de que dos lo hicieran,pero nunca estaba de mas prevenir. Y prefería tener lo necesario a mano

La mujer llevaba casi cinco días dormida. La herida de su hombro en el mismo estado que su torso. Cerrada,pero no sanada por completo. Era el cansancio,eran aquellas heridas internar producidas por la caída,aquellas que no se veían desde fuera lo que le impedían despertar. Habia sufrido mas daño físico que el,había luchado y cargado mas que el mismo... y al igual que el lo había perdido todo.

No se molesto en tocar la puerta,creyendo a la mujer dormida. Así le había dejado la noche anterior,la madrugada mas bien,así esperaba encontrarla a pesar de desear que despertase. Pues a cada día que pasaba dormida la preocupación comenzaba a instalarse poco a poco en el. Por ello grata fue su sorpresa al verla en pie,atenta. Una alegría sincera,una discreta sonrisa que no tuvo tiempo de ser formada al ver el brillo del metálico objeto en manos ajenas.

Sin importarle el arma en manos ajenas,y despreocupándose del destrozo en el cuarto ajeno,con pasos apresurados elimino la poca distancia que la separaba de la sacae. Un hábil movimiento de su brazo hizo que el báculo que en sus manos portaba golpease la cabeza ajena,no con mucha fuerza pero tampoco con delicadeza.

-En que momento os pareció prudente el levantaros de la cama y armaros? Por la santa,esta herida... Tiene acaso idea de los días que lleva sumergida en el mundo de los sueños?

Con su mano libre tomo la libre ajena y tiro de la mujer,poco,lo suficiente hasta llevarla de nuevo a la cama y con delicadeza instarle a sentarse en la misma.Dejo el báculo apoyado en el suelo,para con ambas manos y mucho cuidado retirar el cuchillo de las manos ajenas,para no cortarse ella ni el mismo,para dejarlo junto al báculo. Una vez la mano de la mujer libre la tomo entre las suyas,apretándola con suavidad. Clavo sus ojos violetas en el rostro ajeno,y sin rastro alguno del reproche anterior le sonrió con dulzura.

-Buenos días Lyn. Como te encuentras?

Voz suave,comprensiva.










Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Lyndis el Lun Jun 20, 2016 9:13 pm

Se quedó inerte, impávida, al ver la figura en la entrada. Con rasgos delicados, y una larga y clara cabellera como los cielos de su Sacae: aquella clériga tan peculiar y femenina hizo acto de presencia. La sorpresa en la cara ajena claramente reflejaba la propia.

¡Estaba con vida! El alivio recorrió el cuerpo de Lyn pero prontamente fue cubierto por la tensión de la adrenalina que circulaba en su sangre ¡Oh no! ¡Había sido atrapada igual que ella!

Ambas cautivas, pero no por mucho. Le había salvado de los silentes que los rodeaban, y no lo hizo para dejarla a su suerte en aquel extraño mundo de piedra de quiensabedonde. Huirían ¡Juntas!

Extendió su mano para tomarla en la suya cuando la vio acerarse. No les detendrían, serían libres y...

-Agh- una fuerte sensación de dolor inundó su cabeza, alejando cualquier pensamiento coherente de la misma por unos instantes. Cuando logró reaccionar, aun adolorida, se encontraba en la cama y su improvisada arma lejos del alcance de sus diestras manos.

-Buen día...- balbuceó, más por reflejo que por en verdad comprender el significado de sus palabras... o su situación siquiera. Notó su voz rasposa, su lengua trabada y cada silaba siendo un esfuerzo para articularla en su adormecida mandíbula.

La adrenalina dejándola poco a poco y dejando su cuerpo adormecido, abarrotado, cansado. Aquella relajada y a su vez cariñosa, preocupada, sonrisa de la cleriga inhibieron sus deseos de huir y, al menos temporalmente, tranquilizaron su mente.

-Estoy.... ¿bien?- al fin respondió, incorporándose con movimientos lentos en la extraña y lujosa cama. -Adolorida... Aquí y aquí- explicó en mayor detalle, señalando donde había sido atravesada por la lanza del silente y a su cabeza, que repentinamente había sido invadida por un intenso dolor. ¿Acaso... la clériga le había golpeado?

-¿Qué...? ¿Donde...? ¿Como...?- balbuceó, sin decidirse al completo por cual pregunta empezar, sumida en una confusión tal que casi lograba opacar lo que, segundo a segundo, parecía ser un nuevo, y reciente, chichón. CASI.
Afiliación :
- SACAE -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Heredera a Marquesa

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [2]
Esp. de plata [5]
Espada de acero [4]
.
.

Support :
Eliwood
Sindri
Luzrov
Khigu

Especialización :

Experiencia :

Gold :
187


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Luzrov Rulay el Mar Jun 21, 2016 8:03 pm

Se concentro en la voz ajena,adormilada,raspada... confundida. Era lo normal,lo esperado. Después de tal letargo la garganta ajena estaría seca y las palabras se trabarían,incluso serian pronuncias con cierto dolor. La confusión,normal. Despertada en un lugar desconocido,en una situación tan distinta a la ultima recordada.Con el cuerpo herido y adolorido,cansado. El solo echo de que la mujer respondiese a su pregunta e intentase seguir con la conversación de cierta manera era mas de lo que el clérigo esperaba,algo que le alegraba. Mas debía aclarar las dudas ajenas al tiempo que se ocupaba de su persona.

Acaricio levemente el dorso de la mano ajena al tiempo que le sonreía con suavidad,intentando transmitirle así calma. Con el propósito de evitar que se levantase o alterase cuando la soltó y se alejo levemente del lecho. Cercano al mismo una cómoda,donde días atrás había depositado lo necesario para tratar a la heredera de Caelin. Los brebajes,las vendas,la palangana de agua... y una jarra con el mismo liquido,junto a un vaso,que usaba para el.Para no hacer a su garganta sufrir durante esos largos periodos de tiempo en los que había vigilado el sueño ajeno. El vaso con anterioridad usado por el pero aun limpio fue llenado con el agua de la jarra,antes de ser retirado del mueble por las manos del priest. Acercándose de nuevo a la cama donde la mujer reposaba,depositando el vaso entre las manos ajenas,asegurándose de lo que sostuviera con fuerza.

-Beber.Os hará bien,lleváis muchos días dormida. Pedirme mas si lo necesitáis.

Con suavidad y cuidado poso una de sus manos sobre los cabellos ajenos,acariciándolos con dulzura casi de forma maternal. Para de forma distraída bajar poco a poco la mano,hasta que su piel toco la de la frente de la mujer,examinando así la temperatura corporal. Sintiéndose aliviado al comprobar que la misma no era elevada.  

-Mi señora... recordáis quien soy,verdad? Al igual que recordáis lo que sucedió.

Voz calmada y paciente,como la que alguien usaría para hacer entender a un niño algo que no entiende.Como para consolar a un infante y tranquilizar al mismo. Su deber era ayudar y para ello se había dedicado por completo a las artes sanadoras y a su iglesia,y ello implicaba el tratar a los pacientes de la mejor manera posible. Con calma,paciencia y dulzura,tenia que hacerles ver que todo estaba bien. Y aquello implicaba en ocasiones,como esa ,guardarse su dolor. La perdida sufrida por ella,y por el debía quedar olvidado en esos instantes,apartada en un rincón.

-Sufristeis golpes,caídas,y vuestro hombro fue herido. Perdisteis la conciencia cuando huíamos del lugar. Pero no temáis... ahora todo esta bien. Estamos en Pherae,en el castillo de Lord Eliwood. Tanto el como un jinete wyvern nos trajeron hasta aquí,y cerraron nuestras heridas. Aunque aun faltan por sanar... pero no temáis. Ahora mismo todo esta bien,solo debéis de preocuparos de sanar por completo.

Retiro la mano sobre el cuerpo ajeno y se alejo levemente para ver mejor sus reacciones.La sonrisa no desvaneció si no que se amplio mas. Habia ignorado hasta ese momento las indicaciones de la mujer,sobre las partes que le dolían. En parte porque su dolor de cabeza no era culpa mas que del clérigo,en parte porque veía prudente primero deshacer parte de la confusión ajena.

-Sois muy buena paciente Lyn... La herida en vuestro hombro esta cerrada,pero aun falta por sanar por completo.Si el musculo o el tendón fue dañado aun estará resentido,y la piel de la herida tirara. Es normal y me temo que de momento tendréis que lidiar con ello... Pero no dolería tanto de no haberos levantado con tanta brusquedad. Lo siento pero el pequeño golpe sobre vuestra cabeza es un recordatorio de vuestra imprudencia...

Deseaba en parte sanar el golpe otorgado por si mismo,pero si lo hacia el mismo no tendría significado alguno,por lo que se contuvo de actuar.

-Ahora,no tengo las habilidades necesarias para eliminar vuestro dolor.Pero me gustaría que me permitieseis examinaros el hombro. Quizás vendado de la manera adecuada el mismo quede con mejor sujeción y no moleste tanto...


Sabia que el hombro de a mujer estaba ya vendado,pero quizás era hora de cambiar dichas telas y ajustar el agarre. Mas prefería pedir permiso antes de actuar ahora que la mujer había despertado
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Lyndis el Miér Ago 10, 2016 8:37 pm

Con manos inseguras tomó el vaso ofrecido, aferrándose fuerte a él y dejando que el liquido aliviara su irritada garganta. Hasta no sentir el sabroso brebaje no había tomado conciencia de lo sedienta que estaba, al punto de dejar tras tan solo un segundo el contenedor completamente vacío.

¿Cuanto tiempo había pasado...?

Dejo que sus ánimos se tranquilizaran y apaciguaran con las palabras y caricias de la clériga. Tenían un dejo por demás... maternal, que hacía tiempo no experimentaba. Algo muy ajeno a su vida desde hacía años... Haciendo surgir una parte joven de ella que reclamaba atención y que hacía tiempo la nómada había dado por muerta.

Se limitó a asentir a las palabras de la mujer de fe. Los recuerdos aun estaban frescos en su mente, podía aun repetir las escenas con una fidelidad tal que le daban escalofríos. Había sido... demasiado para su cuerpo al parecer, dado que en algún punto incierto sus recuerdos se acababan.

El relato de la chica de lo acontecido luego fue... Confuso en su mente, pudiendo recordar imágenes fugases de lo descrito pero sin mucho detalle. Una... superficie escamosa, un lejano y distante paisaje moviéndose con rapidez... Pero difícil era saber si era algún atisbo de cordura en su inconsciente viaje hacia Lycia o un simple invento de su imaginación.

Siendo una mujer prácticamente carente de esta ultima, se decantaba más a lo primero.

-Ya-ya veo- respondió, al tiempo que guardaba a fuego toda la información que le daba la joven. Le alegró saber que Eliwood también estaba a salvo. Tenía una deuda muy grande con el marqués y no podía permitir que muriera antes de repagarla.

...Y también tenía ahora una deuda con aquella cleriga, y con aquel jinete wyvern mencionado por ella. Sin hablar de su abuelo... ¡Su abuelo! Poco a poco sentía que había más y más motivos por los que asegurar que alba saliera la mañana siguiente.

Ya no era algo que pudiera dejar librado al viento, a la suerte... Tenía que vivir, sea por toda la gente que aun dependía de ella o que estaban en favor de ella.

Una sonrisa se dibujó en su cara al grabar al fin esta idea en su corazón. Era... esperanzadora y reconfortante. Una carga pesada sin duda, algo que Lyn la nómada jamás había experimentado pero... Una carga que podía de llevar con gusto.

Sintió sus hombros ligeros, moviendolos instintivamente y recibiendo una nueva punzada de dolor que, pese a todo, le recordó que sin lugar a dudas estaba viva.... ¡Estaba con vida!

-No te preocupes- respondió, aun sonriendo, -estoy acostumbrada a pagar por mi brsuquedad- bromeó, señalando con su mirada su propio hombro y dibujando un "au" con sus labios que, pese a todo, no perdieron su curvatura hacia arriba.

-Me molestará, me temo, sin importar como lo arregles... Recuperarme de heridas en los brazos siempre ha sido lo que más me ha costado. Me es difícil prescindir de ellos, más aun en la vida a la intemperie- confesó, con una sonrisa amarga que pronto volvio a la anterior llena de vida. -Pero con gusto dejaré que lo examines. Si en algo puede mejorar la situación, no me negaré- expresó, comenzando a sacarse la extraña camisola, que poco a poco comenzó a generar una duda en su mente...

¿De donde había salido?

La chica había mencionado que estaban en Pherae... ¿Por lo que quizás era de la esposa de Eliwood? Debería de pedir para verla luego, y agradecerle por el gesto de ser así. Una persona más con la que estaba en deuda.

-... Gracias- dijo al fin, impregnando de todo sentimiento aquellas palabras, sinceramente y conmovida por la atención que le estaba brindando la chica pese a las propias heridas que debía de tener. Les pagaría, a ella y a todos... Aprovecharía la nueva vida que la muerte de su única compañera le había traído.
Afiliación :
- SACAE -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Heredera a Marquesa

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [2]
Esp. de plata [5]
Espada de acero [4]
.
.

Support :
Eliwood
Sindri
Luzrov
Khigu

Especialización :

Experiencia :

Gold :
187


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Luzrov Rulay el Dom Ago 14, 2016 4:44 pm

Por mas que le dijesen que no se preocupase no podía evitarlo,y mas si la mujer decía que estaba acostumbrada a apagar el precios de sus actos bruscos. Le gustaba ayudar,sanar para que otros no sufriesen,no podía evitar preocuparse o entristecerse ante heridas ajenas. Que su preocupación aumentase mas al saber lo que significa estar acostumbrado a las mismas.

-Que esteis acostumbrada demuestra lo mucho que os han herido.Eso no me tranquiliza. El dolor es una señal de nuestro cuerpo para avisarnos del peligro que corremos,de la estupidez que hemos cometido.Acostumbrarse al mismo significa que poco a poco se ignorara dicha señal y nuestro sentido del peligro se vera distorsionado. Debéis de tener cuidado con eso mi señora,y no sentiros orgullosa o segura de ello.


El exceso de confianza podía mas perjudicial que beneficioso,no estaba de mas advertirle a la mujer que por mas experta que fuera en la batalla o en manejar situaciones peligrosas tuviese cuidado en las mismas. Pero era mejor no indagar mucho en el tema y continuar con la labor

Que la mujer se quitase sus prendas no le importaba para nada al priest,siendo impasible ante este echo. Después de todo mas que el cuerpo de alguien del sexo contrario se trataba el de un paciente,ni le llamaba la atención ni despertaba nada en el mas que el deseo de sanar las heridas que surcaban el mismo. Por eso no detuvo a ver mas de lo que debía y se acerco de nuevo a la mujer. Llevando sus manos al hombro.Comprobando que tal y como esperaba el vendaje se  había aflojado ligeramente.

-Eso muestra que sois una mujer inquieta. Pero por suerte para vos ahora mismo no estamos a la intemperie,y si bien vuestros brazos seguirán siendo tan importantes como siempre dudo que tengáis que realizar con ellos los movimientos bruscos a los que estáis acostumbrada. Pero tenéis razón. Os molestara. Llegados a este punto solo puedo hacer que la molestia sea menor.

Retiro el vendaje con cuidado ,apenas rozando la piel ajena,tomándose su tiempo para ello mas aun así haciendo con rapidez y habilidad. Una vez la piel expuesta volvió a retirarse un par de pasos hasta la cómoda. Metió el pañuelo en el balde y lo escurrió,dejándolo húmedo. Usando el trozo de tela para pasarlo por sobre la piel de la mujer,la parte que había estado cubierta por el vendaje. No estaba sucia pero si que era probable que estuviera sudorosa y era mas conveniente volver a vendar la piel seca y limpia. Extendió un poco mas el pañuelo para limpiar algo mas de la piel de la mujer,mas no mucho mas de lo adecuado. Seco entonces la piel húmeda con un trozo de tela que la mujer había destrozado con el cuchillo,pues siendo ella la única que había estado en la habitación en las horas en las que el la había abandonado no había duda de quien era la culpable.Al menos aprovecharía las ropas destrozadas. No la culparía por ello pues la confusión que debió sentir al despertar justificaba dichos actos,pero si que se encargaría de hacerse responsable de ello el mismo y de disculparse ante el marques.

-Las gracias... debería dároslas yo a vos,no recibirlas... no hice nada...

Se encamino una vez mas hacia la cómoda,dejando el paño en el balde y tomando las vendas.No necesitaba gratitud,no se la merecía y por mucho que usualmente rechazase la misma con una sonrisa esta vez... en aquellos momentos le era difícil sonreír  ante ello. Aunque lo intentase. Por ello prefiero no encarar a la mujer mientras respondía a su gratitud,disfrazando su leve huida con el echo de ir a por el material que necesitaba,tardando un poco mas de lo necesario en tomar el mismo antes de volver.

-Quien debería dar las gracias soy yo... por salvarme la vida en la parroquia... gracias Lyn,de todo corazón...

Dejo la venda sobre la cama y son suavidad tomo el brazo de la sacae con una de sus manos mientras que la otra descansaba en su hombro.Se tomo la libertad de mover el brazo ajeno suavemente,para comprobar el movimiento de los músculos del hombro,para ver si los mismos tiraban o no,para ver si necesitaba ser vendado o no.

-Le vendare el hombro para que este mas sujeto al cuerpo y no haga muchos movimientos bruscos involuntarios. Aun así debe de tener cuidado y no olvidar que esta herida.

Dejo el brazo pegado al cuerpo ,con suavidad,el hombro recto.Tomo la venda y con movimientos suaves pero cuidadosos vendo la zona. Apretando la tela con fuerza mas no la suficiente como para interrumpir el flujo sanguíneo,solo lo suficiente para asegurar una buena sujeción. Acaricio levemente el hombro al terminar y le dedico una sonrisa,leve pero complacida,a la mujer.

-Listo. No hay nada mas que pueda hacer por vuestra herida así que ya podéis volver a vestiros. Si el vendaje os molesta demasiado decírmelo.  Siento no poder ser de mas ayuda...

Lo único que podía hacer a esas alturas era traerle algo de comer y de beber,pues lo necesitaría para reponer fuerzas,y dejarla descansar mas de ser necesario.Mas antes de ofrecerle aquello quería asegurarse de que la mujer estuviera bien,de que no había nada que se le olvidase.O puede que si que hubiese algo que no había echo...

-Luzrov Rulay. Mi nombre. Aquella vez no llegue a presentarme,disculparme por tardar tanto en hacerlo. Aunque... solo Luz también esta bien.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Lyndis el Dom Ago 14, 2016 9:15 pm

-El dolor sin duda nos ayuda a aprender y evitar cometer los mismos errores, pero la mayoría de las heridas sanan, y solo las abiertas nos recuerdan abiertamente aquello en lo que hemos errado. Es... difícil de mantener vivo el recuerdo cuando la herida ya ha cerrado- contestó, divagando en aquellas palabras sin estar muy segura del porque.

Heridas que no sanan... y que condicionan y forjan nuestro camino. De una forma u otra lo forjan y distorsionan... Sentía fuertemente Lyn que estaba llegando a algo con todo eso, pero descartó rápidamente aquel oscuro pasaje por el que comenzaba a surcar su mente.

-Me las he arreglado arreglado de momento para mantenerme con vida cuanto menos, ¿no?- bromeó, intentando alejar sus pensamientos de aquellas cuestiones haciendo uso de su boca.

-Lo dejo, pues, en tus manos- cedió, permitiendo a la joven hacer su trabajo sin restricciones. Lamentó levemente el hecho que no podría de curar del todo su herida. Siempre había creído que aquella magia de los clérigos era milagrosa y que todo curaba. Salvo la muerte, según decían, claro. Pero ahora comenzaba a entender que debía de tener aun más limitantes de los que conocía.

Su relación con el clero de cualquier tipo había sido escasa y nula desde hacía varias primaveras, eso tampoco ayudaba.

Las delicadas manos de la chica se movían con destreza, no pudiendo evitar desde tan cerca el notar la diferencia clara con las suyas. Eran carentes de cayos las de la joven de claros cabellos, sin todos aquellos rastros que la vida en el camino y con la espada dejaban en cualquiera tras siquiera unos años.

Ni hablar de una vida con aquel ritmo, y donde todo dependía solo de un par de manos.

El rechazo a su agradecimiento le tomó en las nubes, de total imprevisto, tardando unos instantes en comprender a que se refería la chica. Era cierto, le habían arrastrado con Eliwood lejos de aquella parroquia, pero era también gracias a los cuidados de la chica que estaba allí con vida.

Sino fuera por ella y el lord de pherae, estaría aun en medio de aquel bosque, empalada por las lanzas de los silentes junto a...

Un nudo se formó en su garganta, y pese a su aceptación y determinación, el evento era aun muy reciente y cercano. Tardó unos instantes en retomar la calma y volver a sonreir.

-No hay nada que agradecerme. El viento nos guió a ambas allí en aquel momento y lugar. El estar aquí ambas en el castillo es gracias al encuentro con la otra. Y, desde mi posición, has hecho más por mi de lo que yo pude haber hecho por ti. Y no aceptaré que lo contradigas.- replicó, amable pero tosudamente, no dispuesta a aceptar los agradecimientos ajenos. La palabra de un Sacae es sagrada y ley, una vez lo ha dicho, LO HA DICHO. No hay vuelta atras.

Solo le habían movido de un punto a otro adeás, no a como a Lyn que en verdad tuvieron que salvarle en tan grave estado que estaba. Y no solo eso ¡Cuidarle!

-Esta perfecto- contestó, moviendo el brazo y comprobando los limites que el vendaje y la propia herida le ponían sobre el mismo. No su peor herida en verdad, ya había sobrevivido a peores, sanaría sin lugar a dudas.

-Luzrov... Luz... Suena bien- sonrió, grabando a fuego el nombre de aquella chica en su mente. -Lyn, encantada y a tu servicio. Aunque algo me dice que mi nombre no te es ajeno ya- sus labios dibujaron esta vez una sonrisa picara, complice.

-Se siente un poco raro que alguien atienda mis heridas- comentó, inspeccionando nuevamente las vendas con la mirada y sintiendo un calor provenir de ella. No uno desagradable sino uno... familiar, fraternal. -Me he cruzado mucha gente andando por las llanuras, muchos incluso a quienes confiaría mi espalda en batalla, y algunos que incluso les confiaría tiempo fuera de ella pero... Pese a que siempre dejo esos encuentros en manos del viento, nunca vuelvo a verles luego del calor de la batalla.-

-Es... extraño ver una cara familiar de nuevo cuando el enemigo ya ha sido derrotado y las heridas comienzan a sanar... ¿Curioso, no crees?- comentó, divagando con su mirada en la extraña y, a su parecer, excesiva decoración de la habitación. Por más decoración que le pusieran, la piedra no dejaba de ser piedra.

Fea piedra.
Afiliación :
- SACAE -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Heredera a Marquesa

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [2]
Esp. de plata [5]
Espada de acero [4]
.
.

Support :
Eliwood
Sindri
Luzrov
Khigu

Especialización :

Experiencia :

Gold :
187


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Luzrov Rulay el Mar Ago 16, 2016 8:13 pm

No estaba de acuerdo con Lyndis,mas prefería no hablar sobre ello. Porque en su caso las heridas de su corazón habían vuelto a ser abiertas ,mas aun cuando no las veía,aun cuando las intentaba cerrar... el recuerdo se mantenía demasiado vivo en el. Pero quizás ese fuese el caso. No eran heridas físicas,el apenas conocía ese tipo de heridas en carne propia. Le habían destrozado el alma demasiadas veces,pero apenas le habían tocado el cuerpo.

Soltó un ligero suspiro y sonrió con cierta diversión ante la replica ajena.No había rechazado su agradecimiento por humildad o cortesía si no porque realmente sentía que no lo merecía. Y sin embargo parecía que la mujer no aceptaba ese echo. Aceptaba que quizás su encuentro estuviese predestinado,no por el viento ni por la santa pero si algo pactado por el destino para que ambos pudiesen sobrevivir a tales seres.Mas no estaba de acuerdo en que el había sido de mas ayuda que ella,después de todo fue la mujer allí presente quien tomo su cuerpo herido y quien lucho contra esos seres junto con su compañera ya perdida. Y aun así la mujer parecía terca,cabezota,y no admitía una replica.Y por ello no se la dio,por no iniciar ambos un debate sin sentido ni final.

También ignoraría,por el momento,como la mujer usaba el genero femenino para referirse a ambos. Eso no importaba por el momento. Ademas,ya le había dejado en claro que era un hombre.Aunque parecía no captarlo.

Le alegraba el saber que el vendaje estaba bien puesto,o que no le incomodaba al menos.Aunque ya se aseguraría de revisarlo y preguntar por el mas adelante,no quería que le dijese que estaba perfecto solo por compromiso o por estar acostumbrada al dolor e incomodidad.Realmente deseaba que estuviese comoda.

-Lord Eliwood me dijo quien sois,mas bien quienes sois,durante nuestro viaje. Cuando andabais en el mundo de los sueños. Por eso no pude presentarme con anterioridad.

Aunque la mujer no uso su nombre al completo para presentarse a el a Luz no le sorprendió,ni molesto. Después de todo el también estaba acostumbrado en cierta manera a ser llamado con un diminutivo de su propio nombre así que lo entendía

Escucho con atención las palabras ajenas,lo que Lyn compartía con el,hasta que aquella pregunta de la cual la mujer seguramente no esperaba respuesta lleno la estancia. Le sonrió con ternura y se acerco de nuevo a la cama,agachándose frente a la misma,frente a la sacae, y tomando las manos ajenas entre las propias.Dejando leves caricias en el dorso de la mano.

-No es curioso,es natural.Toda esa gente que el viento parece haber llevado a vos,todos eran guerreros,luchadores y supervivientes. Yo no lo soy. No puedes confiarme tu espalda en batalla pues no podre protegerla,mi deber en la lucha empieza una vez la misma a terminado. Mi trabajo solo empieza cuando las heridas han sido inevitables. Después de todo... soy un priest y un clérigo. Mi trabajo es sanar el cuerpo y el alma de quienes lo necesitan. Por eso... mi cara es una que debe ser vista después de que el enemigo allá sido derrotado.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Lyndis el Miér Sep 14, 2016 6:48 pm

-Quién soy...- murmuró por lo bajo, resonando nuevamente en su cabeza el hecho que era alguien cuya existencia había que explicar. Siempre había sido... Lyn, simplemente Lyn, de una forma más o menos compleja según los años pero... Nunca había sido alguien que mereciera una explicación.

Era algo a lo que debía acostumbrarse y asumir... ¿Debía acaso comenzar a usar su otro nombre ahora en Lycia? ¿Había quedado Lyn la nómada allí... junto a su compañera... en la frontera con Lycia, y ahora solo existía Lyndis?

No... No era una respuesta que se sintiera preparada a responder cuanto menos, pero dudaba que fuera tan simple. Sentía que allí, en el cuarto junto a su mutua benefactora era simplemente Lyn. Algo le decía que habría demasiado tiempo para Lyndis en cuanto saliera de ese cuarto... Pero de momento "simplemente Lyn", bastaba y sobraba.

Le tomó con gran sorpresa las siguientes acciones de la joven, que tomando su manos junto a su cama pareció tener un cambio completo en el semblante. Aquel gesto maternal, aquel rostro que demostraba gracia y gentileza cambió... Por el de un guerrero.

No pudo evitar sonreir y asentir ante tal declaración de poder, ante palabras con tal peso y fuerza. Su corazón respetaba a todo guerrero, y pese a que ya había grabado a fuego aquel nombre que era merecedora de su cariño, renovado respeto modificó la definición de la muchacha.

No era solo alguien digno de cuidar, no era solo una figura maternal... Era alguien quien conocía el campo de batalla, pero uno muy distinto al que ella conocía. Alguien en quien confiarle su espalda, de una forma distinta al de sus compañeros del pasado.

-Con verdad hablas, Luz- respondió al fin, sonriendo complacida. -Y te aseguro que cualquiera será dichoso de ver tu rostro tras una dificil batalla. Me siento afortunada de poder contar con el mismo hoy, más aun de lo que ya estaba-

Con cuidado pero con firmeza, libero una de sus manos del agarre y fue su turno de colocarla sobre la cabeza ajena con cariño maternal. -Me alegra saber que cuento con tal confiable aliado si el futuro me trae nuevas batallas en puerta- le agradeció, con toda la sinceridad y cariño que su voz le permitía.
Afiliación :
- SACAE -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Heredera a Marquesa

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [2]
Esp. de plata [5]
Espada de acero [4]
.
.

Support :
Eliwood
Sindri
Luzrov
Khigu

Especialización :

Experiencia :

Gold :
187


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Luzrov Rulay el Dom Sep 18, 2016 4:35 pm

No pudo evitar tener algún que otro sentimiento encontrado ante las palabras que la mujer le dedicaba con una sonrisa en su rostro. Por un lado no creía que nadie fuese feliz de ver a un sanador tras una batalla,porque aquello implicaba que había sido herido en la misma o que alguien importante para su persona lo había sido.Implicaba dolor,peligro,complicaciones... no creía que nadie fuese dichoso en una situación así ni debiera serlo.Mas no pudo corregir a la mujer o expresarle sus pensamientos,porque no sabia como racionar al echo de que se sintiese afortunada de tenerlo allí. Sus mejillas se colorearon levemente y agacho la mirada,mientras sus pensamientos comenzaban a perderse en todas las miradas ,gestos y palabras despectivas y de odio que había sufrido a lo largo de los años. Estaba acostumbrado a que odiasen su presencia,que la rechazasen,no estaba acostumbrado a que se sintiesen afortunados de tenerle.O no al menos desde que abandono Elysia y dejo a Sorey atrás. Y ahora...

Podía de verdad creer esas palabras? Habían sido dichas con sinceridad y no como un simple agradecimiento? Si...tenían que ser sinceras..porque una de las cosas aprendidas durante su estancia en Sacae había sido esa. Los sacae,los nómadas,no mentían. O al menos la mujer no tendría porque hacerlo por el.Y si no mentía... realmente se merecía el que alguien se alegrase de tenerle? Podía disfrutar de ello? Sentirse feliz... de verdad... tenia derecho a ello?

Unas pocas lagrimas comenzaron a descender por su rostro de manera inevitable al sentir el contacto ajeno sobre su cabeza.Era cálido,agradable,cariñoso...y hacia tanto tiempo que nadie el tocaba de dicha forma que tuvo que usar su mano libre para secar sus mejillas.Tomo aire antes de alzar el rostro de nuevo hacia la mujer sentada en la cama,dedicándole una amplia sonrisa a su persona.

-Gracias... Lyn... vos... siempre podréis contar conmigo. Os lo prometo...

Lo dijo con voz leve,a punto de quebrarse,pero con sinceridad. No solo porque le debía su vida a la mujer,si no porque realmente deseaba hacerlo. Desde lo mas profundo de su pobre y destrozado corazón quería ayudar a la mujer de cabellos verdosos.

Se incorporo soltando la mano de la mujer que aun permanecía en la suya. La sacae aun seguía con la mitad superior de su cuerpo descubierto tras cambiar el vendaje,y aunque al clérigo ni le importaba ni le afectaba este echo si que había algo del asunto que no le gustaba. Llevo sus manos al edredón,con la tela destrozada en partes,y con cuidado deposito partes del mismo sobre los hombros ajenos.Cubriendo así la desnudez de Lyndis,protegiéndola del frió que podría atacarla.

-A pesar de haber despertado debéis de tener cuidado. Vuestro cuerpo no esta recuperado del todo y es en momentos como estos cuando vuestras defensas son mas débiles y mas probabilidades de caer enferma tenéis. Y no creo que a un nómada de sacae le agrade la idea de quedarse mas tiempo del necesario dentro de cuatro paredes

Dejo escapar una suave risa ante la idea,secando la ultima lagrima de su rostro.Las ropas de la mujer el día que se encontraron delataban su procedencia,y Luz se había molestado lo suficiente en estudiar la clase de gente que vivía en el nuevo país al que fue asignado. Si los nómadas vivían en tiendas y no en edificios de piedra,madera o adobe dudaba mucho que se tratase únicamente de un tema de comodidad a la hora de trasladarse.No. Debía ser algo mas. Algun vinculo mas profundo entre ellos y su tierra,algo que explicaría también la devoción a Hanon y su viento. Lyndis había estaba plácidamente dormida,había soportado la habitación cerrada por ello. Pero dudaba que si ahora cogía frió y le derivaba a un resfriado soportase quedarse quieta. Después de todo ya se había levantado nada mas despertarse

-Debéis estar en plena forma antes de dar vuestros siguiente paso...

Llevo una mano a la mejilla ajena y la acaricio con la misma dulzura que la sonrisa que ahora le dedicaba

-Decirme Lyn... cual sera ahora vuestro siguiente paso?

Era algo que el queria saber,era una decision que si la mujer no habia tomado aun debia de tomar. Antes de que fuese tarde,aun si debia de ser empujada a ello.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Lyndis el Dom Sep 18, 2016 6:18 pm

-Cuento contigo, Luz- respondió con fuerza las palabras de la cleriga, conteniendo el deseo de imitarle y dejar las lagrimas correr por sus mejillas. La sinceridad y sentimientos con los que hablaba la chica le golpeaban con una fuerza que le removían.

Se sentía... ¿Contenida? No era el tipo de situación a la que estaba acostumbrada.

Agradeció el cambio de tema a asuntos más normales para ella, sonriendo divertida y quitándose gentilmente los pedazos de edredón para volverse a poner la delicada y extraña camisola. Hubiera preferido volver a ponerse su túnica pero no la había divisado en su inspección por la habitación.

Debería de conformarse de momento.

-No tengo la costumbre de enfermarme de todas formas. Tiendo más a sufrir heridas mortales. - respondió en tono jovial, bromeando, acomodandose con cuidado las mangas de la ropa de cama y maravillándose del aroma floral de las mismas. Parecían hechas de flores mismas con lo potente que era el aroma, curioso detalle que antes no había notado.

-Mi siguiente paso...- la conversación volvió nuevamente a un asunto complicado, no rechazando la mano de la chica sobre su mejilla. Complicado más no confuso, el camino a seguir era claro.

-Caelin- respondió mirando a los ojos a la cleriga y haciendo uso de aquel extraño nombre que le había enseñado el pelisrojo marqués. -En cuanto este recuperada al completo, debo ir a conocer a mi abuelo-

Se maravilló nuevamente al escuchar esa palabra rodar por su lengua, salir de sus labios y retumbar, no solo en su mente sino dentro... en su pecho. Tenía familia... Familia que esperaba por ella.

-Mi familia me espera- reafirmó con una sonrisa de oreja a oreja.
Afiliación :
- SACAE -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Heredera a Marquesa

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [2]
Esp. de plata [5]
Espada de acero [4]
.
.

Support :
Eliwood
Sindri
Luzrov
Khigu

Especialización :

Experiencia :

Gold :
187


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Luzrov Rulay el Dom Sep 18, 2016 7:15 pm

No se sintió ofendido por el echo de que la mujer retirase el edredón que sobre ella había colocado,no al ver que lo hacia para volver a vestirse. Si estaba mas cómoda de aquella manera era mejor que se vistiese,la cuestión era que su piel no quedase al descubierto durante demasiado tiempo.

-Las enfermedades no acuden a nosotros por costumbres o no. Puede que llegues a descubrirlo o puede que nunca lo hagas,pero lo cierto es que el cambio de ambiente ayuda a enfermarnos. Así que te recomiendo no que tengas precaución,simplemente que escuches cuando debas hacerlo.

El cambio,no necesariamente de país,si no de ambiente siempre podría tener un efecto tanto positivo como negativo. Si bien Lyn era una nómada los nómadas de Sacae nunca abandonaban el país,estaba acostumbrada a viajar si,pero por zonas con condiciones muy similares unas a otras. El leve cambio de temperatura,de viento,de humedad... todo eso influía. Algunos climas ayudaban a los huesos,otros atraían a las fiebres y los resfriados. Que alguien no se enfermase en una país no significaba que en otro no se pasase el día en cama.Y aunque no dudaba de la fortaleza de la mujer y de que seguramente no sufriría ninguna daño de ese tipo,nunca estaba de mas ser un poco precavido en ese aspecto. O al menos era algo que el,que había dedicado la mayor parte de su vida a aumentar sus habilidades y conocimientos como sanador creía.

Siguió acariciando la mejillas ajena mientras esperaba una respuesta,como una manera de darle tranquilidad a la mujer,de hacerle ver que estaba bien que buscase una respuesta.Un deseo de impulsarla hacia adelante.Era un gesto que había usado con anterioridad,en múltiples ocasiones,mas aun así se sentía extraño.Porque solo lo había usado con una única persona,y a pesar de ello... de que el propósito de su caricia no era el mismo,no se sentía incorrecto aplicarlo con Lyn.De una manera mas maternal,fraternal...aunque el no tuviese derecho a ello.

-Vuestra familia... estoy seguro de que vuestra familia se alegrara tanto de veros como la alegría que estáis mostrando vos al pensar en dicho encuentro. Pero...

Las ultimas noticias que tenia de Caelin no eran buenas,aunque la futura marquesa fuese al encuentro de su familia.Aunque dicho encuentro fuese feliz... aquello podía traerle mas desdicha que felicidad,romperle el corazón. Estaba bien que se dejase invadir por las expectativas,por la felicidad,por la ilusión... pero si solo tenia ello en cuenta... si no conocía la realidad del marquesado... No quería que nadie sufriera como el,no quería ver a nadie mas con el corazón tan destrozado como estaba el suyo en esos instantes

-Debéis tener cuidado mi señora.Y preparar vuestro corazón. Sabéis que el mundo ahora mismo no esta en su mejor momento,que aquellas... criaturas no tienen misericordia de el...

Era difícil hablar de ello con los recuerdos de lo acontecido en la parroquia aun presentes,sentía que las palabras no salían. Que los fantasmas de aquellos dejados atrás aferraban su cuello con sus frías manos,a pesar de ...al final.. las palabras salían...

-Caelin no ha sido un lugar afortunado hasta donde tengo entendido... no esta muy bien parado... por ello por favor mantener ese deseo,esa alegría de reuniros con vuestros seres queridos vos que aun tenéis alguno.Mas... por favor ir preparada para lo que os podáis encontrar allí. No dejéis que la ilusión os aleje de la realidad...

Detuvo el movimiento,suave y constante de su mano,alejo la misma.Mas sus ojos seguían clavados en los ajenos en los instantes de silencio que siguieron a sus palabras. Instantes breves pero eternos para el.Sus fantasmas le perseguían en el silencio.El silencio... el vació... le pesaban. Tenia que acabar con ellos.

-Puedo... haceros una petición egoísta?
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Lyndis el Dom Sep 18, 2016 7:48 pm

-Lo sé...- bajo su mirada de la de la chica, su sonrisa tiñéndose de un tono amargo, pero manteniendola a fuerza de voluntad cuanto menos.

-Eliwood me informó...- pronunció con voz débil, para luego volver a levantar su mirada, decidida pero sin poder ocultar que el dolor de pensar lo peor se impregnara en sus palabras -¡Pero es una  chance que debo tomar!-

Mordió su labio un instante, conteniéndose de volver a levantar la voz, y continuo con un tono más calmado. -Fueron... años sin nada... Sin esperanza... Aunque sea una chance menor... Aunque deba luchar aun más batallas... Debo cuanto menos intentarlo-

Se tomo un instante, respiró con fuerza y sonrió -Es más chances de las que tuve la ultima vez... Si el viento me trajo esta oportunidad debo seguirla hasta el final-

-No pienso perseguir una ilusión, sino pelear por una realidad, Luz-

La petición de la chica le tomó por sorpresa, más una agradable. Tomando con fuerza la mano ajena entre las suyas y sonriendo maternalmente, respondió -Si esta en mi poder hacerlo, Luz, considera tu petición ya cumplida-
Afiliación :
- SACAE -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Heredera a Marquesa

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [2]
Esp. de plata [5]
Espada de acero [4]
.
.

Support :
Eliwood
Sindri
Luzrov
Khigu

Especialización :

Experiencia :

Gold :
187


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Luzrov Rulay el Dom Sep 18, 2016 8:15 pm

No quería que el dolor se mostrase en el rostro ajeno,solo quería que fuese consciente de la realidad por mas dura que esta fuese. Y aun así no pudo evitar sentirse culpable cuando la mujer le huyo la mirada y su voz salio débil,aunque solo fuese unos instantes.Aunque se hubiese recuperado de forma inmediata con el animo completamente renovado la culpa seguía en el. Porque quizás la había subestimado,porque quizás no había tenido presente que ella estaba mas consciente de la realidad de su propio territorio que el mismo. Que sabia del dolor que le esperaba ,que era consciente,y de que el... no había echo mas que apuñalar una herida sangrante y abierta. Pero ya era tarde para enmendar sus palabras,y solo había una cosa que hacer en esos instantes. Apoyar a la mujer y corresponder su animo.

-Entiendo el sentimiento de perderlo todo... porque he perdido mi pequeño mundo en dos ocasiones.

Cuando perdió a sus padres.Cuando perdió a Sorey y Mikleo

-Pero... por eso mismo,porque lo entiendo. Se que siempre hay esperanza. Cuando nos arrebatan algo el mundo siempre nos otorga algo mas para compensarlo,aunque no seamos capaces de verlo. Y aquello que hemos perdido siempre nos puede ser devuelto.

Aunque no siempre de la manera que uno desea,no siempre de un modo que traiga felicidad.Eso había comprobado el albino días atrás con aquel ansiado reencuentro que no hizo mas que hundirlo aun mas en su particular pozo de oscuridad. Pero no era momento de robar las esperanzas ajenas,de hacer que viese el mundo de manera tan pesimista.Tal vez la felicidad era algo que el no merecía,algo que le era prohibido. Y por aquello que mas deseaba se volvía en su contra. Pero Lyn... Lyn lo merecía,no creía que el mundo fuese tan cruel con ello. Su familia... ella tendría una familia. Rezaría a la santa para que así fuera. Rezaría todo lo que sabia

-Pero a veces... hay que luchar por ello,por recuperar lo nuestro... Por eso tenéis razón. Si tenéis una oportunidad por pequeña que sea,tomarla.Luchar por ella llena de valor y de esperanza,hasta que vuestras manos lo alcancen... Con esa determinación que tenéis para luchar por lo que os importa... estoy seguro de que lo lograreis...

Le sonrió con confianza,haciéndole ver que realmente creía en sus propias palabras,antes de que la sonrisa se ensanchase aun mas ante la afirmativa de la mujer. No le gustaba ser egoísta. Lo odiaba,le hacia sentir mal... no merecía nada para el mismo... Y Lyn se lo quería entregar aun sin saber que era aquello que pedía.

El silencio de nuevo. En ocasiones amado,en esos instantes odiado

-Quiero acompañaros a Caelin. Quiero ayudaros,no solo en la batalla,quiero apoyaros cuando sea necesario.Estar allí cuando veáis que no podéis mas con el peso sobre vuestros hombros. Estar a vuestro lado en las batallas y sanaros tras las mismas.Ayudaros a llegar a vuestra tierra y aliviar el dolor de aquellos que viven en ella... ayudaros...a ti,a todos los de Caelin... aunque mis poderes sean débiles y no sea de gran ayuda...yo... de verdad que lo deseo. Lo quiero,lo deseo... y lo necesito...  necesito alejarme de Pherae... de Sorey...

Las ultimas palabras pronunciadas con voz débil,apenas un susurro dedicado a el mismo al tiempo que la mirada,antes posada en la mujer,baja hasta el piso.Observando sus propios pies.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Lyndis el Jue Sep 22, 2016 6:21 pm

-Debo estar en desacuerdo en tus palabras, me temo- respondió, con tono amargo -La vida no quita, las personas lo hacen. Quitan y arrebatan sin dudarlo, y no hay compensación en ello. No hay una justifica divina en ello, solo hay...- "mi justicia, mi espada" terminó aquella frase en su mente, llena de odio y amargura. Llenas de aquella oscuridad, de aquellos deseos de venganza que eran suyos y solo suyos, y que no cedería ante nadie.

Los vientos le traían una nueva chance de vivir, de una familia... Pero eso no borraba el pasado, eso no borraba lo que debía hacer... Solo lo aplazaba, solo reordenaba sus prioridades ¿Pero desaparecer? ¿Compensar?

Solo su espada podía compensar aquello arrebatado a ella en el pasado.

Pero fue el escuchar la petición, aquellas palabras llenas de sinceridad y buenos deseos, de tristeza y cariño por igual, que enterraron nuevamente aquellos deseos de venganza en su corazón. Por ahora.

Su sonrisa llena de emoción, totalmente conmovida, instaron a sus brazos a moverse antes de siquiera pensarlo. Abrazó con fuerza a la muchacha, y la hundió contra su pecho entregandole todo su cariño y aceptación.

-Si ese es tu deseo lo cumpliré más que gustosa- contestó, enjuagando una pasajera lagrima que salía de sus ojos en los cabellos de la joven. Ella no lloraba al fin y al cabo, los guerreros no lloraban por lo que jamás le verían una de ellas surcando una mejilla. -Aunque siento que cumplo más un deseo propio que el tuyo, Luz.- bromeó, con su voz quebrada y abrazando con aun más fuerza a la cleriga.

Cada vez más sentía y reafirmaba... Que ya no estaba sola ¿Que diría Madelyn si le viera ahora? ...Posiblemente nada, nunca fue muy buena conversadora al fin y al cabo.

Una carcajada de felicidad salió de sus labios, seguidas de algunas esporadicas gotas de sus ojos que pronto escondió nuevamente en el cabello ajeno.

Estaba... Feliz.
Afiliación :
- SACAE -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Heredera a Marquesa

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [2]
Esp. de plata [5]
Espada de acero [4]
.
.

Support :
Eliwood
Sindri
Luzrov
Khigu

Especialización :

Experiencia :

Gold :
187


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Luzrov Rulay el Sáb Sep 24, 2016 6:55 pm

Entendía el porque la mujer no estaba de acuerdo con sus palabras. Entendía porque decía que eran las personas quienes arrebatan algo unos a otros ,después de todo el también lo había sufrido. Sus padres le habían sido arrebatados por bandidos y no había obtenido nada a cambio de ello,pero ... aun así... a pesar de haberlo perdido todo... no se había quedado vació. Siempre... siempre había algo. Por muy lejano que fuera,por mas inalcanzable que pareciera o por mas invisible que fuese a los ojos. Si sus padres no hubiesen sido asesinados no hubiese vagado de capilla en capilla,no hubiese echo los viajes que hizo,y tal vez nunca hubiese pisado Elysia. Y allí... prefería no pensar en ello... no aun...

-Las personas quitan,en ello tienes razón. Porque son crueles y egoístas. Pero no todas son así. Y al igual que no todas las personas son así,no a todo el mundo se le hes arrebatado aquello que aprecia por las personas. El mundo puede hacerlo. En forma de sequía,en forma de inundación,de enfermedad... en esos caso no hay culpables. Tienes razón,pero yo también la tengo.

Cuando alguien pierde algo por las crueldades del mundo en el que vive... tal  vez fuese mas doloroso. Porque no tenia a quien culpar.Si un ladrón te roba el alimento puedes culparlo,odiarlo y maldecirlo por mas mal que atraigan esos sentimientos,por mas errores que puedes acabar cometiendo en un intento de venganza o de justicia propia. Pero si tu alimento te es arrebatado por una sequía... a quien culpas? Con quien desahogas tu mala fortuna? Era doloroso el no entender el porque del mar recibido,y los humanos acababan confiando en deidades,o culpandolas,sobre todo aquello a lo que no conseguían darle explicación. Y aquello era igual de peligroso que la venganza y el odio,el fanatismo mal encaminado...

La vida era complicada y donde ambos tenían razón también podían equivocarse.Solo esperaba que tal vez con sus palabras,sabiendo que aun teniendo razón,Lyn no culpase al hombre de todo lo malo del mundo...

No se espero el repentino gesto de la mujer,el movimiento de sus brazos de un gesto que podía ser tan cotidiano le pillo por sorpresa que fue reflejada en sus ojos. Se quedo estático al sentir los brazos rodeandole y abrazándole con fuerza,su rostro contra la calidez del pecho ajeno ,con el sonido de los latidos del corazón de la mujer como un sonido de fondo distante.No sabia que hacer porque hacia tiempo que había olvidado lo que significaba aquello,el ser tratado con tanto cariño... Hacia casi siete años que el ser abrazado y ser el quien abrazaba había pasado de ser un gesto diario  a no volver a recibir uno y... los recuerdos volvía,la oscuridad volvía a instaurarse en su mente y las lagrimas a acercarse peligrosamente a sus ojos. No quería aquello,quería alejarlo todo...

Sin saber realmente cuando ni como movió sus brazos para corresponder el gesto,hasta llevar sus manos a la espalda ajena y sujetar con suavidad entre sus dedos la tela del ropaje ajeno. Nego con la cabeza con cuidado,aun sin mover ninguna parte de su cuerpo de su lugar,sin poder hacer y sin querer hacerlo realmente.Era cálido,reconfortante,y se sentía querido por primera vez en mucho tiempo. No deseaba moverse de donde estaba,por mas que sintiera que debía hacerlo y que el gesto no era digno de alguien como el.

-No...realmente... es mio... Realmente quiero hacerlo... Me gustaria que al menos uno de mis pocos deseos se cumpliera...

Murmuro con voz baja,suave siendo algo mas necesario para el que palabras dirigidas hacia la mujer.No deseando concentrarse en aquel deseo no realizado si no en la risa ajena que llenaba sus oídos como música,como una alegre melodía que hacia tiempo no llegaba a el.

Era la calidez ajena,el agradable sonido que le hicieron permanecer quieto no supo cuanto tiempo,costandole el mantener una noción del tiempo. Si habían pasado segundos o minutos no lo sabia,lo unico que sabia era que tarde o temprano debía moverse de aquella posición,que no era bueno que la mujer que acaba de despertar perdiese el tiempo con el de tal manera.

Con pesar y movimientos mas lentos de lo debido retiro las manos de la espalda ajena y se movió de su lugar,retirando con suavidad las manos de Lyn sobre el,colocandolas con cuidado sobre el propio regazo de la mujer. Le sonrió con ternura,ignorando las propias lagrimas caídas desde sus ojos ,y los ojos rojizos de la mujer. Acariciándole levemente primero la mejilla,subiendo después a su cabeza y despeinandole con cariño y cuidado.

-Acabáis de despertar,deberías descansar un poco mas. Tanto vuestra mente como vuestro cuerpo. No os preocupéis por nada,yo me encargare de todo,de acuerdo?

Pregunto con voz paciente y comprensiva

-Si tenéis que ir a Caelin yo me ocupare de ayudar a preparar el viaje ,mientras vos solo debéis concentraros en recuperaros del todo. Necesitáis o deseáis que os traiga algo?
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Lyndis el Miér Sep 28, 2016 5:58 pm

Guardó en su corazón las respuestas a aquellos argumentos de la cleriga. Era un extranjero, no lo entendería, pese a todo aquello no lo entendería porque era suyo y solo suyo. Ella no culpaba a aquello fuera de su control, a aquello inalcanzable por su espada, a aquello más allá de su entendimiento y de su ser.

Hanon traía bendiciones y la oscuridad y maldad y los dragones las maldiciones, eran cosas innegables que había que resignarse y aceptar. Como la lluvia, las sequías y el viento... Pero el hombre era distinto, y los males que este traía. El hombre paga siempre por vivir a acero, sin excepciones. Ella pagaría, tarde o temprano, era una guerrera y lo sabía desde el momento de agarrar aquella espada de madera en su niñez... Pero no sin antes ver caer a sus pies, a su acero, aquellos que lo merecían, a aquellos que le debían precio en sangre, acero y muerte.

Pero se dejó envolver por aquel ambiente, por aquella chica frente a ella que peleaba batallas distintas a las suyas. Batallas donde la vida predominaba sobre la muerte, donde había esperanzas y luz... Luz...

Sonrió para si y soltó una leve carcajada. Sin lugar a dudas un nombre por demás apto para aquella muchacha.

Tras quien sabe cuanto se apartaron nuevamente, con la lentitud y delicadeza de quien sabe que debe hacerlo, pero aun no esta convencido del todo con la idea. Respondió a la sonrisa ajena con la propia, y se dejo despeinar por la delicada mano sin protestar, aunque ahogando una carcajada. Por momento se sentía como una niña nuevamente, un sentimiento demasiado raro y lejano.

-De acuerdo, lo dejo en tus manos. Lo único que te pido, Luz, es que nuestra partida sea pronta- humedeció sus labios, para así ganar tiempo de pensar, porque ser oradora no era su fuerte, y continuó -Una semana. No será suficiente para terminar de sanar mis heridas pero lo suficiente para que pueda viajar sin problemas. Conozco mi cuerpo y... sé que contaré contigo en caso que no.- dibujaron sus labios una expresión picara, cómplice, con esto ultimo.

Le costó ceder aquella semana, porque sus deseos era de partir allí y ahora pero... No solo corría en riesgo su vida ya. No sabía que encontraría al llegar o en el camino y, miró a Luz a los ojos y sonrió, debía velar también por la seguridad de su compañera de viajes.

Una mucho mejor conversadora que la anterior, sin lugar a dudas.

-Una semana... ¿de acuerdo?-
Afiliación :
- SACAE -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Heredera a Marquesa

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [2]
Esp. de plata [5]
Espada de acero [4]
.
.

Support :
Eliwood
Sindri
Luzrov
Khigu

Especialización :

Experiencia :

Gold :
187


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Luzrov Rulay el Dom Oct 02, 2016 11:33 am

No conocía lo suficiente a la mujer como para saber si aceptaría o no su propuesta.El dejar todo,aquel futuro viaje que la llevaría hacia su familia,en sus manos.Por ello se alegro de que Lyn aceptase dejarlo todo en sus manos,porque de dicha manera al menos sentía que alguien depositaba algo de confianza en su persona y aquello siempre era un sentimiento grato. Porque así aun si no se aseguraba de que la sacae descansase,pero al menos tenia la certeza de que no se esforzaría en una tarea que fácilmente podía relegar en otros algo que de hacerlo ella podría ralentizar su recuperación. Lyndis acepto,mas con una condición que en parte el clérigo compartía. Abandonar el castillo en una semana.

Creía entender el sentimiento,aunque estaba seguro de que no era por la misma causa que el mismo surgía. Ambos habían perdido todo en Sacae y se encontraban repentinamente en un hogar que ni era el propio ni conocían. La mujer de cabellos verdes había perdido todo pero aun sabia que había algo que podría recuperar,que aun podía tener una familia que esperase por ella en Caelin. Y era en esos momentos cuanto mas necesitaba del calor de una,no era solo un deseo si no también una necesidad el acudir a Caelin a conocer a la misma. Por ello tenia prisa,por ello no quería permanecer mas tiempo del necesario en el castillo. El por su parte quería alejarse de lo único que le quedaba,sabiendo que la única persona que le importaba no le recordaba y que aquello era culpa suya. Necesitaba alejarse de aquel que le provocaba dolor,de ese zumbido en su cabeza que no le permitía deshacerse ni olvidar el sentimiento de culpa. Quería abandonar el techo que compartía con el lo mas rápido posible. Pero no quería darse ese lujo,el ser egoísta. No quería partir ya cuando el viaje no le haría bien alguno a la mujer.

Una semana...

Llevo su mano a la frente de la mujer,tomando la temperatura de la misma de dicha manera.No tenia fiebre,era constante tal y como lo era cuando la encontró despierta, tal y como venia siendo los últimos días. El hombro también lo había examinado al vendarlo.

-Una semana sera mas que suficiente,para que descanséis y para que preparemos todo. Solo... prometerme que me escuchareis y me obedeceréis,al menos a lo que vuestro cuerpo se refiere.

Se aseguraría de volver a examinar el hombro ajeno antes de partir. Siendo la mujer nacida en sacae estaría acostumbrada a montar por si misma y no a ser llevada por otro,y quería concedérselo... de ser posible. Esperaba que con una semana fuese suficiente para que su hombro estuviese lo suficientemente recuperado como para poder montar por si misma,mas si no lo estaba no seria problema para viajar. Siempre podía pedirle a Lord Eliwood algún carruaje prestado. La elección del transporte para el viaje de ambos lo dejaría para instantes antes de partir. Después de todo a el le era indiferente,estaría conformo aun si tenia que ir andando.

Tomo el cuchillo que la mujer había usado,y las vendas usadas por si mismo.Recogiendo todo lo que había quedado esparcido por la habitación para depositarlo sobre el mueble cercano a la cama de la mujer.

-Si necesitáis cualquier cosa,aunque solo sea un poco de conversación o compañía,podéis llamarme. Siempre que lo deseos y cuando lo necesitéis. Estoy en la habitación de al lado.

Recogió también su báculo,dejado sobre el suelo tiempo atrás,aferrándolo con fuerza. Una ultima mirada a la mujer,una ultima sonrisa. La voz suave.

-Aseguraros de descansar durante estos días,necesitareis fuerzas antes de partir. Y avisarme ante el mas mínimo dolor.

Se giro entonces a la puerta,no queriendo importunar mas a la mujer de lo que ya lo había echo. Con la seguridad,el alivio que suponía para el el conocer el siguiente paso que daría. Su nuevo objetivo a partir de ese instante,su nueva compañía. Tomo el pomo de la puerta,respiro profundamente antes de abrir la misma y salir al pasillo. Sabiendo que en cuanto saldría de la estancia y sus tareas del día quedasen concluidas sus fantasmas acudirían en su búsqueda,oprimiéndole el pecho y llenandole la mente de oscuridad.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Bishop

Cargo :
Clérigo (Iglesia de Elimine)

Autoridad :

Inventario :
Tomo de luz [2]
Vulnerary [4]
baculo de heal [2]
.
.
.

Support :
Lyndis

Especialización :

Experiencia :

Gold :
1235


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Lyndis el Dom Oct 30, 2016 5:15 pm

Tras asentir y confirmar que ante cualquier problema le avisaría, Luz se fue del cuarto y al fin la nómada quedó sola. Le quedó un poco de mal sabor de boca al ver a la muchacha el acomodar el desorden que ella había hecho, pero había algo en la determinación con que la chica lo hacía que le frenaron cualquier intento de ofrecer ayuda.

Aun con la sonrisa reflejando la de su nueva amiga en su rostro, Lyn se encontró con el silencio del cuarto. Sin la conversación y presencia ajena para distraerle, las paredes de piedra del castillo se sentían nuevamente opresoras, ahogandole en aquel frío gris que las caracterizadas.

Con movimientos suaves volvió a incoporarse, con el mayor cuidado para no alertar sin sentido a la vigilanete cleriga. De ser necesario su ayuda dependería en Luz, pero prefería no incordiarle con asuntos sin importancia.

Corrió las cortinas de la escueta ventana (al menos para sus conceptos, donde escueta era cualquier ventana que no ocupara toda una pared) dejando entrar la luz del sol y el leve viento en el cuarto. Con la suave brisa animándole, se dedicó el siguiente rato a explorar aquel pequeño lugar.

Midió en zancadas el largo y ancho del mismo... Demasiado escasas zancadas para su gusto, debía decirlo; y encontró sus pertenencias ocultas en un cajón cercano a su cama... O lo que quedaban de sus pertenencias.

Nunca había sido alguien de muchas pertenencias materiales de todas formas, pero no fue al ver tan solo las cosas que llevaba puestas el día que salieron de Sacae que sintió por primera vez que en verdad no tenía nada. Sus botas, su faja y ropa, su coleta del pelo y su bolsa de monedas la cual no se encontraba lo que digamos llena; su ultima visita a Bulgar había sido muy reciente.

...Y fue entonces que extrañó aquel pequeño caballo de madera que había comprado en el bazar. Tan similar a su Madelyn y comprado en tan extrañas circunstancias que le era un recuerdo el doble de valioso y que ahora se encontraba perdido quiensabedonde en la frontera con Lycia.

Incluso sus objetos de viaje como su aguja e hilo se le encontraban ajenos, descubriendo en el proceso como su vestido presentaba ya arreglados los agujeros de la ultima batalla y re-enmendados algunos de batallas anteriores que habian comenzado a reabrirse. Un gesto de la generosidad del marquez, sin duda.

¡Hasta su espada estaba ausente! Posiblemente llegando a su fin tras tantos encuentros desde su compra en la ciudad de las llanuras hace tan solo unas semanas.

Pesó en ella nuevamente con fuerza la perdida, sintiendose en luto por todas esas pequeñas cosas que no se notan su ausencia hasta que las buscas y ya no están ahi... Y en su espada, sin la cual se sentía incompleta...

Una brisa más fuerte inundó el cuarto de la ventana y se llevó consigo las penas y reavivó sus esperanzas.

Un nuevo comienzo en toda regla tenía frente a ella. Un comienzo que no implicaba olvidar el pasado sino construir sobre él.

Un comienzo que.... bueno, recién estaba comenzando.
Afiliación :
- SACAE -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Heredera a Marquesa

Autoridad :
★ ★

Inventario :
Vulnerary [2]
Esp. de plata [5]
Espada de acero [4]
.
.

Support :
Eliwood
Sindri
Luzrov
Khigu

Especialización :

Experiencia :

Gold :
187


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Eliwood el Vie Nov 04, 2016 10:09 pm

Tema cerrado. 50G a cada participante, +25G adicionales a Luzrov, gracias a donaciones hechas a la fé de Santa Elimine.

Ambos obtienen un incremento de +1 EXP.
Afiliación :
- LYCIA -

Clase :
Great Lord

Cargo :
Marqués de Pherae

Autoridad :
★ ★ ★

Inventario :
Vulnerary [1]
Espada de acero [3]
Gema de Ascuas
.
.
.

Support :
Marth
Lyndis
Nils

Especialización :

Experiencia :

Gold :
520


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despertando más alla [Privado Luz]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.